Manuel Montobbio

Sobre el autor

Manuel Montobbio, diplomático y doctor en Ciencias Políticas con formación pluridisciplinar, ha desempeñado diferentes responsabilidades en el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación y ha estado destinado en San Salvador, Yakarta, México, Guatemala y Tirana. Paralelamente, ha desarrollado una trayectoria académica y literaria, que le ha llevado a publicar diversos libros, ensayos y obras de pensamiento y creación como Salir del Callejón del Gato. La deconstrucción de Oriente y Occidente y la gobernanza global, Guía poética de Albania y Tiempo diplomático. Acaba de publicar Mundo. Una geografía poética.

Sigue al autor en Twitter.

Mis libros

MUNDO Una geografía poética

MUNDO

Una geografía poética

Toda poesía reunida refleja un mundo, como el recogido en esta geografía poética que, siguiendo la figura del héroe que lo sostiene, ofrece al lector un viaje por éste en cuyas estaciones o etapas encuentra los poemarios y poemas que lo habitan, sean éstos los que sostienen el mundo o los que relatan sus lugares perdidos, soñados o encontrados, sus fronteras, viajes o lugares-siempre.

Tiempo diplomático

Tiempo diplomático

Una invitación a vivir un destino diplomático en sus diferentes etapas y una aproximación a las funciones del diplomático que, entre el ensayo y el relato, intenta responder a las preguntas de qué es la diplomacia, qué es y qué hace un diplomático y su sentido, y al tiempo va más allá.

Guía poética de Albania

Guía poética de Albania

Una aproximación a la esencia y el alma de Albania, su drama, sus mitos y su universo simbólico en un viaje sinfonía en cinco movimientos —Guía de Albania, Tirana, Búnkeres, Mujeres-hombre y Cielos de Albania—, en que nos adentramos en su realidad y referentes colectivos y en las grandes cuestiones y anhelos que afrontamos en nuestro navegar con la vida en el mundo.

Salir del Callejón del Gato

Salir del Callejón del Gato

La deconstrucción de Oriente y Occidente y la gobernanza global

Un viaje por los espejos que condicionan nuestra visión de la realidad y del mundo y de búsqueda de nuevos paradigmas sobre la democracia, el desarrollo, la paz, la diversidad cultural y otros elementos para la construcción de la gobernanza global.

La metamorfosis del Pulgarcito

La metamorfosis del Pulgarcito

Transición política y proceso de paz en El Salvador

Un análisis del proceso salvadoreño y la problemática de la construcción de la paz y la democracia en El Salvador desde la doble perspectiva de la Sociedad Internacional y la sociedad nacional, como proceso de paz y a la luz de las teorías de la transición democrática, la revolución y el contrato social, y sus lecciones para otros procesos.

LA IDENTIFICACIÓN DEL OPNI El paso hacia Europa de Luuk van Middelaar

Por: | 29 de noviembre de 2013

Esglobal    Se ha presentado ayer en Madrid en la Fundación Carlos de Amberes la edición española de ese libro referencial para quienes estén interesados en la construcción europea que es El paso hacia Europa, de Luuk Van Middelaar, con la participación de José Ignacio Torreblanca - quien nos hablaba de él anteayer en su blog Café Steirner en es este diario en la entrada que titulaba ¿Quién manda en Europa? -, el editor Joan Tarrida y el autor. Con el ánimo de contribuir a su conocimiento ya al debate que amerita en torno a él, quisiera compartir con los lectores de éste las reflexiones sobre la construcción europea que me ha inspirado su lectura, y que, con las limitaciones de espacio de su formato, he vertido en un artículo publicado con el título La esfera intermedia de la Unión ayer en esglobal

  Europaresenaweb   Constituía hace años un lugar común definir a la Unión Europea como un Objeto Político No Identificado, una referencia tras la que a menudo el experto tendía a concentrarse en aquellos aspectos de ésta que quería analizar o explicar, fueran éstos su Derecho, su economía o sus relaciones internacionales, desde los paradigmas conceptuales y analíticos de dichas Ciencias Sociales. Una no-definición que puede, por otro lado, incitarnos a identificar lo no identificado, a preguntarnos por el qué, para qué y por qué de la Unión Europea: tal es el intento, tales las preguntas que Luuk Van Middelaar se plantea responder en El paso hacia Europa. Historia de un comienzo, buscando la respuesta en la Filosofía política y en río del tiempo de la Historia. Pues si, como dijera María Zambrano, el hombre es el único ser que no solo padece la Historia, sino también la hace, constituye la esencia de la política ese hacer de la Historia. Recuerda Van Middelaar al inicio de su recorrido a Foucault cuando decía que nuestra visión de la realidad social está condicionada por las lentes de las Ciencias Sociales desde que la contemplamos: si éstas nos pueden explicar el cómo de la Unión Europea, es desde la Filosofía política y la Historia, como nos muestra, desde las que podemos encontrar respuesta a su qué, por qué y para qué. Pues para dejar de serlo no necesita un OPNI de las ciencias que explican lo que existe y su funcionamiento, sino pensar lo que no existe, cómo y por qué puede llegar a existir.

Seguir leyendo »

La gran convergencia

Por: | 19 de noviembre de 2013

Politica-exterior1    Quisiera hoy compartir con los lectores de este blog las reflexiones que me ha suscitado la lectura del libro de Kishore Mahbubani The Great Convergence. Asia, the West and the Logic of One World (New York, Public Affairs, 2013), que he plasmado en mi artículo “La gran convergencia: teoría y práctica de la aldea global”, publicado en el último número de la revista Política Exterior (156, Noviembre-Diciembre 2013).

Mahbubani2    Unas reflexiones que parten de la pregunta de cuáles son las ideas que mueven la Historia, de dónde y cómo salen. No nos ofrece para responderlas con The Great Convergence Kishore Mahbubani un libro cualquiera, sino una obra que expone ideas, defiende tesis, aprehende el mundo y el sistema internacional en que vivimos y formula propuestas para transformarlo. Una obra con potencialidad transformadora tanto por lo que dice como por quién y desde dónde se dice.

    Por lo que dice, al sostener que vivimos en un mundo que empequeñece por momentos hasta convertirse en una aldea, que en este cambio de era de la emergencia de Asia y de los emergidos estamos ante una gran convergencia que nos conduce a un único mundo que sin embargo seguimos contemplando con perspectivas y teorías antiguas, como si fuera un mar en el que navegamos y no un único barco. Necesitamos nuevos mapas mentales y cartas de navegación. Necesitamos darnos cuenta de que los siete mil millones de seres humanos navegamos hoy en un único trasatlántico, con sus pasajeros distribuidos en 193 cabinas, cada una con su propio capitán y puente de mando, que se preocupa sólo de las necesidades y demandas de sus pasajeros; de modo que no hay nadie al mando, o lo están todos a la vez, y se ponen a discutir cuando viene una tormenta, o cambia el viento, o se acaba el combustible. Necesitamos una teoría de un único mundo, que nos explique que nuestra cabina forma parte de un barco cuya navegación es nuestra navegación; y un puente de mando y un código de navegación, un modelo de gobernanza global para guiarlo. Asumir, en definitiva, no sólo que el mundo es una aldea, sino también que nuestra aldea es el mundo.

Seguir leyendo »

LA ANARQUÍA. Destrucción creadora y transición en Albania

Por: | 14 de noviembre de 2013

    Señalábamos en La huida - la anterior entrada de la serie de este blog dedicada a la aproximación a la epopeya y el drama de la Albania contemporánea siguiendo el hilo conductor del proceso de construcción de los búnkeres reflejado en el poema Búnkeres de mi Guía poética de Albania – que no llegó tras la construcción de los búnkeres la invasión, sino la huida; que sucedió ésta a la caída del comunismo que se precipitó al derribar la estatua de Enver Hoxha las multitudes en Febrero de 1991, como relatábamos en El Rey desnudo y el búnker caído, y que para ello habían derribado, matado o disuelto el búnker que les apresaba el alma por dentro, vencido, siquiera fuera por un momento, el miedo al señalar que el Rey está desnudo, desenmascarar que el poder del otro es en definitiva el que le damos, y al señalar su desnudez evaporarlo. Vencido el miedo, y seguido el anhelo, el impulso motriz de la esperanza que nos lleva a adentrarnos en lo desconocido.

    Hablábamos en dicha entrada de qué y de dónde se huía, y del hacia dónde y por qué de su esperanza. Huir, sí, de allí para liberarse del búnker que les apresaba el alma por dentro, por la esperanza, por todo lo que decíamos; mas no solo: se da la huida también por necesidad, por supervivencia, por hambre, por el colapso de una economía que no puede ya satisfacer las necesidades vitales de sus habitantes. Baste recordar la operación Pelícano con la que Italia bombardeó con alimentos las tierras de Albania que vivían el éxodo de sus habitantes, buena parte de ellos con la intención de alcanzar las costas italianas, tras la caída del comunismo, estableciendo, a partir de Mayo de 1991 y hasta Diciembre de 1994, sobre el terreno una fuerza militar humanitaria de seis mil efectivos para ayudar a la distribución de alimentos, ropa y otros artículos de primera necesidad.

    Cae éste por la acción colectiva, por el señalamiento del Rey desnudo, por todo lo que hemos contado ya; mas también por la degradación socioeconómica, por esa incapacidad de satisfacción de las necesidades vitales de la economía planificada gestionada por el régimen. Señala el economista Adrian Civici en su trabajo “Albania: una transición difícil. De la planificación centralizada y el TransicionesEnElEspejocolectivismo a la economía de mercado”, publicado como uno de los capítulos del libro del libro Transiciones en el espejo. Una aproximación democrática a los procesos de transformación democrática de España y de Albania (Madrid, AECID, 2010), del que soy editor, que “… pese a que en Albania, desde  el año 1985, se habían iniciado algunas leves reformas… aún así la situación económico-social del país se encaminaba hacia una degradación total. La industria estaba casi enteramente paralizada, y fuera de funcionamiento; el sistema cooperativista de la agricultura estaba destruido y el país llevaba dos años viviendo bajo el régimen de las cartillas de racionamiento y la falta crónica de bastantes alimentos en el mercado; el presupuesto del Estado y las reservas financieras habían llegado a límites negativos inimaginables y el país estaba en el umbral del colapso financiero…

Seguir leyendo »

La huida

Por: | 07 de noviembre de 2013

Stichtag_august114_v-TeaserAufmacher

 

No llegó la invasión,
sino la huida: Better-child-protection-2
de las minas que trabajaban
los presos políticos,
de las fábricas de sueños
y de búnkeres,
de las remotas aldeas
donde se reeducaban
desviaciones burguesas
o librepensadoras,
de las cooperativas
y de las prisiones
y de los archivos
de la Sigurimi
y de la Sigurimi,
de las casas que eran Migration-1-verkleind
como una caja de cerillas
donde resultaba triste
y desesperanzada
la vida,
del racionamiento
y del hambre
y de tener que decir
camarada
a cualquiera que se pusiera
por delante
y repetir automáticamente
las consignas del Partido
sin preguntar por qué, Nave-vlora
sin preguntarse por qué,
del miedo a pensar
y del miedo a decir,
de vivir en el miedo,
del miedo a vivir,
de los búnkeres de fuera
y de los búnkeres de dentro;
en barcos abarrotados
de miradas atónitas
de desesperación
y esperanza
que piden limosna 1297374652435_ORIGINAL
de otra tierra
otra vida
en el estrecho de Otranto,
a pie
con el búnker adentro
y el dolor a cuestas
hacia Grecia a través
de los montes de Gramoz,
a través de la lluvia
de las lágrimas
que no lloramos,
de cualquier manera,
como sea,
huir;

Seguir leyendo »

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal