Claves de Sol

Por: | 29 de mayo de 2010

A mi compañera Sol Gallego-Díaz, corresponsal ahora de EL PAÍS en Buenos Aires, le dieron ayer en Segovia el prestigioso premio Cirilo Rodríguez de Periodismo. Le darán más premios que la harán más famosa, y más importante; pero a diferencia de otros que reciben premios (o castigos) a Sol no le cambia el paso (de periodista) ni la vanagloria, ni la dificultad, ni siquiera la indiferencia. 

Ella personifica de manera ejemplar esa frase ya tan dicha (por mi, me excuso, pero por otros también) que dijo Eugenio Scalfari ante un grupo numeroso de aspirantes a periodistas: “Periodista es gente que le dice a la gente lo que le pasa a la gente”. Sol personifica esa definición. Ella no está en este oficio para florituras, ni para hablar más alto que la realidad: está para contar la realidad, aquello que a ella le interesa y que ella deduce (siempre con buen criterio: eso es ser periodista) que le interesa a los otros. 

Ha desarrollado ese instinto, desde hace más de treinta años, en EL PAÍS, pero bregó en otros ámbitos antes de incorporarse a la Redacción del diario que ahora se siente (con razón) emblema de la transición democrática. Ella contribuyó, en su periódico, a acentuar esa imagen; fue protagonista, por ejemplo, pero como periodista, del proceso constitucional, pues a ella (y a su colega y paisano Bonifacio de la Cuadra) se debe el desvelamiento del texto constitucional que se iba dilucidando en secreto. 

 Pero eso es historia, y el periodismo es (decía Jean Daniel, me parece) la historia haciéndose, y ella hace historia (con sus historias) todos los días. Como he hecho muchas veces en mi vida con gente como Vicente Verdú o Juan Cueto, a veces telefoneo a Sol no sólo para saber cómo está (ahora, en Argentina) sino también para que me dé fuerzas para seguir sintiéndome periodista, alguien atento a lo que ocurre como si la vida me fuera en ello. Y ella consigue, en momentos de incertidumbre o de zozobra, cuando uno no sabe qué hacer con su energía, o con la energía que queda, abrir caminos en medio de los barrizales. 

Hace unos días la llamé a Buenos Aires, y me dio vértigo todo lo que tenía entre manos: acababa de hacer un espléndido retrato del fútbol como lo sienten los niños de una escuela que prepara a las futuras estrellas que quieren parecerse a Messi (o a Maradona), estaba a punto de entrar en un concierto de El Cigala, sobre cuya grabación de tangos había escrito ya una nota que respiraba su solvencia (la suya como periodista y la del artista como intérprete flamenco de la melancolía argentina). Y, además, estaba a un paso de viajar a la frontera uruguaya para ver cómo huele el asunto de las papeleras que enfrentan al paisito de Mario Benedetti con el laberíntico país de Jorge Luis Borges. Me dio vértigo. 

Pero es que esa es la clave de Sol: una periodista como aquellos periodistas que, en el pasado y en el presente, no saben decir no a encargo alguno, acaso porque sienten que en el solo encargo ya está la voz de los lectores llamando la atención sobre un suceso que alguien en alguna parte quiere conocer porque importa. Y hay un rasgo más de Sol que quiero resaltar ahora que es premiada otra vez, y lo será tantas veces. Es un rasgo que no necesariamente se tiene que transparentar en sus escritos, porque ella no es una escritora sentimental o metafórica, sino que va derechamente a los asuntos, como quería Azorín. Y ese rasgo suyo es la solidaridad, la verdadera, la profunda, la que no procede de ninguna impostura. 

 Si un día se hiciera un recuento de su periodismo se notaría que ahí, en esa solidaridad humana que se le transparenta, está la auténtica clave de Sol, de un interés universal, de una curiosidad entusiasmada, de la que se alimenta sin género de dudas el mejor periodismo de nuestro tiempo.

Hay 28 Comentarios

En SOLfa me ha tenido usted con la carpa ésa. Qué desastre. En fin, que juego en otra liga y con gusto. Que me firmen en caseta.

No soy del Barça, que lo sepa.

Hola, don Juan!
En este segundo Día de Canarias, que seguimos de festejos(?), te saludo desde Lanzarote, con calima, calor...ya sabés. Gracias por tus artículos, tus palabras, por tu acento... como decimos nosotros,
"gracias por ser como sos"
Y qué envidia saber que mi admirada Sol está en mi BsAs, y también el Cigala!!!
Hasta me aguantaría el frío si pudiera ir mañana mismo!

Gracias por tu artículo, Chapuza.

Maestro Cruz

AL AMBICIOSO VALIMIENTO QUE SIEMPRE ANHELA A SUBIR MÁS
Descansa, mal perdido en alta cumbre,
donde a tantas alturas te prefieres;
si no es que acocear las nubes quieres,
y en la región del fuego beber lumbre.
Ya te padece, grave pesadumbre,
tu ambición propia; peso y carga eres
de la Fortuna, en que viviendo mueres:
¡y esperas que podrá mudar costumbre!
El vuelo de las águilas que miras
debajo de las alas con que vuelas,
en tu caída cebaran sus iras.
Harto crédito has dado a las cautelas.
¿Cómo puedes lograr a lo que aspiras,
si, al tiempo de expirar, soberbio anhelas?
F.QUEVEDO
P.D.Feliz domingo
Saludos Paco

¡riiin, riiin! ¡riiin, riiin!
- Sí, dígame.
- Hola, mire que necesito que me de fuerzas para seguir sintiéndome periodista, alguien atento a lo que ocurre como si la vida me fuera en ello.
- Ha probado a hacer periodismo?
- No, no, por Dios, que no es eso, que lo que quiero es sentirme periodista, no serlo, y menos como "está" las cosas.
- Ah bueno, entiendo, un momento que le paso con la sección de disfraces, no cuelgue ...
______(Dramatización basada en hechos reales)

A todos los camaradas, abrazos y besos!

chapuza que no, que esto no es una asamblea, a discutir los mamotretos con tus compañeros los barbudos, so pesao!

MAESTRO CRUZ

Homenajeando a Sol y recordando al gran Cirilo Rodríguez, periodistas amantes de la verdad y firmes defensores de la libertad de expresión y de la democracia,adjunto un articulo donde se demuestra la similitud y la sinrazón de las ideas totalitarias.


http://www.notiese.org/notiese.php?ctn_id=825


Saludos Paco

Maestro Cruz
Ante la intoxicación y la mentira, periodistas como Sol brillan y brillaran, digan lo que digan indocumentados.Adjunto unos enlaces que refutan y sirven para hacerse una idea y no dejar que sigan ,las mentiras y las ganas de manipular.Son de Amnistía Internacional (peligrosa por decir la verdad, donde practican la mentira) y una organización internacional de periodistas.

http://www.amnesty.org/es/news-and-updates/cuba-respetar-libertad-prensa-recrudece-represion-periodistas-2010-04-30

http://americalatina.ifj.org/es/articles/la-fip-exige-a-cuba-liberar-a-todos-los-periodistas-detenidos-mientras-en-la-habana-reporteros-extra

http://americalatina.ifj.org/es/articles/la-libertad-de-prensa-empeoro-en-once-paises-latinoamericanos-durante-2007


Saludos Paco

Pues yo estoy flipando en colores,y mira que admiro y suele estar de acuerdo en casi todo con Juan Cruz,pero yo hace una semana me indignaba leyendo un artículo de esta señora ,falto de rigor histórico diciendo que en argentina se festejaba la independencia de Buenos Aires(!!!??)y por otro lado me pareció un artículo super tendencioso en el que ponía a Mauricio Macri casi como un martir en manos de Cristina Kirchner,cuando yo conozco la realidad de ese país y pensaba como puede ser que una periodista así podía tener semejante lugar de poder de opnión y hoy me desayuno con esto y pienso debo estar equivocado debo estar equivocado lo siento

Reporteros Sin Fronteras: ¡Más de 4 millones para desinformar!

Robert Ménard, agente de la CIA según un periodista canadiense

Presentación: Un periodista canadiense -Jean Guy Allard-, ha llevado una minuciosa investigación acerca de las actividades de una asociación y ONG llamada Reporteros Sin Fronteras con sede en París, que dice defender la libertad de la prensa en el mundo. Según el periodista canadiense, que ha escrito un libro al respecto, su presidente, Robert Ménard es un agente que trabaja para la CIA.

En un foro Internet del semanario francés Le Nouvel Observateur, el Secretario General de Reporteros Sin Fronteras, Robert Ménard, confiesa disponer de tres millones y medio de euros, es decir más de 4 millones de dólares, para realizar sus campañas. ¡Tres millones y medio de euros, es decir más de 4 millones de dólares! Tal es el presupuesto anual de Reporteros Sin Fronteras, según lo que acaba de confesar su Secretario General en el foro Internet que le ha consagrado el semanario francés Le Nouvel Observateur.

En este mismo intercambio con internautas, Robert Ménard confesó que conoce personalmente al agente de la CIA Frank Calzón pero, extrañamente, niega sus lazos con Nancy Pérez Crespo, la gerente mafiosa de fondos de la USAID que afirmó en la prensa de Miami orientar sus campañas en contra del turismo en Cuba.

¿Cuánto cuesta a RSF su red de oficinas en el mundo?, preguntó uno de los numerosos participantes en el foro realizado por el sitio www.nouvelobs.com. «El presupuesto anual de RSF es del orden de 3,5 millones de euros», contestó textualmente Robert Ménard presidente de Reporteros Sin Fronteras. Y añade extrañamente: «Nuestra red de secciones y de corresponsales debe representar menos del 10% de esa cantidad».

Más tarde, contestando una pregunta sobre el porcentaje de las respectivas contribuciones de miembros, de los gobiernos «europeos o norteamericano» o de las empresas privadas, Ménard hace esa asombrosa respuesta, matemáticamente incomprensible. Analice.

«Más de 80% de nuestro presupuesto proviene de la venta de nuestros álbumes de fotos y de las subastas que organizamos regularmente. En cuanto al financiamiento público, representa menos del 5% de nuestros ingresos. Y nada de parte del gobierno norteamericano».

De manera evidente, la respuesta carece sospechosamente de toda lógica. ¿Dos millones ocho cientos miles de dólares procedente de ventas de álbumes de fotos y de subastas? Los ingresos de las subastas de RSF en el propio sitio web de la organización son insignificantes: unas decenas de miles de euros.

¿Así que la venta de álbumes de fotos alcanzaría millones de euros? En tal caso, Robert Ménard puede reclamar su inscripción en el libro Guinness de los Récords. Sin embargo, esa enorme afirmación sí confirma que RSF goza de apoyos millonarios de parte de las cajas ocultas tanto de los dueños de la prensa comercial francesa, del mundo global de la publicidad y de los gobiernos europeos y de los Estados Unidos.

En este sentido a otra pregunta - ¿Ha realizado usted en Francia campañas contra el turismo en Cuba concebidas en Miami? ¿Quién paga la cuenta? -es sumamente interesante. «Las campañas de información que realizamos para los turistas que van a Cuba son concebidas por nuestra agencia, Saatchi & Saatchi. Y son financiadas por nuestros propios medios», contesta el gurú parisino. Sin precisar que Saatchi & Saatchi es subsidiaria de Publicis, la primera agencia publicitaria de Francia, la tercera en el mundo, que realiza campañas para la US Army, Bacardí y hasta el Mossad israelí (servicios de espionaje hebreos). Publicis es también dueña de una subsidiaria miamense, Bromley, cuya dirigente, Aida Levitan acompaña personalmente a Ménard en París, en sus mítines anti-cubanos. Bromley es el número uno del mercado hispánico norteamericano, con ingresos estimados a $270 millones.

Sorprendente también su respuesta a la pregunta: «¿Conoce usted personalmente a Frank Calzón?» «Absolutamente, contesta. Y hace un trabajo fantástico para defender a los demócratas cubanos actualmente detenidos...».

Su respuesta histérica al investigador universitario Salim Lamrani sobre sus lazos con el operativo CIA Frank Calzón son bien conocidas. Es que Calzón es tan identificado a la CIA como Leonardo da Vinci a la Mona Lisa. El problema de Ménard es que, el 18 de marzo último, cometió la imprudencia de exhibirse en Bruselas con Calzón, ante varios diputados de la Unión Europea. Ya no puede negar que baila con el diablo.

Cuando un internauta le pregunta cuáles son sus lazos con «la administración y la oligarquía» de los Estados Unidos, Ménard, como buen agente, niega todo. Pero todo. Y de un solo golpe. «Ninguno, dice. Publicamos informes sobre los Estados Unidos como sobre cualquier otro país del mundo». De manera evidente, Ménard considera que los lectores del Nouvel Observateur son ya tan desinformados que se puede añadir al paciente una cucharadita de veneno sin que pasa nada.

A una referencia al caso de José Couso, el camarógrafo español José Couso y a sus colegas asesinados por disparos de los blindados norteamericanos sobre el hotel Palestina de Bagdad, el 8 de abril del 2003, Ménard, de nuevo, miente fríamente. A la cara. Y con insultos. «Decididamente, el analfabetismo gana terreno, contesta. Somos una de las pocas organizaciones que han consagrado meses enteros investigando sobre lo que pasó en el hotel Palestina. Lo hemos hecho con Jean-Paul Mari, periodista con el Nouvel Observateur. Tal vez pudiera usted darse la pena de leer este informe que se encuentra disponible sobre nuestro sitio Internet».

Ménard omite decir que el informe de RSF sobre los eventos del hotel Palestina ha sido denunciado por la familia Couso que lo acusa de haberlo publicado contra su voluntad y con la clara intención de defender a los intereses norteamericanos. El «investigador» de RSF, Jean-Paul Mari, es un amigo personal del Teniente Coronel Philip de Camp quien ordenó personalmente los tiros asesinos. Con increíble cinismo, Ménard pretende ignorar esa situación.

Sin embargo, cuando se le pregunta si conoce a Nancy Pérez Crespo, quien declaró en el diario de Miami Nuevo Herald que RSF iba a realizar en París la parte francesa de su campaña de distribución de folletos contra el turismo en Cuba, Ménard miente descaradamente: «Le confieso que este nombre no me dice nada ahora. De todas formas, nosotros no empleamos a nadie en Miami y, pues, tampoco a esta dama». Por lo menos confiesa que conoció a Néstor Baguer en La Habana. Baguer, el viejo y respetado veterano de la prensa cubana, recientemente fallecido, contaba cómo, a solicitud de los órganos cubanos de seguridad, había sido «el primer representante de RSF en Cuba», una tarea que le permitió alcanzar un nivel aún más elevado de confianza con los agentes de inteligencia de la Sección de Intereses norteamericanos en La Habana. «Este señor fue nuestro corresponsal durante muchos años antes de que nos separamos de él», dijo. Por otro lado, niega mantener relaciones particulares con la disidente profesional Zoe Valdés.

Hay que recordar acerca de Ménard y sus ingresos que la Commision For Asistance to a Free Cuba - la famosa Comisión norteamericana de «transición» -anunció el 6 de mayo último que aumentaría el apoyo «a las ONG, en determinados terceros países» que se dedican a «poner en relieve los abusos de los derechos humanos en Cuba como parte de un esfuerzo amplio para desalentar los viajes de turismo». La «ONG» de Ménard, radicada en Francia, se consagra precisamente, y casi sin competencia alguna, a desencadenar campañas orientadas a causar daños a la industria turística cubana. También anunció la comisión encabezada por Colin Powell que el presupuesto de la ayuda a las ONG mercenarias pasó de 7 (siete) a 36 (treinta y seis) millones de dólares. Un aumento repentino de 29 millones de dólares. Otra afirmación «relevante» de Ménard en este revelador intercambio.

Un internauta le pregunta qué acción ha realizado RSF a favor de Mumia Abu-Jamal, el periodista norteamericano encarcelado desde más de 20 años. Ménard, con todo el cinismo que lo caracteriza contesta: «No hemos hecho nada ni haremos nada. No se trata de un tema de libertad de prensa». Así habla el personaje que toda la prensa comercial francesa celebra... ocultando sistemáticamente toda referencia a sus lazos bochornosos, tanto con el patronato francés, los servicios especiales norteamericanos como con los capos terroristas de la Florida del Sur.

Robert Mènard, agente de la CIA y compinche de los terroristas de Miami

Fuente: http://www.voltairenet.org/article124343.html

Pues por más que rebuznen algunas chipirifláuticas revolucionarias y berroqueños peñazos de doloridas entendederas, y se cuelan aquí con sus brillos de refrote a dar el requetecoñazo, digo que la gran mayoría, la gente observadora imparcial, tienen a bien considerar, y con acierto, que es una gran periodista Sol Gallego-Diaz y es un gran y querido escritor y periodista Juan Cruz.

Y a los modorros incordiantes,ojalá os iluminen los fuegos artificiales de este verano porque lo que es la luz de vuestras mentes sufrírá más de lo que os creéis, sólo de soportaros. Pero esforzarse en entender las cosas, venga, ánimo que podéis, aunque sea tirados en la playa. Disfrutad y dejad que disfruten los demás¿no? Venga

Una muy buena periodista y escritora de lujo.

Ayer, dijo Sol que Pedro Altares era el director que hubiera querido tener cualquier periodista. A mi no me hubiera importado ni tener a Pedro de director, ni a Sol, por supuesto.

Maestro Cruz

FERIA DEL LIBRO
EL NIÑO REPUBLICANO (Extracto)

No basta el canturreo de mi madre,y sus escenas del Nuevo Testamento,y las torturas de las monjitas de la calle de la Santísima Trinidad (se llevaba allí a los párvulos: o parvos, pequeños): había que buscar más datos. La primera Feria del Libro, en el paseo de Recoletos, ofrecía obras impensables hasta entonces: algunos curas republicanos escribían sus nuevos textos, y a mí me iluminó uno de ellos: Farsantes, hipócritas, fariseos, tres excelentes palabras para referirse al clero de la época. Unos años más tarde les hubiera podido llamar asesinos, por cómo hicieron y alentaron y absolvieron la guerra de Franco, pero probablemente no le dio tiempo. Compré también unos Evangelios metidos en una caja negra: eran de la Sociedad Bíblica Española, protestantes, y eso debía de añadir algo a su claridad. No he sido nunca niño, ni hombre, de Antiguo Testamento: más bien lo he detestado, con sus venganzas y sus castigos, con su Dios de alma negra. Le veo ahora aparecer en los grandes países de la guerra, en Estados Unidos o en Israel, y detesto su cara. Un tipo capaz de gastar la broma siniestra y groserota que le soltó a Abraham mandándole el sacrificio de su hijo, para luego cambiarlo por un cordero (lo cual no deja de ser otra burla) no podía merecer mi estima.


Alfaguara. Madrid, 1998.
Eduardo Haro Tecglen.
P.D.Que grande y que sabio Haro
Saludos Paco


Maestro Cruz

En España tenemos a Sol y muchos compañeros de Sol, que practican el ejercicio de la profesión periodística, con vocación y profesionalidad y siguen después de muchos años siendo referentes para otros compañeros, también es cierto que contemplamos como existen seudo periodistas que se dedican a insultar en televisiones, radios y periódicos gravemente al presidente,al doctor Montes(recuerdan al tal Rodríguez llamándolo nazi)al taliban ex –Cope diciendo lo que dijo de R.Gallardón en referencia al 11-m ó al periódico y su director con sus famosas dos hipótesis.Últimamente también contemplamos como periodistas de la brunete mediática, rozan el filo de la libertad de expresión y entran directamente en el insulto puro y duro.
Cierto que es mucho peor en otros lugares, sirva de ejemplo, que desgraciadamente no es el único, el enlace que dejo, solo como referencia y ejemplo de lo peligroso que es en muchos países, ejercer la profesión de contar lo que se sabe, para que la verdad nos haga más libres.
http://reporterossinfronteras.webnode.es/news/cuba-24-periodistas-siguen-en-la-carcel/

Saludos Paco


Si un periodista es "gente que le cuenta a la gente lo que sucede a la gente" habrá que encontrar otra definición para algunos que trabajan en El País, que desinforman subjetiva y escandalosamente manipulando a la gente de manera alevosa hacia la línea que dicta Prisa.
Si un periodista es "gente que le cuenta a la gente lo que sucede a la gente" tendríamos que preestablecer ciertos límites, de común acuerdo, sobre qué es noticia y qué no. Conozco a un "periodista" al que se le ocurrió "contar a la gente" los 57 regalos que haría a su amada, cuando en realidad la gente que quiere culebrones no lee la prensa escrita.
¡Cuántas mentiras, siempre en nombre de "la gente"!

Un fuerte abrazo a todos mis camaradas, que también son gente aunque no compartan los puntos de vista que aquí se exponen.

GRITO CHANGA


Me ofrecieron conchabo
para ir tirando, para ir tirando.
El trabajo anda escaso,
la paga estrecha
y el lomo es ancho.

Porque tengo a mis hijos
que a puro brazo los estoy criando,
me priendo a cualquier cosa,
el hambre es mucho y el pan escaso.

Clavo el hacha en el árbol,
saco los yuyos, armo el andamio,
no tengo oficio fijo,
de muy chiquito, viví cinchando.

Hoy no tengo derecho
ni pa embromarme dentro el salario.
El patrón ya me dijo
que si me enfermo no se hace cargo.

¡La pucha que valgo poco!,
si no me alcanza ni pa cigarro,
y el hueso que llevo a casa
dentro del pecho me está golpeando.

Si me agarra la rabia
y pego el grito, me estoy pensando,
que mis pobres cachorros,
no tienen culpa pa darles cargo.

Que venga el sabio y diga
si mi trabajo no vale de algo.
Que el sabio me conteste,
si pa tranquiarla no soy un galgo.

Si el sabe todo eso,
sabe de sobra que es poco el pago.
Por saber tantas cosas,
hacen que el pobre reviente de asco.

¡La pucha que valgo poco!,
si no me alcanza ni pa cigarro,
y el hueso que llevo a casa
dentro del pecho me está golpeando.

Si me agarra la rabia
y pego el grito, me estoy pensando,
que mis pobres cachorros
no tienen culpa pa darles cargo.


José Larralde

sólo existe un antiperiodismo más patético que el que le cuenta a la gente lo que un gobierno quiere que se le cuente a la gente, y es el antiperiodismo que le cuenta a la gente lo que un gobierno cadáver quiere que se le cuente a la gente. eso ya es antiperiodismo patético y cadáver total.

La "gente que le dice a la gente lo que le pasa a la gente" no son periodistas. Es gente paternalista y manipuladora (curas, politicastros, etc.), o simplemente gente entrometida. La gente ya sabe perfectamente lo que le pasa.

Los periodistas son gente que le dice o le cuenta a la gente los motivos de lo que le pasa a la gente y que el poder quiere mantener ocultos. Por eso muchas veces los verdaderos periodistas no llegan a viejos, no viven para contarlo.

PS: En recuerdo de los periodistas caídos en la lucha por contarle a la gente la verdad. Abrazos, camaradas.

Observo que el enlace del artículo de Ramón Lobo en El País al que se refiere mi comentario anterior no ha salido bien. Lo repito:

http://www.elpais.com/articulo/ultima/Cuba/tardo/horas/subir/video/YouTube/elpepuult/20100521elpepiult_2/Tes

Felicidades

El País tóxico

A propósito de un “Almuerzo con…” ( http://www.elpais.com/articulo/ultima/Cuba/tardo/horas/subir/video/YouTube/elpepuult/20100521elpepiult_2/Tes )

Estaba curiosa de lo que publicaran, porque sabía que poco o nada serio podría salir de aquel almuerzo con el periodista que confundió a Ricardo Alarcón, presidente del Parlamento cubano, con el ex vicepresidente Carlos Lage; que no se acordaba bien del nombre de la bloguera a quien Prisa le concediera con suma prisa el Premio Ortega y Gasset; que tenía una vaga idea de cierto episodio con un estudiante en Cuba, del cual tampoco recordaba cómo se llama -Eliécer Ávila- y daba por hecho que había sido expulsado de la universidad. Un viaje a la Isla con un novia en tiempos remotos, donde “la pasé bien”, y algunos chistes envenenados que le escuchó al corresponsal de su diario en La Habana. Esa era toda la información sobre Cuba con la que se sentó Ramón Lobo a la mesa del Café de Oriente, en Madrid.

El océano que le faltaba, Lobo lo llenó con sus prejuicios y su imaginación. Me presentaría luego a los lectores como directora de Cubadebate -el director es Randy Alonso- y describió como comisario político a Jorge Ángel Hernández, uno de los escritores más interesantes de su generación, que no es ni militante del Partido, a quien ignoró soberanamente en todo el almuerzo sobre una mesa para tres. Por supuesto, jamás le preguntó su nombre, porque la historia estaba hecha antes de que me sirvieran aquel pescado que parecía de goma.

Sin embargo, excuso a Lobo de la responsabilidad de este nueva emboscada de El País contra Cuba. Sus editores probablemente eligieron al más ignorante y al más dócil de todos para hacer pasar por entrevista lo que fue otra planeada operación de propaganda negra del diario, con su catecismo de esteriotipos y abstracciones, de fórmulas -”dictadura”, “embargo”, “web oficial”, “libertad”…-, que usan como comodines para explicar las cosas más contradictorias. Como no pudieron manipular mis palabras, manosearon el almuerzo e intoxicaron a los lectores con un plagio mediocre de Archipiélago GULAG.

No es accidental que en los últimos años, y particularmente en los últimos meses, El País no haya generado una sola nota sobre Cuba digna de memoria y sí, en cambio, un gigantesco basural de palabrería conservadora y autoritaria sin contacto con la realidad de los problemas cubanos. Como prueba esta entrevista que no fue y esta Cuba que no existe en “Almuerzo con…”, que publicara el periódico el jueves.

Este nuevo portento anticubano del diario madrileño es tan absurdo, que justamente por eso debería interpretarse como grave. Si El País intoxica de tal manera a sus lectores a costa de papelazos periodísticos impensables para cualquier otro tema internacional o de política interna, quiere decir que, detrás, hay algo más que paranoias ridículas.

Fuente: http://www.cubadebate.cu/opinion/2010/05/22/el-pais-toxico/

Soledad Gallego es un lujo para el periodismo y un orgullo y un acicate para los que tenemos la suerte de escribir en el mismo periódico que ella. Mi más alegre enhorabuena.

Una gran periodista.
Enhorabuena.
Saludos,

Diego

A Juan se le nota cuando aprecia de verdad a una persona. No conozco a Soledad Gallego pero lo que escribe suena muy bien. En clave de Sol.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef0133ef507115970b

Listed below are links to weblogs that reference Claves de Sol:

Mira que te lo tengo dicho

Sobre el blog

¿Qué podemos esperar de la cultura? ¿Y qué de quienes la hacen? Los hechos y los protagonistas. La intimidad de los creadores y la plaza en la que se encuentran.

Sobre el autor

Juan Cruz

es periodista y escritor. Su blog Mira que te lo tengo dicho ha estado colgado desde 2006 en elpais.com y aparece ahora en la web de cultura de El País. En cultura ha desarrollado gran parte de su trabajo en El País. Sobre esa experiencia escribió un libro, Una memoria de El País y sobre su trabajo como editor publicó Egos revueltos, una memoria personal de la vida literaria, que fue Premio Comillas de Memorias de la editorial Tusquets. Otros libros suyos son Ojalá octubre y La foto de los suecos. Sobre periodismo escribió Periodismo. ¿vale la pena vivir para este oficio?. Sus últimos libros son Viaje al corazón del fútbol, sobre el Barça de Pep Guardiola, y Contra el insulto, sobre la costumbre de insultar que domina hoy en el periodismo y en muchos sectores de la vida pública española. Nació en Tenerife en 1948.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal