Eros

El sexo oral que nunca deberías practicar

Por: | 06 de agosto de 2012

Autora invitada: Silvia C. Carpallo (*)

De pequeña siempre pensaba que aquello del sexo oral tenía que ser algo relacionado con decirse “guarradas”. Por supuesto, acabé por descubrir todo lo que podía ofrecerme ese término a un nivel más práctico, pero hoy me pregunto si no habría que buscar otro concepto que englobe todo lo relacionado con lo decimos durante el acto sexual. Porque el “sexo oral” tiene mucha más importancia de lo que parece, sobre todo, cuando se dicen las palabras inadecuadas.

Shh4          Fotografía de S. C. C.

Somos seres inseguros casi por naturaleza, hay que aceptarlo, y el poder que nuestra pareja, estable u ocasional, tiene sobre nosotros en ese momento, es mucho mayor del que nos gustaría reconocer. Un “¡eres increíble!”, puede elevarnos al cielo, y un simple y rotundo “¿ya?” puede arruinarnos el momento, el día, el mes o, dependiendo de lo que ese “¿ya?” se difunda por el boca a boca entre sus amigas, todo un año.

Desmotivaciones,es         Una de las ironías de la página desmotivaciones

Hay palabras que incluso pueden arruinar hasta la relación más consolidada, y un claro ejemplo es ese momento, en pleno éxtasis, en el que entre gruñidos o alaridos, suena un nombre, que por desgracia no es el tuyo, sino del exnovio o de la exnovia de turno. Más allá de esos errores, casi de principiantes, los hay que queriendo dar más emoción al asunto, o desbocados por la pasión, sueltan frases que pueden llegar a ser desconcertantes, ya que por ejemplo, y precisamente hablando de sexo oral, un “¡cómeme los huevos!”, puede dar emoción al asunto o romper toda la magia del momento.

En ocasiones es un poco difícil encontrar el equilibrio entre “hablar sucio”, algo indudablemente muy  excitante, y el saber hacerlo pero de una forma sugerente. Siempre puede optarse por el diccionario oficial del “¡sigue así, dame más, no pares, oh dios, síííí!”, y tener la tranquilidad de que se va sobre seguro. Subir un poco el tono con un “¡oh sí cariño, quiero sentir como te corres...!”, puede darnos un par de puntos extra sin arriesgarnos demasiado, pero si cambiamos ese “cariño” por “puta”, podemos revolucionar sus hormonas y excitarla al máximo, o bien, revolucionar sus neuronas, y conseguir arruinar el que hubiera podido ser el polvo del siglo. Todo depende, claro, de la persona, el momento e incluso el lugar.

Los hay que  sin embargo, por falta de tacto, o incluso intencionadamente, les gusta dar ese toque picajoso a la ocasión, quien sabe si por vocación o por pura venganza personal. Frases del estilo “¿te falta mucho?”, pueden desmotivar a cualquiera, o alusiones al tamaño tales como “¡vaya, era todo relleno!” (y me refiero a los atributos femeninos, comentar en este caso los masculinos, sin compararlo con Nacho Vidal, siempre estará abocado al desastre), desde luego no conseguirán sacar a la fiera que llevas dentro. Incluso, los hay de lo más educados, que en ese momento de subidón de oxitocina postcoital, tras susurrar un “te quiero” en su oído, te contestan con un “gracias”, y se dan por cumplidos.

 

En realidad, los comentarios inoportunos en general, suelen tienen que ver mucho con el sexo y la pareja, y no sólo cuando se está en plena faena. Si esa misma noche antes de ir a cenar, y tras tardar 20 siglos en elegir un vestido, la piropeas con un “¿no pensarás ir vestida así?”, puedes tener por seguro que no hay nada que digas esa noche que vaya a conseguir que te la lleves a la cama. Claro, que si quedas con esa chica  especial y  mientras ella se pasa la tarde hablando de sus problemas con los hombres, tú optas por jugar la baza de convertirte en el compañero comprensivo, dulce y encantador que toda mujer desea, pero  la cosa finaliza con un “es que tú me escuchas, eres un gran amigo”, olvídate, el resultado será el mismo, hoy no te comes un rosco.

 

La forma de dejar a tu chico o a tu chica es otro momento en el que el tacto también cotiza en alza, sobre todo para aquellos que se arriesgan a soltar bombas como “deberíamos vernos con otras personas” o “estoy pensado en que quizás debería volver con mi exnovia”, justo después de haber pasado un rato juntos entre las sábanas (sí, no es una leyenda urbana, existen), lo cual da lugar a plantearse si el verdadero problema está en que uno necesita mejorar sus técnicas como amante.  Otro clásico es el qué decir cuando estás en la cama, con otra persona, y tu pareja te pilla en plena faena.  ¿Hay algo que puedas decir que pueda empeorar aún más las cosas? Lo hay, sin duda… Quizá tendríamos que aprender un poquito más sobre cómo mejorar en nuestro “sexo oral”.

 

(*) Silvia Concepción Carpallo es periodista y sexóloga. Ha colaborado como freelance en medios sanitarios y suplementos de salud como el de La Vanguardia, La Razón o El Periódico.  Máster en Educación Sexual y Asesoramiento por la Universidad de Alcalá de Henares, es jefa de la sección de Sexo en la revista digital InMagazine.

Hay 90 Comentarios

Es alentador comprobar la gran experiencia que tienen algunos con las mujeres. Qué finura, qué sensibilidad. Me quedo con el comentario de Lorena, gracias. Me ha parecido estar en un bar de polígono, en la ronda de chupitos.

Esta parte del texto: tú optas por jugar la baza de convertirte en el compañero comprensivo, dulce y encantador que toda mujer desea, pero la cosa finaliza con un “es que tú me escuchas, eres un gran amigo”
y lo que comenta Koke, da una idea de lo imbéciles que son la mayoría de las mujeres. Resulta que para intimar con una mujer hay que ser un completo cretino. Bravo por ellas.

Lo peor que se puede hacer es pedirle a una mujer las cosas con delicadeza. Tengo mucha experiencia ya que fui modelo en Murcia y os puedo asegurar que las mujeres odian hombres que se acercan delicadamente y con buenos modales. Lo mas chulo y pasota que eres.. lo mas que mojaras.. y si no fijate quien tiene la tia mas buena en el Club, el tipico cabron que pasa de todo, ni la mira a la cara y esta se derrite con el.. No hay quien las entienda, por eso mismo es mejor no intentarlo y pasar de ellas.. despues se acercaran... raro pero cierto.

A nadie le gusta hacer el amor con un idiota, se te pasan las ganas.

Para mi todo se solucionaría si la mujer luego del acto se transformara en una pizza.

No voy a decir que a mi 'me sobran' (porque sonaría presuntuoso y tampoco es así...) pero que queréis que os diga tampoco me faltan.
Es más, la mayoría de estos trucos los he utilizado (previo estudio en cada caso, ya que nunca sabes lo que puede gustar u ofender) con parejas o follamigas mas o menos estables, ya que si es cierto que requiere cierto grado de confianza para algunas mujeres (no tanto para otras) y en el sexo, precisamente en eso, nunca he tenido queja, más bien al revés.
Y oye, si resulta que algunas de vosotras aún no habéis encontrado vuestra fantasía sexual (aunque sea el típico y socorrido disfraz de butanero o de bombero),, pues problema vuestro, lo más probable es que viváis sexualmente reprimidas y amargadas. Vosotras os lo perdéis, hay mujeres que no disfrutan de una sino de varias fantasías y habrá otras frígidas y anorgásmicas, hay de todo en el mundo. Aunque sinceramente yo creo que a la mayoría os va este tipo de cosas, solamente os falta alguien que os sepa llevar y consiga que os soltéis y disfrutéis plenamente.

Querido Koke, me gustaría saber que tipo de mujeres frecuentas porque hijo, no tienes ni idea Como estoy de buen humor te voy a regalar una explicación profunda de cada uno de los tres "trucos" que utilizas para conquistar:
SOMETIMIENTO: Eres un callo tan grande que si no es a la fuerza, no mojas.
VOAYERISMO: Eres un callo tan grande que si no es en un sitio oscur, no mojas.
MERETRÍZ: Eres un callo tan grande que si no pagas, no mojas.
Conclusión, se menos snob y bajate al mundo para que te enteres de lo que va

Vamos a ver Maria Antonieta, ya con tu nombre me hago una idea de lo abierta que puedes estar a estos juegos y fantasías sexuales. Estos 'trucos' van dirigidos a los hombres, la mayoría de las mujeres, aunque os pueda gustar alguno de estos juegos, así en frío, no lo vais a reconocer, es más os haréis las ofendidas como es tu caso en estos momentos.
Por otro lado, yo no me parece que haya insultado a nadie, así que por favor demuestra un poco de respeto por los demás.

Koke, hijo, mas tonto y no naces... Tu de follar poco, no? A mi me pones 50€ y me llamas zorra y te los meto por el orto. Asi de claro.

Todo el mundo debería de ser consciente de que al hombre le excita más ver y a la mujer oír. El tio se pondrá supercachondo con un buen striptease pero la tia la pones a 100 con 4 guarradillas al oido, o no?
Es más, os voy a dar un consejo 'gratis' chicos, a todas las tías les pone una de éstas tres cosas:
- SOMETIMIENTO, el truco es cogerlas con cierta brusquedad (sin hacer daño), si la esperais con un pasamontañas y le decis que; 'si se resiste será mucho peor', se correrá de gusto.
- VOAYERISMO, en el balcón de un hotel, en el descansillo de la escaleras o en un baño público,, eso les da mucho morbo, un aqui te pillo aqui te mato, el riesgo de que la pillen la volverá loca.
- MERETRIZ, también es habitual que les guste sentirse una buena putita, incluso les pones 50 euros en la mesita y les dices; 'te vas a portar como una buena zorra que para eso te pago'
Pues esos son mis consejos para llegar a excitar al máximo a una mujer, y os aseguro que también pueden ser juegos muy útiles para que cualquier pareja salga de la rutina.

Yo no pondría mi nombre si hubiese hecho este doblaje...

¿Y para qué necesitamos periodistas-sexólogos, cuando lo que necesitamos es follar hasta morir y nada más?

Yo suelto lo que me da la gana y mi novio hace lo mismo, de manera que no existen frases inconvenientes. Pero, claro, debe haber pasión. El cuidado en el lenguaje queda para relaciones de circunstancias.

Lo peor no es lo que dices en la cama, porque allí a veces todo vale... lo peor es recordar lo que dijiste una vez que estáis en frío...

Recuerdo perfectamente la primera vez que disfruté del sexo. Todavía conservo el recibo.

Groucho Marx

" me cago en tus muertos "¿ lo consideras excitante ?

Nunca digais:

a ver puta caliente, comeme la poya o no te
jodo ese cono salido que tienes, zorra !

Sigue siendo peor lo de limpiarse en las cortinas.

Pero mira que nos ponemos trascendentales... a veces el sexo no es sino pasar un rato agradable y divertido y compartir esa experiencia con otra y otras personas... ¿no puede ser, a veces, leer este blog lo mismo?

Antes de decir sexo oral yo diría sexo verbal.

Y yo que pensé al entrar hoy en el blog que ibamos a hablar de mamadas.. (Que raro son los heteros algunas veces)

Lo más indiscreto es hacer preguntas cuando se tiene la boca llena, pueden tener un accidente "doloroso" al contestar.

Partiendo del hecho de que la hipótesis inicial (que somos seres inseguros por naturaleza) por no hablar de las que haces durante el artículo no tienen ninguna demostración ni se les puede dar, y toda la información no aporta nada a nadie que haya tenido una relación que haya durado al menos un año... Me parece que has perdido el tiempo vagando sobre nada para llegar a la conclusión de que hay que ser cuidadoso con las palabras que se dicen en la cama, y las que se dicen en las relaciones.

Joder, hay que ser cuidadoso y correcto siempre si no quieres que todo el mundo acabe harto de ti. No sé qué tiene de diferente en eso el lenguaje sexual de todos los actos de tu vida.

Pintada que leí el otro día en el baño de un bar: Si tu novio te dice que eres fea, ponle una bolsa en la cabeza y fóllatelo.
Ejem... me pareció muy poco elegante, la verdad...

Es mejor no decirle: "Abre la boca, perra, que va la sopa"

Creo que precisamente los vídeos son de mujeres que meten la pata con sus palabras, a lo mejor es que también hay que hacer otro estudio de hombres frustrados...

A Pepe Toro
No es por nada pero aunque la que escriba sea una mujer, en el texto habla de ambos géneros... de cuando él y ella meten la pata. Lo de feminisismo deberías mirartelo, que el rencor es muy malo.

A Pepe del Toro,
la explicacion es sencillisima. No tienes mas que leer la clase de parejas y relaciones que tienen las autoras de este blog. Normakl que tengan seguin que traumas.

A estas alturas, y luego de leer este artículo, me convenzo que poco a poco, ya no tenemos más novedades que contarnos. Tal vez podríamos hacer un listado de 30 o 40 puntos en los que estamos de acuerdo, redactar un manual y ya. Lo dicho, novedades y consejos...pocos.
www.arquiterapiaa.blogspot.com

en el fondo tu nota es de un "feminisismo" feroz... le llamo "feminisismo" a ese amaneramiento del feminismo que habeís asumido muchas españolas, según el cual estais alerta todo el tiempo a ver en que momento el hombre las está intentando hacer menos... fijate si será asi, que todo lo que refieres explicitamente se refiere a lo que podrían decir los hombres, pero nunca hablas explicitamente de lo que podrían decir o no las mujeres... todo se refiere a "errores" o posibles metidas de pata de los hombres... que triste, creo que debería ser motivo de un estudio serio esta actitud hiper - defensiva que asumis muchas mujeres, y que en muchas otras ocasiones deriva en un comportamiento agresivo y en relaciones basadas en el conflicto, ¿porque siempre estaís poniendo en la mira el comportamiento del hombre?

g

jaja, Musetta, lo mejor de la nota, que por cierto no aporta naaada.

somos taaaaaaaaaaaaaaaan diferentes... no te lo había dicho? pruebo condones xD

Tampoco debes decir nunca nada a nadie, si tuviste una relación con una mujer..no debes hablarle a ella sobre las mujeres que estuvieron contigo!

No me extraña que viendo l oque veo del mundo hetero haya cada vez más homos. Hija mía, qué palurdez de notas escribes. ¿En serio te pagan por esto?

- "¡Muévete, sorda de mierda!"
- "Yo también te quiero..."

Un poco bestia, pero las "conversaciones" que nos cuenta Silvia son de ese estilo. Vaya tela, no sé dónde encontrará esta mujer a esos energúmen@s.

A veces es tan simple como un " Mmmm...."

Y...que tal si uno se mantiene callado haciendo disfrutar a tu pareja?

Si uno tiene tiempo para hablar es que no lo pasa demasiado bien y si su manera de expresar su placer es diciendo tonterías, mejor se calla.

Él reta a su mujer: "Cariño, a qué no eres capaz de decirme algo que me alegre y me entristezca al mismo tiempo?"
Ella le responde: "De todos tus amigos, tú eres el que la tiene más grande."


No viene muy a cuento pero es lo que me ha venido a la cabeza mientras leía los últimos párrafos.

bien pero bien jajajajaja.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

Ni enciclopedia ni consultorio sexual al uso. He aquí un rincón erótico festivo dedicado a las relaciones y la atracción entre seres humanos, esa faceta que nos hace la vida más placentera, tierna, amorosa, plena… Un blog coral, con cinco autoras de todo origen y condición, que apuesta por el juego, la provocación, lo sensual y el sexo como acto libre, adulto, compartido, real o ficticio, siempre divertido... Eso sí, si tu mirada no es amplia y tolerante, mejor no te detengas aquí. Coordina Analía Iglesias. No sólo se admiten firmas invitadas, sino que son deseadas.

Sobre las autoras

Anne Cé. Nació en el sur austral (Argentina), en un tiempo beatle y en un país con altísima densidad de psicoanalistas y jugadores de fútbol. Periodista, quizá incluso a su pesar, narra lo que se le ponga delante. Y narra, y narra. Un día descubrió que el simple roce de una clavícula le erizaba la piel y entonces comprendió por qué le gusta tanto abrazar a un hombre.

Esther Porta. Segoviana, fue becaria en el mítico Tentaciones y allí hizo de todo hasta que sus conocimientos de sexo la convirtieron en Beatriz Sanz. Y gracias a ella, publicó artículos semanales de sexo, dos libros y fue reclutada como sexperta guionista del programa de Canal +: 'Sex Pópuli'. Cuando casi se le había olvidado (lo de escribir de sexo...) se mete a bloguera. Y aquí está, con tantas ganas de sexo (del uno y del otro) como siempre...

Venus O'Hara, de Reino Unido, con raíces irlandesas. Modelo fetish, actriz y escritora. Licenciada en Ciencias Políticas y Francés, reside en Barcelona, ha sido columnista sexual en varias revistas, tiene su propio blog de fetichismo y es creadora de 'No sabes con quien duermes', un confesionario para personas que llevan una doble vida. Publicó su primer libro junto a Erika Lust, 'Deséame como si me odiaras', en 2010.

Tatiana Escobar, de Venezuela (1976), ha escrito ensayos y poesía en español. Traductora y editora, en 2004 abrió en Madrid junto a sus socios la primera boutique erótica de España, La Juguetería Erotic Toys, para no tener que vivir de la literatura. Desde entonces vive del sexo. Y escribe, a veces, para sus amigos.

. Madrileña. Soñó con escribir y pronto descubrió una vía: el periodismo. Pero como tampoco valía narrar sobre cualquier cosa, eligió suerte y remató la faena con un posgrado en Sexología. Ha trabajado en suplementos de salud y medios especializados. Con la práctica ha acabado por darle un toque más sensual a sus letras. Y con ellas sueña en escribir, ahora, un libro.

Ilustracion
Venus O'Hara, Anne Cé y Silvia C. Carpallo, según 'Mi Petit Madrid'.

Nuevo libro

El orgasmo de mi vida. Si ya no sueñas con príncipes azules, locos por pedirte en matrimonio, ni esperas que aparezca un millonario atormentado pero diestro en amores, con una Visa en una mano y un látigo en la otra, este libro es para ti. Porque El orgasmo de mi vida habla de eso, de mujeres realistas, lúcidas, independientes y eróticamente vivas, capaces de combinar esa cotidianidad que todas conocemos, con sus pasiones más salvajes. Ellas son las protagonistas de los relatos, sin guionistas que les digan lo que tienen que hacer, pero sobre todo, son las compositoras, directoras e intérpretes de los orgasmos más armoniosos de sus vidas.

Lux eróticaLux erótica. "Escribir sobre sexo era la propuesta y me sentí estimulada. Después de tantos años como periodista cultural y con mucha vida hecha en torno a la información y a la actualidad, tenía ganas de ponerle carne a la crónica. Porque nuestra más genuina actualidad como personas pasa por el relato del erotismo. Porque de atracción y de relaciones hablamos todo el tiempo en este tiempo occidental con ciertas libertades individuales garantizadas y rebosante de espíritu lúdico pero también algo desafectado y con nuevos descompromisos adquiridos...". Anne Cé.

Inglés para pervertidosInglés para pervertidos."Se dice que la mejor manera de aprender un idioma es a través del sexo con un extranjero. Pero ¿qué haces si estás en la cama y no sabes qué decirle? Con Inglés para pervertidos puedes aprender todas las palabras y expresiones que siempre has deseado saber, desde lo más elemental al sexo más salvaje. El libro cuenta con ocho capítulos centrados en las partes del cuerpo, la cama, el LGBT, las compras sexis, el lado oscuro, el porno, el chat y la salud sexual. Cada capítulo contiene vocabulario, gramática y unos ejercicios muy originales que no encontrarás en ningún otro libro. Aprende todo lo que tu "English teacher" no se atrevería a enseñarte nunca. Y... si te cansas de estudiar, el libro incluye un montón de fotos mias para distraerte". Venus O'Hara.

TWITTER

Nuestros autores en Twitter

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal