« Malas condiciones de trabajo | Inicio | Bomba en la calle Haifa »

13 julio, 2007 - 12:14

Buscando la tranquilidad

Me quedé en casa escribiendo y leyendo. Vi jugar a la selección nacional de fútbol de Irak jugar contra el equipo de Australia en la ronda de calificación de la Copa Asiática. Todos los iraquíes, sin tener en cuenta su origen étnico o religioso, apoyan a la selección nacional. Muchos iraquíes creen firmemente que el equipo de fútbol nacional es el único factor que une al país tras la caída del régimen de Sadam en abril de 2003. Los iraquíes están maravillados cuando gana la selección. Justo después del partido, en el que Irak ganó a Australia por 3-1, la gente salió de sus casas para celebrar la victoria en las calles principales.

Comentarios

Como sucedió en 2000, que cayeron las puntocom –como Worldcom–, ahora están cayendo las empresas inmobiliarias. Esto indica que es más fácil la rentabilidad especulativa, en detrimento de la rentabilidad de los sectores productivos.

Una medida de reactivación, de bajar las tasas de interés, debería ser correspondida con una base productiva sólida. Pero nos encontramos ante una valoración financiera falsa, que supera tres veces el PBI mundial.

En el final de tu mandato es la economía, Bush. La burbuja hipotecaria en Estados Unidos ha provocado turbulencias en los mercados globalizados, una crisis comparable a la que sufrieron las punto.com hace unos años, pero en un marco más desfavorable para activar salidas: la inacabada guerra en Irak, déficit fiscal y comercial históricos y la elección presidencial en el horizonte.

¿Qué pueden hacer los Estados Unidos? ¿Y la Unión Europea? Según Paul Craig (ex secretario adjunto del Tesoro durante el gobierno Reagan) poco o nada. La Reserva Federal, que en otra situación podría bajar las tasas de interés para afrontar la situación, no puede moverse de su lugar sencillamente porque ya no depende de sí misma sino de China. Sus reservas ascienden a 1,2 billones de dólares. China tiene tres veces más reservas que los doce países de la zona euro. Si decidiera desprenderse de los 900 mil millones que posee en bonos del Tesoro estadounidense, el dólar sufriría una fuerte y repentina devaluación, más aguda de la que viene sufriendo en los últimos años. Otros países harían lo mismo, con lo que el dólar habría dejado de funcionar como moneda “universal”.

A diferencia de sacudidas anteriores, como el Tequila de 1995, la crisis asiática de 1997, la rusa de 1998 o la argentina de 2001, esta tuvo su epicentro en el corazón del sistema. Es ahí donde hay que buscar la clave de la situación en curso. La superpotencia llegó a su apogeo entre 1945 y 1970. En la década de 1950, el 60 por ciento de la producción industrial mundial se localizaba en Estados Unidos. Hoy apenas supera el 20 por ciento. Casi el 50 por ciento de los bonos del Tesoro estadounidense están en manos extranjeras. Es un país dependiente que desde 1970 consume más de lo que produce.

Las muertes directa e indirectamente atribuibles a la invasión y ocupación estadounidense de Iraq se acercan al millón de personas, una cifra mayor que la de los genocidios de Ruanda y Sudán juntos, según un informe reciente publicado por Just Foreign Policy [1].

Esto supone que la cifra de muertos causados por Estados Unidos en Oriente Próximo supera los tres millones de personas, sin siquiera contar las víctimas en Afganistán o Palestina.

El informe de Just Foreign Policy es una actualización de dos estudios polémicos publicados por la prestigiosa revista médica británica The Lancet. En 2003 The Lancet informaba de que se podía atribuir a la invasión estadounidense la muerte de más de 100.000 personas en Iraq [2].

En 2006 The Lancet actualizó su estudio y llegó a la conclusión de que desde la invasión estadounidense habían muerto más de 600.000 personas en Iraq [3].

Las muertes de iraquíes desde la invasión estadounidense incluyen la violencia ocasionada por el abrumador poder militar aéreo y terrestre del ejército estadounidense, las muertes causadas por la destrucción de la infraestructura civil, y las desapariciones y muertes causadas por el conflicto sectario y las luchas internas de poder entre las diferentes facciones iraquíes.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef00e3933b30638834

Listed below are links to weblogs that reference Buscando la tranquilidad:

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal