Eros

Por nuestras vulvas y las diosas del nuevo orden

Por: | 31 de octubre de 2012

Sobre vulvas escribió aquí hace un tiempo nuestro querido JoanG (él también las llamaba, cordialmente, "chochos, panochas, chichis y hasta cuevecitas", pero a mí no me sale ningún diminutivo por el estilo).

Vulva45
Vulvas como dólmenes, vía www.martincano.webcindario.

Era aquel un post divertido como todos los suyos pero, además, tan interesante que dejaba poso (y también "pozo", con 'z')… Hablaba allí de ese triángulo sagrado y del orificio enigmático (y tapado por los siglos de los siglos) del cual el hombre se pasa nueve meses intentando salir y "toda una vida" queriendo volver a entrar (citando el prólogo del libro The big book of pussy).

A muchos nos impresionó entonces la pericia de la artista que encestaba bolas impulsadas por sus labios menores. Aquella performance podía inducir a errores de localización de los espacios expositivos llamados, respectivamente, vulva y vagina (porque las pelotitas se introducían levemente en el canal vaginal a fin de conseguir el envión necesario para salir disparadas hacia adelante), pero en realidad son dos cosas bien diferentes. Y el que tenga dudas que por favor consulte un pequeño diccionario anatómico (conozco algún hombre adulto que le dice "vagina" a todo lo que se halla más o menos por ahí, creyendo que así evita el lenguaje vulgar, o vulvar).

607px-Vulvae
La representación del autoexamen femenino en una pintura del siglo XIX.

De aquella entrada me quedó un deber que sigo teniendo pendiente y presente y es el de conseguir un libro que recomendaba JoanG: Vulva. La revelación del sexo invisible de Mithu M. Sanval, que traza la historia cultural del genital femenino, con la intención, según se explica, de dar "visibilidad" a un órgano "exhibido y ocultado, deseado y temido". Y mientras me hago con la obra, hoy quiero darle otra vuelta al tema de la vulva como epicentro del deseo y también como origen del mundo y símbolo de sanación.

Todo empieza con Marija Giambutas, una arqueóloga lituana especializada en la Prehistoria de Europa y las deidades femeninas que, con sus excavaciones, vino a demostrar que había existido una "cultura matrifocal y probablemente matrilineal, agrícola y sedentaria, igualitaria y pacífica". Ella sostiene que esa cultura (a la que evita llamar matriarcal por la asociación del término con la noción de poder) era predominante en Europa suroriental a partir del 6.500 a.C. y que fue abolida hacia el 4.000 o 2.500 a.C. por sucesivas invasiones indoeuropeas que provenían de las estepas rusas. 

Así, las deidades femeninas, y particularmente la diosa Creatrix, habrían ido sustituyéndose por dioses masculinos, solares y guerreros, y entonces empezó otra Historia, la de la fusión entre los elementos de la vieja Europa y las aportaciones de los pueblos indoeuropeos. De aquel proceso sincrético, opinan algunos autores, surgió el culto mariano, que es el modo en el que el cristianismo patriarcal asumió cultos preexistentes, aunque esta es una línea de indagación que dejaremos para otro momento.

Volvamos a Gimbutas y sus descubrimientos en la iconografía del Paleolítico y el Neolítico. Ella identificó y decodificó representaciones de las deidades femeninas y demás figuras halladas en cavernas, enseres y amuletos para esbozar la idea de la diosa madre, generadora de vida y reparadora.

La tierra como elemento femenino se hizo triángulo fértil, surco y círculo en las paredes de las grutas y en las vasijas de formas antropomórficas. A propósito, 'La vulva regeneradora: triángulo, reloj de arena y garras de pájaro' es el nombre del capítulo que la arqueóloga dedica al tema en el libro El lenguaje de la diosa. Porque en Europa y en Anatolia, los motivos de patas de pájaro, triángulos y relojes de arena representaban vida y poder regenerador.

‘Signs out of the time’ (2004), un documental de Donna Read sobre Marija Gimbutas.

"El triángulo es la vulva; el reloj de arena, dos triángulos unidos por sus vértices. Esas formas geométricas devienen antropomorfas si uno les añade una cabeza o senos, brazos y piernas. Sin embargo, no son brazos los que se pegan a las figuras con forma de reloj de arena sino garras de pájaro. El triángulo y el reloj de arena son los símbolos de la diosa cuya manifestación es un ave rapaz", escribe Gimbutas.

Así, una piedra triangular era símbolo de la diosa y su poder de regeneración en el Paleolítico inferior y las vulvas grabadas en las grutas denotaban energía. También los trozos de sílex con formas triangulares naturales o tallados intencionalmente daban cuenta del poder generador femenino. En el Neolítico, grandes rocas triangulares servían de bases o umbrales a las tumbas en Irlanda y en la Bretaña francesa.

475px-Vulve_stylisée
Del Paleolítico, una vulva estilizada en piedra. En el Musée des Antiquités Nationales, Saint-Germain-en-Laye.

Sobre los objetos de culto, la vulva triangular alude no solamente a los símbolos del agua y la vegetación, sino también a los barcos, a las serpientes y a los peces, todas expresiones, según Gimbutas, del poder nutriente de la diosa y su triunfo sobre la muerte, también el renacimiento. "El significado del triángulo regenerador se establece claramente por la presencia, en la pintura mural de algunos santuarios en los que se encontraron series de triángulos rojos y negros con un círculo en el centro que probablemente represente el canal del parto", continúa. Y el rojo siempre es vida.

Asturias
Panel de las vulvas de la cueva de Tito Bustillo, en Asturias (del Magdaleniense medio, 15.000 a.C.) o la invocación a la fertilidad, vía http://www.ambosmundos.es

En este contexto, un interesante debate presentado por Rodrigo Martínez le da alas a la idea de Gimbutas acerca de que la cultura de la vieja Europa tenía su eje en lo femenino y, consecuentemente, en la veneración de una diosa que personificaba la creación y la fuente de todo. En tanto el elemento masculino, "humano y animal", representaba "poderes espontáneos, que estimulaban la vida pero que no la generaban".

La obra de referencia de Gimbutas es The Goddesses and Gods of Old Europe. 6500-3500 B.C. Myths and Cult Image; sí, así, con Goddesses en primer término, porque en una versión revisada ella misma coloca a las 'diosas' por delante de los 'dioses' en el título.

Voilà, señores, todo esto para decir que, ya que los tiempos protoanimales están cambiando bastante en Europa, desde aquí propongo que nuestras vulvas sean llamadas a una nueva era de adoración. Y quizá de allí surja una nueva estructura social nutritiva y pacífica. 

Hay 8 Comentarios

Yo las sigo adorando. Son una fuente de placer y felicidad.

os dejo un enlace de un gel perfecto para, digamos, explorar mejor nuestra condición de mujeres ;)

https://www.eltocador.com/productos/salud-sexual/lubricantes/clitorisex-de-joy-division

La vulva como deidad generadora de vida fue, es y debe ser venerada por el hombre. No obstante, también el falo ha sido idolatrado desde tiempos inmemorables, como fuente de poder y fertilidad. Ambos deben estar juntos en completa armonía para la organización de una nueva sociedad nutritiva y pacífica. Disfrutemos de nuestro sexo y no de las demás banalidades... http://saraxgomez.blogspot.com/

Las imágenes de la vagina y del pene han sido elecciones obvias de la humanidad a la hora de celebrar los rituales de la fertilidad, tratando este tema con naturalidad y sin tabú alguno, haciendo de la sexualidad un acto puro sin los prejuicios añadidos que posteriormente a lo largo de la historia se darán, inculcados en gran parte por las creencias religiosas.

Conoce nuestro nuevo blog y consigue un libro sobre Técnicas de Estimulación Sexual gratis:

http://www.vibraconpasion.com/blog

¡Oh! poderosa vulva, creadora y dominante que todos te alaben... Que orgullosa me siento de ser mujer.

Yo voy todos los años a rendir culto a la vulva en la sala de las vulvas de Tito Bustillo en Ribadesella, bien acompañado claro, en lugar de ir a Covadonga.

Estoy de acuerdo..., las vulvas al poder y siempre que se pueda a la boca.
Saludos

"Voilà, señores, todo esto para decir que, ya que los tiempos protoanimales están cambiando bastante en Europa, desde aquí propongo que nuestras vulvas sean llamadas a una nueva era de adoración. Y quizá de allí surja una nueva estructura social nutritiva y pacífica."

Efictivamente, ¡adoremos vuestras vulbas!

http://secretoseroticos.wordpress.com/2012/10/31/yo-nunca-he/

http://secretoseroticos.wordpress.com/

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

Ni enciclopedia ni consultorio sexual al uso. He aquí un rincón erótico festivo dedicado a las relaciones y la atracción entre seres humanos, esa faceta que nos hace la vida más placentera, tierna, amorosa, plena… Un blog coral, con cinco autoras de todo origen y condición, que apuesta por el juego, la provocación, lo sensual y el sexo como acto libre, adulto, compartido, real o ficticio, siempre divertido... Eso sí, si tu mirada no es amplia y tolerante, mejor no te detengas aquí. Coordina Analía Iglesias. No sólo se admiten firmas invitadas, sino que son deseadas.

Sobre las autoras

Anne Cé. Nació en el sur austral (Argentina), en un tiempo beatle y en un país con altísima densidad de psicoanalistas y jugadores de fútbol. Periodista, quizá incluso a su pesar, narra lo que se le ponga delante. Y narra, y narra. Un día descubrió que el simple roce de una clavícula le erizaba la piel y entonces comprendió por qué le gusta tanto abrazar a un hombre.

Esther Porta. Segoviana, fue becaria en el mítico Tentaciones y allí hizo de todo hasta que sus conocimientos de sexo la convirtieron en Beatriz Sanz. Y gracias a ella, publicó artículos semanales de sexo, dos libros y fue reclutada como sexperta guionista del programa de Canal +: 'Sex Pópuli'. Cuando casi se le había olvidado (lo de escribir de sexo...) se mete a bloguera. Y aquí está, con tantas ganas de sexo (del uno y del otro) como siempre...

Venus O'Hara, de Reino Unido, con raíces irlandesas. Modelo fetish, actriz y escritora. Licenciada en Ciencias Políticas y Francés, reside en Barcelona, ha sido columnista sexual en varias revistas, tiene su propio blog de fetichismo y es creadora de 'No sabes con quien duermes', un confesionario para personas que llevan una doble vida. Publicó su primer libro junto a Erika Lust, 'Deséame como si me odiaras', en 2010.

Tatiana Escobar, de Venezuela (1976), ha escrito ensayos y poesía en español. Traductora y editora, en 2004 abrió en Madrid junto a sus socios la primera boutique erótica de España, La Juguetería Erotic Toys, para no tener que vivir de la literatura. Desde entonces vive del sexo. Y escribe, a veces, para sus amigos.

. Madrileña. Soñó con escribir y pronto descubrió una vía: el periodismo. Pero como tampoco valía narrar sobre cualquier cosa, eligió suerte y remató la faena con un posgrado en Sexología. Ha trabajado en suplementos de salud y medios especializados. Con la práctica ha acabado por darle un toque más sensual a sus letras. Y con ellas sueña en escribir, ahora, un libro.

Ilustracion
Venus O'Hara, Anne Cé y Silvia C. Carpallo, según 'Mi Petit Madrid'.

Nuevo libro

El orgasmo de mi vida. Si ya no sueñas con príncipes azules, locos por pedirte en matrimonio, ni esperas que aparezca un millonario atormentado pero diestro en amores, con una Visa en una mano y un látigo en la otra, este libro es para ti. Porque El orgasmo de mi vida habla de eso, de mujeres realistas, lúcidas, independientes y eróticamente vivas, capaces de combinar esa cotidianidad que todas conocemos, con sus pasiones más salvajes. Ellas son las protagonistas de los relatos, sin guionistas que les digan lo que tienen que hacer, pero sobre todo, son las compositoras, directoras e intérpretes de los orgasmos más armoniosos de sus vidas.

Lux eróticaLux erótica. "Escribir sobre sexo era la propuesta y me sentí estimulada. Después de tantos años como periodista cultural y con mucha vida hecha en torno a la información y a la actualidad, tenía ganas de ponerle carne a la crónica. Porque nuestra más genuina actualidad como personas pasa por el relato del erotismo. Porque de atracción y de relaciones hablamos todo el tiempo en este tiempo occidental con ciertas libertades individuales garantizadas y rebosante de espíritu lúdico pero también algo desafectado y con nuevos descompromisos adquiridos...". Anne Cé.

Inglés para pervertidosInglés para pervertidos."Se dice que la mejor manera de aprender un idioma es a través del sexo con un extranjero. Pero ¿qué haces si estás en la cama y no sabes qué decirle? Con Inglés para pervertidos puedes aprender todas las palabras y expresiones que siempre has deseado saber, desde lo más elemental al sexo más salvaje. El libro cuenta con ocho capítulos centrados en las partes del cuerpo, la cama, el LGBT, las compras sexis, el lado oscuro, el porno, el chat y la salud sexual. Cada capítulo contiene vocabulario, gramática y unos ejercicios muy originales que no encontrarás en ningún otro libro. Aprende todo lo que tu "English teacher" no se atrevería a enseñarte nunca. Y... si te cansas de estudiar, el libro incluye un montón de fotos mias para distraerte". Venus O'Hara.

TWITTER

Nuestros autores en Twitter

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal