Sobre el autor

Fernando Garea

lleva más de 15 años pisando diariamente el Congreso y escribiendo sobre política en distintos medios. Responsable de información parlamentaria en EL PAÍS, colabora en diversas tertulias en radio y televisión.

Sobre el blog

Contracrónica de la actualidad política. Lo que se mueve en los pasillos del Congreso, más allá del escenario del hemiciclo, y análisis de la vida política.

04 dic 2010

Estado de alarma

Por: EL PAÍS

El ?efecto rally round the flag? supone que en situaciones de alarma, los ciudadanos tienden a apoyar a los gobiernos.

Al Gobierno le ha llegado la crisis de los controladores en el momento en el que las encuestas le dan su peor resultado de la historia y con posibilidad de seguir bajando, porque debe afrontar otras medidas impopulares como el recorte de las pensiones.

Le ha llegado en el momento en el que ha perdido banderas políticas simbólicas como la del Sáhara y la del antinteamericanismo, por la política pragmática con Marruecos y por lo que han desvelado los papeles de Wikileaks.

Todo se ha producido unos días después de la derrota electoral en Cataluña que deja intuir otra debacle en las municipales y autonómicas. Y se atisba el riesgo de que los barones regionales y los candidatos municipales se acojan al ?sálvese quien pueda? para poner distancia con el Gobierno antes de esas elecciones.

Nunca antes, exceptuando los casos de terrorismo, un Gobierno se ha encontrado una causa tan popular y justificada como la de poner freno a los controladores. Pocas veces un Ejecutivo se encuentra con una ola tan favorable como la de extremar la dureza frente al colectivo laboral más odiado en este momento por el resto de los ciudadanos.

Por eso y porque está cargado de razón, el Gobierno está obligado a extremar la dureza contra los controladores. Si gana la batalla se beneficiará del efecto que provocan las situaciones de alarma.

En caso contrario, el malestar ciudadano y la sensación de caos se unirán a otras losas que están a punto de sepultar políticamente a Zapatero.

Por todo eso, el PP no quiere dejar pasar la oportunidad de desgastar al Gobierno. Todo vale para la causa de llegar a La Moncloa.

Su riesgo es quemarse si aparece como próximo, condescendiente o connivente con los odiados controladores.

Y eso y la necesidad de crear cortinas de humo explican que el PSOE intente relacionar al PP con los rebeldes. Como munición solo tiene de momento acusaciones con escasas pruebas sobre reuniones de sus portavoces con controladores.

Hay 17 Comentarios

Jamás pense que diría esto: POR FAVOR QUE VENGA EL PNV, o El PARTIDO DE LAPORTA o o o inclusoooooooo el PP, pero por favor que se vayan Zapatero el Optimista NODAUNA, Rubalcaba el MAQUIAVELO; Pepe Blanco el INEPTO y Bono el EMPRGRESARIOFORRADOANUEGTRACOTA. Y a los periodistas de verdad, si queda alguno en España que investige sus cuentas desde el GAL hasta el corral de la Pantoja.

Zapatero está muerto pero lo peor de todo es que se lleva con él el socialismo. Y Dios quiera que no se lleve también la democracia. Quien no sea capaz de ver ésto es que está ciego.

Aquí no hay más final agónico que el de los trabajadores, los pocos que todavía pueden decir que lo son. Zapatero ha muerto, como Dios. Y lo que es peor, se ha cargado el socialismo. Quien no sea capaz de ver ésto es que está ciego.

Zapatero, Pajín, Pepiño.....y demás ¿parlamentarios?. Estudiad, por Dios, y dejad de joder con la pelota.

Tranquilos. El ESTADO DE ALARMA solo es el aperitivo. Los finales AGONICOS de los presidentes son miticos. Aun queda mucho por ver. El INEPTO batira todos los records. [8D]

Resulta que este gobierno PSOE ha resultado ser de lo más militarista, jejeje. Más valdría que fuera tan enérgico contra las provocaciones de Marruecos, contra los piratas de Somalia, contra la inmigración masiva y la delincuencia inmigrante y contra tantos otros problemas frente a los que se muestra blandengue cuando no connivente.

Después de leer su escrito y la mayoría de comentarios que le acompañan , me quedo mas tranquilo , porque he podido comprobar que los malos son los ciudadanos que querían ir de vacaciones , los dirigentes de AENA , el ministro Blanco, el vicepresidente Rubalcaba , un tal Zarrias y el mas malo , malisimo como no podía ser de otra manera el presidente Zapatero o se todos en contra de unos pobres trabajadores que por si no fuera poco su estresante trabajo , tiene la mala suerte añadida de ponerse todos enfermos a la vez , y menos mal que han encontrado médicos suficientes en un mismo espacio de tiempo para que les diagnosticaran la enfermedad tan repentina, esta claro que a veces las cosas no son lo que parecen, en este caso como he dicho he tenido la fortuna de leerles y poder así encontrar la verdadera realidad de este asunto , graciasJavier el que dijo lo que usted dice que dijo Bertolt Brecht en realidad lo dijo Martin NiemallerMaría si se refiere usted con eso de las situaciones complicadas en los 35 años , al 23 F , solo decirle que entonces la ley que regula la aplicación del estado de alarma no estaba desarrollada

Lo primero, no se dice "rally round the flag" sino "rally around the flag". Emplear el verbo "to round" (= rodear) en vez del adverbio "around" (=alrededor) es sintácticamente erróneo, semánticamente dudoso, y fonéticamente palurdo.Lo segundo, en mi opinión, la reacción favorable de la población, no ha sido debida a un impulso patriótico en el sentido pretendido por la expresión anterior (ergo, erróneamente empleada) ni mucho menos como defensa de un gobierno "propio" acosado por un enemigo, sino a que la población está harta de padecer los abusos de ese colectivo gangsteril que en defensa permanente a lo largo de los últimos 30 o 35 años de su escalada progresiva de privilegios no ha dudado en emplar sistemáticamente procedimientos cada vez más cercanos a los de cualquier banda terrorista. Zarrías y González Pons han dado una muestra más de la indigencia intelectual de la clase política española. Vaya par de mamarrachos.

Desesperado e ingenuo pretender subir en las encuestas a costa de los controladores. Con el tiempo se verá lo que ha sido todo esto y que el decreto del sábado es ilegal. Que un puñado de personas no puedan volar no es una situación de alarma. ¿Alarma de qué? Desgraciadamente, ocurre con relativa frecuencia, ya sea por huelgas de controladores en países vecinos, huelgas de pilotos, etc o causas metereológicas. En los últimos 35 años hemos vividos situaciones más complicadas que la del viernes y a nadie se le ocurrió declarar un estado de alarma. No debería haber pasado de lo anecdótico y el gobierno debería haberse sentado a negociar... y vd. lo sabe tan bien como yo

MARÍA: ¿600.000 PERSONAS AFECTADAS es "un puñado" que no puede volar?? Y eso sin contar las pérdidas económicas....¿sabías que el turismo supone el 11% del PIB de la maltrecha economía de este país?? ¿sabes tú lo que ha supuesto, sólo para baleares y canarias, la broma de los controladores?? ¿y para la marca "españa" en el mundo?? ¿De verdad crees que es proporcionado el daño causado a nivel personal y económico con los intereses defendidos, esta vez sí, por un puñado de controladores?? ¿de verdad crees que el gobierno debía quedarse de brazos cruzados esperando a que amainara el temporal mientras las pérdidas se multiplicaban exponencialmente? ¿nunca has oído hablar del interés general?? Y eso no quita que ver a Paco Martínez Soria disfrazado de alto cargo del PSOE, alias Zarrías, insinuando que el PP estaba detrás de todo nada más declararse el Estado de alarma es uno de los espectáculos más bochornosos y lamentables de la ya de por sí patética política española.

Jesús, lo que da que pensar es, precisamente, que el sr zp estuviese en españa, y no en argentina. A ver si es verdad que los controladores habían avisado del "parón" quince días antes¡¡ Y no sin avisar como dicen todos los periódicos¡¡ A javier ¡¡ chapeau ¡¡¡. Ya somos dos los que pensamos que igual no es todo como lo pinta toda la clase periodística. No hemos oido ni leido la opinión de la "otra parte". Que, aunque nos caigan muy muy mal, por aquello de la envidia nacional, tienen derecho a expresarse.

En estos comentarios se nota que aún queda vida inteligente.Aún no está todo perdido.

Bueno. No es importante pero el suceso me pilló el viernes tarde echando un café en un pub de almería donde charlaba tranquilamente con el camarero, quien decía que además de Marruecos había otro país, que todavía no se cual es, que se había planteado reevaluar las relaciones diplomáticas con España.Camino a casa escuché en la radio que se estaban produciendo cancelaciones de vuelos en los principales aeropuertos pero sin definir aún muy bien cual estaba siendo la causa.Al llegar a casa, entrada ya un poco la noche, se confirmaba la noticia. El espacio aéreo español había sido cerrado o cancelado o suspendido, como lo queramos llamar... por una indisposición masiva de controladores a los principales aeropuertos nacionales.Tras ir digiriendo poco a poco la noticia y asimilando la importancia que este hecho tenía agravada por la cercanía de puente de la inmaculada se sucedían varias intervenciones informativas donde iban confirmando la situación. Tras un tiempo previo de negociación, no se esperó mucho hasta llegar la orden del Presidente del Gobierno por la que si "a las diez", en el segundo turno de trabajo, no se presentaban los cotroladores, se militarizarían las torres de control bajo la dirección de nada más ni nada menos que el Estado Mayor del Ejército del Aire.El acongojamiento era máximo. Comenzaban a dar la noticia de que varios de los controladores se encontraban en el hotel majestic de madrid donde coincidían precisamente con usuarios que esa noche debían haber tomado su vuelo e iban a pasar la noche allí. Unidades de policía y de la guardia civil accedían al hotel, junto con otras personas, para levantar atestado de lo ocurrido. La responsabilidad y supervisión del funcionamiento del espacio aéreo se encontraba desde ese momento en manos del ejército.Siempre he pensado que entre aquellos que entraron en el hotel majestic había algún sindicalista, persona importante o juez que se hizo presente en la situación intentando defender los derechos de personas que, hasta en un momento tan difícil, seguían siendo trabajadores españoles. Y en la segunda intervención de Rubalcaba, me sorprendí enormemente cuando dieron la noticia de que se podría decretar al día siguiente por primera vez en la democracia un Estado de Emergencia. Bajo mi punto de vista, lo que en un primer momento se intentó solventar bajo dirección militar, tras la mediación de alguien, acabó convirtiéndose en una redefinición legal de lo que estaba sucediendo y para lo que, si se quería someter a los controladores a la disciplina militar, habría que decretar previamente alguno de los estados de emergencia que establece taxativamente la Constitución.Tras decretarse todo normal. El funcionamiento de los aeropuertos se va normalizando, con cancelaciones, pero sin incidentes. Yo opino que las negociaciones con el colectivo de controladores por parte del Ministerio de Fomento, o alguien más, deberían haber tenido en cuenta las consecuencias del malestar que podría haber producido la aprobación de ese Real Decreto por el que se redefine algunos aspectos laborales de este colectivo. Hoy, tras ver el periódico el mundo, donde se pone de manifiesto que se produjo una especie de "chantaje político" al ministro para aceptar unas condiciones favorables, no sé a la parte a quien efectivamente deberíamos creer. Pero en cualquier caso opino que tal y como se ha saldado la cosa, con quinientos y pico expedientes disciplinarios, si algún mando de fomento o seguridad nacional hubiera dimitido, tampoco habría pasado nada.Ahora lo preocupante es si todo este estado de shock y tensión no perjudicará el trabajo de quienes tienen que hacer esta labor tan acotada y estratégica de "separar aviones".La intervención de Zarrías el día de hechos pone de manifiesto el tipo de manos en que estamos y encuentra cierta justificación en cómo hemos podido llegar hasta aquí. Zapatero, a día de hoy, en el día de la Constitución, el primer día de la Constitución, que para mí será el único, que coincide con la coexistencia de un estado de alarma, justifica su no intervención en el día de los hechos de forma que él debe responder ante el parlamento pero yo no estoy de acuerdo con ésto porque "la primera vez que se decreta un estado de emergencia en nuestra constitución quizás sea un motivo más que suficiente para que no se hubiera escudriñado en Rubalcaba, aunque fuera el portavoz del gobierno"Veremos a ver cómo evoluciona la cosa, pero como bien dice Jorge de Esteban en su artículo de hoy en el mundo, sin entrar en debate del de Alfonso Rojo durante estos días en ABC, la situación se encuentra indudablemente para que se disuelva el parlamento y se convoque elecciones.Que no quieran hacerlo es una cosa en la que, y menos en estado de alarma, los ciudadanos deberíamos entrar.Feliz puente de la InmaculadaY le deseo tranquilidad para los controladores, porque al fin y al cabo, para bien o para mal, nuestra seguridad depende de ellos.Adelante España.

No se tu, pero yo no odio a los controladores. Solo se que trabajan mucho y eso les ha llevado a tomar una decision equivocada.¿Por cierto cuanto cobran los directivos de AENA?

¿Tú quoque Fernándo? Vaya, yo que te tenía por un periodista más o menos serio, uno de pocos... Veo que me equivocaba. ¿Que el gobierno está cargado de razón? Vamos hombre, ¿ciscarse en los trabajadores, en la negociación colectiva y en lo que se sale del forro vía decretazo lo carga de razón?. Esto lo que ha sido es una jugada maestra de agit-prop para ponerse a la opinión pública a su favor. El regimen laboral y jurídico al que están sometiendo a los controladores (y ni soy uno de ellos ni ningún familiar mío) es lo más parecido al fascismo que hemos visto desde hace bastante tiempo. El Psoe le está cogiendo el gusto al autoritarismo y al pisoteo de los derechos de los trabajadores. Y si no véase el decretazo 6/2010 del Gobierno Andaluz. Pasarse la constitución y la función pública por la piedra. Ese es el resumen.

Qué raro. Dos comentarios que no siguen la tendencia general. Ya estaba empezando a pensar que mis padres me encontraron en una cápsula alienígena en vez de en la maternidad de Santa Cristina.Lo cierto es que el gobierno ha redondeado una larga tradición. El fútbol es de interés general (en esto parece que todos están de acuerdo); es una emergencia nacional que la gente no pueda irse de vacaciones (seguro que hay gente que está regresando de viajes de negocios y que hay algún premio nobel estancado en la sala vip de un aeropuerto, pero atendamos a la estadística); y además todo esto es una conspiración judeo-masónica orquestada por la oposición. Franco no lo habría hecho mejor.Espero que en algún momento más asentado alguien reflexione sobre qué se requiere para declarar el estado de emergencia en España y qué poderes puede ejercer o no el estado en esa situación.Es cierto lo que asevera Fernando. Los controladores son el colectivo laboral más odiado: porque ganan mucho. Y en lugar de preguntarnos cómo lo han conseguido e intentar empujar a nuestros propios colectivos en una dirección similar, la tradicional envidia nacional se regodea en su triste suerte. La triste suerte de ser el chivo expiatorio de la destructiva gestión de Aena y del ministerio de Blanco en general. Cuando Blanco compara su sueldo con el de los controladores, lo primero que me viene a la cabeza es que Blanco está absolutamente sobrepagado y que si España fuera una empresa privada, tendría motivos más que suficientes para despedirlo fulminantemente.De momento, parece que han venido a por los controladores, pero yo no soy controlador. Luego vendrán a por los escépticos (o a por los que leímos alguna vez a Brecht) y a lo mejor allí me pillan ¿no?

No le entiendo a usted. El Gobierno de España, el suyo y el mío, tomó ya las decisiones oportunas en este caso. ¿O no lo cree usted así? Mientras el líder del PP estaba en Lanzarote, el Presidente del Gobierno estaba en Madrid y resolvió el problema. Era su obligación. ¿Cree usted que un Presidente del Gobierno puede hacer más? Supongo que les ha pillado por sorpresa. Estaba claro que presumía el pequeño golpe, estilo camiones de la época del golpe de Allende. ¿Queé se hubiera dicho si hubiera estado en Argentina? Pues también por eso se le criticaba. Es decir: el Presidente está en su sitio pero hay muchas personas, entre ella usted, al parece, que siguen cargando. ¿Los sondeos? Pero no estamos en que lo importante es resolver la crísis económica... Los nubarrones en el Partido Socialista le interesa a poca gente, tengo la impresión. Lo que les interesa más es saber que su Presidente, mientras no lo derroquen, entre unos y otros, estaba en su sitio. ¡Vaya lujo de país, tener a alguien que se ocupa de ellos no de preparar una intentosa cada día!Espero que la próxima tenga más suerte. Esta, la verdad, les ha salido fatal. ¡Qué difícil es modernizar a un país! Pero nadie nos quitará el haber contado con un Presidente de Gobierno que estuvo siempre en su sitio, mientras muchos se dedicaron durante tanto tiempo a poner a su país cuantas más zancadillas mejor. Una pena, la verdad.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef01538f0b66a9970b

Listed below are links to weblogs that reference Estado de alarma:

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal