Atreverse con el graffiti

Por: | 06 de febrero de 2013

¿Por qué no inspirarse en el arte callejero para crear un ambiente personal y creativo en casa? Un graffiti puede dar pie a un mural decorativo de alto impacto, con el que construir ‘ipso facto’ un ambiente provocador, transgresor y poético. 

Feudo adolescente


 Un homenaje al arte y al diseño underground. NEUS BOSCH/ALBERT FONT

Yo adoro los graffitis. Desde que estudiaba en el Instituto en los años 80, siempre los percibí, gracias a la visión de Eugenia, mi profesora de Historia del Arte, como una manifestación artística más. Un arte callejero alternativo y transgresor, que me atrae -y que me atrapa- por la carga poética intrínseca que se agazapa tras sus trazos. No hablo de esas firmas (o ‘tags’) que invaden los muros de las ciudades, sino de algunas pinturas bellísimas que transitan entre el cómic, los ‘cartoons’, la ilustración, el diseño gráfico y la publicidad, y que te invitan -con sus mensajes subliminales- a la reflexión. Me emociono al contemplarlos. No me cautivan todos, pero tampoco aprecio todos los cuadros ni todos los libros (y no por eso abomino de ellos como generalidad).

Es cierto que el graffiti ha perdido parte de su marginalidad. Ha pasado de ser un acto ilegal y perseguido a ser reverenciado como una nueva  expresión artística ('street art') que se cuela en los museos, las galerías de arte, las portadas de discos, los festivales y hasta los anuncios de televisiónY hasta en las casas. Como me apunta el graffitero zaragozano Isaac Mahow, cada vez más muralistas relizan graffitis decorativos. Pese a todo, creo que la mayoría conserva el espíritu de insubordinación de los orígenes. Quizás, por eso, cuando El Pais Semanal me encargó recrear la habitación de un adolescente entre los 13 y los 18 años, la estilista Neus Bosch y yo recorrimos las calles de Barcelona hasta encontrar un graffiti de Sendys, concretamente Víctimas de la Corporación, que alerta a la sociedad sobre la alineación que ejerce la publicidad en esta franja de edad. Con la imagen que tomamos de esta obra creamos el mural decorativo interior que aparece en la fotografía. Es un montaje realizado para la ocasión. La idea era construir un muro para separar el mundo adolescente del adulto, crear ese feudo que reclaman los jóvenes que viven en casa de sus padres e impulsar una nueva conciencia en esta habitación que apuesta por el diseño de reciclaje como una alternativa al consumo. 


Convertir un graffiti en un papel pintado mural:

1. Fotografiar el graffiti un día soleado y con la mejor cámara disponible. Se trata de conseguir una imagen diáfana y de suficiente resolución (mínimo 300 dpi). 

2. Medir la pared de la habitación donde queráis disponer la imagen y encargar a una empresa de arte mural que amplíen la foto y la impriman digitalmente hasta obtener, a la medida del muro a cubrir, tiras de papel pintado lavable. Yo acudí a Bloompapers. ¿El precio? Unos 39,90 €/metro cuadrado.

3. Para equipar el ambiente, se puede disponer una taquilla como armario y un banco de gimnasia como sofá-cama. Éstos son, igual que las sillas vintage, de Artchimboldi. Tanto la alfombra realizada con restos de neumáticos de bicicletas como el puf Tomato son de Nani Marquina. Las luces, de la firma Nobodinoz.

Hay 3 Comentarios

Querido Isaac, tomo nota de lo que me cuentas y me pongo en marcha de inmediato. Desde hoy mismo empiezo a buscar interiores con graffitis pintados 'in situ'. Y hago un post para mostrar los más interesantes. ¿Podríamos contar con alguno de los tuyos? Si quieres compartir tu trabajo, envíame fotos de algunos de tus graffitis a: anaentucasaarrobagmail.com

Se de graffiteros, o muralistas que ademas pintan graffiti para ser mas exactos, que cobran lo mismo por hacerlo de verdad. En mi caso cobro bastante mas, pero creo que la diferencia entre tenerlo impreso sobre un papel o en directo viene a ser como tener una foto del Ikea o una de autor. La habitación queda bien no lo niego, pero ni punto de comparación.

Qué articulo más chulo! Es una tendencia que estamos viendo cada vez más – la gente quiere personalizar sus paredes para conseguir un estilo original y único en sus casas. ¡Poneros en contacto con nosotros para saber más!

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

¿En tu casa o en la mía?

Sobre el blog

Abordar la casa y sus aledaños desde el punto de vista de la gente que la inventa, la construye y la disfruta con ideas frescas, desprejuiciadas y transversales. Para ayudar a soñar a la mayoría en su día a día.

Sobre la autora

Ana Martínez Nebot

. Estudié periodismo para conocer a las personas que cambian las cosas. Trabajé en revistas económicas para financiarme la carrera. Impulsada por la pasión me centré en la decoración. Y descubrí que las cosas y las casas cambian a las personas.

Eskup

Archivo

junio 2014

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal