Una fiesta sin resaca

Por: | 25 de marzo de 2015

13213_036DFR

FOTO: David Frutos /BISimages 

Una fiesta es algo efímero, desaparece para dejar paso a la resaca. ¿Cómo extender el clima de esfuerzo, optimismo y entusiasmo que precede a una celebración a los días cotidianos y a las horas laborables? Quienes gestionan la fábrica de muebles Sancal pensaron que la mejor fiesta para celebrar su aniversario sería no la que no se olvidaba sino la que se vivía (o revivía) a diario. Así, decidieron celebrar sus 40 años de existencia inyectando vida a su espacio de trabajo en Yecla (Murcia). Animándose desde las intervenciones de tres artistas grafiteros que rindieron tributo al trabajo cotidiano, a los oficios artísticos y a la imaginación revistiendo de energía gráfica, la fábrica murciana.

“El proyecto lo planteamos como un regalo de cumpleaños que nos hacíamos a nosotros mismos”, explican desde el departamento de diseño de la empresa. Así, para “plantarle cara a la monotonía”, cuentan, invitaron al italiano Agostino Iacurci (1986) al español Ricardo Cavalo (1982) y al porteño Zosen (1978) a intervenir junto a la zona de tapicería y cosido, en un pasillo oscuro y en un muro de ladrillo (respectivamente). El resultado ha puesto el perímetro de la fábrica en primer plano: los rostros de Iacurci reivindican el componente artístico de los oficios, el mundo circense de Cavalo acompaña los desplazamientos sumando humor a la vida codidiana y las figuras neo-fauvistas de Zosen rompen la monotonía para inyectar vitalidad a los antiguos muros ciegos de la fábrica.

¿Qué sucederá dentro de diez años? ¿Pesarán más estas intervenciones que la presencia callada de las discretas paredes grises? ¿Romperán el mensaje sobrio de nuevas colecciones futuras? La apuesta de esta fábrica para remodelar su sede tiene el valor del riesgo y el aliciente de la participación (de los diversos artistas y de los 70 usuarios que opinaron sobre la intervención). La capacidad para adivinar el futuro es difícil asociarla al riesgo, sin embargo, es el riesgo (pequeño y decorativo como este o grande) la única vía capaz de predecir transformaciones. ¿Compañía o muchedumbre? Las paredes de Sancal han decidido hablar.

Nota: El presupuesto de toda la intervención fue de 35.000 euros. Incluía los tres murales, la señalética colgante y de los pasillos, 4 mini-showrooms, la remodelación de las 2 cantinas de la empresa y de la zona de trabajo de los jefes de sección sobre una superficie ya construida de unos 1000 m2. El coste aproximado por metro cuadrado es de 35€/m2 si es que se puede calcular así.

13213_033DFR

13213_001DFR

13213_015DFR

Hay 1 Comentarios

Genial idea! Renovar el lugar de trabajo haciéndolo más agradable, accesible y divertido es muy bueno para el trabajador. Igual que las estrategias de hacer vídeos de calidad y subirlos a youtube de los trabajadores y de la empresa.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Del tirador a la ciudad

Sobre el blog

Del tirador a la ciudad. Ése era para Mies van der Rohe el ámbito de su oficio. La arquitectura, como la sanidad o la educación, nos afecta a todos. Puede también fascinarnos. Como todo informador, me valdré de lo que creo saber. Trataré de no enmascarar lo que ignoro.

Sobre el autor

Anatxu Zabalbeascoa

La periodista e historiadora escribe sobre todas las escalas de la arquitectura y el diseño en El País y en libros como The New Spanish Architecture, Las casas del siglo, Minimalismos o Vidas construidas, biografías de arquitectos.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal