La iglesia-supermercado de Rafael Moneo

Por: | 24 de octubre de 2012

PG362_3
FOTO: Pedro Pegenaute

“Generosa con los espacios, modesta en los materiales”, así describe esta iglesia de Iesu (Jesús) en San Sebastián su autor, Rafael Moneo. Y es cierto que austera, cubista y luminosa, convive tranquila con muchos de los hallazgos de la mejor arquitectura religiosa contemporánea: la abstracción de Siza o el hormigón rasgado de Ando (aquí cubierto de estuco blanco) para forzar un contraluz. Como casi toda la obra de Moneo, la iglesia es un ejercicio que busca sumarse a la ciudad, y en esa suma lo que más llama la atención es que los bajos del templo (con entrada en la fachada opuesta a la que da acceso a la iglesia) albergan un supermercado, el supermercado Amara.

El propio arquitecto ha contado que el templo que el obispado de San Sebastián le encargó para el nuevo barrio de las Riberas de Loyola, en la margen izquierda del Urumea,  quería tener relación con la vida, ser la casa de una comunidad cristiana en una sociedad cambiante. Moneo resolvió esa voluntad relacionando el templo con la vida del barrio. El supermercado representa, como ningún otro edificio, la cotidianidad de los vecinos. Sin embargo sorprende encontrarlo allí porque, aunque ambos llevan abiertos al público un año, la mayoría de las publicaciones sobre esta obra evitan mencionar el súper, como si fuera habitual y no digno de mención que un templo compartiera cimientos con un mercado. Así, evitando hablar de él, a mi entender desprecian también el hallazgo de esa convivencia.

La convivencia es atípica. Y por eso la respuesta de los ciudadanos –o de la crítica arquitectónica-, imprevisible. Puede entenderse como una manera de arraigar la religión que, sin duda, entrañará riesgos para creyentes fundamentalistas. Puede leerse también como una convivencia pragmática en la que se empieza por compartir gastos y se termina por compartir clientes. Todo cabe. Pero lo más reseñable de la idea es la naturalidad de esta convivencia. Y la respuesta más extraña es no hablar de ella, como si no fuera parte del proyecto. Los 28 metros de altura de la Capilla de la Reconciliación, a la derecha de la nave principal, están coronados por una gran vidriera de alabastro ideada por Moneo. Al otro lado, la fachada del supermercado se cobija bajo un puente que no resta contenido al templo ni belleza al edificio. Todo lo contrario. Le confiere atrevimiento de la mejor manera en que uno puede arriesgar en arquitectura. El supermercado junto al templo habla el mismo idioma que el pavimento de la calle que se cuela en el interior de la iglesia, sin escalones, sin grandilocuencia, con sencillez y decisión. Esa cercanía y esa convivencia han dado que pensar a los vecinos que, desde hace más de un año, conviven con naturalidad con el binomio súper-iglesia. Les llama la atención, pero también les ha hecho mirar al templo de una manera distinta.

 

PG362_38

PG362_21

PG362_43

PG362_63

PG362_26

Hay 21 Comentarios

Genial comentario de 'Héctor'. Me vuelve loco el concepto 'turbomagno', una mezcla entre gel de baño y grupo de rock escandinavo...

¡Imposible resumirlo mejor! Una falsa iglesia sin Cruz, sin Redentor, sin fe, sin gracia, sin misterio…

Todo es (en esta «falsa iglesia») fundamentalmente malo; es la comunión de los profanos.

No se decir hasta donde todo lo que ellos hacen es abominable, pernicioso y vano. (AA.II.89)

¡Quieren ser uno solo cuerpo en algo diferente que el Señor! (AA.II.89)

¡Ahí tienen retratado al falso ecumenismo!

Tuve una visión en la que vi a los otros en la falsa iglesia, edificio cuadrado, sin campanario, negro y sucio, con una cúpula elevada. Ellos estaban en gran intimidad con el espíritu que reinaba ahí. Esta iglesia está llena de inmundicias, de vanidades, de necedad y de oscuridad. Casi nadie de ellos conocía las tinieblas en medio de las cuales trabajaba. Todo es puro en apariencia: pero no es más que vacío. (AA.II.88)
Puro vacío, igual que las “iglesias” de Moneo y demás modernidades…

(La falsa iglesia) está llena de orgullo y de presunción, y con eso destruye y conduce al mal con toda clase de buenas apariencias. Su peligro está en su inocencia aparente

Inocencia aparente…como la del turbomagno, o la del “pobre papa Benedicto”

Ellos hacen y quieren cosas diferentes: en ciertos lugares su acción es inofensiva: además trabajan para corromper a un pequeño número de sabios, y así todos juntos desembocan en un centro, en una cosa mala por su origen, en un trabajo y en una acción fuera de Jesucristo por el cual únicamente toda vida es santificada y fuera del cual todo pensamiento y toda acción permanecen como el imperio de la muerte y del demonio. (AA.II.89)

¡Ellos quieren quitar al pastor el prado que le es propio! ¡Quieren imponer otro que deja todo en manos de los enemigos! Entonces, tomada por la cólera, ella elevaba el puño cerrado diciendo: ¡Alemanes Bribones! ¡Escuchad! ¡no lo conseguiréis! ¡El pastor está en una rocalla! ¡Ustedes, sacerdotes, no se mueven! ¡Dormís y la granja arde por todos los lados! ¡no hacéis nada! ¡como lloraréis por eso un día! (AA.III.184)

Genial obra de Moneo una vez mas, se ve muy bien de luz, especialmente el espacio interior principal destinado a los oficios con esa gran altura. Se echa en falta alguna planta o seccion para entender mejor el edificio.

Herzog y de Meuron tienen un excelente abogado...

La estridencia en sí no tiene porque ser algo malo. Eso es algo que depende del contexto y de las circunstancias. A veces es la mejor manera de integrar la arquitectura con su entorno o con sus usos. Pero vivimos en una era del pensamiento correcto. Ciertas ideas sobre la arquitectura "silenciosa", "para las personas", "sostenible", etc (que en sí mismas són buenas), se han convertido ya en una moda revestida de ética, de la que algunos se aprovechan muy bien. Nadie puede negar que Koolhaas, Herzog y de Meuron, Hadid, etc... han sido cómplices de la monstruosidad global que viene ocurriendo pero, como dice Deyan Sudjic en "La arquitectura del poder", se critica mucho antes a un arquitecto que trabaja para un corrupto que a un abogado que lo defiende sabiendo que es culpable. En fin, el mundo de la arquitectura siempre ha sido y siempre será maniqueista.

Moneo de Koolhaas? Por favor! Menos enfasis y mas cordura...Sobre todo si :
1/No conoce bien el proyecto
2/Esas dos fachadas "parecen" dos edificios diferentes, no una sola unidad orgánica. Porque SON dos contenidos funcionales DIFERENTES, sutilmente deferenciados...En un mismo objeto. Iglesia y sacristia "profana"?
3/Creemos que una unión de este tipo implica, por la propia naturaleza de sus partes, una respuesta sumamente sujetiva es decir CULTURAL del proprio arquitecto (sea quien sea)
4/ Sería mejor responder con cierta Estridencia formal ???? Lo proprio de Rem Koolhaas y de Herzog / de Meuron...
5/Lo decimos como reflexión general, nos faltan datos para juzgar bien este proyecto....

buff... me cuesta digerirlo. Moneo haciendo de Koolhaas... No conozco bien el proyecto pero por lo que veo en las fotos no me parece que la iglesia y el supermercado casen con tanta naturalidad. De hecho esas dos fachadas parecen dos edificios diferentes, no una sola unidad orgánica. Creo que una unión de este tipo implica, por la propia naturaleza de sus partes, una estridencia conceptual ante la que quizás sería mejor responder con cierta estridencia formal. Si la forma no obedece a la naturaleza de lo que tiene entre manos el resultado acaba siendo poco creíble (y lo digo como reflexión general, me faltan datos para juzgar bien este proyecto)

Para Luis. Pues el "modernismo" lleva ya un tiempo. Si se refiere a "modernidad" pues 1920/1930. Ahora permitame decirle que confunde Moneo con Herzog y de Meuron y que para elaborar un buen tocino no se debe uno precipitar.

Otra grandisima obra de mierda de Moneo, no sé ni como le pagan por esta basura. No hay ni por donde cogerlo. Más que una iglesia parece un museo modernista. Quizá es eso, que ahora somos muy modernistas....

Recomiendo la serie "Apocalipsis" de Mordillat y Prieur:
http://www.arte.tv/fr/l-apocalypse/2284960.html

Impresionante, qué belleza. Me ha hecho gracia esto: "convivencia pragmática en la que se empieza por compartir gastos y se termina por compartir clientes". Hombre, tanto como clientes... Gran ejemplo, aunque se echan en falta un par de planos.

Cristo expulsó a los mercaderes del templo, pero han vuelto.
¿ O tal vez nunca se fueron?

°°°★¿Quieres GANAR DINERO en tus TIEMPOS LIBRES? http://su.pr/2q9Bi7

sin entrar a debatir acerca de su rentabilidad o uso, el edificio está magníficamente resulto, ni falta nada ni sobra nada.

una cafeteria bar solarium en la cubierta, para los que no accedemos a la iglesia super, por supuesto con precios publicos,populares

Es curioso el tema del supermercado.
Pero esto no hubiera sido posible antes del Concilio Vaticano II, ya que el canon establecía que no se podían situar usos no celebrativos bajo la nave principal.
Ese fue uno de los motivos por los que la propuesta de Alejandro de la Sota para el concurso de la Iglesia de San Esteban Protomártir en Cuenca fuera desestimada, ya que situaba un salón de actos bajo el templo.

No es algo extraño, de hecho hay muchas iglesias que se han construido recientemente en España que comparten usos con garajes, supermercados, locales comerciales etc...
La lógica del obispado es sacarle perras al solar que van a construir mediante alquiler de locales, realmente es una cuestión de dinero y auto-financiación... eso de que se quiere que el edificio este en contacto con la vida del barrio es una patraña.

Esperemos que no haya demasiados andaluces sueltos por San Sebastián, si no nos van a poner perdidas las paredes con imágenes barrocas, profusión de dorados y -eso si hay algún malagueño- un trono con una garita de legionario al lado. Y que conste que soy andaluz.

...cuanta maestria...
como el pavimento acompaña a la calle, delicadeza...
i la nave... la luz, la iluminacion, belleza...
i la rampa al Amara verdeado y domestica...
cuatro campanas, campanario...ventana cuadrado a lo largo...
...conocimiento del simbolo...

Un Maestro es un Maestro, y nada mas ( que no es poco...)
Ahora bien un super en una iglesia? Veamos que actividades "urbanas" contenian las catedrales e iglesias de la Edad Media :
Teatro y sala de conciertos( representacion de la pasion de Cristo y vidas de otros santos), mercado, prision, tesoro publico, prostibulo (ocasional), hotel (pelerinajes), hospital, orfanato, escuela, universidad, galeria de arte "contemporaneo", etc...etc... Un verdadero espacio publico polisemico y polivalente. Esto del "mercadillo" es casi casi anecdotico.
Ya que estoy estimadisima Anatxu: vea el articulo de Carmen Moran : "Los recortes sociales agravan la brecha entre campo y ciudad" y luego hablamos de "agricultura urbana".

22 días pasaron antes de que volviese a publicar un cuento con mi firma, luego del éxito de "¿Dónde estoy?" (Paso a ser el cuento más leído del blog), traigo la intención de compartir con ustedes: "Adentro". Pasen adelante: http://cuentosdelizandro.blogspot.com/2012/10/adentro.html?spref=tw

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Del tirador a la ciudad

Sobre el blog

Del tirador a la ciudad. Ése era para Mies van der Rohe el ámbito de su oficio. La arquitectura, como la sanidad o la educación, nos afecta a todos. Puede también fascinarnos. Como todo informador, me valdré de lo que creo saber. Trataré de no enmascarar lo que ignoro.

Sobre el autor

Anatxu Zabalbeascoa

La periodista e historiadora escribe sobre todas las escalas de la arquitectura y el diseño en El País y en libros como The New Spanish Architecture, Las casas del siglo, Minimalismos o Vidas construidas, biografías de arquitectos.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal