¿Es ya arquitectura o todavía es andamio?

Por: | 09 de septiembre de 2013

Serpentine13_dcabrera_04
FOTO: David Cabrera

Hasta el 20 de octubre puede visitarse, gratis, en Londres, el pabellón que el arquitecto Sou Fujioto ha levantado este verano para la Serpentine Gallery en los jardines de Kensington, en el lado Oeste de Hyde Park.  Una gran malla de tubos de acero pintados de blanco forman una construcción modular, transitable e innegablemente cartesiana que, sin embargo, conforme uno se aleja de ella, se va difuminando hasta convertirse en… una nube. Eso asegura que es el proyectista japonés: en medio de la frondosidad del parque, su mecano quiere ser una nube. Sin embargo, la principal virtud de este exitoso pabellón es que es una mina a la hora de generar preguntas. Las respuestas…

Las respuestas varían dependiendo del ángulo desde el que usted vea el mundo. Por ejemplo:

1-Hay reconocerle al arquitecto que su pabellón es veraniego, refrescante, aparentemente ligero y temporal, claramente temporal, no un capricho de quita y pon, algo destinado a no durar. Eso es, exactamente, el espíritu de esta construcción que, desde hace 13 años, la galería londinense encarga a los más famosos arquitectos del mundo: se trata de llevar al parque un pedacito, temporal, de esa fama.

2-El de este año es también un edificio lúdico. Una especie de manifiesto formal que se puede permitir escaleras, o peldaños, en la propia estructura, que puede parecer que no conducen a ningún sitio (como la arquitectura más psicoanalizada de la postmodernidad) pero que, al final, sí resulta que conduce a un nuevo ángulo desde el que mirar el parque (o a la gente) o a un nuevo vértice desde el que sentir un poco (poco) de vértigo.

3-Frente al muro que levantó Zumthor, para en realidad separar un jardín sumamente artificial de un parque naturalmente artificial, o frente a la ruina que excavaron Herzgo&de Meuron con Ai Wei Wei o frente a las burbujas que idearon tantos otros, Fujimoto ha montado un mecano, indefinido. Tan indefinido que se borra con la lejanía y se transforma en un nube: la nube artificial que el arquitecto ha querido contraponer a la naturaleza del lugar.

Con todo, frente a todos esos atractivos, que son muchos, y convierten la arquitectura contemporánea en un juego para los visitantes, uno se para a pensar en el coste de algo tan aparentemente sencillo.

1-La cuadrícula estructural estaba estratégicamente cubierta por círculos de policarbonato para evitar que el pabellón resultara inútil durante los días de lluvia (casi un rato diario en Londres). Y para conseguir reflejos inesperados los ratos en que brilla el sol.

2-El vidrio, que cierra algunos de los cubos de la trama (para convertirlos en peldaños o asientos) pesa y contradice la ligereza visual del pabellón (esto es un apunte purista, sí). Pero también lo encarece. ¿Quien decide trepar debe esperar en lo alto de la malla la misma comodidad que en los pies de la misma?

3-Barandillas. Naturalmente Fujimoto -que hace casas, o bibliotecas, con múltiples rincones y con casi tantas alturas diferentes como el Raumplan de Adolf Loos- tuvo que poner barandillas. También él. Al final, los políticos van a ser los únicos profesionales que no tienen que firmar un pliego de condiciones por si defraudan, fracasan o descuidan sus responsabilidades. ¿Qué sentido tiene aparentar peligro cuando este queda anestesiado?

Al final, en un espacio confuso y laberíntico como el de Fujimoto, tan blanco y transparente como ambiguo, uno siente la emoción de unas gradas, el lugar al que uno se encarama seguro de poder presenciar un espectáculo. Es de notar que el espectáculo está en otro sitio, no en la propia grada. Sea como sea, extrañeza, incomodidad incluso, niveles, estructura, celosía, enjambre… hay que atreverse a montarlo y atreverse a hacerlo hablar. La temporalidad es la licencia para experimentar, y Fujimoto lo ha hecho. El japonés ha ideado uno de los pabellones más utilizados, disfrutados y pateados de la corta (esas 13 ediciones) historia del pabellón de la Serpentine. Hacer que la gente disfrute, observe, contemple, pise, se pregunte y conozca, aplauda o rechace es bueno para la arquitectura.

Serpentine13_dcabrera_05

Serpentine13_dcabrera_06

Serpentine13_dcabrera_09

Serpentine13_dcabrera_08

Serpentine13_dcabrera_07

Serpentine13_dcabrera_01

Serpentine13_dcabrera_03

Serpentine13_dcabrera_02

Hay 8 Comentarios

A mi me parece tremendamente atractivo, al menos en las fotos. Al ver el título en el enlace de la noticia, creí que me iba a encontrar con la Schaustelle de Munich http://ecallejon.com/2013/07/09/20-abierto-por-obras-schaustelle/, sobre las que escribí hace poco tiempo. Aquella instalación, a diferencia de esta, se creó por otras necesidades y con otras utilidades totalmente distintas.

Bueno, yo no sé si atreverme a decir que lo he visitado, pero por lo menos lo he visto. Me lo encontré sin saber que estaba allí ni lo que era. Me enteré enseguida, claro. No me quedé porque no podía, pero desde luego que le dediqué un ratín porque uno no se queda indiferente con eso. Lo que pasa es que las fotos engañan bastante. En realidad no es tan, no sé decir. No es que sea algo cutre, aunque esa es la palabra que me ha venido primero a la cabeza. No es tan grande como parece y tiene más escaleras de lo que nos muestran.

Este verano he visitado este gran trabajo de Fujimoto, antes de la visita tenía mis dudas sobre este proyecto, pero al vivir el espacio, entrar y pisar esta nube, todas mis dudas se despejaron.

Creo que junto al pabellón de Sejima y el de Zumthor uno de los mejores. En mi modesta opinión.

En Google imágenes hay que buscar "sou fujimoto London" y la primera que sale ya tiene un cielo con nubes. Parece que están de moda los arquitectos japoneses, ¿no?

alguien tiene alguna foto de en un día nublado???

http://cajondearquitecto.com/

Estimulante nube londinense... una pena que no continue para camuflada entre de la verdadera niebla de la ciudad...

www.cajondearquitecto.com

Vídeo Pabellón de la Serpentine Gallery 2013. Sou Fujimoto
http://www.tvarquitectura.com/noticias/pabellon-de-la-serpentine-gallery-2013-sou-fujimoto

...me agrada apreciar como la secciòn trasversal se abre para mostrar el lugar donde pertecnece, el cielo.....esa nube....la esponjosidad de su materia juega con los límites...en realidad es la matriz de un artefacto....creo que es un divertimento sin lugar, sòlo un ser para no estar....quizàs aire...

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Del tirador a la ciudad

Sobre el blog

Del tirador a la ciudad. Ése era para Mies van der Rohe el ámbito de su oficio. La arquitectura, como la sanidad o la educación, nos afecta a todos. Puede también fascinarnos. Como todo informador, me valdré de lo que creo saber. Trataré de no enmascarar lo que ignoro.

Sobre el autor

Anatxu Zabalbeascoa

La periodista e historiadora escribe sobre todas las escalas de la arquitectura y el diseño en El País y en libros como The New Spanish Architecture, Las casas del siglo, Minimalismos o Vidas construidas, biografías de arquitectos.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal