El periodismo sin adjetivos

Por: | 23 de junio de 2011

Esta es una profesión humilde; humilde porque es pasajera aunque imprescindible; sin el periodismo no se puede hacer la historia, o al menos no se puede rastrear. El periodismo es la huella que van dejando los días. En fin. Y es cruel, un oficio cruel, decía Eugenio Scalfari, el primer director de La repubblica de Roma. Cruel porque domina un poder que puede afectar a las personas, a las instituciones, y puede afectarlo muchas veces sin posible defensa de los que sufren el periodismo cuando éste no se basa en datos ciertos sino en rumores que se utilizan para dañar. El poder que tienen (que tenemos) los periodistas es la raíz de los numerosos contrafuertes que, en algunos casos los propios profesionales, se pone el periodismo para controlar adecuadamente su fuerza o su impacto. Scalfari es también el autor de la más sólida de las definiciones que conozco de periodista: periodista es gente que le dice a la gente lo que le pasa a la gente. Se la escuché en un aula de la Escuela de Periodismo de El País y ayer la dije en un aula en la que jóvenes aspirantes a ejercer el oficio me interrogaban sobre esto que hacemos. En algún momento uno de ellos me preguntó por mis opiniones acerca del periodismo neutral y del periodismo militante. Le dije que el periodismo no debe tener adjetivos, y militante debe ser el periodismo tan solo del periodismo: del rigor, del contraste, del respeto por las personas y por los datos. ¿Periodismo neutral? Tampoco existe, pues en medio no hay nadie: cuando uno escribe sobre lo que ocurre está adoptando un punto de vista, y ese jamás es inocente o desinformado, en el sentido de que cuando uno narra tiene tras de sí la tradición de sus propias miradas, de su propio modo de ver la vida. Un amigo periodista suele decir que un periódico es una mirada compartida; ese estado es en el que está el periodismo, o el periodista: ve para contar, pero no adopta a priori punto de vista ninguno, no va a la plaza deseando que las cosas se puedan contar desde un punto de vista u otro. No va a la plaza con adjetivos. Los adjetivos los pone el lector. ¿Neutral? ¿Objetivo? ¿Partidista? ¿Militante? Uf. Pongamos adjetivos al periodismo y lo habremos puesto cuesta abajo en la rodada como dice la milonga argentina. Por cierto, llueve en Buenos Aires. A cántaros. Es lindo ver llover en Buenos Aires. Y me voy, esta mañana me marcho de la capital de Borges y de Sabato. Mañana hubiera cumplido cien años Sabato.

Hay 31 Comentarios

Estimado Juan Cruz
Nota prévia : peço desculpa mas vou escrever em português pois não domino a escrita castelhana. Creio que me entenderá.

Tive notícia deste seu "blog" e vim logo visitá-lo. Conheço-o do que escreve no El País, diário que leio bastantes vezes, sobretudo aos fins de semana. E, Juan Cruz ouvi e vi-o sempre com atenção no programa da noite na RTVE, infelizmente um espaço de opinião que não foi respeitado pelo actual poder direitista que governa Espanha. Assim, aproveito este seu "blog" para o saudar e lhe enviar o meu sincero agradecimento pela qualidade da sua intervenção pública.
Desde Évora - Portugal , Paulo Barral (antigo deputado do Partido Socialista).

Ternura.

'Coger y morir no tienen adjetivos'.

Maestro Cruz

DESERTA EL FOSC
Deserta el fosc, i que et sigui la pena
com un espai secret de tu mateix
des d'on tot és insòlitament digne.
No l'enyor que marceix, sinó el cabal
de serenor, la solitud entesa
com un estar en les coses per comprendre'n
les mudances, els ritmes, la bellesa.
Així el dolor no crema ni resseca
i en el silenci hi trobes l'harmonia
que semblava trencada ja per sempre.
Deserta el fosc, surt a la llum i viu.

Miquel Martí i Pol

Saludos Paco

Juan uno home qui quire pasar por hinesto, mara qui is uno trampioso se aparajoa partachiar a los inocenos pere nin setralva con piligrosos qui el time is uno cobiarde nannamas yiah qui sera proibe piara tiner qui sirvirse di los qui li iscuipen saliviazos piara miantiner ista poceilga qui yiama miera qui ti lo tiengo diercho ay qui tiener caradiura
nio nus olvidiamos di paco

Las definiciones -suele ocurrir- empiezan a fallar por los adjetivos. El periodismo es una profesión,sí; ¿humilde?, acaso sólo en su nivel más elemental dedicado a la gacetilla o al aviso. Un periodista que aspira a descubrir y comunicar una noticia asume la arrogancia de revelar la verdad- nada menos- a sus lectores. La humildad no pretendería ir tan lejos; le bastaría con transmitir unas palabras oídas o con describir un hecho tal como fuera visto por un testigo al que acreditara la honradez. No. El periodismo invierte la frase de Vargas LLosa sobre la novela: "la verdad de las mentiras"; el uso de las palabras que, por constituirse en consciencia de una ficción, no pueden mentir sino por falta de coherencia con un mundo nacido de la imaginación. El periodismo labora con las mentiras de la Verdad -así, con mayúscula-; una verdad que no podría ser creada mientras es nombrada sino que, para el redactor que escribe en los periódicos, prexiste y, por tanto, demanda interpretación, sesgo e intención: en definitiva, el filtro de la personalidad. Es aquí donde la humildad se desmorona y la realidad se transforma en cuestión de perspectiva, cuando no de circunstancia concreta para cada profesional.

He tenido la oportunidad esta semana de seguir un reportaje- entrevista realizado en 2007 a Boris Yefimov, durante muchos años caricaturista de referencia en la prensa soviética. Entre las muchas anécdotas de su vida, recordó las vicisitudes por las que pasó su hermano, Mihail Koltsov, redactor jefe y editor de Pravda -"La verdad"; sin comentarios- hasta las purgas stalinistas de finales de los años 30. Koltsov era un comunista convencido, cercano al Padre de los Pueblos y eficaz propagandista del socialismo real. La realidad, por tanto, le envolvía; le daba de comer; le concedía preminencia y poder (hasta asesoraba al gobierno republicano de Negrín y aparece retratado en "Por quién doblan las campanas"). Pero su profesión no consistía en contar esa realidad; era un periodísta auténtico: contaba lo que quería la Verdad para la que trabajaba. Al cabo, ese servicio no fue suficiente para evitar los recelos sobre un atisbo de independencia de juicio. La Verdad, según contó su hermano Boris, le dejó en manos de la GPU que, calzada con botas de hierro, le pateó los genitales hasta arrancarle la confesión de una traición inexistente. Gulag y ... exterminio.

En nuestros días, la Verdad es menos directa pero no deja de calzarse sus botas. Que se lo pregunten Si no a don Hermann T... y a tantos otros.

Que alegría que siempre estemos de acuerdo

"El periodismo sin adjetivo no existe". Dice José Luis (23/06/2011 20:23:14) y lo demuestra. Con elegancia y contundencia (es José Luis). Revelándonos que el nombre propio de quien dice lo contrario es adjetivo. Uno de los adjetivos de un nombre propio comercial. Adjetivo, a su vez, de un modo de producción de adjetivos. Todos ellos pasajeros. Todos ellos prescindibles. Todos. Para mantener la ficción de cruel imprescindibilidad del modo de producción que los produce. La ficción de que el poder no es nuestro.

Pero una ficción es un engaño y no se puede engañar a todo el mundo todo el tiempo. Otro modo de producción ha entrado en funcionamiento. Otro modo de producción en el que el poder es nuestro. Como dice Alex G. (23/06/2011 18:51:11), periodismo es hoy "lo que hacemos los ciudadanos mientras los 'profesionales' os vais a la otra parte del mundo a miraros el ombligo". El ombligo sin adjetivos. El único sustantivo suyo propio en su vida como adjetivos.

Abrazos y besos siempre, camaradas. ¡Hasta la victoria siempre!

PS: Michel y Alex G. en el post anterior y José Luis en este, felicidades por el éxito. Seductores. Siempre. Bogart... y Beatty... tu esperanza es la nuestra, camarada.

Acho tios, que ya son las doce, despertar que tendreis que hacer algo para ganaros las copas de esta noche.

Tio, pasa todo el día escondio esperando la hora de saludar a los camaradas.
Tu crees acho, que con esas pintas lograreís cambiar el mundo, si el día que diste un palo al agua, te enfriartes y tu mama tuvo que pasar en vela la noche haciendote compañia, por tus miedos, te veías trabajando.ja ja ja ja
Salud y resistir.

Yo era de los jovenes lectores de periodicos que pensaban que los periodistas eran los notarios del día a día.
Pero el tiempo me ha demostrado, lo equivocado que estaba.
Salud y Resistir.

A veces me despierto creyendo que con un día fresco las gentes crispantes sonreirán, dirán frases razonadas, sin ofender ni insultar, pero cuando llega el medio día, cuando el Lorenzo aprieta derritiendo las pocas neuronas de nuestros molestos bloguistas, veo con tristeza que siguen mezclando el tocino con el trigo, y cualquier atrocidad le son idóneas para adjudicársela al PSOE.

Desde Viriato hasta el 15 M, todo lo ocurrido es culpa del PSOE, y no hay material forma de que los niños se bajen del caballo de cartón, que les compraron sus papas para el día de la comunión, ahora siguen viviendo a costa de ellos, pero se han independizado, duermen en casa de las abuelas.
Salud y Resistir.

Lo más cruel del periodismo es cuando se somete a ser vocero de la infamia y la cobardía, de la complicidad con el crimen, de la subyugación de los perseguidos, tal cual ha hecho El País estos años avalando la podredumbre zapateril que ha llevado a los nazis asesinos a gobernar Guipúzcoa, nada menos. Eso es crueldad y lo demás lágrimas de cocodrilo.

Estimado Sr. Cruz,

Creo que cada vez que escribe usted sobre el periodismo o el periodista derrapa por una calzada adoquinada y su discurso encalla.

Ustedes no tienen ningún poder. Creen ostentar el tan cacareado cuarto poder que, si alguna vez existió, lo fue hace décadas. Hoy, habiendo Internet, los antiguos lectores que subrayaban los periódicos -como mi padre, que falleció con 96 años, éste cumpliría los 100- son activos. No siendo periodistas en el sentido "profesional" del término, es decir, cambiando su trabajo por unos emolumentos o salario o vendiendo su trabajo a cambio de un precio, antes acuden a información objetiva de páginas web y vuelcan su propia información en blogs, cartas, libros, diarios, no digamos ya en el revival del movimiento asambleario del siglo XIX, de principios del XX, o de los años 60 y 70.

Esas tertulias que aburren a las ovejas en innumerables canales de TV y emisoras de radio que repiten sistemáticamente lo mismo día tras día y que, al menos a mí, hacen aborrecer esos medios, salvo en lo que se refiera a puro entretenimiento, esos columnistas que desde El País -lamentablemente- hasta los periódicos de ultraderecha, como "La Gaceta" no dicen, en su mayoría, mas que memeces y están llenos de lugares comunes, opinando de esto y aquéllo pero siempre haciendo la salvedad de que "yo no soy especialista de... pero creo que..."

El periodismo, Sr. Cruz, salvo pocas excepciones -siempre en mi opinión- no es neutral ni objetivo, ni militante, ni ..., es aburrido e ignorante.

Cierre los ojos y piense, por ejemplo, en un Telediario de esos de Telecinco que presenta un tal Cantero que antes los presentaba en TVE, diciendo "conyugue", "exacuo" y otras lindezas semejantes. Y el amigo se atreve a escribir novelas, a firmarlas en la Feria del Libro e incluso venderlas.

Si ese tío tiene poder, es para troncharse de la risa.

Saludos,

Bartulik.

Mira Chapuza, ya sabes que hace tiempo nos vemos por este lugar y la noche de San Juan es muy especial, y es el santo de Juan Cruz. No sé antes tu eras crítico pero no como ahora, no sé que buscas pero así no debes encontrarte nunca a gusto. Si pones pegas a la música en Telde esta noche es muy importante, como en Las Palmas de Gran Canaria, yo de ti iría por otros caminos y seguro que si te gusta el cine te gustará naturalmente Reds o los 10 dias que cambiaron el mundo. Pero deja esas cosas raras, no eras así al principio, luego no sé en que momento cambiaste para ser enemigo de todos. Piénsalo.

Muy bonitos los fuegos artificiales que nos propone Dumi. Las canciones que los acompañan son un poco horteras, pero de eso Dumi no tiene la culpa. En realidad, nadie tiene la culpa de nada, pero hay culpables. A mí los fuegos artificiales me hubieran gustado más con La Internacional de música de fondo, pero es que yo soy así.

Como a Dumi le gustan las películas, aquí dejo este extracto de Reds que a mí siempre me emociona:

http://www.youtube.com/watch?v=c13q2wYZr_0

Uy, chumi ..
¿ Todavía sigue por aquí ?
Hace siglos que no entraba en este blog y leyendo la entrada de este supercaluroso 23 de Junio del 2011 me ha parecido que era el mismo día de otro Junio de hace cuatro siglos .
¡Chin, chin!, D. Juan ... Que lo pase muy feliz en el día de su santo.
A su salud me pienso beber una copa de brut rosado muy fresquito.
Qué terrible que el periodista de hoy sea más protagonista que la noticia, ¿no?
Hace cuatro siglos se hacían reportajes de política , de economía, se enseñaba como la gente vivía los problemas o como se entendía la política en otros sitios . El periodismo no se improvisaba y el que lo practicaba tenía un gran sentido de la responsabilidad . Hoy hay una tendencia a hacer que prime la rapidez sobre la calidad y a que lo importante sea la espectacularización de la información .
Me sigue gustando mucho su frase : periodista es el que le dice a la gente lo que le pasa a la gente .
Si señor , así sin maquillaje ni vestido de gasa de seda.

NOCHE DE SAN JUAN EN TELDE 2010

http://youtu.be/qxQJeOL7DuU

Pleno del Partido en Morón

¿Elogios?… a un lado

Ortelio González Martínez

Sin elogios que pudieran obnubilar la mente y llevar a análisis complacientes, y sí con reflexiones nacidas desde una percepción crítica, los asistentes al Pleno del Partido en el municipio avileño de Morón debatieron acerca de cómo buena parte del éxito para "ver" los problemas y, sobre todo, enfrentarlos, depende de la exigencia.

En la reunión, que da continuidad a los acuerdos aprobados en el pasado VI Congreso y analizados en la reciente Asamblea provincial del Partido, tomaron cuerpo varias intervenciones con un amplio espectro temático, desde la ejemplaridad de la militancia, el enfrentamiento a la corrupción y las ilegalidades, hasta la ineficiencia de determinada empresa, uno de los tantos problemas que pueden ensombrecer a algún colectivo laboral.

A tono con este último aspecto, Esteban Echemendía, director de la Empresa de Vías y Puentes, explicó al plenario el porqué de algunas deficiencias presentes en su entidad, pues persisten problemas con la licencia de movimiento de los jefes de brigadas y motoristas, incumplimiento de horarios durante la jornada laboral y del programa de reparación en vías ferroviarias, por solo citar algunos ejemplos.

"¿Por qué esos incumplimientos? ¿Cómo es posible que en los próximos dos meses se propongan recuperar lo que dejaron de hacer en los cuatro anteriores?", fueron lógicos cuestionamientos de Carlos Garrido Pérez, primer secretario de la organización política en ese territorio.

Ese razonamiento llevó al instructor del partido, Ariel García, quien atiende a la entidad, a ponerse de pie y reconocer que los análisis realizados allí habían sido paternalistas, porque "no hemos cambiado todavía, como nos ha pedido reiteradamente la máxima dirección del país".

Acto seguido, José Luis Carrazana, miembro del Buró del Partido, fue categórico: "Al consejo de dirección de la empresa le ha faltado exigencia en todos los órdenes, y en las próximas horas revisaremos en detalle por qué se acumularon los problemas, incluso, si es necesario, tomaremos medidas más drásticas, entre las cuales no está excluida la sanción de los irresponsables en el núcleo, en su propio núcleo".

La mentalidad debe cambiar, sin más dilaciones, y sin reproducir viejos y dañinos vicios, porque "se acabó el plazo para resolver las dificultades", afirmó Jorge Luis Tapia Fonseca, miembro del Comité Central y primer secretario del Partido en la provincia.

"Se trata de señalar con nombres y apellidos a los responsables de los errores que limitan la cantidad y calidad de los servicios y bienes materiales. Ver qué se hizo mal y buscar las alternativas para hacerlo mejor en el menor tiempo posible, precisó.

En los debates alcanzó jerarquía el tema de la ganadería, en tanto en Morón existe el mayor hato del país de ganado de la raza Santa Gertrudis, agrupado en la Empresa Pecuaria Isla de Turiguanó.

A partir de las interrogantes de Tapia Fonseca, subió la tesitura del intercambio, con juicios despojados de paternalismo, en los que Venancio Rodríguez, director de esa organización, interiorizó que no se prepararon bien para enfrentar la sequía, una de las causas fundamentales de las más de 100 muertes que registra en lo que va de año.

No puede haber espacio, por ejemplo, para mencionar los escasos logros de la empresa cuando no se garantiza la comida de los animales en épocas de sequía. Es evidente que no son solo el hurto y sacrificio ilegal de las reses lo que impide mejores indicadores en la producción de leche y carne.

El máximo dirigente político de la provincia concretó en que de inmediato se formara una comisión integrada por cuatro miembros del Comité Municipal —en la que no puede faltar el instructor que atiende la entidad— para que se pasen un día en Turiguanó, o los que sean necesarios, recorran las unidades y toquen los problemas con la mano, porque en septiembre próximo deberán ser solucionados en su mayoría".

En el interés de no dejar pendientes los sectores más importantes, con un impacto directo en la vida económica y social del territorio y del país, hubo consenso en que el turismo debe mejorar la calidad del servicio, la comercialización de los hoteles, en beneficio de los ingresos, porque lo fundamental es la captación de divisas, como expresa el lineamiento 255 de la Política Económica y Social del Partido.

En tal sentido, de inmediato se decidió que cada participante en el pleno transmitiera las ideas claras en sus respectivos núcleos, para que "la vida no siga igual" y, a la vez, cada quien se convirtiera en el máximo responsable de cuanto sucede en el radio de acción, en correspondencia con el actuar de un militante del Partido.

Una constante fueron las reflexiones acerca de la necesidad de eliminar el viejo vicio del reunionismo, que obstaculiza la efectividad de los cuadros y los subordinados, e impide concentrarse en las actividades fundamentales de cada centro. Limitarlas a solo las indispensables, y efectuarlas después de la jornada de trabajo, ha sido indicación reiterada por la máxima dirección política de la provincia.

Una cuestión de orden: el Partido puede incidir y exigir en todas las instancias y niveles de la sociedad, pero sin suplantar las obligaciones administrativas y empresariales.

Fuente: Granma. Órgano oficial del Comité Central del Partido Comunista de Cuba.

http://www.granma.co.cu/2011/06/23/nacional/artic03.html

Aquí he leído barbaridades, y esa del 11M que culpa al PSOE es alarmante, por otro lado algunos deberían autocensurarse un poco y dejarnos en paz.
Esos camaradas del tres al cuarto que no van nunca con los indignados ni acampan, solo hablan mal de todo lo deL País, parece que se aburrieron de Cuba.

Feliz Noche de San Juan, felicidades por tu Santo.
Aqui en Las Canteras se hacen hogueras y veremos los fuegos, luego habrá gente que se bañe 7 veces en el Mar, hoy hace mucho calor. Hay que quemar todo lo malo para que esta noche la más carta del año se cumplan buenos deseos.
Feliz Noche de San Juan.

"¿Cómo sabe usted que yo me autocensuro?", pregunta el periodista, irritado. Noam Chomsky (el más grande intelectual de nuestra época, según decía con pesar el New York Times) responde: "Yo no digo que usted se autocensure, estoy seguro de que usted se cree todo lo que dice. Lo que intento explicar es que, si usted tuviera otras ideas, no estaría sentado aquí haciéndome una entrevista". Ésa es la cuestión. Juan no se fuerza a decir lo que dice: él es así. Y, si no lo fuera, no tendría el puesto que tiene: Prisa lo echaría.

Porque el periodismo sin adjetivo no existe (por cierto: tampoco existen "los mercados"... existe el capital). En los grandes medios de comunicación lo que hay es el periodismo burgués: personas que venden su fuerza de trabajo a empresas mediáticas que, como tales, tienen un objetivo fundamental: maximizar sus beneficios. Si el "periodista" escribe de acuerdo con ese objetivo, es decir, transmite la ideología necesaria para mantener el capitalismo y, subsidiariamente, la falsa democracia, la democracia burguesa, todo va bien. Si no, está condenado al ostracismo. Y es una situación que provoca numerosas contradicciones. Por eso Juan, por ejemplo, tan pronto dice que el periodismo es un oficio "necesario e ilustre", como "una profesión humilde"; un oficio "comprometido y esencial para la sociedad de ahora y del futuro", como una profesión "pasajera" y "cruel, un oficio cruel... "

Por otro lado, que yo sepa, Juan no es un simple reportero, sino alguien que reproduce constantemente ideología. En su caso pues, no se puede decir que él es, simplemente, de esa "gente que le dice a la gente lo que le pasa a la gente". Juan opina: tiene derecho a opinar, como cualquiera. Pero a lo que no tiene derecho es a presentarse como un simple contador de lo que ve. Y, si lo hace, no debe extrañarse de que haya gente que le llame cuentista.

¡Abrazos fuertes a todos mis camaradas! ¡Venceremos!

(Camarada es todo aquel que lucha por la abolición de las clases sociales, por la libertad individual y colectiva, por la democracia política y económica, o sea, por el socialismo y el comunismo, poco importa si pertenece a esta o a aquella organización, o a ninguna: así es como lo interpretaba Marx).

Los adjetivos le sientan mal al periodismo, pero también a los médicos y fontaneros.
Porque se utiliza como peyorativos en contra del buen profesional.
Por eso es muy importante saber quién adjetiva al periodista.
Aquí se leen algunos adjetivos que demuestran más el odio que la verdad, la consigna que la razón, el insulto que el contraste de pareceres. En La Razón maquillan la fotografía de la portada de ayer, y la Televisión de Madrid, Comunidad de Madrid, ponen imágenes de Manifestaciones de Grecia, mientras hablan de las Manifestaciones de España; y se suponen que son periodistas los que realizan el periódico y los telediarios.


Pero donde abundan semejantes adjetivos, despectivos, es en tiempos de crispación, en los medios dominados por los restos del franquismo.
No sé en Argentina pero en España, la imagen que dan de la sociedad actual es diabólica.
Salud y Resistir.

Visto lo visto estos últimos siete o nueve años, la autoría del 11-M se adapta al PSOE como una guante a la mano. En todo caso ni mucho menos es lo peor que ha hecho este Gobierno a los españoles.

Periodismo es lo que hacemos los ciudadanos mientras los "profesionales" os vais a la otra parte del mundo a miraros el ombligo.

Un par de ejemplos:

http://www.youtube.com/v/Smd1mmQPKyw

http://www.youtube.com/watch?v=fyFC5kcXVec

¡Solidaridad con Grecia, la Batalla de Atenas es también la nuestra! ¡Hasta la victoria siempre!

http://twitter.com/#!/search?q=%23greekrevolution

Abrazos a todxs los camaradas.

El País una de las empresas de mensajería del PSOE más importantes de España. Cualquier parecido con el periodismo es mera coincidencia. La lectura de El País es muy recomendable para conocer los aspectos psicológicos y estratégicos de la mente criminal y del golpe de Estado.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef01543333c746970c

Listed below are links to weblogs that reference El periodismo sin adjetivos:

Mira que te lo tengo dicho

Sobre el blog

¿Qué podemos esperar de la cultura? ¿Y qué de quienes la hacen? Los hechos y los protagonistas. La intimidad de los creadores y la plaza en la que se encuentran.

Sobre el autor

Juan Cruz

es periodista y escritor. Su blog Mira que te lo tengo dicho ha estado colgado desde 2006 en elpais.com y aparece ahora en la web de cultura de El País. En cultura ha desarrollado gran parte de su trabajo en El País. Sobre esa experiencia escribió un libro, Una memoria de El País y sobre su trabajo como editor publicó Egos revueltos, una memoria personal de la vida literaria, que fue Premio Comillas de Memorias de la editorial Tusquets. Otros libros suyos son Ojalá octubre y La foto de los suecos. Sobre periodismo escribió Periodismo. ¿vale la pena vivir para este oficio?. Sus últimos libros son Viaje al corazón del fútbol, sobre el Barça de Pep Guardiola, y Contra el insulto, sobre la costumbre de insultar que domina hoy en el periodismo y en muchos sectores de la vida pública española. Nació en Tenerife en 1948.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal