Eros

También nos gusta duro

Por: | 08 de enero de 2013

Autora invitada: Silvia C. Carpallo

Unos pétalos de rosa sobre la cama, una música de ambiente, luz tenue… y un amante que te desnuda poco a poco, susurrándote al oído lo mucho que le gusta ver tu cuerpo desnudo, y poder por fin acariciarlo. Sin duda, esa parece ser la idea de una noche de sexo perfecta en muchas mentes femeninas. De hecho, si una escribe “sexo duro” y “mujer” en Google, lo que se encuentra es una multitud de vídeos porno destinados casi en exclusiva al supuesto deleite masculino. ¿Es que acaso el puro sexo salvaje es sólo cosa de hombres? Otro mito a desmontar.

Fuckhard somecards
 Some Cards, al más puro estilo del Sr. Grey: "I don’t make love, I fuck hard".

El sexo puede ser muy buen sexo, cuando es sucio, visceral, y de hecho a las mujeres puede enloquecernos lo mismo, o incluso más, que una noche romántica en toda regla. Sí, reconozcámoslo, y entendámoslo, a las mujeres también nos gusta “follar” y no sólo “hacer el amor”.  El sexo salvaje  es, cuanto menos, una de las mejores formas que tenemos de liberarnos, al menos durante un rato, de nosotras mismas.

Por norma general, en las mujeres, el mayor enemigo a la hora de disfrutar es nuestra propia cabeza. Si en algo nos diferenciamos de los hombres es en nuestra dificultad para darle al botón de “off” de la maraña de nuestros pensamientos, para dejar de pensar en las mil cosas que nos quedan por hacer o que podríamos estar haciendo, y dejarnos llevar simplemente por el momento.

¿La cura? Un buen polvo, así de claro. Una pareja que te coja por banda, y te use, que te arañe, te muerda, y te penetre hasta agotarte. Donde las manos, las bocas, los gemidos se entremezclan, y todo es puramente animal, instintivo. Dejar que te posean, o bien, poseer tú a esa otra persona, usarla a tu antojo y buscar tu placer con su cuerpo, como si fuera un objeto, y sin que exista ningún tipo de culpa en ello. ¿Pero tiene que ver algo el amor en este tipo de encuentros?

 

Escena bajo la lluvia de '9 semanas y media', con el sexo duro y el amor de fondo.

La libertad sexual de la mujer ha venido unida a sus sentimientos románticos, es decir, se permite ser libre en sus prácticas sexuales, pero las suele vincular mucho con los sentimientos hacia esa persona.  Un ejemplo de esta idea, podemos verlo claramente en la saga Cincuenta Sombras de Grey. Una de sus claves, y el gran logro por el que ha conseguido revolucionar tantas alcobas, es hacer visible que las mujeres también ansiamos tener sexo con un Christian Grey que nos diga eso de “yo no hago el amor, yo follo duro”, y que evidentemente, lo haga tal cual. Pero finalmente, esta historia no es sino otro inevitable romance, lo cual nos lleva de nuevo a unirlo todo a los sentimientos, y al vínculo con esa persona. Ya se sabe, si hay amor, todo vale. 

Sexo salvaje
 Quiero sexo salvaje

¿Y si no hay amor? La mujer de hoy es mucho más libre, y de hecho, tener una pareja estable, aunque sigue siendo una presión social, al menos ha dejado de ser una obligación casi moral. Soltera, divorciada, o infiel, los encuentros con desconocidos, están a la orden del día. Una noche loca en un hotel, en el baño de un bar, al aire libre, o en el taxi de camino a casa, ¿goza hoy por fin la mujer del sexo, por el sexo, sin tener ninguna relación con la otra persona? Quizás la respuesta es  simplemente que cada mujer es un mundo, y que sólo cada una de ellas tiene la respuesta. Pero, como anticipo, un gran ejemplo, nuestra querida Samantha Jones en Sexo en Nueva York, y su manera de dejarnos bien claro que la mujer, si lo desea, puede gozar del sexo con quien quiera y como quiera.

 

Algunos de los mejores momentos en la vida sexual del personaje de Samantha, de la serie "Sexo en Nueva York".

Hay 139 Comentarios

Yo creo que cada mujer, cada persona es un mundo y, ademas, cada mundo puede ser cada dia de una manera distinta a como fue el dia anterior. Con ello quiero decir que aunque sí que habrá mujeres que prefieran el sexo duro la mayoría de veces las más prefieren el sexo romántico la mayoria de las veces, aunque tanto unas como otras pueden tener el dia con ganas de variación. El caso es que parece que los hombres preferimos el sexo duro siempre y en todo lugar...y eso también es casi siempre cierto, tal vez porque somos los que hasta hace poco debíamos conquistar el castillo que defendía la mujer y se nos ha quedado la fijación de que un castillo con puertas abiertas a todo, especialmente lo duro, mola más...y es cierto, mola mas, pero no debería molar más porque te lo tenían vedado sino porque es más divertido...que es distinto. No sé si me he explicado...

La gente confunde las cosas. Yo creo que muchas mujeres se motivan con la imaginación, y eso es para lo que sirve los libros tipo Grey.
Y dentro de la intimidad de cada persona, puede gustarle lo que le de la gana. Siempre que sea consensuado. No se puede creer que a todas las mujeres lo único que les pone es rosa, delicadeza y amor. Ni tampoco que a todas las mujeres les gusta que les aten para poder tener sexo.
Creo que hay que se más abierto de mente, y no asustarse porque una mujer diga lo que le gusta o lo que no..

Así que ha disfrutar del sexo, que es muy saludable.

Un dato, se trata en ocasiones de algo puramente biologico no quieran ser algo que no son, es mi humilde opinion no olvidemos que somos animales con cierto grado de conciencia la mujer pot norma general busca en sus amantes ese punto senimental por pura evolucion, no nos llevamos tanto tiempo con nuestros hermanos prehistoricos, es muy simple dr entender quizas es menos liberal rl no aceptar una realidad que el hecho de aceptarla. lo dicho pura naturaleza puro instinto de naturaleza inevitabe y a veces repudiado por no ser controlado aceptemoslo lo que es es. el sexo duro gusta si pero cuando existe esa confianza esa complicidad y no son tabues culturales es una realidad natural lean un poquito, han oido eso de que el hombre busca esparcir sus genes lo maximi posible mientras que la mujer necesita la seguridad que garantice la supervivencia de sus descendientes?? A seguir trabajando y menos revolucion, que es lo que produce tanta angustia no aceptar lo que es, esa tipica chica que va de dura y al final sufre como la que mas miren para dentro un besito.

Es el 98% genético en común con el chimpancé tipo bonobo

http://www.ecologiablog.com/post/5503/los-bonobos-resuelven-los-conflictos-abrazandose-y-practicando-sexo

si tu pareja te lo propone ya sabes que no tienes que ir al zoológico a ver a otros micos, tienes uno en casa

"Cruzamos la sala de neveras y llegamos a otra de losas sobre tarimas donde eran tendidos los cuerpos para las autopsias. Al llegar al de John -así se llamaba- éste ya había sido reconstruído y maquillado para su traslado al velatorio. Cuando retiraron de su rostro la sábana que lo cubría me quedé estupefacto al observar su buen aspecto, pues la última vez que lo viera fue cercenado desde mitad de la caja torácica, brazos incluídos, y sus vísceras estaban desgarradas y esparcidas parte entre los raíles y parte a ambos lados de estos. Supuse que lo habrían rellenado y recompuesto como mejor supieran hacerlo. Envuelto en el sudario,afeitado y con el pelo recién cortado y peinado, nadie que no lo hubiese presenciado podría imaginar el estado en que quedó.
Joan se abrazó a mí y se derrumbó en ese momento. El auxiliar que nos acompañó comprendió el estado de las cosas y caminando hacia la puerta dijo, tienen un cuarto de hora. Cerraré para que nadie les moleste. Al girar la llave en la cerradura nos quedamos solos en la estancia, con la luz mortecina y al menos otra docena de sábanas que cubrían otros tantos cuerpos tendidos sobre las losas.
Abracé a la muchacha y omití cualquier comentario hipócrita respecto de la situación, ofreciéndole simplemente mi presencia para arropar su desconsuelo.Sentí, al principio, la humedad de sus ojos en mi pecho, contra el que se apretaba pues hundía la cara entre los bordes de mi camisa abierta. Pronto su gimoteo cobró la fuerza natural de un cauce al desbordarse y se hizo llanto abierto, agua purificadora que comenzó a escurrirse por mi piel. Como la naturaleza desatada, su pena creció en fuerza como una tormenta alcanza dimensiones de huracán. Sentí sus lágrimas deslizarse entre mis pectorales, como agua de lluvia, hasta mi ombligo, donde se remansaron un breve instante para desbordarse casi de inmediato y continuar su camino descendente. Cuando se hubo desahogado y la intensidad del llanto decreció hasta el gimoteo sus dedos aún se crispaban en torno a mis trapecios. Comenzó entonces a inhalar largamente para exhalar suspiros mientras su cuerpo iba amoldándose al mío a la vez que hociqueaba, restregándome la cara y apartando con ella la camisa, para llevar la nariz hacia mis axilas. Incluso yo podía percibir el efluvio que emanaba del bolsillo interior de mi chaqueta procedente de la prenda que Kéram me diera. Sus inhalaciones se fueron haciendo más y más profundas y lo que antes parecían estertores fueron convirtiéndose en intensos gemidos. Entonces retiró las manos de mis hombros y llevándolas a los bordes de la camisa dio un fuerte tirón de ellos haciendo saltar los botones. Empezó a lamerme y besarme los pezones mientras me asía clavándome las uñas en torno a las tetillas, para colocarlas a continuación en mi costado y, tras inhalar profundamente de mi sobaco, comenzar a descender con su lengua mientras me las clavaba en las caderas. Soltó mi cinturón y desabotonó mi bragueta con la misma urgencia con la que se introdujo mi pene en la boca, comenzando a mamar de él con igual necesidad que un lactante mama del pecho de su madre tras el llanto. Entendí, viéndola en semejante trance, que era la vida, la fuerza irresistible de vivir que desesperadamente huía de la muerte cercana. Mientras la veía atragantarse y gemir con la misma rabia con la que lo haría si la estuvieran marcando con un hierro candente amordazada, contemplaba a la muerte campeando dueña y señora de la sala. Entonces, presa del mismo frenesí, la levanté tomándole a dos manos las mejillas y, dándole vuelta, la apoyé sobre la losa en la que reposaba su marido para levantarle el vestido y bajarle las bragas hasta la rodillas. La enganché de las caderas después de apuntarle el extremo de mi glande entre los labios y ser absorvido por ella como lo es un supositorio por el recto. Mientras se sustentaba con ambas palmas sobre la sábana que cubría el cuerpo sacaba el culo cuanto podía, si bien, debido a la imposibilidad de abrirse totalmente de piernas, 0 cierta dificultad para ensartarla por completo. En la desesperación por hacerlo le di tal empujón que al retornar para volver a coger impulso para el siguiente una mano se le escurrió y con el tirón quedó el cadáver al descubieto, mostrando el destrozo de sus miembros, el relleno empleado entre ellos para su reconstrucción y las suturas que empalmaban todo el puzzle. Al contacto de esta visión gimió con tanto pavor que sentí sus entrañas hacerse, literalmente, agua, de tal forma que me vi zambullido por completo en la piscina en la que acababa de convertirse. Nos corrimos al unísono y nada más caer desde la altura se subió con prisa las bragas para no acabar de perder la vida cuando se le empezara a escurrir de su interior. Marchó hacia la puerta y golpeó en ella perentoriamente con los nudillos. Yo me acabé de abrochar y aún cubría el cuerpo con la sábana al oír la llave girar en la cerradura. Cuando la alcancé, ya en la salida, se volvió para despedirme y casi ni la reconocí. Estaba tan guapa que maldije, durante el resto del día, no haberlo hecho cara a cara. "
Fragmento del capítulo II de "Semen" de A.C.G.

Que la monotonía en el sexo es muy aburrida y casina es algo que todas sabemos, pero iniciarse en el sexo duro sin unas reglas básicas pude ser aun peor y los resultados de una mala práctica, pueden desanimarnos a avanzar por nuevos territorios. Aquí os dejo unas normas básicas que todo el mundo debería conocer antes de aventurarse por terrenos desconocidos...

http://www.lolatoys.com/es/blog/2012/11/27/bondage-basico/

Entro a buscar las noticias relevantes del día y casi acabo tocándome.

Los de cincuenta sombras de Grey es increible!!
Dónde esta la libertad sexual de la mujer?
Es que ahora os gusta ser sumisas, obedientes, follar como y cuando te digan por contrado y si te portas mal te castigo.
Y las tias estan encantadas con esa nobela!!!
Yo flipo, un hombre jamás aceptaría esa posición si no es por imposición.

Y tanto que me gusta el sexo salvaje!!! No es solo que me guste, lo necesito. Me encantan esos encuentros furtivos y rápidos, a bocado limpio. Un día en el despacho de un amigo, sus colegas cerca, terminé con su dentadura marcada en mi cuello y las braguitas por las rodillas en el ascensor... Delicioso! Pero a las mujeres nos duele la cabeza... http://vivelsexo.wordpress.com/2012/11/07/dolor-de-cabeza-y-jaquecas/

Mejor durar en el sexo que tener sexo duro.

yo siempre follo duro, empiezo con besos con lengua y mucha saliva y bajando a morder los pezones, combinandolo con lametones y chupones, ... gritan, pero yo sigo hasta que gimen de gusto, ... luego les como el coño hasta el punto de nieve, y cuando estan calientes, les meto en la boca la polla y los huevos hasta bien dentro, que se ahoguen, y que haya mucha saliva ... y cuando está bien dura, a follar ¡¡¡ ... primero por delante hasta que se le ponen los ojos en blanco, combinandolo con unos duros azotes en pecho, cara y culo, y cosas como : ¿te gusta duro, perra?... a veces doy directamente por el culo sin lubricar, directo, especialmente con las que no expresan mucho, estan como atenazadas, las pongo a cuatro patas, contra el sofa, para que no se puedan mover mucho, les agarro las manos ... y hasta las bolas .... asi las libero... al menos asi empiezan a sentir y gritan como perras, ... las sostengo bien fuerte, les insulto incluso ... y normalmente cambio de psosicion 2 o 3 veces ... y al final la corrida en la cara o en los pechos o en el culo, depende... y por supuesto tienen que chupar hasta que se afloje ... todas me dicen que soy un excepcional amante, acabamos sudando y jadenado como animales, en serio, y la mayoria quieren repetir ... tengo la agenda repleta ... en definitiva a las tias les van los machos alfa y salvajes ... el romanticismo esta muy bien para la novia y la mujer, pero para las aventuras, os recomiendo bien duro ... se vuelven locas, ojos en blanco, se liberan totalmente, gritan como nunca lo han hecho... y al final lo agradecen ... estan hartas de cariño, preciosa, amor, tesoro ... mejor puta, cerda, perra, cabrona ... siento ser tan sincero y que mas de uno se rasgue la camisa de escandalo y que a mas de dos se les ponga dura leyendo... pero asi son ellas en las aventuritas y cuanto antes lo sepais, mejor...

Sexo "duro", "tener" sexo ¿dónde aprendió inglés esta colaboradora. El post parece una mala traducción de una revista norteamericana para mujeres. Incluidos los ejemplos audiovisuales. ¿En qué país, en qué mundo vive?
[todos "tenemos" sexo; otra cosas es que todos "tengamos relaciones" sexuales; hard, en ocasiones significa "duro", en otras, significa "forzado", como en hard labour ¿es "sexo forzado" -del hombre hacia la mujer- lo que defiende la autora?] .

Esta serie de posts que he leído aquí me parecen de los más interesantes entre los que leo habitualmente en otras noticias. Me ha interesado mucho el punto de vista de todos, y el que más, el de hellokitty, es cierto que en la mayoría de los casos en un grupo de gente los hombres contamos, nos reímos o presumimos de nuestros encuentros sexuales,mientras las chicas del grupo se quedan callando y sonriendo. Es raro conocer en España alguna mujer que actúe y hable como Samantha, aunque alguna rara avis ya aparece

"...puede ser muy buen sexo, cuando es SUCIO, visceral..." sus propias palabras la traicionan! Si seguimos aplicando la palabra sucio al sexo es porque a la liberación aún le falta recorrido. Y en esto coincido con quienes comentan cómo se considera a las mujeres que "dejan ver" sus apetitos sexuales, es absolutamente falso que en eso la sociedad haya cambiado, es más en la última década se ha retrocedido bastante. Cualquiera que esté en contacto con adolescentes y jóvenes sabrá que la palabra "zorra" ha vuelto a estar muy de moda!

Yo estuve con una mujer a la que le encantaba el sexo duro. Perdía el control absolutamente, quería que la agarrase fuerte, que la manejase, tenía orgasmos continuos.
Ha sido el único caso que he tenido. Y la verdad, la chica estaba bastante perturbada. Hacía cosas compulsivas (también comía compulsivamente, por ejemplo), era como si estas compulsiones le permitiesen escapar de su existencia, que siempre supuse que no era satisfactoria y que no se queria a ella misma (obviamente no lo decía).
El sexo duro era muy sano, pero su mente no lo estaba.

A mí, personalmente, lo de que los hombres censuran a las mujeres "de actitud sexual abierta" me parece un mito (experiencia personal, ojo). Las alabo, admiro y envidio a sus parejas. Creo que las mujeres se censuran más entre sí por ser... licenciosas, que lo que las podemos censurar nosotros (cant' get enough of them, actually).

El sexo no solo es cosa de hombres, pero un personaje como Samantha solo aparece en la ficción. No conozco a ninguna mujer que hable en abierto de sus aventuras fuera de una relación estable. España sigue siendo muy represiva, puede que no para las jovencitas, pero no sé muy bien en qué ambiente una mujer como Samantha sería apreciada. lo que no dice este artículo que es lo que piensan los hombres de las mujeres que mantienen una actitud sexual tan abierta.

El problema es que algunas mujeres no saben utilizar su nueva libertad. Está claro que lo deseable es poder hacer el amor o follar según tengas ganas. El problema es que lo utilices haciendo daño a las personas que has embarcado en tu vida sin que nadie te haya puesto una pistola en la cabeza (marido e hijos) por los nuevos deseos de libertad a la treintena o después, cuando empiezas a hacer balance de la vida. Folla con quien quieras o cuando quieras; pero no lleves en paralelo la familia formalita. O eliges una cosa u otra. Tu libertad no te da derecho a joder a nadie. La libertad hay que saber usarla. Y esta nueva libertad ha desorientado a muchas mujeres creyendo que pueden hacer lo que quieran cuando quieran, aunque se jodan los de al lado. Llevar vidas paralelas es una muestra de infantilismo y de eterna adolescencia sin medida. Inmadurez pura. Y esta misma idea puede ir para hombres y para mujeres.

Por eso las mujeres activas NO quieren pishasflojas.

Sexo duro no,mejor sexo con pene duro...

Juanfran crack, deberías salir un poco más y depaso conocer algunas mujeres, pq posiblemente no llegue al 1% el número de mujeres que a las que NO les guste el sexo duro. Ánimo y al toro!!

Ambas opciones el sexo fuerte o hacer el amor son buenas, todo va en función de las circunstancias y del contexto.

No debe llegar al 1% las mujeres que quieren algo de sexo duro

Yo creía que lo que os gustaba era "dura".

Follar es una necesidad fisiologica, lo mismo da con quién
Hacer el amor es follar con Amor y por AMOR. UN DOBLE E INFINITO PLACER. Follar con condon un asco, dicen que termina sabiendo el pene A freno quemado de bicicleta. Cambiar de pareja de vez en cuando te puede joder para mucho tiempo o para siempre. Cuidado con las infecciones, ladillas, o sidas de varios colores, hay mucho/a incontrolados/a qe no saben lo que llevan encima

La liberacion de la mujer se ha ido a la porra!!!

Ahora quereis que os azotemos y ser obedientes y sumisas, como con Mr Grey?

Pero, para poder ser como Mr Grey... Hay que ser millonario y pilotar tu propio helicoptero?

Buff... pues me quedo más tranquilo sabiendo que a las mujeres también les gusta el sexo...

http://elmejorhumorinteligente.blogspot.com/

El problema de las mujeres es que os cuesta mucho (por general) desinhibiros. Por norma general, hace falta mucho alcohol para que seais capaces de explicar una fantasía erótica y mucho más para que seais capaces de usar vocabulario un poco sucio. De ahí a pensar en algo un poco más intenso, es casi una lucha constante contra un cúmulo de prejuicios en la que dais un paso adelante y dos atrás. Parece que teneis miedo a perder el control emocional cuando estais follando por miedo a sentiros vulnerables. En el fondo, no hay mayor vulnerabilidad que no poder entregarse en cada momento, aunque "sólo" sea en un polvo.

Pero si grey no folla duro en todo el libro! Por favor! Es una sucesión de vainillas a cada cual más cursi y relamida! Por eso tiene éxito, porque dice una cosa y hace otra!

estoy totalmente de acuerdo, el mejor polvo de los últimos meses ha sido cuando mi marido me despertò en el medio de la noche metiendome mano y ...bueno,...ya sabeis :-)))

este artículo me ha puesto los dientes largos... lástima que luego este tipo de cosas sólo se quede en teoría...

Mäs que el sexo duro lo que " nos pone" es el valor de lo que no se tiene. Cuando alguien busca fuera de una relación algo más lo que excita es precisamente eso, saber que vas a disfrutar ocultando la relación. Os dejo un libro sobre una mujer que disfruta a tope, escondiendo su relación a los demás. Logicamente va de infidelidades conyugaleshttp://www.lee-gratis.com/index2.php?option=com_docman&task=doc_view&gid=66&Itemid=30

El amor no se hace...Se ama o no se ama...

Artículo sin el mayor interés. La mayoría de las cosas que se dicen son inocuas por lo obvio de las mismas, así que la ratificación de estas mediante el agudo grito "quiero follar" devuelve a la autora a un estado precoz que se me antoja al del niño que se satisface repitiendo "caca, culo, pipi, pedo".

Sólo un detalle, que a algunas mujeres les guste - igual que a algunos hombres - de forma perenne o puntual, el sexo duro no es generalizable a todas las féminas. Caer en ello es repetir una generalización absurda, pasándola de un sólo género a los dos.

Como digo, insípido en toda regla.

Buen artículo...por suerte para tod@s cada vez más las mujeres pueden disfrutar abiertamente de su sexualidad sin ser tachadas de nada. Por favor, ¡disfrutemos tod@s abiertamente de nuestra sexualidad¡¡
Os invito a visitar nuestro blog http://vibraconpasion.com/blog/2012/08/sexo-en-la-primera-cita/

Alégrate el día y échate unas risas:

Entra en www.troopyland.com

Una cosa es que los hombres puedan tener una erección a la primera de cambio con tan solo ver una teta y que a las mujeres nos cueste un poco más excitarnos visualmente, pero eso no quiere decir que no nos guste el sexo más sucio o el pornazo, que en mi caso me encanta.

Me ha encantado este post. No puedo estar más de acuerdo. En mi caso me encntré con un tipo que era imncreíble a nivel sexual, eso si fuera de la cama un idiota, no teniamos nada en común, pero mis años en colegio de monjas no me permitía aceptar eso y estuve 3 meses aguantando una relación con un gilipollas de encefalograma plano para conseguir el mejor sexo de la historia... En fin menos mal que aunque me haya costado por fin me he liberado de cliches!! ley en una camiseta de Zara una frase super sabia: SEX IS A GAME AND LOVE IS A NAME FORGET THE NAME AND PLAY THE GAME

Os invito a mi blog para reiros un rato: Los momentos más "sorprendentes" (por no decir bochornosos) del 2012 en clave de humor of course

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el blog

Ni enciclopedia ni consultorio sexual al uso. He aquí un rincón erótico festivo dedicado a las relaciones y la atracción entre seres humanos, esa faceta que nos hace la vida más placentera, tierna, amorosa, plena… Un blog coral, con cinco autoras de todo origen y condición, que apuesta por el juego, la provocación, lo sensual y el sexo como acto libre, adulto, compartido, real o ficticio, siempre divertido... Eso sí, si tu mirada no es amplia y tolerante, mejor no te detengas aquí. Coordina Analía Iglesias. No sólo se admiten firmas invitadas, sino que son deseadas.

Sobre las autoras

Anne Cé. Nació en el sur austral (Argentina), en un tiempo beatle y en un país con altísima densidad de psicoanalistas y jugadores de fútbol. Periodista, quizá incluso a su pesar, narra lo que se le ponga delante. Y narra, y narra. Un día descubrió que el simple roce de una clavícula le erizaba la piel y entonces comprendió por qué le gusta tanto abrazar a un hombre.

Esther Porta. Segoviana, fue becaria en el mítico Tentaciones y allí hizo de todo hasta que sus conocimientos de sexo la convirtieron en Beatriz Sanz. Y gracias a ella, publicó artículos semanales de sexo, dos libros y fue reclutada como sexperta guionista del programa de Canal +: 'Sex Pópuli'. Cuando casi se le había olvidado (lo de escribir de sexo...) se mete a bloguera. Y aquí está, con tantas ganas de sexo (del uno y del otro) como siempre...

Venus O'Hara, de Reino Unido, con raíces irlandesas. Modelo fetish, actriz y escritora. Licenciada en Ciencias Políticas y Francés, reside en Barcelona, ha sido columnista sexual en varias revistas, tiene su propio blog de fetichismo y es creadora de 'No sabes con quien duermes', un confesionario para personas que llevan una doble vida. Publicó su primer libro junto a Erika Lust, 'Deséame como si me odiaras', en 2010.

Tatiana Escobar, de Venezuela (1976), ha escrito ensayos y poesía en español. Traductora y editora, en 2004 abrió en Madrid junto a sus socios la primera boutique erótica de España, La Juguetería Erotic Toys, para no tener que vivir de la literatura. Desde entonces vive del sexo. Y escribe, a veces, para sus amigos.

. Madrileña. Soñó con escribir y pronto descubrió una vía: el periodismo. Pero como tampoco valía narrar sobre cualquier cosa, eligió suerte y remató la faena con un posgrado en Sexología. Ha trabajado en suplementos de salud y medios especializados. Con la práctica ha acabado por darle un toque más sensual a sus letras. Y con ellas sueña en escribir, ahora, un libro.

Ilustracion
Venus O'Hara, Anne Cé y Silvia C. Carpallo, según 'Mi Petit Madrid'.

Nuevo libro

El orgasmo de mi vida. Si ya no sueñas con príncipes azules, locos por pedirte en matrimonio, ni esperas que aparezca un millonario atormentado pero diestro en amores, con una Visa en una mano y un látigo en la otra, este libro es para ti. Porque El orgasmo de mi vida habla de eso, de mujeres realistas, lúcidas, independientes y eróticamente vivas, capaces de combinar esa cotidianidad que todas conocemos, con sus pasiones más salvajes. Ellas son las protagonistas de los relatos, sin guionistas que les digan lo que tienen que hacer, pero sobre todo, son las compositoras, directoras e intérpretes de los orgasmos más armoniosos de sus vidas.

Lux eróticaLux erótica. "Escribir sobre sexo era la propuesta y me sentí estimulada. Después de tantos años como periodista cultural y con mucha vida hecha en torno a la información y a la actualidad, tenía ganas de ponerle carne a la crónica. Porque nuestra más genuina actualidad como personas pasa por el relato del erotismo. Porque de atracción y de relaciones hablamos todo el tiempo en este tiempo occidental con ciertas libertades individuales garantizadas y rebosante de espíritu lúdico pero también algo desafectado y con nuevos descompromisos adquiridos...". Anne Cé.

Inglés para pervertidosInglés para pervertidos."Se dice que la mejor manera de aprender un idioma es a través del sexo con un extranjero. Pero ¿qué haces si estás en la cama y no sabes qué decirle? Con Inglés para pervertidos puedes aprender todas las palabras y expresiones que siempre has deseado saber, desde lo más elemental al sexo más salvaje. El libro cuenta con ocho capítulos centrados en las partes del cuerpo, la cama, el LGBT, las compras sexis, el lado oscuro, el porno, el chat y la salud sexual. Cada capítulo contiene vocabulario, gramática y unos ejercicios muy originales que no encontrarás en ningún otro libro. Aprende todo lo que tu "English teacher" no se atrevería a enseñarte nunca. Y... si te cansas de estudiar, el libro incluye un montón de fotos mias para distraerte". Venus O'Hara.

TWITTER

Nuestros autores en Twitter

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal