"La mayoría de escritores nórdicos son nefastos"

Por: | 24 de enero de 2013



Si alguien imagina que Maj Sjöwall es una venerable anciana, silenciosa y con escaso carácter se equivoca de plano. En esta entrevista muestra cómo tiene las ideas tan claras como cuando escribió con su esposo Per Wahlöö la decena de novelas de las que se embriagaron toda una generación de jóvenes y no tan jóvenes de los países escandinavos. Ello dio pie a que finales del siglo XX y principios del siglo XXI se extendieran por  Europa un grupo de escritores nórdicos que se inspiraron en ellos y que triunfaron, algunos de ellos de manera inexpicable.


Escribir las diez novelas “fue un proyecto que los dos teníamos claro que debía tener un principio y un fin. Con esas obras queríamos denunciar una Suecia que de cara al exterior era idílica y que para nosotros, que la estábamos viviendo, era una absoluta degradación de los que habíamos imaginado”.  Maj Sjöwall (Estocolmo, 1935) después de trabajar en varias revistas con artículos periodísticos entró a trabajar en  la editorial Wahlström & Widstrand. Desde los 19 años compartió su trabajo de periodista con la de traductora. En la revista Idun, con la que empezó a trabajar en 1961, conoció al que sería su compañero durante 14 años: Per Wahlöö, un nombre que todavía hoy pronuncia con admiración. Se casaron en 1962 y su primera novela, Roseanna con el detective Martin Beck la publicaron en 1965."Escribíamos entre los dos pero era él el que siempre tenía todo más claro".

Comunista convencida, declara sin ambages, que “Olof Palme –político sueco, líder del Partido Socialdemócrata y ex primer ministro de Suecia cuando fue asesinado-  nos traicionó. Hizo creer a los ciudadanos que vivíamos en una sociedad del bienestar y esa sociedad fue degradándose poco a poco hasta encontrarnos en una situación peor a la que estábamos cuando empezaron las reformas. Lo mismo que está sucediendo en Europa. Fue un estafador”. Sin embargo se ha demostrado que el comunismo no ha funcionado en los países donde se instaurado. “Creo que han sido los políticos quienes no han sabido ponerlo en práctica. Considero que el ser humano podría vivir en un sistema comunista, pero no ha habido nadie que lo haya sabido poner en funcionamiento. El egoísmo del individuo hace que no sepa valorar lo público como algo de todos. Se aprovecha de las situaciones cuando las cosas las tiene a su alcance, sin pensar en el otro. Un grave error difícil de solucionar”.

¿Por qué diez novelas?

“Era lo que habíamos decidido desde el principio y, a pesar del éxito que tuvieron en su momento, y veo que ahora también en España, no estábamos dispuestos a romper nuestro compromiso. En ellas, a través del inspector Martin Beck, queríamos mostrar esa Suecia nada idílica que se estaba vendiendo. Transmitir nuestros pensamientos y nuestra forma de ver la vida. Y trabajar en un género que nos gustaba a los dos y en el que podíamos trabajar juntos sin problemas”. El primer título que publicaron fue Roseanna y al siguieron El hombre que se esfumó; El nombre del balcón; El policía que ríe; El coche de bomberos que desapreció; Asesinato en el Savoy; El abominable hombre de Saffle; La habitación cerrada; El asesino de policías y Los terroristas, todos traducidos al español por la editorial RBA en España.

Sjöwall rechaza con rotundidad el título de “la dama de la novela negra escandinava”. “Lo que hicimos Per Wahlöö y yo fue abrir la puerta del género de los autores suecos, un género que siempre ha estado denostado, pero que ha demostrado que sirve a los escritores para mostrar la realidad, las miserias más ruines del ser humano y , en definitiva, contar lo que está sucediendo en una sociedad en un momento concreto. Nuestras novelas escritas hace 50 años tienen absoluta vigencia en estos momentos".

La autora de Los terroristas es critica con el boom literario que vive el género negro de los países nórdicos. Es ficticio. La mayoría de las obras que se publican son malísimas y otras ni tan siquiera deberían haber sido editadas”. Es una mujer que tienen las ideas tan claras que no se achanta a la hora de decir lo que piensa, aunque sus declaraciones sea duras y pueda molestar a sus compatriotas. "La literatura de algunos autores suecos es no solo pobre, sino pobrísima. Hablan de crímenes, pero no tienen ni idea de  construir una trama y ni tan siquiera saben lo que quieren contar. Son tan malas que son imposibles de leer porque no van al grano". Eso no quiere decir que sea capaz de reconocer a buenos autores del género negro y cita entre ellos a la escritora francesa Fred Vargas, al italiano Andrea Camilleri o al español Manuel Vázquez Moltalbán, que ha leído en inglés.Tres estilos totalmente diferentes de los que destaca su calidad literaria.

Maj Sjöwall argumenta que la publicación masiva de autores nórdicos se debe a una estrategia puramente comercial "sobre todo destinado al mercado alemán. No le gusta el escritor Henning Mankell, cuyas obras son seguidas por millones de lectores en todo el mundo porque, según explica, "carece de sentido del humor y es muy aburrido, igual que su inspector Kurt Wallander". Y ¿Stieg Larsson y su trilogía Millennium que ha vendido tantos millones de ejemplares? "Solo he leído la primera parte porque no me gustan los tochos. Su habilidad ha sido la de saber crear a una hacker Lisbeth Salander, un personaje muy moderno con el que ha logrado actualizar el género".

Algunas de las obras de este matrimonio sueco han sido llevadas al cine. La primera de ellas fue Roseanna, dirigida por Hans Abramson. El inspector Martin Beck fue interpretado por Keve Hjelm responsable de descubrir el asesinato de una joven. San Francisco, ciudad desnuda, de Stuart Rosenberg, basada en la novela El policía que ríe, fue el actor Walter Mattau quien se encargó deconvertirse en Beck. Un hombre en el tejado, de Bo Widerberg, fue el actor Carl-Gustaf Lindstedt quien se responsabilizó de descubrir el asesinato de un policía en un hospital. El actor Derek Jacobi, famoso por protagonizar la serie Yo Claudio, se metió en el papel del inspector Beck en Mannen son gick upp i rock. Gösta Ekman fue el protagonista de Branbilen som Forsvann; El hombre del balcón y el Maratón de Estocolmo, ésta última basada en la novela Los terroristas.

Hay 22 Comentarios

En lo personal los libros de Stieg Larsson aún no los he leído, pero a Henning Mankell comienzo a leerlo y me encanta su detective. De Millenium solo he visto las películas pero me parecen geniales, de hecho las compré y no me canso de verlas.
A la Señora no tenía el gusto de conocerla ni sus obras tampoco, pero en cuanto lei que era comunista convencida y luego de que los políticos tenían la culpa de todos los males del pueblo... dejó de tener credibilidad para mi. Nadie que piense que sus males son culpa de los demás merece crédito de mi parte.
Que sigan los libros publicándose que no nos hace daño la lectura a nadie.

cuando se edificó la nueva biblioteca de mi pueblo,
80.000 habitantes, nos permitieron dar opinión a los ciuda-
danos con objeto de ir completándola. mi marido eligío es-
critores del este y yo me centré en escritores nórdicos y
mujeres escritoras centroeuropeas.
lo bueno que he leido, es tremendamente crudo y la novela
negra no me apasiona, de manera que toda esa cantidad de gente que escribe, a veces, parece que de pronto, me
descoloca. es como cuando vas a una feria del libro y ves
que 4 o 5 amigos tuyos tienen editado un libro... alucinas.
voy a dedicarle un tiempo a esta sra. para opinar, pero en
general, estoy con ella , es una literatura tosca sin ningúna
concesión al lirismo.

A esta venerable anciana ha de molestarle que aún muerto Stieg Larsson tenga más éxito que ella. Sus palabras están cargadas de pura envidia e ignorancia.

Pues tiene razón, ella incluida, menudo aburrimiento, siempre nieve, hijos, bebés, más bebés, todo correcto, asesinos más correctos...zzzzzzzz

@madagascar Pues no se la pierda, es magnífica, y el Sr. Branagh se sale. Calidad BBC.

¡Por fin alguien que lo dice! Ya creía que era yo solo el que tenía gusto.
Stieg Larson no es más que puro entretenimiento para papanatas.

Stieg Larsson una maravilla de autor sueco-.

vad håller du på med Sjövall? Lo he comentado antes en el primer artículo sobre la autora y su pareja, mas explicaciones so se necesitan además leo que varios espanoles estan bien informados y no se dejan meter el dedo a la boca... para ser sinceros a esta señora nadie le da importance aqui, claro que algunos los hemos leido, pero para novela negra nórdica tenemos otros varios y talentosos que si hicieron critica a los fallos de la social democracia a la idiosincracia sueca y nuestros tabus que como todos los tenemos, pero esta señora se quiere pasar de lista y cada quien vende su producto como puede en este caso como fantoche politico echando basura a la social democracia y Palme, gracias a él muchos de nosotr@s tuvimos accesso a educacion, salud, vivienda digna, transporte publico que logro conectar el campo con la ciudad, asi todos tuvimos acceso a un bienestar social, claro a ella eso no le interesó nunca teniendo como padre a Will Sjöwall empresario, con chofer que te lleva a la escuela, con una familia que estuvo en cargos políticos, con un biografia familiar escrita por el padre vinculandose a la nobleza del sur de Suecia o casi con las familias nobles danesas, esas cosas claro ella no las hace parte de su discurso y tiene el descaro de llamarse asi misma marxista, impostora eso es lo que es, con una gran frustration escritores suecos magnificos como Roslund, Stig Larsson, Åsa Larsson , Dahl, Leif Persson, Ostergren, Nordin, Kallentoft, Nesser, Kanger o Lindqvist merecen ser representantes de la novela negra sueca.

por que excluyeron mi comentario?

Deseas tener la oportunidad de expresarte de una manera diferente en la red y a su vez ver como se expresan otros usuarios, cada uno con su propia esencia? Escribir y escribir es lo único que se hace en esta plataforma: http://www.towmin.com [Dentro de poco estará el espacio de usuario] [para darse de alta hay que escribir!!]

La señora Sjöwall habrá leído a Arnaldur Indridason? O quizá "El redentor" de Jo Nesbo? Qué fácil es descalificar desde las alturas del reconocimiento. Que conste que he leído ya las 10 novelas de esta pareja y tengo bastante capacidad para comparar y analizar.

En efecto, Angel, no hablo de Branagh sino del otro: altón, pesadón, lentón, torpón. A Branagh haciendo de sueco no le he visto.

@madagascar ¿Habla usted de la serie sueca o de la protagonizada britaníca protagonizada por Kenneth Branagh? Si es de la de Branahg no puede estar usted más equivocado, si es de la sueca le doy toda la razón.

Parafraseando a Astrud: "Todo me parece una mierda menos lo mío"... Vaya, vaya con la dama.

Por lo què entendì, la Sra Sjöwall detesta dos cosas. Una, què otros escritores suecos escriban como ella. O sea, què otros escritores suecos, de novelas policiales, aprovechen el hecho de què es màs rentable hablar mal què bièn de Suecia. Es decir, describir a los malos, antes què a los buenos.
La segunda cosa que la Sra. odia, es el capitalismo. ¿Tal vez porque,debido al capitalismo, le salieròn tantos competidores? No lo sè. Me gustarìa, sin embargo, saber què hizo la Sra Sjöwall con la cantidad de dinero què ganò con sus novelas. ¿ Lo donò todo a los pobres de Suecia?
No acabo de entender tampoco, què pretendia està señora de Olof Palme y de la Social Democracia. ¿Que cada sueco tenga una isla griega? ¿Ademàs de trabajo asegurado, salud gratuìta, vivienda de altìsima calidad y subvencionada, educaciòn gratuìta, relativamente altos salarios, etc, etc.? Stalin prometìo todo eso, no Palme.

Sra. Sjowall: En lo personal, si no me gusta un libro, lo dejo y nunca me tomaría el tiempo y la molestia de decir nada de ellos. No entiendo por qué en vez de ser tan lapidaria con los autores, no explica el por qué hay millones de lectores de Mankell y Larsson y de otros autores que han hecho que se hable de la novela negra escandinava y que como en todo, hay buenos y malos.

Discrepo de esta señora. He leido "el hombre del balcón" y tampoco es tan excepcional. Se lee bien y punto. Henning Mankel tiene un valor como escritor a pesar de que su comisario no tenga sentido del humor, sea depresivo, etc.etc. pero su forma de escribir tiene "musicalidad" ese sentido del ritmo que te seduce y consigue suscitar temas que interesan. He leido todas las novelas del comisario Wallander. También me gusta Andrea Camilleri y aquí sí por el gran sentido del humor que despliega y nada en absoluto por el trasfondo, que no lo hay, pero me pone de buen humor su lectura.

No está bien aprovechar una entrevista para desprestigiar a los colegas, es competencia desleal entre escritores: las novelas de Mankell y las de Stieg Larsson son mucho mejores que las suyas, con personajes no exentos de humor, y mucho mejor definidos que Martin beck , que tampoco está mal.

Henning Mankell no está nada mal, a la zaga vieron tantos otros y el boom de Stieg Larsson que puso tan de moda al género. Es lo mismo que el fenómeno de Las sombra de Grey...Montalbán, español, es tan o más bueno que muchos extranjeros, pero es de aqui y parace que eso no vende tanto..

Básicamente de acuerdo con "madagascar" en que las opiniones de la Sra Sjöwall resultan difícilmente globalizables, efectivamente ¡ qué diría simplemente leyendo las noticias de la EPA publicadas hoy, y lo que ello representa en España ! Pero pienso que a los artistas les sienta bien muchas veces una forma de ser desmesurada ¿ no tenemos ya a los políticos y grandes empresarios para adormecer la realidad hasta hacerla irreconocible ?

Vaya, vaya... ahora resulta que San Olof Palme era un criptofascista. Lo que hay que ver ... y yo sin enterarme.

La radicalidad de esta autora se basa, como siempre, en la ignorancia. Y que me perdone tal frase esta señora contra la que, obviamente, nada tengo. La cuestión de la ignorancia es relativa. Puedes criticar sin medida a tu gobierno o a las medidas que toma... de acuerdo, ahora bien, si pones en contexto el resultado de todas estas medidas, si pones en contexto tu país (Suecia) dentro del resto de Europa... ¿volcarías las mismas opiniones con tal ferocidad? Pienso que no (si ella tuviera que juzgar la situación de España debería crear un lenguaje nuevo ya que no tendría adjetivos -desgastados por el uso previo calificando su propio país-)
Cada uno ve la fiesta según le va. Los españoles vemos Suecia como un paraíso de cultura cívica (aunque efectivamente tanto los cineastas como los escritores de allí presentan otra cara de la moneda, harto conocida por los del Sur). Suecia, infierno y paraíso -antiguo tocho sobre "el Dorado" nórdico-. Bien, la cuestión es que las novelas de Stieg Larsson y las películas derivadas son, en mi modesta opinión ( e incluyo la versión americana de los hombres que no amaban a las mujeres con oo7 de protagonista) soberbias. Y que si nos muestran un submundo feo y cruel, lo hacen porque dicho submundo existe en todas partes, allí también.
En cuanto a la serie televisiva de Wallander, no sé si soy yo pero, ciertamente, carecía de sentido del humor el pobre protagonista, amén de resultar archi torpón y francamente poco atractivo en su desempeño.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Elemental

El blog de novela negra de El País

Puede que el protagonista no sea lo que parece y que el asesino no resulte ser el que temíamos, pero este espacio sí lo es. Un blog de novela negra para comentar y compartir críticas e informaciones sobre clásicos y novedades del género. Realizado por periodistas de EL PAÍS de distinto origen pero con una pasión común.

Coordinado por Juan Carlos Galindo

Eskup

Blogs recomendados

Papeles perdidos

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal