Sardinas marinadas con tomate y aceitunas

Por: | 08 de mayo de 2014

Sardinas marinadas

Sardina freskue. / EL COMIDISTA

 

Cuando hace unas semanas me llamaron de Comando Actualidad pidiéndome que guisara un plato ante sus cámaras para un programa dedicado a la cocina, entré en el clásico dilema del qué-coño-diantres-hago que me suele invadir en estas circunstancias. Por un lado, mi yo posturista quiere mostrar algún plato bonito, pinturero y resultón, y por otro, mi yo cagueta me exige ceñirme a algo fácil con mínimo riesgo de patinazo o catástrofe que pueda quedar registrada para la posteridad.

El nuevo libro de Joan Roca me señaló un camino intermedio en forma de sardinas marinadas. Desde que la obra más didáctica del chef de El Celler cayó en mis manos y vi su forma de tratar este pescado, con un mínimo paso por salmuera y otro también breve por vinagre, tenía ganas de probarlo, y pensé que ésta podría ser la oportunidad. Era una receta perfecta: tirada de hacer, con más técnica que ingredientes, fresca, sana, asequible a cualquier bolsillo y muy tuneable a gusto del cocinero en el aliño de los pececillos. Y a la vez, con un 0% de aburrimiento.

Mi versión toma la forma de marinar de Roca, pero el resto de los acompañamientos -tomate, aceitunas, cebollino, tomillo- son cosecha propia. Él usa vinagre de vino, pero para este cometido yo prefiero el de manzana, que es un poco más suave. De cualquier forma, en este caso tampoco creo que la diferencia sea grande, ya que la inmersión en dicho líquido dura lo justo: ése es precisamente el mayor acierto de la receta, muy moderada en acidez y por tanto respetuosa con el sabor del ingrediente principal.

En cuanto a mis cinco minutos de fama televisiva, sólo puedo dar las gracias al equipo de Comando Actualidad por su profesionalidad. Ni grandes montajes, ni preguntas marcianas, ni peticiones para hacer cosas ridículas, ni amarillismo: sólo un periodista y un cámara haciendo bien su trabajo de forma sensata y relajada. Creo que todo esto se nota en el vídeo, pero juzgad vosotros mismos. Mi aparición, a partir del minuto 53:40.

 

 

Dificultad

Si yo he podido hacerla en la tele, tú puedes hacerla en casa.

Ingredientes

Para 4-6 personas, como aperitivo

  • 12 sardinas limpias de cabeza, tripas y espina
  • 2 tomates maduros carnosos (pera o corazón de buey funcionan bien)
  • 30 g de aceitunas verdes deshuesadas
  • 30 g de aceitunas negras deshuesadas
  • 1 cebolleta
  • 2 ramitas de tomillo fresco (en su defecto, 1/2 cucharadita rasa de seco)
  • 1 cucharada de cebollino picado
  • 1/2 cucharadita de chile en polvo (opcional)
  • Vinagre de manzana
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 100 g de sal gorda
  • Sal fina

Preparación

1. Disolver la sal gorda en un litro de agua (para acelerar el proceso, se puede calentar un poco el agua, pero entonces habrá que dejarla enfriar del todo después). Sumergir las sardinas en esta salmuera y dejarlas 5 minutos para que se desangren y se salen ligeramente.

2. Escurrir bien las sardinas y ponerlas en un táper o un bol de plástico. Cubrirlas con vinagre y dejarlas marinando 30 minutos. Escurrirlas, secarlas un poco con papel de cocina y cubrirlas de aceite.

3. Mientras las sardinas se hacen, eliminar la capa exterior del tallo de la cebolleta y cortarlo en rodajas finas. Ponerlas en un cuenco con agua muy fría para que pierda fuerza. Reservar la parte gruesa de la cebolleta para otras preparaciones.

4. Cortar los tomates por la mitad. Quitarles el líquido interior y las pepitas aplastándolos con la mano (éstos se pueden usar después para untar pan, por ejemplo) y rallar la pulpa. Incorporarle las hojas de tomillo, una cucharadita de aceite y una pizca de sal. Remover y reservar.

5. Picar las aceitunas.

6. Formar una base de tomate rallado en el plato o fuente en el que vayamos a servir las sardinas. Repartir los lomos encima y terminar con aceitunas, cebolleta y cebollino al gusto -no hace falta usarlo todo-, más un chorrito final de aceite. Si se quiere un punto picante, espolvorear las sardinas con un poco de chile.

Hay 39 Comentarios

Vi el programa y ciertamente las sardinas marindas son una delicia, Probad a acompañarla de un vino semi dulce, el contraste os encantará.

Lo de marinar me encanta pero me da cierto reparo tener que congelar unas sardinas fresquísimas, por eso a veces no hago este tipo de preparaciones aunque me gustan. Te dejo algo parecido, un marinado, pero vegetal: Carpaccio de fresas y pepino. http://cocinapasion.wordpress.com/2014/04/30/carpaccio-de-fresas-y-pepino/

Ya te habia visto! Me encanta tu bolsa naranja de la compra, muy cuqui!
Hoy he publicado en mi blog un baba ghanoush que esta para empezar a mojar y no parar hasta acabar con todo el pan! Baba Ghanouhs quiere decir "meloso y vicioso" porque es melos y tan vicioso que cuando empiezas no puedes parar, y dicen que quien lo come tambien se vuleve así, melos y vicioso así que... todos a comer Baba Ghanoush!

http://lesreceptesquemagraden.blogspot.com.es/

Hay que reconocer que tienes una cocina bastante "viejuna" y cutrilla. Me esperaba algo más glamuroso, jejeje. Supongo que es el precio de vivir en Barcelona donde los alquileres y compras de pisos serán carisísimos. En pueblos y provincias de España cualquier persona de nivel económico medio tiene una cocina más nueva, aunque sea de Ikea.
Las sardinas como más me gustan es en salmuera casera, como las que se han hecho toda la vida en casa: bien limpias se cubren de sal gorda y se dejan como mucho 24 horas en el frigorífico (yo generalmente aguanto menos y si las pongo por la mañana, me las estoy comiendo por la noche); se lavan y se les quita la piel y se ponen los filetes en aceite de oliva en un tupper cerradito en el frigorífico y tienes para unos días tomarlas en ensalada, solas, con cualquier aderezo...eso sí las mejores las sardinas gorditas con bastante grasa, que no se quedan secas.

Mira, por fin una receta de sardinas que nos gusta (ufff, la última vez que has hicimos a la plancha, su olor se quedó tan impregnado en casa que comimos sardinas 15 días seguidos).
Por cierto, sabéis que el atún también se marina ???

http://cocinadeemergencia.blogspot.com/2011/06/lasana-fresca-de-bonito-y-tomate-en.html

Your article is great ! Thank you !

Muy buena receta!!

http://areaestudiantis.com

Diógenes! vaya escrutinio has hecho por favor! jajajja Me he podido reír de lo lindo, sobre todo con el comentario del descaro... sí sí, no lo hagas, que lo sería.
Fantástica y sencilla receta, Mikel and cia, tanto en su elaboración como en los ingredientes! Enhorabuena por la receta y el blog.
Lo único que no me entra es el platito! por favor!!!

De aperitivo, o de cena. Que no hay que cenar demasiado.

Curioso que agradezcas que no te hicieran preguntas marcianas, con lo que te ponen en el "Aló Comidista".
Y en cuanto a la receta, este mismo fin de semana me pongo con ellas. Me encantan las sardinas "crudas".

Me hizo mucha ilusión verte, pero te noté un poco tímido,di tú
Que tampoco te conozco e igual eres así.
Confieso que te cotilleé la casa, primero a ver si la tenías limpia,que fue el caso, después los trastos un tanto chatungos que tienes en la estantería de arriba y que me recordaron a los cabezudos de los pueblos. Tambiėn observé que tienes muchos libros,no pude atisbar ningún titulo, so pena de incurrir en un error juraría que habrá muchos de cocina y finalmente tambiėn pude observar que tienes una maraña de cables bastante visibles detrás de la tele, como yo, asi que mehe quedado más tranquila. No me fijé en nada más, otro visionada del video me daría más detaloes, pero considero que ya sería rozar el descaro.
El plato muy lucido.

Me encantan las sardinas marinadas. No sé de dónde saqué yo una receta para marinarlas con cítricos y triunfé en una reunión de fistros. Habrá que hacerlas algún día.

Interesante la receta esta...


:-)

Yo incluiría en la preparación congelar/descongelar las sardinas, por lo del anisakis teatocaopoulos, no nos vaya a salir una tragedia griega. ¿Qué decís Don Mikel?

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Comidista

Sobre el blog

El Comidista trata todos los aspectos de la realidad relacionados con la comida. No sólo da recetas fáciles de hacer, habla de restaurantes accesibles o descubre los últimos avances en trastos de cocina, sino que comenta cualquier conexión de lo comestible con la actualidad o la cultura pop. Todo con humor y sin ínfulas de alta gastronomía.

Sobre los autores

Mikel López Iturriaga

es periodista y bloguero, y lo más decente que ha hecho en su vida es crear El Comidista en 2009. Escribe en EL PAÍS y habla en el programa 'Hoy por hoy' de la Cadena Ser, después de haber pasado por Canal +, El País de las Tentaciones, Ya.com o ADN. Aprendió a guisar con su madre y, después, en la Escuela Hofmann, pero sigue siendo cocinillas antes que cocinero.

Mónica Escudero

es DJ, madre, escribe, cocina y pone la mesa para El País Semanal, ejerce de Comidista adjunta, y no necesariamente en ese orden. Dirigió las revistas Barcelonés y Madriz, y colaboró en medios como Marie Claire, SModa, Vanidad, Yo Dona o La Luna. Ha escrito A vueltas con la tartera, y lo que más le gusta es cocinar, la michelada y los gatos (pero no para comérselos).

¡Pregunta!

Pregúntale al comidista

Envía aquí tus dudas gastronómicas e inquietudes personales. Es como el teléfono del tarot, pero gratis.

Buscar receta

Nuevo libro

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Las 202 mejores recetas de El Comidista

Recetas a cascoporro, guías para cocinar, un calendario de temporadas y una selección de lo mejor de su consultorio psicogastronómico se unen en el último libro de El Comidista.

Eskup

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal