Sopa de lo que se tira de las alcachofas

Por: | 07 de febrero de 2012

Sopa de alcachofas patata puerro
La sopa que te quita el frío. / EL COMIDISTA

 

Soy una persona bastante alcachofera, como los más perspicaces habréis podido deducir por la cabecera del blog. Otra de mis características es el odio a tirar comida, no sé si transmitido genéticamente por una madre que pasó bastantes penurias en la posguerra. Por eso cada vez que preparo esta verdura me fastidia desperdiciar las puntas y las hojas duras del exterior que, seamos sinceros, no hay dios que se las coma. Como mucho se pueden mordisquear o chupar si van asadas, pero tampoco me fascina demasiado el procedimiento.

Tras limpiar unas alcachofas el otro día, y antes de enfrentarme una vez más al penoso acto de echar a la basura la mitad de las mismas, pensé en la posibilidad de reciclarlas en forma de sopa. Así que las puse a hervir con agua y sal, después las trituré y luego las colé, con lo que salió un caldo con un puntito amargo y un poderoso sabor a alcachofa. Lo guardé en la nevera y cociné los corazones para otra receta.

Al día siguiente, usé el fondo para una sopa con patata, puerro y cebolla pochados, ingredientes que lo suavizaron y eliminaron el amargor. Al final quedó un plato gustosísimo, de los que más me han gustado últimamente, que se puede tomar tal cual o triturado en plan puré. Yo me inclino por lo primero, si acaso machacando un par de trozos de patata para que el caldo engorde.

Dificultad

Para batracios.

Ingredientes

Para 4 personas

  • 1 kilo de alcachofas
  • 2 patatas medianas
  • 1 puerro grande o dos pequeños
  • 3 cebollas medianas
  • 1 diente de ajo
  • 100 ml de vino blanco
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Jamón serrano picado como guarnición (opcional)

Preparación

1. Limpiar las alcachofas eliminando las hojas exteriores hasta que aparezcan las amarillas. Cortarles las puntas y cortar o pelar los tallos. Usar los corazones para otros preparados (ojo porque hay que ir metiéndolos en agua con limón; si no se oxidan).

2. Poner las hojas y demás restos en una cazuela u olla a presión y cubrirlos con agua. Salar y cocer unos 20 minutos (10 si se hace en la olla). Dejar que se enfríe.

3. Mientras tanto, pelar y picar las cebollas y los puerros, y pocharlos en otra cazuela con un chorro de aceite de oliva y una pizca de sal a fuego lento unos 20-30 minutos (el proceso se puede acelerar con una pizca de bicarbonato).

4. Triturar las hojas de alcachofa con su caldo. Colarlo con un colador o un chino, presionando con una cuchara de madera para que suelten todo el jugo.

5. Pelar y cascar las patatas en trozos con la ayuda de un tenedor o un cuchillo. Incorporarlas a la cebolla y el puerro, salar y rehogar 10 minutos más. Mojar con el vino y dejar que evapore el alcohol un par de minutos.

6. Añadir el caldo de alcachofa a las patatas y hervir unos 15 minutos removiendo de vez en cuando, hasta que la patata esté bien hecha y se deshaga. Si el caldo ha quedado muy líquido, aplastar un par de trozos de patata y disolverlos (también se puede triturar todo y dejarlo como un puré). Corregir de sal y servir.

Actualización: varias personas han comentado que el caldo les ha quedado muy amargo. Las dos veces que he probado a hacer la sopa no me pasó; supongo que será cosa del tipo de verdura. En cualquier caso, he eliminado los tallos y reducido el tiempo de cocción para que sea más suave.

Hay 89 Comentarios

Tomo nota. Ahora estoy con el recipiente de silicona. Es muy fácil. Cuando lo agote voy con el wok. Las alcachofas...son difíciles.

me encantan las alcachofas, es mi verdura preferida a si que te copio la receta.
Tengo una pregunta para ti, tengo huerta y tengo plantado brócoli , pasa lo mismo que con la alcachofa, tiro todas las hojas, ¿sabes si se puede hacer algo con las hojas? me da mucha pena tirar tanta planta.
Muchas gracias

gracias, me lo apunto porque ahora empiezan a venir las alcachofas y creo que me van a salir por las orejas, y es cierto que es una verdura que tiene muchiiisimo desperdicio.
http://www.recetariodesirena.com

-Me gustan las sopas, y ésta, mañana mismo la hago pues va a ser un día más fresco
-Hoy tuvimos en Buenos Aires 39°C y se anuncia una tormenta
-Me gustaría canjearles un poco de calor por fresco
-Gracias Mikel

Me encanta esta sopa, las alcachofas es de las verduras que mas me gustan, y me gusta chupar las hojas verdes, hay platos que se preparan con restos de otra comida, que resurtan ser exquisiteces, besos

La alcachofa de Benicarló, denominación de origen. En mi pueblo que hago esta sopa rica rica!

a ver, se cuecen las alcachofas con todas las hojas, cuando se escurren se quitan las primeras hojas y se untan en una salsa de dipear cogiéndolas de la punta y huntando la parte del tronco y es la parte más sabrosa además de no tirar naaaadaaaa.

Hoy has dado en el clavo!!! Soy sopero, alcachofero y mikeliturriaguero... así es que esta sopa me puede volver loco!!!
http://condoscubitos.wordpress.com/2011/07/12/fedegustando-com/

Como ocurre con la alcachofa, la "fruta milagrosa" (Synsepalum dulcificum) también "endulza el agua" que se bebe tras comerla. En este caso no se debe a un polifenol (la cinarina de la alcachofa), sino a una proteína, la miraculina.

Respuesta para Ana: las alcachofas contienen cinarina, sustancia que estimula las papilas gustativas y provoca esa sensación de que todo lo que saboreamos es dulce. Yo uso el caldo de cocción de las alcachofas colado con unas gotas de limón o vinagre y un chorrito de aceite de oliva. La cinarina es un antioxidante que cuando es tomado por mujeres lactantes da a la leche un sabor desagradable.

Lo peor de todo (y al hilo de algunos comentarios) es que los mismos que menosprecian a los que nos parece ridicula la cocina molecular, son los mismos que reivindicaran dentro de un par de años la vuelta a la cocina tradicional y se enarnolaran el lideres de esa "nueva" forma de ver la cocina. Adría y sus acolitos son lo peor que le ha pasado a lo que nos metemos entre pecho y espalda.
La sopa de este articulo, maravillosa.

uy que bien!!
me encantan, mi abuela me enseñó siempre a pelarlas mucho y claro siempre quedaba en el aire la discusión sobre el dinero que se tiraba.
ahora de emigrante por Berlin las alcachofas son más grandes, y más caras pero es que al final se quedan en nada.
razón suficiente para comprarse una batidora-recicladora!!

Hoy mismo he llenado el cubo de restos de alcachofa, me acordaré para la próxima vez.

Después de los "dieces" que me han puesto en casa con varias de tus recetas, ésta me va a conseguir un "doce". Magnifica idea-recurso, Mikel. Estupenda para los adictos a las alcachofas, a las sopas, o a los purés y estupenda para quienes nos j*de tirar a la basura esa comida sana y buena aunque no sabemos muy bien qué hacer con tantas hojas, trozos y retales. Esta sopa irá al cuadro de honor de la sopa de pescado de Ondakin y del estofado con mostaza y coñac!

Yo también ADORO las alcachoras... y ODIO tirar los restos, de hecho, ayer guardé los millones de hojas resultantes de la limpieza de dos kilos de alcachofas para indagar que se podía hacer y ..... voilá!!!! enciendo el ordenador y me encuentro con esto!!!!
PD. la receta me gusta pero más me gustaría ver a un batracio hacer esta sopa....

Y ya que comentas de las alcachofas ¿porqué después de comer alcachofas si bebes agua sabe dulce??

Viva, vivaaaa El Comidistaaa. Bueno, peloteos a parte, soy un loco de las alcachofas. Las hago de muchas formas y no creo que haya verdura/vegetal/hortaliza que me guste más. Pero coñe, el tema de tirar tanta (alcaucín que la llama un amigo mío cordobés, por allí se dice así) me molestaba. Y como soy tan borreguil, no habíai ni mirado por Internés ni pensado algo por mí mismo. A partir de hoy, sopa de puerro y cebolla a los restos de alcachofa que te crió. Saludos a todos.

Zurpi, qué vaaaa! Si yo soy de lentejas y de cosas ricas nada desestructuradas ni rollos. Quizás es que lo verde me tira patrás... y comparado con otros platos...este es un poquito sopa de marciano un poco puaj... Con todo mi cariño, eso sí!

Una idea muy buena... Que pena da tirar comida a la basura. Sin duda, a partir de ahora, aprovecharé los restos de la alcachofa. Un saludo a todos

De nuevo: estamos en una guerra, en que las bombas son los despidos masivos, los recortes salvajes y privatizaciones para causar deprivaciones al pueblo, y, aunque parece que hay muchísimo pijo que todavía no se quiere enterar, a la gran mayoría de este país no le va a quedar más remedio que adaptarse simplemente para sobrevivir. ¡Guerra al desperdicio, guerra a lo pijo y guerra total a la "cocina" elitista! (Está bien el consejo de aprovechar lo que normalmente se desecha...)

A mí, me encantan las alcachofas, y para que no se oxiden, y no desvirtúe su sabor el limón, lo que hago es hervir una o dos zanahorias cortadas a rodajitas en el agua en que las voy a cocer. La zanahoria tiene mucha vitamina A, que es un potente antioxidante.. :)

Rosalia, debes de vivir en el mismo pais que yo, donde vale 1.5 euros LA alcachofa, asi que esta idea, muy buena, ya que te gastas los cuartos, al menos no tirar la mitad a la basura. Vamos, que mejor cogerse el avion si te apetece un plato de alcachofas, te sale mas barato!

A mi también me encantan las alcachofas, lo que no me agrada es el sabor a limón que se les queda, que como tu bien dices, se hace para evitar la oxidación.

Yo no uso limón. Hago que en ningún momento la alcachofa pelada entre en contacto con el aire, ¿cómo?, pues sumergiendo los corazones en agua poniendo el escurridor encima y con un peso para que se mantengan sumergidas

Se oxidan un pelín (muy poco, el agua tiene O2), cuando cuecen renace el verdor y no pasa nada.

El procedimiento es simple y os recomiendo no matar el sabor delicado de la alcachofa tierna
Enhorabuena por tu blog y un saludo cordial

Julia ¿mala pinta? será tu opinión, pero por la foto tiene pinta de una crema o sopa espesa calentita, sana y muy reconfotante. me temo que otro de los canceres que han provocado el snobismo en la cocina de los ultimos tiempos es que cualquier cosa tiene que tener el aspecto de obra de arte (aunque sea una porqueria insipida).. en fin,,, tu sigue comiendo desestructurados y dejanos a los "incultos" de la cocina, esa crema tan fea que sale en la foto.... :)

En el pais que vivo las alcachofas solo se ven en tiendas 'deli' y de esas gordas que sirven para asar y a precio de oro.
Que daria yo por poder comprar las alcachofas por kilos.
Enfin, alguien sabe si las alcachofas en conserva tienen las misma propiedas curativas que las frescas ?
Rosa

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre los autores

Mikel López Iturriaga

es periodista y bloguero, y lo más decente que ha hecho en su vida es crear El Comidista en 2009. Escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser, después de haber pasado por Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com o ADN. Aprendió a guisar con su madre y, después, en la Escuela Hofmann, pero sigue siendo cocinillas antes que cocinero.

Mónica Escudero

es DJ, madre, escribe, cocina y pone la mesa para El País Semanal, ejerce de Comidista adjunta, y no necesariamente en ese orden. Dirigió las revistas Barcelonés y Madriz, y colaboró en medios como Marie Claire, SModa, Vanidad, Yo Dona o La Luna. Ha escrito A vueltas con la tartera, y lo que más le gusta es cocinar, la michelada y los gatos (pero no para comérselos).

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Recetas a cascoporro, guías para cocinar, un calendario de temporadas y una selección de lo mejor de su consultorio psicogastronómico se unen en el último libro de El Comidista.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal