El filial que puede con todo

Por: | 13 de diciembre de 2013

2013-12-11_FCBBvsNATHURHOUSE_VIC_5492.v1386792898

Michal Kasal intenta un lanzamiento. / VÍCTOR SALGADO (FCB)

Son cachorros, pero parecen leones. Hambrientos. Insaciables. Sabedores de que el premio final puede ser el cielo del balonmano, uno de los mejores equipos del mundo, el más laureado sin duda. De ahí que no teman a nadie. Por eso son capaces de devorar a un equipo de Champions, al tercero de la liga Asobal. Ellos, los chicos del Barça B, reflejo del poderío de un club; de la situación de este deporte en España, en el que son abismales las diferencias entre los azulgrana y el resto.  

Había ocurrido ya en Irún, ante el Bidasoa. Y sucedió este miércoles en la Ciutat Esportiva. Durante los octavos de una Copa del Rey que en balonmano conserva la magia de disputarse a un partido. Donde no valen segundas oportunidades, aunque en este duelo se necesitasen prórroga y la muerte súbita de los penaltis. Y ahí apareció Biosca, con la B de Barrufet, para detener el último lanzamiento. Y Montoya, que puso la guinda para los azulgrana con el gol definitivo (39-38). Como Balaguer lo había hecho antes con el tanto que forzó los penaltis (35-35). Una cantera de ensueño que podría optar a cotas muy altas en la Asobal de no ser por el club al que representa y que le impide el ascenso. Un grupo que podría medirse a sus mayores en la próxima ronda.

El Barça B ha ganado la División de Honor del balonmano español las dos últimas temporadas y se antoja campeón también este curso. Un rodillo que se beneficia de las penurias que asolan este deporte del que España es campeón del mundo. Pero que, sobre todo, aprovecha las inmejorables condiciones con las que cuenta. Desde que Xavi Pascual, el técnico del primer equipo, se hiciese cargo en 2006 de coordinar la base, se puso en marcha un proyecto para formar futuras estrellas. Así, la Residencia Blume se convirtió en un hervidero de jugadores que trabajan, estudian y, no menos importante, respiran balonmano.  

Los frutos han sido innumerables. Los más recientes, jugadores como Javi García, que se codea ahora en ese Nantes tan español de Alberto Entrerríos, Valero Rivera y Jorge Maqueda. Internacionales como Aitor Ariño, ya en el primer equipo. O el llamado a ser el sucesor del eterno Barrufet en la portería azulgrana: Gonzalo Pérez de Vargas, ahora en Francia.

En el otro lado, los damnificados. Un equipo, el Naturhouse riojano, que llegó alto porque decidió no vivir por encima de sus posibilidades. Que celebró meterse en la Champions apenas 10 años después de su fundación. Que no gasta más de lo que se puede permitir. Y que, claro, sufre también todas esas consecuencias. Las lesiones han hecho mella este año. El jueves, un día después del mazazo, tuvieron que suspender el entrenamiento. Solo tenía disponibles seis jugadores, entre ellos dos porteros. “Nos encontramos destrozados”, aseguraba Javier Gonzalez, Jota, su entrenador, que aspiraba a confeccionar un equipo digno con el que afrontar el último partido de la primera vuelta. Ante lo que se avecina un rodillo. Otra vez en Barcelona. Contra el primer equipo.  

Hay 3 Comentarios

Se imaginan una final: Barça contra Barça B? http://xurl.es/9ik46

Muchisimo talento en este filial que si pudiese subir estaría arriba en asobal .

Muchisimo talento en este filial que si pudiese subir estaría arriba en asobal .

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Golpe Franco

Sobre el blog

El balonmano español ha logrado todos los títulos de clubes habidos, medallas olímpicas, europeas y dos oros mundiales. Fuera del 40x20, la gloria se esfuma rápido ante la poca hucha y los escasos altavoces de este deporte. Este espacio pretende poner ojos y voz para trasladar lo que surge en la pista fuera de ella. Un golpe franco a la actualidad del balonmano.

Sobre el autor

es periodista, redactor de la sección de Deportes y cubre la actualidad del balonmano.

Archivo

abril 2014

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30        

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal