Emperrados

Sobre el blog

El día en que un chiquitajo o un gigante peludo entra por la puerta cambia tu vida. Aunque nadie te hable en casa, tú ya tienes asegurados fiesta, perplejidad y cariño. Somos unos cuantos autores con ganas de contar su peculiar verdad sobre perros y gatos. Coordinados por Matilda, una schnauzer (superdotada, cómo no) adicta a los calcetines de Ana Alfageme

Sobre las autoras

Ana AlfagemeEn una de sus vidas, Ana Alfageme es periodista en EL PAÍS, donde durante 26 años ha saltado desde la información científica y social a los sucesos y la cultura. Hoy trabaja en proyectos especiales. Su aventura más nueva y apasionante es compartir techo con Matilda y sobrevivir para contarlo aquí.

¿Comentarios, propuestas, noticias?

Escríbenos a blogemperrados@gmail.com

Alojamiento, salir y más

Nina-pham-one
Este martes, 21 de octubre, conocimos una gran noticia: Teresa Romero, la primera contagiada en Europa del virus del ébola, se ha curado. Hoy, miércoles, hemos sabido que Bentley, el perro de la enfermera estadounidense que padece la enfermedad, ha dado negativo en las pruebas. El animal, un Cavalier King Charles Spaniel de un año que vivía en Dallas con la joven Nina Pham, lleva en aislamiento desde el pasado 11 de octubre en una base aérea abandonada, al cuidado de Dallas Animal Services, una asociación de la ciudad. El animal cumplirá el resto de la cuarentena hasta el 1 de noviembre, cuando se cumplirán los 21 días. Mientras, su dueña continúa mejorando. Las autoridades han calificado el martes su estado de salud de "bueno".

Seguir leyendo »

¿Por qué lo que más nos conmueve sobre el ébola es un perro?

Por: | 10 de octubre de 2014

Excalibur, el perro sacrificado por posible contagio de ébola

El título de este texto es provocativo a propósito. No os enfadéis todavía, amantes de los canes. Partamos primero de la base de que a todos nos preocupa la gente que muere por ébola en África y que a todos nos ha parecido mal sacrificar a Excalibur, el perro de la enfermera infectada en España, sin comprobar siquiera si padecía la mortífera enfermedad. Por supuesto, defender a los animales y a las personas no son sentimientos incompatibles. Son, incluso, complementarios. Ahora bien, ¿por qué la mayor movilización hasta el momento tras el primer contagio de ébola en España se ha producido para salvar a una mascota? ¿Era lógico que así fuera o hemos sobreactuado?

Seguir leyendo »

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal