16 dic 2011

Tragos con historia

Por: José Carlos Capel


Vino
La convocatoria no podía ser más tentadora. Hace pocos días la Fundación para la Cultura del Vino (www.culturadelvino.org) había organizado una cata vertical centrada en 10 añadas de Vega Sicilia (www.vega-sicilia.com) Todo un acontecimiento bajo el epígrafe El Sabor de los Grandes. En la cabecera de la sala, en el Casino de Madrid, junto a José María Fonseca, presidente de la Fundación, el propietario de la bodega Pablo Álvarez, además de Javier Ausás, enólogo. Y en las mesas de cata algo más de 50 amigos entre especialistas y simples aficionados como yo mismo.

Tras las presentaciones el desfile de botellas, muestras singulares que fuimos probando sin interrupciones. De un tinto Valbuena 2007 llegamos hasta los Vega Sicilia Único de 1953 y 1942, este último con casi 70 años. Asombroso pero cierto. ¡Ambos estaban vivos¡

Diez testimonios y dos estilos. Los más recientes, los Vega Sicilia Único de 1996 y 2004, así como los Tinto Valbuena 2001 y 2007, presentaban hechuras modernas, las propias de vinos de terruño, notas frutales domesticadas por maderas nuevas, mucha finura y puntos de acidez compensados. En las añadas antiguas, 1983, 1976, 1967, 1960, 1953 y 1942, se apreciaba el efecto de largas crianzas, maderas viejas, notas de reducción y una acidez pronunciada, orgullo de la bodega.      

Ausás lo dejo bien claro: “La evolución en los gustos no nos va a impedir que Vega Sicilia siga siendo diferente. Tenemos que mantener su espíritu tradicional con independencia de que hoy se estilen vinos que no se parecen a los de hace 40 años.”

¿Cuál es el verdadero estilo de este famoso vino español, me preguntaba yo a mí mismo conforme Ausás hablaba? No sabría decirlo. VS 1960

Ausás se refirió al talante bipolar -- masculino y femenino--, de los Vega Sicilia. Por un lado, suavidad, amabilidad y complejidad aromática. Por otro potencia, estructura y  carácter. En mi opinión no son vinos sencillos de entender aplicando los criterios de juicio actuales.

Es conocido que los Vega Sicilia “Único” presumen de largas crianzas en madera (las más prolongadas del mundo), y que desde su elaboración hasta su salida al mercado transcurren no menos de 10 años, incluidos 3 de reposo en botella. Así que probamos en primicia la añada de 2004 que no se comercializará hasta 2014. Un vino complejo y potente de gran persistencia aromática. ¿Cómo evolucionará durante los próximos años? ¿Logrará mantener ese carácter bipolar que supuestamente singulariza a la marca?

 

Vega Sicilia, vino de leyenda, no sería lo que es sin la concurrencia de muchos factores. Procede de una finca de 1000 hectáreas, rodeada de encinares  y alcornoques en la que tan solo 200 hectáreas las ocupan viñas que se cuidan como plantas ornamentales. Tampoco seguiría en la cumbre sin su valioso capital humano y las gigantescas inversiones que la familia Álvarez ha realizado en los últimos años. Bodega con historia, que elaboró su primer vino en 1915 y por la que han desfilado enólogos famosos. En la lista Domingo “Txomin” Garramiola, Jesús Anadón y Mariano García.

Sin embargo, a Vega Sicilia ya no la rodea aquel halo mágico de antaño. Como afirma mi amigo y especialista Juancho Asenjo, “el mito de Vega Sicilia terminó el día que se pudo comprar en tiendas con tarjeta de crédito. Antes, para conseguirlo había que ser uno de los privilegiados con acceso a aquellos cupos que la bodega otorgaba con cuentagotas. Durante años fue el más prestigioso y menos bebido de todos los vinos españoles”. Una frase lapidaria.

O mucho me equivoco o entre las preocupaciones prioritarias de Pablo Álvarez y Javier Ausás figura su interés por mantener el elegante estilo de la marca que a fuerza de ser fiel a sí misma sigue sin parecerse a otras. VS 1983

Hay 26 Comentarios

¡Qué envidia de cata! Respecto a lo que comentan de botellas de Marques de Riscal de más de 100 años en "perfecto" estado, en la visita a la bodega, lo cuentan con orgullo
www.gintleman.com

Para contactarme dark_tamahome112@hotmail.com

Yo poseo en mi poder una botella vega sicilia unico de 1942
Que vendo a coleccionista, ya que pienso que no esta para beber por el tono amarronado.

sr capel: mi relación con el vino no es nada personal sino de pelas ya que mi generación es más de cerveza...pero ahora es que nadie brinda con möet sino con cava, nadie toma angulas sino gulas...

Sozio, ese vínculo mental (vino/políticos) perjudica el análisis objetivo del vino. Comprendo tus sentimientos, que se parecen a los míos, pero yo intentaría no asociar este gran vino con la imagen degradada de políticos de medio pelo. Vega Sicilia no se merece eso.

sr capel: respeto la vinicultura por supuestísimo y comprendo que lo suyo es parte de su trabajo, sin embargo vinculo este tipo de vinos -no por español- con ese estilo de vida de esos políticos aprovechaos que ahora nos recomiendan austeridad, con sus "comidadas de trabajo regadas por estupendos vinos" a nuestra costa

O no pierden y ganan, porque los oportos vintage, por ejemplo se afinan desde mi punto de vista. Y no digamos los buenos "sauternes", cuyos aromas se concentran. Algunos jereces son eternos... hay muchos casos

Me habría gustado probar esos Vega Sicilia del 1942 y 1953 de los que habla Capel. No creo que ningún aficionado al vino se haya librado de descorchar botellas olvidadas y estropeadas con los años. Es un misterio porque mucho tiempo es imposible salvo casos raros. Leí en la prensa que Peñin había organizado hace tiempo creo recordar una cata con Marqués de Riscal y no sé si habían llegado a beber alguna botella en buen estado con 100 años. Son rarezas, depende de las zonas, a mi los vinos muy viejos no me gustan. Los riojas de antes envejecían mejor que los de ahora, o a mi me lo parecía. Ahora con 8 o 10 años como mucho empiezan a no gustarme. Hay gente apasionada de los envejecimientos pero los vinos pierden

¿Puede un vino aguantar semejante cantidad de años sin romperse? Yo pensaba que a partir de los 20-25 años, por muy buenos que fueran, todos se picaban.
Todos los secretos para seducir mujeres clickando sobre mi nombre.

Sr. Capel, acabo de ver que ya me contesto y se me escapo, disculpe. Efectivamente opino lo mismo que usted el sitio es fantástico, estuve en una jornada de presencia escénica y elegancia en la sala que me encanto, tengo pensado apuntarme a otros que me interesan, pero ya veremos si por las fechas podré...organice una visita y vamos todos sus seguidores, venga!!!!

Vega Sicilia no es solo una bodega sino un mito. He vivido en Italia dos años y tiene un prestigio enorme entre los profesionales y entendidos, el que no tienen otros vinos de Rioja y Ribera, de diseño Parker, que tanto valoramos en España.

Sería una maravilla poder catar una de esas botellas. Está claro que la exclusividad se terminó el día en que efectivamente se podía comprar en cualquier otro lugar que no fueran sus bodegas.

Saludos.

Hola Pepe, en el post anterior te contesté, se te escapó mi respuesta. Te decía, más o menos, que el Basque Culinary Center es fantástico. Tuve la suerte de visitarlo en primicia una semana antes de que se inaugurase en compañía de Pedro Subijana y Martin Berasategui, además de su director José María Aizega. Luego publique un post en este blog hablando de sus características. Eso, más o menos, sucedió en el mes de septiembre pasado.
No solo las instalaciones son buenas sino que el cuadro de profesores, que no son cocineros sino catedráticos de distintas disciplinas, es magnífico.

En mi opinión se trata de un centro de alcance mundial. Lo importante es que la gente entienda que no es una escuela de hostelería en la que se forman cocineros, sino un enclave universitario donde se van a licenciar especialistas con formación académica.

Sr. Capel, sin querer ser pedante tengo la suerte que siempre tengo Vega Sicilia en casa...por regalos, porque he ido comprando...por supuesto que es un vino que me gusta, hay otros que me gustan igual o mas, pero si tengo que decir que siempre que abro una de estas botellas lo relaciono con momentos importantes...cuando nació mi hijo, un cumpleaños, un buen trato...y es cierto lo que dice en articulo, es un producto que ya es tan accesible que ha perdido parte de su encanto. Es como algunos bolsos, cuando no tengan lista de espera y sea llegar y comprar ya veremos si se venden tanto...
Le pregunte en el post anterior, si conocía el Basque Culinary Center, pero no debió ver la pregunta, que opina?

Enumero los precios que circulan por internet. Aparte de los famosos Vega Sicilia, cuyas añadas más accesibles (1996) rondan los 200 euros botella, o el tinto Valbuena a 80 euros, la familia Álvarez hace otras cosas. Por ejemplo los Allion hijo pequeño de Vega Sicilia que se hace en otra bodega independiente también en la Ribera del Duero, concretamente en Peñafiel que anda entre 40/45 euros botella. Luego está el Pintia, también de los Álvarez, vino de Toro al que Robert Parker le da 93 puntos, que se puede comprar por 30 euros. No son precisamente bodegueros estancados en los laureles, digo yo. Aunque algunos piensen que el Vega Sicilia no mola es lo que quieren

Decis que no tiene anécdotas este vino? Desinformados, que gente. Y que son vinos que no valen? Entrad en la página (www.mundoAnuncio.com) de Valladolid y veréis lo que es bueno. Se anuncian para vender lote de 7 botellas de Vega Sicilia desde 1960 por 8.200 euros. Digo yo, esas botellas son para coleccionarlas o para bebérselas? Para beber no me atrevería estarán mal conservadas seguro y como coleccionista vaya pasada. La cantidad de vino del bueno que yo me bebería con ese dinero. Es de locos. Y decis algunos que los VS no tienen anécdotas

Antes, cuando era un mito, como dicen Vdes. de Vega Sicilia se contaban muchas anécdotas y ahora llevo tiempo sin escuchar ninguna. Le cuento una Sr. Capel que es cierta. Hace años llegó a Madrid de visita Julián Serrano cocinero español que dirige (o dirigía porque no estoy enterado) el restaurante Picaso de Las Vegas, cuyos comedores están rodeados de cuadros del pintor español.
Y en una comida que se celbró en el Casino de Madrid alguien le preguntó si se vendían los vinos españoles. De esta historia por lo menos han pasado 10 años, creo. Y su respuesta fue que no, que apenas se movían porque eran desconocidos.
Y contó lo que había sucedido con una partida de botellas de Vega Sicilia que estaban en la carta creo recordar que a 150 dólares. Pasó el tiempo y el gerente aburrido de que no se vendieran decidió ponerlas a 500$ cada una. Resultado que en una semana se habían vendido todas. Si son tan caras deben ser muy buenas pensarían los afortunados en el juego. A los que estábamos en el corrillo nos hizo gracia

Sozio, estás en tu derecho, estaría bueno. Yo tampoco me he comprado nunca una botella de Vega Sicilia. En esta ocasión me apetecía dejar constancia de una cata insólita y de unos vinos que, pese a lo que se pueda decir y opinar, merecen el mayor respeto porque son parte de la historia más prestigiosa de la vinicultura española.

sr. capel, qué quiere que le diga ...creo que en la vida me echaré un vegasicilia al gaznate, primero por pelas y segundo porque creo que es excesivo el precio, pagar tanto por tan poco, un vino es un vino yo soy más de cerveza, alhambra ,por ejemplo. salut.

La realiodad es que los Vega Sicilia no son lo que eran o han perdido mucho fuelle. Ya no se habla de ellos, ni tampoco sacan buenas puntuaciones en las catas, ni están entre los mejores. A su estilo y aunque no tienen nada que ver unos y otros son como los López Heredia a piñon fijo por aquello de la historia, digo yo, que debe ser por eso.

Tampoco me atrevo a decir nada pero mis experiencias con botellas guardadas (olvidadas) de Vega Sicilia en la bodega de un amigo nunca han sido buenas, vinos a los que le falta algo, casi sin alma, muy ácidos y no sé como decirlo estropeados y viejos. Supongo que eran añadas viejas de las que cita Capel porque han pasado años

No me considero un entendido en vinos, me limito a decir lo que me gusta y lo que no me gusta, y en las poquísimas ocasiones en las que he probado alguna botella no me han gustado. Quisiera decir lo contrario pero no puedo.

El Diletante, para hacer un recorrido sobre los vinos baratos hay que estar muy al día cosa que no es mi caso. Le voy a pedir a Andrea Alonso, sumiller de Makro, nariz de oro, que nos haga el recorrido que me pides. El pasado día 13 probé en un restaurante un vino más que aceptable, Batuta, y me dijeron que era selección de Makro. Calculé que tendría un precio barato, tal vez 2 o acaso 3 euros. Cuando me enteré que el coste en tienda era de 0,80 céntimos me quedé estupefacto.


Un catalán muy fino, como ves El Diletante te recomienda. No le faltan razones. Gracias por la pista del artículo de Carlos Delgado, es muy bueno.

Por cierto, ya que el Vega Sicilia es un vino no al alcance de todos los bolsillos, quien quiera beber vinos increibles y de larga tradición, aunque sean de otra D.O. que se mire este maravilloso artículo.

http://elviajero.elpais.com/articulo/buena/vida/Rioja/bano/clasicismo/elpviabue/20111202elpvialbv_1/Tes

Vaya Sr. Capel, la próxima vez avise que no me importará acompañarlo. :P Yo el mejor tinto que he bebido hasta ahora ha sido un Vega Sicilia Único Reserva especial, con coupage de añadas del 68-70-72, embotellado a principios de los noventa. Lo bebí ahora hace dos años. Impresionante. Lo que me gusta de Vega Sicilia es su forma de hacer vinos. Largas crianzas y mucha botella antes de salir al mercado. El resultado es bien claro, matices por doquier, finura, sedosidad y buena estructura, lejos de los vinos parkerizados en los que al beberlos parece que tengas un Ikea dentro de la boca más dos tarrinas de mermelada (es una hipérbole, por si algún comentario posterior le parece excesivo). Sr. Capel muy buena explicación para que intuyamos, aparte de la envidia, de las diferencias que hay entre unos vinos tan jóvenes, aún teniendo 7 años ese 2004, y otros siendo unos chavales de más de sesenta.

Ditelante, no me hagas poner colorao. El tuyo si que es un gran blog de cocina y otras cosas.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Viajero: Guía de Viajes de EL PAÍS

Sobre el blog

Un blog para gente a la que le gusta cocinar, viajar, estar al día en modas y tendencias y, sobre todo, comer bien. Un diario de experiencias personales relatadas con desenfado y sentido del humor. Cocineros, recetas, restaurantes, personajes, secretos de cocina y recomendaciones insólitas que no te puedes perder.

Sobre el autor

Isidoro Merino

José Carlos Capel se licenció en Ciencias Económicas, pero lo que realmente le gustaba era cocinar. Lleva 25 años ocupándose de la crítica gastronómica de este periódico y preside Madrid Fusión. Después de haber escrito decenas de libros, ha convertido su afición en un modo de vida.

Los blogs de el viajero

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal