Curry de berenjenas y albóndigas

Por: | 23 de mayo de 2012

Curry albóndigas y berenjenas
Pasaje a la India (o casi). / AINHOA GOMÀ

 

Mi relación con la comida india es un tanto conflictiva. Me apasiona por motivos varios: la apuesta por las verduras y por las carnes que no sean de vaca sagrada, la exhuberancia de las especias, el cruce de picante y lácteos, las salsorras que genera, la impresionante variedad de platos... en definitiva, por todo. Sin embargo, alguno de sus ingredientes que no he logrado identificar me sienta como un auténtico tiro, y cuando la como entiendo lo que debe de sentir una anaconda después de zamparse un tapir. Un tapir al curry, más concretamente.

Cuento esto no porque piense que os interesan mis penalidades, sino por si hay algún entendido en la materia que sepa como desactivar la bomba india estomacal. O simplemente por encontrar algún alma gemela en los comentarios que padezca el mismo mal. La cuestión es que sólo puedo tomar comida de esta nacionalidad al mediodía, porque si la ceno sueño cosas horribles como que Aznar es mi padre (esto es verídico, no me lo invento).

Este curry que os presento es tan indio como el Peter Sellers de El guateque. Es decir, se trata de un invento mío maquillado que no sé si tiene mucho de auténtico. Si has estado de luna de miel por el Rajastán, haciendo la jipitrusca en Goa o encontrándote a ti mismo en la ribera del Ganges, no esperes saborear la pureza de la gastronomía india en esta receta. Lo único que puedo vender es que está buenísima, y que con arroz blanco forma un plato único de lo más completo.

Dificultad

Media, pero tampoco es que tengas que ser un lince.

Ingredientes

  • 400 g de carne picada del animal que te dé la gana
  • 2 berenjenas medianas
  • 300 g de tomate natural triturado
  • 2 cebollas
  • 2 cucharada de pasta de curry indio (el que más te guste)
  • 1 rebanada de pan de molde
  • 2 cucharadas de menta picada
  • 2 cucharadas de cilantro picado
  • Leche
  • Nuez moscada
  • Harina
  • Aceite de girasol
  • Sal y pimienta negra

Preparación

1. Picar las berenjenas en cubos de unos 2-3 cm de lado aproximadamente. Salar y dejar sobre un colador.

2. Quitar la corteza al pan y mojarlo en leche. Mezclar la carne con el pan, la menta y sazonar con un poco de nuez moscada, sal y pimenta. Reservar en la nevera

3. Cortar la cebolla en juliana y ponerla a rehogar en una sartén grande a fuego medio con un chorro de aceite, hasta que esté blanda (unos 15 minutos). Moverla de vez en cuando para que no se queme.

4. Incorporar la pasta de curry, mezclar y dejar que saque el aroma un minuto. Añadir el tomate, bajar el fuego, tapar y dejar unos 15 minutos más.

5. Mientras, secar un poco la berenjena picada con papel de cocina y freírla en otra sartén con abundante aceite caliente en tandas. Ir dejándola sobre un plato con más papel de cocina.

6. Preparar un plato hondo con harina. Formar albóndigas pequeñas, pasarlas por la harina y freírlas en el mismo aceite en el que hemos hecho las berenjenas. Ir sacándolas a un plato con papel de cocina para que pierdan el exceso de grasa.

7. Incorporar las berenjenas y las albóndigas a la salsa de curry. Hacer a fuego lento 15 minutos más, añadiendo agua si se ve que espesa mucho. Dejar reposar 10 minutos tapado y servir con el cilantro picado por encima. Está muy bueno acompañado con arroz basmati blanco y yogur.

Hay 94 Comentarios

Tiene una pinta excelente... aunque yo personalmente no soy muy amigo del curry, no por razones gástricas sino porque no me gusta cambiar la piel de la boca cada vez que lo pruebo... Me temo que la afamada cocina india no va mucho conmigo, qué le voy a hacer. Nadie es perfecto, ¿verdad?

Sólo una pequeña aportación lingüitica a este blog: "curry" es la transcrioción fonética al inglés de una palabra que suena como "carí". Si alguien se lo ha oído decir a un un indio, así lo pronuncian. De hecho, los españoles (y portugueses) conocieron el curry mucho antes que los ingleses, y por eso en castellano se llama "carí". Por razones históricas, perdimos el contacto con la India hasta que volvimos a conocer el carí a través del inglés.

Para mí la berenjena es el "solomillo" de las verduras, o la "kokotxa" de la verduras si comparamos con el mundo marino.
Me chiflan de cualquier manera, mis preferidas unas berenjenas que generalmente sólo se venden en verano que son pequeñas y de color verde claro con algún toque morado, con la piel más fina. Son idóneas para freir.

Entiendo que la "pasta de curry" es polvo de curry o hay algún concepto que desconozco?
Estoy contigo, Mikel, te comprendo. Yo adoro la comida hindú y similares, pero me generan una línea recta intestinal. Que no está mal de vez en cuando, pero una cosa es quemar al entrar y otra...

Me encanta esta receta, el tema curry lo hago con frecuencia, por una simple razón, cuando quiero aprovechar unos restos de verduras, de carne, incluso de pescado, sólo tostando un poco de curry en la sartén, y luego añadir un yogur batido y cualquier plato adquiere un toque hindú que a mí me encanta.
El curry y las berenjenas hacen una pareja estupenda, yo hago un curry de garbanzos con berenjena que está de muerte.
En cuanto a los currys "pesados", yo siempre recomiendo el uso de yogur, le da un toque de acidez y cremosidad, al mismo tiempo que te ahorras el graseo de otras salsas.

Buenos días, a una amiga mía le pasó lo mismo... cenamos en un indio, tomando toda clase de salsorras y luego soñó que tenía relaciones con Zaplana... claro, que ya no hemos vuelto al indio :( . magnífica receta que elaboraré a no mucho tardar... me encantan las berenjenas!

Tiene buena pinta, aunque no soy precisamente un entusiasta de la berenjena... ¿Se podría sustituir por alguna otra cosa, como calabacín?
Gracias!!

¿Y no será que lo que te sienta mal es todo el aceite que absorbe la berenjena al freirla? La receta magnífica, creo que voy a intentarla haciendo la berenjena al vapor o algo así. Gracias!

Dices tú de sueños horribles, pues yo soñe algo peor: que tenía relaciones intimas con la Espe.
Por cierto nunca he comprado pasta de Curry indio, me recomendais alguna marca.

Así a simple vista tiene buena pinta, yo la probaré!

Muy posiblemente el ingrediente que te sienta mal sea el tapir, como a la boa. Y es que el tapir no es que sea fuerte, lo que pasa es que hay que saber prepararlo. Para que no repita es imprescindible quitarle antes el apéndice nasal; ahí es donde está el enjundio. Es como la medulilla del ajo. Le quitas eso y listo. No he encontrado ningún vídeo en youtube en el que se instruya sobre este sencillo proceso, pero os dejo a continuación un enlace en el que aparecen teléfonos donde quizás nos puedan informar mejor que en ningún sitio sobre como limpiar animales:

http://www.casareal.es/

Por lo tanto, la receta estupenda, solo que teniendo en cuenta este punto. No vale carne picada de tapir. Yo la sustituyo por pelicano, koala o buey almizclero, dependiendo de la temporada, y queda estupenda y muy llevadera.

Buen día!!!

El curry no es lo mío.

Mikel tengo que decirte que me pasa algo similar a ti, y creo que el problema lo tengo no con los currys ni con los picantes, la leche de coco que utilizan para algunos platos me hace muy pesada la digestion. Por cierto esta receta la tengo que probar.
http://www.cocinaconpoco.com/

Los mismos ingredientes que tu propones son los que utilizé para hacer esta berenjena rellena: berenjena, carne picada y curry..... Un gusto similar al tuyo pero diferente presentación. Otra idea!

http://cuinescuina.blogspot.com.es/2011/11/alberginies-farcides-laroma-de-curri.html

Silberio,

existen curries en casi cada país asiatico. Y en muchos de Africa, el Caribe e incluso Europa.

Si quieres saber el origen de la palabra curry, lo que significa y su historia te dejo un enlace a un viejo post,

http://cocinaorientalgurumasala.blogspot.com.es/2008/04/curry-historia-de-una-invencin.html

No, yo soy el que puede darte la solución a tus problemas estomacales con el curry. Supongo que tendrás que buscar entre las distintas especias y las fuertes verduras cuál es la que te ataca.
Lo que sí puedo ofrecerte es una receta de curry de habas y guisantes ( http://bit.ly/GD2sjI ) que con su arroz basmati está delicioso y creo que más suave que con las grasas animales que llevan otros.
Gracias, Mikel.
Carlos, de Vegetal... y tal.
http://vegetalytal.blogspot.com

Hola Mikel,

yo soy un comedor compulsivo de curries y me ha pasado alguna vez algo parecido a lo tuyo. Solo con los indios, no con los curries de SE de Asia. Y creo que es el Garam Masala que por alguna razón no me sienta bien. Aunque si son indios a veces son extremadamente grasientos, ghee, mantequilla, cremas, leche de coco... con lo cual tu sensación de boa es lógica...

La receta es suigeneris pero seguro que muy rica.

si queréis muchas, muchas recetas diferentes de curries los podéis encontrar en mi blog. Indios, nepalíes, camboyanos, thais, malayos, srilankeses...

http://cocinaorientalgurumasala.blogspot.com.es/

Oye, pues que ricoooo, no??!!! Me gusta esta receta de curry... así puedo salir de la que siempre hago!Gracias! Besets! Raquel

A mi de todo lo que has puesto lo único que me sienta mal es la nuez moscada, no puedo con esta especia. El curry no me da ningún problema, a pesar del picante. A proposito ¿cuantos currys diferentes existen, miles?

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre los autores

Mikel López Iturriaga

es periodista y bloguero, y lo más decente que ha hecho en su vida es crear El Comidista en 2009. Escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser, después de haber pasado por Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com o ADN. Aprendió a guisar con su madre y, después, en la Escuela Hofmann, pero sigue siendo cocinillas antes que cocinero.

Mónica Escudero

es DJ, madre, escribe, cocina y pone la mesa para El País Semanal, ejerce de Comidista adjunta, y no necesariamente en ese orden. Dirigió las revistas Barcelonés y Madriz, y colaboró en medios como Marie Claire, SModa, Vanidad, Yo Dona o La Luna. Ha escrito A vueltas con la tartera, y lo que más le gusta es cocinar, la michelada y los gatos (pero no para comérselos).

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Recetas a cascoporro, guías para cocinar, un calendario de temporadas y una selección de lo mejor de su consultorio psicogastronómico se unen en el último libro de El Comidista.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal