« El miedo a las emboscadas invade lo cotidiano | Inicio | Tampoco ha habido aumento de sueldo »

20 febrero, 2007 - 10:42

Un atentado pocas horas antes de la visita del primer ministro

Fue un día tranquilo en la Biblioteca Nacional. Algunos helicópteros de EE UU sobrevolaron nuestro edificio. Los contables han tomado las medidas necesarias para asegurar que los salarios se distribuirán el miércoles. Llamó de nuevo el reportero iraquí, y le atendí. Me hizo una serie de preguntas sobre la destrucción de la Biblioteca Nacional y el alcance de los daños que sufrieron nuestras colecciones. La entrevista duró sólo cinco minutos.

Muchas familias chiíes que habían sido obligadas a dejar sus casas han regresado a la zona de al-Fadhel. Esta es una buena señal de que la seguridad está bajo control de la Guardia Nacional.

Un ataque suicida en nuestra calle (Shar'a Falastin, o calle Palestina) causó la muerte y heridas a muchas personas inocentes. El primer ministro había visitado la zona unas horas antes del atentado.

Comentarios

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef00d835773c4569e2

Listed below are links to weblogs that reference Un atentado pocas horas antes de la visita del primer ministro:

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal