Eros

Si el coqueteo en la oficina va a más...

Por: | 17 de enero de 2012

Venus O'Hara por Guy Moberly
Venus O'Hara, por Guy Moberly

El coqueteo en la oficina normalmente no llega a ninguna parte, es solo un juego inocente que alegra el día. Además sirve como una buena distracción de las tareas aburridas del trabajo diario. A veces, ni hace falta que te atraiga la otra persona. Cuando tienes que pasar todo la jornada encerrada en un mismo espacio, día tras día con la misma gente, tus gustos pueden cambiar sin darte cuenta. Puedes encontrarte flirteando con una persona que ni siquiera mirarías dos veces en la calle. Suele empezar poco a poco, con emails sugerentes, indirectas, piropos y cruces de miradas intensas. Para algunos es un juego que hace que el tiempo pase más rápido, para otros se basa en una atracción verdadera.

Por lo general, los hombres no cuentan muchos detalles de sus vidas personales en el trabajo, mientras que las mujeres suelen ser más abiertas acerca de su estado de pareja. El hombre siempre quiere parecer disponible. Me sorprendió hace poco, cuando me crucé con un antiguo compañero de trabajo con quien había tenido muchísimo feeling. Me contó que acababa de ser padre cuando yo ni me imaginaba que tenía pareja.

Si quieres saber si un compañero de trabajo está soltero, una manera de averiguarlo es  preguntarle por su fin de semana. Aunque muchas veces serán vagos acerca de los detalles, dirán “relajado” o “haciendo deporte” y si preguntas más se sentirán interrogados. Sin embargo, si el coqueteo es inocente, tampoco importa el estado civil.


Joan

Christina Hendricks de 'Mad Men'.

Cuando me ha atraído alguien del trabajo, he notado cambios sutiles en mi comportamiento. Me cuido más el pelo, el maquillaje, la ropa y por supuesto, el perfume. Ir a trabajar era como salir de fiesta pero con más discreción. Procuraba acudir con ropa nueva a las reuniones importantes y mis citas en la peluquería fueron más frecuentes. El trabajo se convirtió en algo emocionante y hacía todo lo posible para cruzarme con él “por casualidad” en el pasillo, el ascensor o en el comedor.

Además, en las reuniones siempre intentaba sentarme directamente delante de él o al lado. Mi pesadilla era cuando alguien se ponía en medio de nosotros y no le podía ver ni sentir. Por el contrario, cuando teníamos que trasladarnos a una feria, visitar un cliente, o efectuar un viaje de negocios me parecían más bien unas vacaciones, teniendo aún más posibilidades para el coqueteo o quizás algo más.

Hay miles de razones por no mezclar el sexo con el trabajo pero a veces es imposible resistirlo. Por algo dicen “donde tienes la olla....”. Sin embargo, hay sensaciones que solo una aventura en el trabajo puede proporcionar y no conozco a nadie que afirme que podría resistirlo por mucho tiempo si se presentara la oportunidad. ¿O quizá tú sí? Aprovechar la hora de comer o la pausa del café para hacer un rapidito, no es solo el sexo lo excitante, sino también el estrés de volver a la oficina a tiempo, con el maquillaje perfectamente retocado para que nadie se dé cuenta.


Venus O'Hara by Guy Moberly

Venus O'Hara por Guy Moberly

Disimular delante de los compañeros de trabajo es esencial para evitar los chismes, pero también puede ser muy morboso tener un secreto, sobre todo después de una noche de pasión. Mi recuerdo favorito de sexo con un compañero de trabajo fue cuando le pedí que ni me saludara en la oficina. Cuando él llegó al despacho, saludó a todos menos a mí, pero no importaba porque sabía que esa misma mañana ya me había dado los buenos días con sexo oral.

Hay muchas parejas que se conocen gracias al trabajo y acaban casándose o viviendo juntos. Ver a tu pareja en casa y en el trabajo puede ser divertido durante un tiempo, pero cuando esto sucede, lo mejor que puedes hacer es ¡cambiar de empresa! En tu nuevo puesto de trabajo, ya podrás empezar el proceso del coqueteo en la oficina de nuevo... ¡Solo para alegrarte el día, claro!

Hay 62 Comentarios

Como decimos en mi paìs "Nunca metas el pipi en la nòmina" y es cierto. Uno termina metido en grandes lìos por esto! La chica, es en la mayorìa de los casos, demasiado caliente y quiere a toda hora en todo lugar. Por lo mismo, hace notoria la relaciòn, por lo que el ambiente de trabajo se convierte en una jaurìa detràs de la hembra y por ùltimo, terminas peliàndote hasta con el propietario o gerente, porque se convierte en uno mas de los perseguidores. Y, por eso pregunto: habiendo tanta hembra en la calle, no es mejor liarse con una de estas que con una con la que se comparte trabajo o estudio??

Muy buenooooo!!!!!!!!!!!!

Ya solo porque vas contento a la oficina, merece la pena el coqueteo. Si en un entorno donde hay hombres y mujeres, juntos durante horas y días tras día, no sucediesen estas cosas, entonces no seríamos seres humanos, sino helechos.
Para aquellos/as que ven esto como una frivolidad y un escándalo, desearles mucho ánimo que con su foco en el trabajo levantarán España... mientras los demás lo pasamos en grande.

Nos gusta lo que esta "prohibido" da mas morbo..jaja
http://hoysonrioalespejo.blogspot.com/

La verdad que el tonteo en el trabajo esta bien, y mantener el secreto...lo malo es cuando la cosa va a mas te enamoras, el te deja y ya estas jodida dentro y fuera del trabajo...y como han dicho por ahí no está la cosa facil para cambiar de trabajo. Así que para la próxima ya mejor tonteo en el metro ;)

No sé por qué será pero yo donde más ligo es en el trabajo, cuando salgo de fiesta no me como un rosco, será una maldición??, acaba siendo aburrido salir siempre con chicas de tu misma profesión, sin embargo hay que decir que mi profesión es tan absorbente (científico) que cuando he salido con chicas que ni saben del tema la cosa funciona mal, no entienden los horarios, el hecho de que no desconectas y de que te venga una idea en cualquier cosa, no entienden la pasión por el trabajo, tan diferente al típico trabajo de 8 a 3 que cuando salen se olvidan de todo hasta el día siguiente. Y luego el tema de que con frecuencia cambias de ciudad e incluso pais, entonces la vida sentimental del científico está indisolublemente ligada a la profesional, laboratorio nuevo ligue nuevo frecuentemente, aunque hay quienes se desplazan en pareja. El caso es que tal y como está el patio en la investigación española no es de extrañar que la mayoría tengamos novias/os extranjeros, salvo que Rajoy decida ponerle remedio a esto, y no parece muy por la labor precisamente.

Nunca había visto este blog en la oferta de blogs de El País, supongo que porque no me había fijado. Me pregunto qué necesidad había de un blog de este tipo en un periódico, cuando los tópicos pseudorrelatos de este pelaje abundan en internet, incluso con mejor calidad, en páginas de onanismo barato.

Lo peor de todo es que la redactora ha adoptado el mismo tono infantilizante que usan los hombres cuando escriben relatos desde una presunta "perspectiva" femenina.

Todos hemos tenido compañeras de trabajo que te atraen y que cuando hablas con ellas en el café o saliendo del curro te alegran un poco la mañana. Supongo que desde la perspectiva de una mujer será igual con algunos compañeros. E igual para homosexuales de ambos géneros.

Pero de ahí a banalizar la sexualidad femenina como se hace en este blog...

Es cierto, mejor no mezclar negocios y placer... pero aún así el sólo hecho de saber que no es recomendable lo hace más atractivo.

"¿y si el romance se da en la mismísima 2?" Claro que hay romance en La 2.Un león a media tarde en el Documental de siempre puede copular hasta 90 veces al día a la sombra de una acacia en plena sabana sin mover nada más que la cola principal después de haberse hartado de carne y habiendo cazado la presa la hembra.Está claro que ustedes La 2 no la ven.

al final es siempre más de lo mismo...todas estas personas liberadas que coquetean para sentirse vivas, aunque tengan pareja y nunca se liarían bla bla bla....es más de lo mismo, problemas de autoestima que hoy justifican un coqueteo trivial y mañana un polvete sin importancia....siempre será asi hasta que la gente sepa valorarse a si misma sin depender de la opinión de los demás...cada cosa por su nombre...

Esto me recordó a cuando de pequeño, mi madre tenía una peluquería, leía revistas de cotilleo. Había una sección, una especie de consultorio amoroso, en dicho apartado las chicas (mujeres) escribían cosas muy parecidas a este post.
Con respecto a los mineros encuentro mucho más excitante tener un rollo a muchos metros bajo tierra, con la cara y manos sucias, iluminados por la luz de un foco, el eco de los gemidos, etc, etc, etc.

¡cambiar de empresa! dice... sí, guapa, en la españa del 2012...

Guau. ¡Qué motivador el post, Venus! ¿Cómo no reconocer las virtudes de una ilusión (o un affaire) que te haga "no ver las horas" de que sea lunes, o las 8 de la mañana, para estar allí!? Les pregunto a los que sugieren que si vemos La 2 nos centramos en lo importante de la vida y no en estos asuntos tan nimios como la pasión o la atracción sexual: ¿y si el romance se da en la mismísima 2, por ejemplo, o entre investigadores, en una biblioteca o un laboratorio, o entre profesores de literatura, leyendo juntos a Joyce, entonces sí estaría bendecido por la cultura? Brindemos por el humor y el amor, antes, durante y después del horario de oficina.

Después de una larga relación mi pareja me abandonó por una compañera de trabajo. Trabajar en una oficina llena de chicos encantadores me sirvió de terapia ya que el coqueteo me hizo sentirme deseada de nuevo. Tenía dos chicos con los que coqueteaba, a los que llamaba número 1 y número 2 porque no hablabamos, sólo eran miradas y mas miradas... y luego había otros que coqueteaban conmigo. Algunos me pidieron hasta citas pero nunca ninguno me gustó lo suficiente como para aceptarlas. Mi cabeza siempre ha sido mas fría que el corazón y para una noche de sexo no merece la pena que luego todo el mundo se entera y eres la comidilla de la ofi al día siguiente y para la posteridad. Aun hoy, con otra pareja, sigo coqueteando aunque sólo se queda ahí, coqueteo, que me hace sentir viva y feliz y hace que ir a la ofi sea una fiesta :-)

To, ponte a tontear con tu compañero pico en mano, lleno de tierra, en una mina, a oscuras y con riesgo de muerte por las emanaciones de gases. Vamos, habrá a quien le de morbo pero creo que es para ir a un especialista.

¿Por què no defender que cada uno haga su vida y se acueste con quien quiera, pero sin que esto afecte a los compañeros? No hay nada más lamentable que el típico tópico de la secretaria trepa e incompetente que finalmente se lleva a la cama al jefe. Sucede en todas las empresas grandes y acaba perjudicando enormemente a todo el equipo. Ojalá todas las empresas tuvieran un código ético.

porque no piensa nadie en el daño que se puede hacer a la pareja y mas si tienes hijos?

Se de lo que habláis, hace ya bastantes años tuve un lío con una compañera de trabajo 15 años mas joven que yo, todo lo que me contáis de morbo y pasión pero multiPlicado por mil. Los dos rompimos con nuestras parejas, fue jodido para ambos pero nos queríamos por encima de todo, ha sido duro y lo sigue siendo, pero seguimos locos el uno por el otro. Ahora mismo se me cae la baba mirándola ahí sentada junto a la chimenea de nuestra casa, se acaricia el vientre donde guarda a nuestra hija a la que le faltan días para nacer, sigo amándola como el primer día, no nos arrepentimos de nada y desde aquel día en el que se cruzaron nuestras miradas en el trabajo me siento una persona muy afortunada.

Increíble. Desde esa alegría con la que escribe "cambiar de empresa" (jajajaja...) a esa otra alegría con la que comenta algo que puede ser tan agobiante para una mujer como el acoso laboral. Yupi, viva el país de las maravillas, yujuuu.

Estoy metida en una situación así y, aunque espero tener la fuerza de voluntad para pararlo antes de que llegue a más que un coqueteo inocente para pasar el día (él tiene pareja, yo no), me ha encantado leer el artículo y ver palabra por palabra lo que estoy viviendo desde hace unos meses. El párrafo de los "cambios sutiles en mi comportamiento" está clavado.

Este artículo parece haber sido escrito basándose en la historia de una amiga, que empezó en una empresa, en la cual la mayoría de sus compañeros tenía algo atractivo y tuvo que tomar la difícil decisión de quedarse sólo con uno. Pero, totalmente cierto, lo que comentas de los hombres que quieren parecer siempre disponibles. Conozco muchos casos de este tipo. Por cierto...me confieso fan de Mad Men!

Pues yo me paso el día cruzándome con Orcos y Uruk Hais! Debo trabajar en Mordor SL.

Vaya, este comentario me ha sonado totalmente a artículo barato del Cosmopolitan. No está a la altura de lo que uno espera de El País... A la escritora (o el escritor con pseudónimo), por favor, busca otro tópico, este está muy manido...

Pues yo curré con una de las tías mas bellas buenas y morbosas de esta capital. Pero nunca fui capaz de decirle que debido a ella casi tengo desgastado el "miembro" de tantas pajas en su honor. Lo raro del asunto es que ella era ingenua -o se hacía pasar-, y además excelente persona.
En fin, a lo que voy: nos encontramos una década después de aquello, ella separada y yo también. Le conté todo, y la invité a..., y joer, fue uno de los mejores polvos de mi vida.
Esa tía si ´que sabía follarse a un hombre.
En el curro quizá no hubiera funcionado había muchas luchas de intereses, y ella era una de las comandantas de esa empresa. Y yo su subordinado.

he tenido mucha suerte, soy joven, guapo segun los canones de hoy dia, atletico y me gusta ir bien al trabajo, por experiencia propia dire que no hay nada mas facil de follar que una mujer casada y entre los 30 y los 45 años, cuando busco follar bien sin demasiadas preguntas, nada como una mujer casada, vicio total en la cama, algunas hasta me eligen para compañero de juegos en pareja y hacer otras cosas, como sexo en trio o en grupo. Por supuesto sus maridos ajenos a todo, algunos fliparian si vieran a su mujer, esa con quien compra ropa en el corte ingles , comerse pollas de dos en dos , con chicos 10 años mas jovenes que ellas.

Anonima 28 ¿has leído lo que has puesto? ¿no te parece un poco contradictorias las primeras líneas?:

"El coqueteo de oficina no es malo mientras no pase de eso.... coqueteo.... y ya esta. Yo estoy liada con un compañero de curro. Sexo brutal."

WTF?

Esto en España es imposible. Las mujeres tienen la sarten por el mango. A ver quien arriesga un puesto de trabajo por unas carantoñas de una señora.

Me gustaría que alguna chica me aclarase sinceramente una duda que me asalta.
A lo largo de muchos comentarios en varios posts de este blog se habla de cierto acto que se puede resumir más o menos de esta manera:
"""Es horrible que te guste alguien de la oficina. Sales del trabajao con un calentón... Y deseando llegar a casa para calmarlo con una buena ducha fría""
Dado que dichas mujeres aparentemente son personas liberadas, modernas y que disfrutan sin tapujos de su sexualidad sana, me pregunto cómo se puede ser tan moralista en ese aspecto; me explico: si vienes caliente de la oficina ¿por que tienes que reprimirte el calentón con agua fría? ¿por qué no te masturbas y tienes un buen orgasmo?
Siempre me llamó la atención ese recurso a la ducha represora de agua fría que tienen muchísimas chicas, pero ver que dicho acto represivo está tan vivo en chicas modernas que comentan en posts que hablan libremente de la sexualidad femenina, me cuesta creerlo.
Están calientes y en vez de masturbarse y desahogarse se reprimen con agua fría.
El por qué de ese comportamiento sigue siendo un misterio para mí.
Saludos a todas.

El refranero español que es muy sabio tiene entre sus dichos uno muy recurrente y que a buen seguro alguien habrá escrito:

"Donde tengas la olla, no metas la..."

Yo por mi experiencia personal he visto los efectos de diversas versiones del coqueteo y las relaciones sentimentales o sexuales en el mundo laboral. Y ninguna es beneficiosa ni para las personas implicadas, ni para sus compañeros. Es por ello que en muchas empresas la norma sea que en cuanto se descubre un caso, alguien tiene el finiquito o el traslado en la mesa. Es muy lógico y normal que esto ocurra en el trabajo, sea oficina u otro lugar. Pero por el bien tanto de los implicados y sobre todo el de sus compañero, si no existe mejor que mejor.

esto lo harán los funcionarios, ...yo no tengo tiempo de hacerle sexo oral a ninguna compañera de trabajo, hay que trabajar y esas cosas

Es alucinante como las mujeres sois las primeras en perpetuar los estereotipos y los prejuicios.
Todo lo que comentas se da en ambitos de trabajo, pero hay muchas personas, que trabajamos de verdad, y sinceramente poco tiempo tenemos para coquetear como dices tu. Alucinante la forma en que hablas de tu trabajo y tu forma de comportarte en la oficina. Trivializando, totalmente ausente de contenido. Me sigue alucinando la gente tan frivola, que encima pensara que son algo especial o que tienen un nivel de liberacion alto. Sinceramente no habia leido tu blog nunca, y hoy primer dia que lo hago, me encuentro lo que me temia, otro articulo estupido , diciendo nada y siendo mas machista que el 90% de los comportamientos tachados como tales.

Sigue con el buen trabajo? Un saludo

bueno.... me ha encantado!!!
Solo una cosa... por qué "pobres mineros!!"... qué pasa que los mineros no pueden coquetear entre ellos?
Hasta ahí podíamos llegar !!!

De donde sacas la olla no metas la polla!!!!!!

Que te atraiga alguien del trabajo es lo peor que te puede pasar. Sales del curro con un calentón que no puedes con el y solo lo solucionas con duchita fria. No se lo aconsejo a nadie.

Vaya tela... Cuantísimas personas femeninas se creen que viven en Divinity...

¿Por qué no les dará por ver la 2?

Yo si trabajase con Christina Hendricks también coquetearia en la oficina y hasta le tiraria todos los trastos que hicieran falta, nos han fastidao...

Me parece de muy mala educación que el compañero con quien has pasado la noche no te salude, ni siquiera disimuladamente.
Sospecho que llevábais entre manos un extraño juego de dominación-sumisión. En ese caso el morbo de no saludar resulta extraordinario.

Vistos los comentarios veo que es irremediable tontear en el curro, pobres mineros.

.. es un articulo un poco chorra la verdad, el trabajo es el trabajo. Os pensáis que todos somos tan estupendos y glamuroso como en las series? O que la vida es como sexo en NY?


Despierta!

A mí me ha pasado solo una vez. Fue con una chica de la oficina que llevaba tiempo apretándome. Yo me hacía el loco porque estaba enamorado de otra. Total que no enviaron a un proyecto juntos a Canarias y en pleno carnaval. De vuelta al hotel en una noche de borrachera me encallejonó en el pasillo del hotel. Intentó robarme las llaves de la habitación. Luego me rompió la camisa. Estaba como loca. Al final en pleno pasillo la agarré por la muñeca y le dije: ahora te voy a echar el polvo que te has ganado por pesada!

Yo caí con un chico de mi oficina, caí tres veces e imagino que cuando volvamos a coincidir llámese, despedida de compañero, fiesta de navidad o en cualquier otro sarao... volveremos a liarnos... Si que es verdad que cuando nos cruzamos por algún pasillo es como si no nos conocieramos.. Es divertido siempre y cuando uno no se pille demasiado... Saludos!

Yo coqueteé con mi profesor de música que era 20 años mayor que yo, el pobre se enamoró de mí perdidamente. Me propuso matrimonio e incluso dejó a su mujer con la que llevaba felizmente casado 25 años. Yo verdaderamente lo pasé muy mal porque, aunque le tenía mucha admiración no era mi tipo para nada, pues era gordo, calvo y mayor. Desde entonces procuro solo coquetear con gente que verdaderamente me guste, porque hay quien esto del coqueteo no lo encaja bien y se crea falsas espectativas.

Yo coqueteé con un compañero de trabajo. Me gustaba mucho y terminé enamorándome. Mi pareja, que no era tonta, se dio cuenta; el compañero que tampoco era tonto se dio cuenta y su mujer que también se dio cuenta y era muy lista le dio un ultimatum: o terminar con mi amistad o terminar con ella. Al final perdí mi pareja y mi compañero pasó de mí; aprendí que solo voy a jugármela si tengo muchas garantías de éxito. Coquetear y hacer el ridículo para nada es tontería.

Existen miles de mujeres sexy alrededor tuyo, no te metas con tus compañeras de trabajo, porque en lo adelante tu vida cabiará para mal.

¡Es que allí se pasan muchas horas! ¡Lo malo es cuando te coquetea el adefesio de turno y no sabes dónde meterte!!
En "Inglesas" narro el encuentro sexual tras una cena de empresa de navidad. ¿Qué opinas?

Eso, eso más y más frivolidad!! Que bien vamos señores...

Si trabajas en una empresa de prestigio, las relaciones entre colegas nunca serán aceptadas, por lo que tendrías que cambiar de trabajo, además siempre se filtra la info y quedan, ambos, terminando con el matrimonio y arrepintiendose muchas veces de lo sucedido. Yo personalmente no lo haría. Con el artículo, solo se denigra la persona que alienta a hacerlo.

Me parto cuando cazo a alguna checkeandome el paquetón.

Si mi novia lee esto no me volverá permitir ir al trabajo más.

Que yo sepa mi ex conoció a su amante en la oficina, lo dejaron -a él lo despidieron- aunque ella negaba lo que a mis ojos y cuernazos era obvio. Cuando la cornamenta dejó de ser visible, conoció a su siguiente jefe, que hoy es su marido.
Yo nunca he trabajado en una oficina!
Enrollarte con los que trabajas no me parece excitante. Reconozco que tiene morbo, pero un poco enfermizo: que nadie lo note, que no lo sepan... Puff!

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

Ni enciclopedia ni consultorio sexual al uso. He aquí un rincón erótico festivo dedicado a las relaciones y la atracción entre seres humanos, esa faceta que nos hace la vida más placentera, tierna, amorosa, plena… Un blog coral, con cinco autoras de todo origen y condición, que apuesta por el juego, la provocación, lo sensual y el sexo como acto libre, adulto, compartido, real o ficticio, siempre divertido... Eso sí, si tu mirada no es amplia y tolerante, mejor no te detengas aquí. Coordina Analía Iglesias. No sólo se admiten firmas invitadas, sino que son deseadas.

Sobre las autoras

Anne Cé. Nació en el sur austral (Argentina), en un tiempo beatle y en un país con altísima densidad de psicoanalistas y jugadores de fútbol. Periodista, quizá incluso a su pesar, narra lo que se le ponga delante. Y narra, y narra. Un día descubrió que el simple roce de una clavícula le erizaba la piel y entonces comprendió por qué le gusta tanto abrazar a un hombre.

Esther Porta. Segoviana, fue becaria en el mítico Tentaciones y allí hizo de todo hasta que sus conocimientos de sexo la convirtieron en Beatriz Sanz. Y gracias a ella, publicó artículos semanales de sexo, dos libros y fue reclutada como sexperta guionista del programa de Canal +: 'Sex Pópuli'. Cuando casi se le había olvidado (lo de escribir de sexo...) se mete a bloguera. Y aquí está, con tantas ganas de sexo (del uno y del otro) como siempre...

Venus O'Hara, de Reino Unido, con raíces irlandesas. Modelo fetish, actriz y escritora. Licenciada en Ciencias Políticas y Francés, reside en Barcelona, ha sido columnista sexual en varias revistas, tiene su propio blog de fetichismo y es creadora de 'No sabes con quien duermes', un confesionario para personas que llevan una doble vida. Publicó su primer libro junto a Erika Lust, 'Deséame como si me odiaras', en 2010.

Tatiana Escobar, de Venezuela (1976), ha escrito ensayos y poesía en español. Traductora y editora, en 2004 abrió en Madrid junto a sus socios la primera boutique erótica de España, La Juguetería Erotic Toys, para no tener que vivir de la literatura. Desde entonces vive del sexo. Y escribe, a veces, para sus amigos.

. Madrileña. Soñó con escribir y pronto descubrió una vía: el periodismo. Pero como tampoco valía narrar sobre cualquier cosa, eligió suerte y remató la faena con un posgrado en Sexología. Ha trabajado en suplementos de salud y medios especializados. Con la práctica ha acabado por darle un toque más sensual a sus letras. Y con ellas sueña en escribir, ahora, un libro.

Ilustracion
Venus O'Hara, Anne Cé y Silvia C. Carpallo, según 'Mi Petit Madrid'.

Nuevo libro

El orgasmo de mi vida. Si ya no sueñas con príncipes azules, locos por pedirte en matrimonio, ni esperas que aparezca un millonario atormentado pero diestro en amores, con una Visa en una mano y un látigo en la otra, este libro es para ti. Porque El orgasmo de mi vida habla de eso, de mujeres realistas, lúcidas, independientes y eróticamente vivas, capaces de combinar esa cotidianidad que todas conocemos, con sus pasiones más salvajes. Ellas son las protagonistas de los relatos, sin guionistas que les digan lo que tienen que hacer, pero sobre todo, son las compositoras, directoras e intérpretes de los orgasmos más armoniosos de sus vidas.

Lux eróticaLux erótica. "Escribir sobre sexo era la propuesta y me sentí estimulada. Después de tantos años como periodista cultural y con mucha vida hecha en torno a la información y a la actualidad, tenía ganas de ponerle carne a la crónica. Porque nuestra más genuina actualidad como personas pasa por el relato del erotismo. Porque de atracción y de relaciones hablamos todo el tiempo en este tiempo occidental con ciertas libertades individuales garantizadas y rebosante de espíritu lúdico pero también algo desafectado y con nuevos descompromisos adquiridos...". Anne Cé.

Inglés para pervertidosInglés para pervertidos."Se dice que la mejor manera de aprender un idioma es a través del sexo con un extranjero. Pero ¿qué haces si estás en la cama y no sabes qué decirle? Con Inglés para pervertidos puedes aprender todas las palabras y expresiones que siempre has deseado saber, desde lo más elemental al sexo más salvaje. El libro cuenta con ocho capítulos centrados en las partes del cuerpo, la cama, el LGBT, las compras sexis, el lado oscuro, el porno, el chat y la salud sexual. Cada capítulo contiene vocabulario, gramática y unos ejercicios muy originales que no encontrarás en ningún otro libro. Aprende todo lo que tu "English teacher" no se atrevería a enseñarte nunca. Y... si te cansas de estudiar, el libro incluye un montón de fotos mias para distraerte". Venus O'Hara.

TWITTER

Nuestros autores en Twitter

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal