Eros

Maneras de seducir, quedarse o huir

Por: | 30 de junio de 2016

No me quieras demasiado, No me quieras desde el primer día, al menos. No te entusiasmes tanto. Estas frases podrían resumir las de muchos hombres en tiempos de desapego-Tindr y amores líquidos, que diría Bauman. Es raro que las mujeres pidamos que nos amen menos, pero pongamos que sí, que algunos casos habrá.

800px-1925_Wegener_Les_Delassements_dEros_05_anagoria'El descanso de Eros' (1925) de Gerda Wegener. La acuarela se puede ver en el Beate Uhse Erotik-Museum Berlin.

Chicas y chicos se 'cuelgan' en los sitios del online dating, buscando aventuras, afecto, mimos, charlas, romance/s offline o virtuales, incluso un cachete (los que juegan al sado-maso). Chicos y chicas salen a discotecas y esperan hasta la hora en que las cosas se ponen laxas y empieza la posibilidad del encuentro. Chicos y chicas miran por la calle, a ver qué pasa.

Y al cabo de un chat, o varios, una cita o dos, se van a la cama juntos, y ahí empieza la parte más tensa del día después (o la semana después): "lo saludo o no lo saludo por Whattsapp", "lo agrego o no lo agrego a Facebook (va a saber que he averiguado su apellido)", "lo llamo o no lo llamo", "le contesto ilusionada o me hago la-que-le-da-lo-mismo". Claro, esto sucede en la trastienda femenina, Y de la masculina podrán opinar más ampliamente los lectores que lo deseen.

El caso es que, desde este lugar de mujeres sobre el terreno y amigas confidentes que somos, podemos hablar del más allá del ligoteo, de esta sensación de época en la que el encuentro sólido escasea y en la que hombres y mujeres se quejan, pero por diferentes razones.

¿Alguien se queda un ratito, o nos quieren todos "de lejos" o sin compromiso?, se pregunta una amiga.

Hay una suerte de desajuste de género en la post-revolución sexual. Todos en el mismo peldaño, ligando de igual a igual, sin presupuestos o prejuicios morales, tenemos sexo entre pares, libre orientación e identidad, y prácticas diversas. Sin embargo, parece que la balanza de las ganas de pasar a la segunda ronda o de llegar a una final de una relación algo más vinculante se sigue inclinando a favor de las mujres, que suelen apostar por el afecto, por intentar algo mientras haya curiosidad y hambre, quedarse un poco en esta posta, reposar antes de recobrar las fuerzas para nuevas aventuras.

La experiencia nos dice que siempre que seamos algo cool y dejemos que el deseo juegue del lado del otro (es decir, que no nos adelantemos al deseo del partner) tenemos más posibilidades de que la vida nos vuelva a acercar.

En la tribuna masculina se adivina una pose de (supuesta) indiferencia bastante instalada. Parece que se trata de poner los sentimientos fuera, en el campo femenino, como si no fuera con ellos que hay que jugar al afecto (y al amor).

Hace un par de semanas, a propósito de la idea de las emociones como algo ajeno a los chicos, contábamos que habíamos escuchado a un hombre de menos de 30 años sostener, con convencimiento, que las relaciones con las prostitutas son las más "honestas" , porque "el pacto está claro desde el principio".

No hay ese 'lugar a dudas' que desencadena cualquier roce humano.

Quizá sea el final abierto del encuentro erótico el que espanta a muchos hombres que hasta deciden prescindir de sexo para no tener que dar explicaciones o someterse a sentir. Lo escribo a partir de la confesión de otro amigo, este de 40: "Alguna vez he tenido problemas de erección porque, en la cama, y en el momento más encendido, he 'visto' a la chica llorándome por teléfono, una semana después". Esto es, la mera idea de que una mujer pueda intentar un vínculo, con buenas o malas artes, ha llegado a bajarle drásticamente la libido.

Es cierto que en este 'desfase' de voluntades que parece más acentuado que en otros tiempos, a la (pretendida) indiferencia masculina se opone más tensión y tironeo del otro lado. Frutraciones cruzadas, y el desencuentro está servido.

¿Será que en muchas mujeres anida ese espíritu de exploradoras que las hace dejarse llevar a ver qué se siente y ya veremos cómo nos arreglamos? Y en esa exploración, quizá el choque.

"No tengo más ganas de aguantarme a las mujeres: Quieren que nos volvamos a ver incluso cuando no hemos tenido buen sexo la primera vez", me decía otro amigo, bien entrados los 50.

"Si quieres un novio, búscate uno. Yo no puedo ser tu novio", escuché alguna otra vez, en boca de un hombre enamorado pero incapaz de saber qué es lo que hay que sostener, o cómo, en una relación sin nombre y, por lo tanto, con todas las fronteras abiertas.

Mi sensación es que los rótulos del pasado ya no nos sirven para nombrar las nuevas maneras de estar con el otro/a, y esto contribuye al temor, el tironeo, el choque, rechazo y dudas, o la huida por falta de un código compartido. Otro capítulo para la Historia de la incomunicación. Y vuelta al casillero de salida, y a todas las posibilidades de reescribir historias.

 

Hay 14 Comentarios

thanks very great..

El sexo es sexo....

Tiene que encontrar a una persona compatible

Despacito jajajajja

lo mismo: mas serio e muy caloroso :)

despacito :P ehehehehh

Hay miles de maneras de seducir, solo falta es la motivacion y el deseo por la otra persona

Para seducir a una mujer es bastante fácil, pareja sólo tiene que estar en el estado de ánimo adecuado en el momento adecuado y el sexo eventualmente ocurrirá.

Todas las parejas tienen el deseo de poder llevar una vida llena de salud y placer, y algo que es de suma importancia es su relación emocional y física, la cual debe ser equilibrada.

Cada persona tiene que encontrar a una persona compatible

¿Dónde quedó ese cortejo? ¿Ese que me pongo? ¿Aquel beso en la mejilla? ¿O la primera vez que te cogió la mano. Pues en el Siglo pasado. Y las cosas no eran mejores ni peores, eran diferentes. Aquel que no evoluciona con lo que también se arrastra a su alrededor está condenado al olvido de la misma sociedad en la que vive. Y no es que las tecnologías sean o no indispensables, no. Simplemente es lo que se usa ahora, para un fin, que si que no cambia.
Carla Mila
http://www.carlamila.es

Estamos llegando a extremos inusitados con tanta App para "ligar". Al final ves mujeres poco agraciadas, sin inteligencia ni conversación que buscan adonis para subir su autoestima... De ellos, mejor no hablamos, les da igual como seas chica, serás una princesa y como en el refrán, mucho prometer hasta meter y una vez metido, nada de lo prometido.
Ligar por internet: http://luisbermejo.com/blog/como-ligar-mas-en-internet/

¡Salud!

El desequilibrio se produce cuando cada uno busca un ritmo diferente en la relación. Si solo buscas sexo, debes encontrar alguien similar, si buscas algo más serio, pues lo mismo.

El sexo es sexo. Para un ratito o dos. Ahora para más tiempo ya pasa a otra cosa mariposa.
Pero espacio-tiempo......quédate con el espacio
Saludos

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

Ni enciclopedia ni consultorio sexual al uso. He aquí un rincón erótico festivo dedicado a las relaciones y la atracción entre seres humanos, esa faceta que nos hace la vida más placentera, tierna, amorosa, plena… Un blog coral, con cinco autoras de todo origen y condición, que apuesta por el juego, la provocación, lo sensual y el sexo como acto libre, adulto, compartido, real o ficticio, siempre divertido... Eso sí, si tu mirada no es amplia y tolerante, mejor no te detengas aquí. Coordina Analía Iglesias. No sólo se admiten firmas invitadas, sino que son deseadas.

Sobre las autoras

Anne Cé. Nació en el sur austral (Argentina), en un tiempo beatle y en un país con altísima densidad de psicoanalistas y jugadores de fútbol. Periodista, quizá incluso a su pesar, narra lo que se le ponga delante. Y narra, y narra. Un día descubrió que el simple roce de una clavícula le erizaba la piel y entonces comprendió por qué le gusta tanto abrazar a un hombre.

Esther Porta. Segoviana, fue becaria en el mítico Tentaciones y allí hizo de todo hasta que sus conocimientos de sexo la convirtieron en Beatriz Sanz. Y gracias a ella, publicó artículos semanales de sexo, dos libros y fue reclutada como sexperta guionista del programa de Canal +: 'Sex Pópuli'. Cuando casi se le había olvidado (lo de escribir de sexo...) se mete a bloguera. Y aquí está, con tantas ganas de sexo (del uno y del otro) como siempre...

Venus O'Hara, de Reino Unido, con raíces irlandesas. Modelo fetish, actriz y escritora. Licenciada en Ciencias Políticas y Francés, reside en Barcelona, ha sido columnista sexual en varias revistas, tiene su propio blog de fetichismo y es creadora de 'No sabes con quien duermes', un confesionario para personas que llevan una doble vida. Publicó su primer libro junto a Erika Lust, 'Deséame como si me odiaras', en 2010.

Tatiana Escobar, de Venezuela (1976), ha escrito ensayos y poesía en español. Traductora y editora, en 2004 abrió en Madrid junto a sus socios la primera boutique erótica de España, La Juguetería Erotic Toys, para no tener que vivir de la literatura. Desde entonces vive del sexo. Y escribe, a veces, para sus amigos.

. Madrileña. Soñó con escribir y pronto descubrió una vía: el periodismo. Pero como tampoco valía narrar sobre cualquier cosa, eligió suerte y remató la faena con un posgrado en Sexología. Ha trabajado en suplementos de salud y medios especializados. Con la práctica ha acabado por darle un toque más sensual a sus letras. Y con ellas sueña en escribir, ahora, un libro.

Ilustracion
Venus O'Hara, Anne Cé y Silvia C. Carpallo, según 'Mi Petit Madrid'.

Nuevo libro

El orgasmo de mi vida. Si ya no sueñas con príncipes azules, locos por pedirte en matrimonio, ni esperas que aparezca un millonario atormentado pero diestro en amores, con una Visa en una mano y un látigo en la otra, este libro es para ti. Porque El orgasmo de mi vida habla de eso, de mujeres realistas, lúcidas, independientes y eróticamente vivas, capaces de combinar esa cotidianidad que todas conocemos, con sus pasiones más salvajes. Ellas son las protagonistas de los relatos, sin guionistas que les digan lo que tienen que hacer, pero sobre todo, son las compositoras, directoras e intérpretes de los orgasmos más armoniosos de sus vidas.

Lux eróticaLux erótica. "Escribir sobre sexo era la propuesta y me sentí estimulada. Después de tantos años como periodista cultural y con mucha vida hecha en torno a la información y a la actualidad, tenía ganas de ponerle carne a la crónica. Porque nuestra más genuina actualidad como personas pasa por el relato del erotismo. Porque de atracción y de relaciones hablamos todo el tiempo en este tiempo occidental con ciertas libertades individuales garantizadas y rebosante de espíritu lúdico pero también algo desafectado y con nuevos descompromisos adquiridos...". Anne Cé.

Inglés para pervertidosInglés para pervertidos."Se dice que la mejor manera de aprender un idioma es a través del sexo con un extranjero. Pero ¿qué haces si estás en la cama y no sabes qué decirle? Con Inglés para pervertidos puedes aprender todas las palabras y expresiones que siempre has deseado saber, desde lo más elemental al sexo más salvaje. El libro cuenta con ocho capítulos centrados en las partes del cuerpo, la cama, el LGBT, las compras sexis, el lado oscuro, el porno, el chat y la salud sexual. Cada capítulo contiene vocabulario, gramática y unos ejercicios muy originales que no encontrarás en ningún otro libro. Aprende todo lo que tu "English teacher" no se atrevería a enseñarte nunca. Y... si te cansas de estudiar, el libro incluye un montón de fotos mias para distraerte". Venus O'Hara.

TWITTER

Nuestros autores en Twitter

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal