Judías verdes con patata, zanahoria y cebolla al vino

Por: | 19 de julio de 2011

Judias verdes zanahoria patata cebolla vino

El plato de hoy es una recreación entre moderniqui y sana de un plato más viejo que Carracuca: las judías verdes con zanahoria y patata. Siempre he sido admirador de esta combinación, que en mi casa se consumía en cantidades industriales bajo el apelativo norteño de "patatas con vainas". Allí se hacían a la manera clásica, es decir, muy cocidas -yo diría que pasadas para el gusto actual- y rehogadas con un refrito de ajo y aceite de oliva. Al principio, por ese prejuicio antiverduril que todos los niños parecen llevar en su ADN, yo las tomaba con medio kilo de mayonesa para camuflarlas, pero poco a poco fui entrando en el mundo de la vaina y disfrutándolo sin necesidad de la salsa.

Bien, para renovar la fórmula he emprendido los siguientes pasos. Primero, cocer las verduras al vapor, para que conserven mejor sus propiedades. En el caso de la zanahoria, la mutación es impresionante: es mucho más dulce y sabrosa que cocida. Segundo, acortar sustancialmente el tiempo de cocción. Como detesto en tacto en la boca las judías verdes poco cocidas -"crocantes", como dicen los cocineros modernos-, pongo en práctica el siguiente truco: cortarlas en tiras finas para que se hagan rápido y mantengan su verdor y a la vez queden tiernas y blanditas.

El tercero y último cambio es añadir un poco de cebolla caramelizada con vino tinto y vinagre de Módena, que suma colorido y carácter al plato. En cuanto al aliño, simplicidad zen: buen aceite de oliva virgen extra, sal y pimienta. Como me recuerdan a los frescos días del verano vasco, a mí las vainas me gustan templadas, pero si se prefiere se pueden tomar a temperatura ambiente -no frías de nevera- sin problema.

Dificultad

Para mentecatos.

Ingredientes

Para 4 personas

  • 500 gr. de judías verdes
  • 4 zanahorias grandes
  • 2 patatas medianas
  • 1 cebolla roja grande
  • 150 ml. de vino tinto
  • 50 ml. de vinagre de módena
  • 1 cucharadita rasa de azúcar moreno
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta negra recién molida

Preparación

1. Cortar la cebolla en juliana y ponerla en una sartén a fuego suave con un chorro de aceite de oliva. Taparla y dejar que se haga lentamente durante unos 20-25 minutos, removiendo de vez en cuando. Cuando esté blanda, ponerle una pizca de sal, el azúcar, el vino y el vinagre. Dejar que siga haciéndose unos 10 minutos más, hasta que el líquido se haya evaporado casi del todo. Reservar.

2. Mientras la cebolla se hace, lavar bien las patatas y cocerlas con su piel en agua hirviendo durante unos 25 minutos. Sacarlas y reservar.

3. Quitar los hilos laterales a las judías verdes con un pelador. Cortarlas en tiras finas con un cuchillo. Pelar las zanahorias y cortarlas en bastones cortos (la mitad de largos que la propia zanahoria) y de entre uno y dos cm. de grosor.

4. Cocer al vapor las judías y la zanahoria durante unos 5-10 minutos. Lo mejor es ir probando hasta que estén al dente. Si se hacen al vapor en olla a presión, la cocción tarda unos 3-4 minutos.

5. Pelar las patatas, trocearlas y extenderlas sobre la fuente en la que se vaya a servir. Extender la mitad de la cebolla. Repartir por encima las judías verdes y la zanahoria, y terminar con la cebolla restante. Aliñar con aceite de oliva, sal y pimienta negra, remover con cuidado y servir.

Hay 28 Comentarios

Yo también era de los que tenía que inundar las judías verdes en algo, generalmente una buena salsa de tomate. Lástima que en Madrid sean raras, y caras, las excelentes judías verdes redondas, comunes en Francia. Son mucho menos fibrosas, por lo que permiten, y resulta deseable, ese "crocant", tan desagradable en las planas.

Que buena pinta! Gracias por la receta.

Me ha encantado esta receta, se ve muy interesante para las fechas que estamos. En mi blog tengo una por el estilo "Fideos fritos con verduras y gambas" en su origen las verduras eran muy parecidas a estas, pero yo las cambié por otras que me gustaron más.

Saludos.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre los autores

Mikel López Iturriaga

es periodista y bloguero, y lo más decente que ha hecho en su vida es crear El Comidista en 2009. Escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser, después de haber pasado por Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com o ADN. Aprendió a guisar con su madre y, después, en la Escuela Hofmann, pero sigue siendo cocinillas antes que cocinero.

Mónica Escudero

es DJ, madre, escribe, cocina y pone la mesa para El País Semanal, ejerce de Comidista adjunta, y no necesariamente en ese orden. Dirigió las revistas Barcelonés y Madriz, y colaboró en medios como Marie Claire, SModa, Vanidad, Yo Dona o La Luna. Ha escrito A vueltas con la tartera, y lo que más le gusta es cocinar, la michelada y los gatos (pero no para comérselos).

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Recetas a cascoporro, guías para cocinar, un calendario de temporadas y una selección de lo mejor de su consultorio psicogastronómico se unen en el último libro de El Comidista.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal