19 feb 2015

Imperativos de quita y pon

Por: Iñaki Gabilondo

Hay 57 Comentarios

Don Diego:
Un servidor no habla de "las alternativas" sino de cualquier alternativa que lleve aparejada la preeminencia del chavismo consustancial de Podemos (empeorar).
Don Severian:
Creí entender que se adhería ud. a las demandas de precisión suplementaria de don Mahatma y don Maresme. Quizá, pues un servidor lleva unos días jugando al ratón y al gato con nuestro censor vespertino, no haya podido ud. leer la justificación que un servidor supone para el cambio de posición popular. Por última vez, la coloco aquí; tal vez le dé tiempo esta vez.

Don Witness:
Su batería, por duradera que sea, no consigue el resultado esperado, que es crear una realidad paralela en la que las alternativas políticas a su idolatrado PP son poco menos que antisistema terroristas fabricados al otro lado del océano.
Presumo que todo su esfuerzo, generalmente queda respondido por una sonrisa condescendiente previo suspiro de aborrecimiento de la mayoría de lectores.
Pero nada, siga usted dedicando el día entero a navegar por los medios y llenar sus secciones de comentarios de su canción.
Si algún día se quedase sin conexión a Internet, no quisiera ser el teleoperador que le atendiese.

Witness, no comprendo por qué va mi nombre (ni tampoco el de los otros dos) encabezado en tu comentario. Según ciertos usos y costumbres, de ello habría de seguirse alguna suerte de respuesta al mío, y a fe que he cometido la temeridad de leer toda la parrafada que has tenido a bien soltarnos, en la ingenuidad de que algo habría allí vinculado a lo que yo había expuesto previamente, y he de decir con todo pesar que no me ha sido dable encontrarlo.
No obstante, aceptando tus presupuestos, y como dije ayer en un modo algo más metafórico, ¿con qué cara defiendes al gobierno si de su reforma no se va a poder evitar el "asesinato" de varios miles de personas cada año? No logro concebir cómo puede existir una razón de Estado superior a la salvaguarda de la vida de todas esas almas. Dicho de otro modo, te falta honestidad.

Publicado por: Witness | 22/02/2015 19:20:59
¿No se cansa nunca de dar muestras en sus escritos de lo fatuo y ridículo que puede llegar a ser usted en su afán de pretender saberlo todo de todos los temas?
Se larga otro tocho (probablemente inspirado y/o entresacado de alguna de aquellas enciclopedias que se vendían en los umbrales de las puertas en cómodos plazos semanales hace cuarenta años) con su habitual tono rimbombante y lleno de cabriolas churriguerescas, para acabar echando toda la clase de biología por la borda con la frase que remata el engendro: “No somos seres humanos porque tengamos cerebro y sensibilidad sino que tenemos cerebro y sensibilidad porque somos seres humanos.”
Almacántaro, ¿pero sabe usted lo que es un cerebro? Ya se lo dice la RAE: Uno de los centros nerviosos constitutivos del encéfalo, EXISTENTE EN TODOS LOS VERTEBRADOS y situado en la parte anterior y superior de la cavidad craneal. ¿Y la sensibilidad? Facultad de sentir, propia de los SERES ANIMADOS.
Ale, consúltelo con la almohada y a ver si es capaz, con estas definiciones, de encontrar la diferencia entre usted y, pongamos, un pavo real…
Bona nit,

Publicado por: Madita | 22/02/2015 20:14:20
Le agradezco sinceramente su agradecimiento, valga la redundancia, pero más le agradecería que se sumase usted al debate y lo haga más rico con su aportación, sea cual sea su postura sobre lo que nos ocupa hoy, o mañana con la nueva entrada del anfitrión.
Su nombre me suena de haberlo visto en este blog o en algún otro de este periódico...así que no le de vergüenza y láncese al ruedo, que aquí todos hacemos lo que buenamente podemos (para mejorar).
Un saludo

Madita, no sé si eres hombre con seudónimo de mujer o mujer pero igual me da, observo que se está hablando mucho sobre el aborto apartándose de lo que Iñaki Gabilondo ha planteado y además que todos los que opinan son hombres, ¿ son los hombres los que tienen que opinar tanto sobre un hecho que a quien más concierne es a las mujeres? ¿acaso no hay mujeres preparadas para hablar de todos estos temas, que los sienten como lo que son y que son más empáticas para tratarlos que los hombres? ¿por qué se utilizan siempre el tema del aborto con fines políticos y electoralistas y no se aborda, una vez que se ha entrado en el poder para realmente buscarle una solución pero no prohibitiva como quiso plantear el señor Alberto Ruiz-Gallardón, haciendo gala de sus valores morales que está muy bien por cierto, sino tratando de dar soluciones a la muy variada complejidad que tiene ese problema? como dije en su momento pienso que el tema del aborto es un problema muy complejo en el que intervienen factores individuales, familiares y sociales, tanto internos o nacionales como externos o de fuera, ya que la idea del aborto sin más ha sido una idea impuesta desde diversos movimientos y pensamientos o sea que el tema es más complejo de lo que parece, asi que menos palabrería y más a tomárselo en serio si es que lo que se pretende es que las mujeres no aborten, no sólo las que moralmente les corresponde sino a poder ser todas, las de todas las clases sociales, a ver si son capaces de conseguirlo estos hombres que todo lo arreglan y lo solucionan, empezando por la formación de los niños y de las niñas desde el principio.

Publicado por: ... ¿pero por qué no te callas? | 22/02/2015 18:00:13
Me ha emocionado su comentario, tanto que alguna lagrimita se me ha escapado. Es de admirar (y agradecer) su lucha contra la cerrazón, o el fanatismo, o la mera obediencia del empleado hacia las órdenes de su jefe (vaya usted a saber), que encierran los arcaicos postulados defendidos por esa pared de cemento prensado, por ese búnker acorazado, llamado Witness. Pero la defensa de usted y demás apasionados defensores de este foro por una sociedad más justa, igualitaria y solidaria, nos hace confiar en un mejor futuro a pesar de las paredes de cemento y búnkers que vamos encontrando por nuestro discurrir por la vida. Por tanto, muchas gracias a usted y sus pares. Saludos.

Don Severian, don Mahatma y don Maresme:
Un ser humano es un individuo concreto de la especie Homo sapiens. Esa individualidad característica se constituye cuando se produce la fecundación y la nueva realidad biológica recién formada empieza a interactuar con el entorno. Cada ser humano tiene el genoma de su especie pero con las variantes alélicas propias de sus progenitores, que se recombinan de muy diversas formas en los gametos parentales durante el proceso de gametogénesis. A lo largo del desarrollo, la modulación del funcionamiento de los genes por efecto del ambiente participa en la adquisición de la forma y en el funcionamiento de las células, tejidos y órganos del nuevo ser.
Este esquema básico, que debería conocer cualquier estudiante de bachillerato, es lo que determina el carácter humano de la vida del individuo desde sus primeras etapas. Puesto que se trata no sólo de vida "en abstracto" sino de una vida concreta, irrepetible en el espacio y en el tiempo, su eliminación por cualquier procedimiento supone la muerte de un ser humano. No se trata de un conjunto de células cualquiera o de fragmentos somáticos diferenciados sino de una entidad biológica con las características definitorias del ser: individualidad (un sistema biológico separado de su entorno), totalidad (un sistema completo e integrado y no parcial o desgajado) e identidad (un sistema controlado por una combinación concreta del acerbo génico de la especie) que garantizan al ser vivo su posición dentro de la trama de la naturaleza.
Como un servidor decía anteriormente, es la propia fisiología femenina la que reconoce al ser humano desde sus primeras etapas y, al hacerlo, permite el anidamiento y el embarazo. Ni un espermatozoide libre, ni un óvulo sin fecundar, ni un tejido somático cualquiera del cuerpo adulto, ni el embrión de otra especie, ni un conjunto inespecífico de células indiferenciadas, (cancerosas, por ejemplo)… pueden desencadenar espontánemente esta respuesta. Y este no es un criterio subjetivo sino plenamente objetivo, natural.
Por otra parte, para definir al ser humano no hacen falta ni conciencia ni sensación como condiciones sine qua non. Un chimpancé tiene la mentalidad de un niño de dos años y nadie diría que esta característica lo hace humano. Puesto que esto es así, la raíz de la humanidad debe ser anterior al mismo hecho de adquirir sensibilidad; está en el genoma de la especie a la que todos pertenecemos. El criterio del ser consciente no deja de ser tan arbitrario como cualquier otro establecido a priori y menos válido que algunos más relevantes desde el punto de vista biológico. Por ejemplo, podríamos decir que nadie es humano hasta que alcanza la madurez sexual porque antes de ese momento los alelos propios no entran en el pool génico de la especie y, por tanto, están excluidos del devenir evolutivo de ésta. Serían, según esto, simples seres vivos que no se habrían incorporado a la Humanidad natural.
Lo cierto es que, puesto que somos el resultado de la evolución, precisamente la etapa en que ese proceso adquiere sentido es en la del desarrollo del nuevo individuo. La activación y desactivación secuencial de genes que controla la morfogésesis es la decantación bioquímica de la mutación y selección ocurrida en las generaciones anteriores y es el entero ciclo vital de un individuo el que viene influido por el curso de la evolución sobre sus ancestros.
No somos seres humanos porque tengamos cerebro y sensibilidad sino que tenemos cerebro y sensibilidad porque somos seres humanos.

Hay que ver la poca vergüenza que tiene usted y todos los que como usted enmascaran su hipocresía en una pretendida defensa de la vida, un derecho a la vida superior a cualquier otro, cuando se enfrentan al tema del aborto. Esa discusion ya está superada por los hechos y las necesidades que impulsaron la adopción de distintas regulaciones para enfrentar el problema, y esa discusion ya la tuvieron hombres y mujeres de mayor talla intelectual que usted y toda la panda de loritos de repeticion que machacan los mismos argumentos que les proporcionan los instigadores de unos postulados que nacen de la ignorancia y de las soflamas que se difunden desde los despachos de unos señores que viven en el Vaticano, que por cierto, tienen prohibido todo contacto carnal con las mujeres ¿qué se puede esperar de hombres así? Pues las mismas naderías que dice usted: “En el fondo, el aborto no es sino una manera manera más ladina de perpetuar el machismo.” Y se queda tan pancho, con un par…O que un cigoto es un ser humano…lo mismito…hay algunos que ya peinan canas y no han llegado a serlo todavía, y usted nos dice que un cigoto ya lo es, sólo por ser eso, un cigoto…
Ustedes, más que defensores de la libertad, son unos liberticidas ansiosos por imponer su vision del mundo, de la realidad, sobre las cabeza de todos los que no piensan como usted. A ustedes lo que les gusta es prohibir, acotar el espacio de las relaciones entre las personas, controlar los actos del vecino, censurar conductas, ideologías, pensamientos. Ustedes, en realidad, tiene sueños húmedos cuando piensan en Corea del Norte, Cuba, China y demás; les encantaría someter a la sociedad al mismo trato que padecen en esos lugares, volver al feudalismo donde unos muchos en la miseria sustenten la riqueza de unos pocos (lo cual ya casi han conseguido, dicho sea de paso). Elaboran toda clase de imbricadas teorías económicas, jurídicas, legislativas que lo luego no son capaces de poner en practica si no es bajo coacción y amenaza.
A ustedes ya les va bien con mantener a la gente entretenida en discusiones del tipo de la del aborto, para no permitir que se aborden otras de más inmediatez y de interes general, porque ya se sabe…a río revuelto ganancia de pescadores…pero claro, todos no pueden ser pescadores, también tienen que haber peces… y ese rol no le gusta a nadie ¿me comprende usted?
Y por ultimo, ¿me va a explicar como casa ese amor por la vida, toda toíta, y la situación a la que ha abocado su querido gobierno a los grupos de dependientes, enfermos de hepatitis C, desahuciados y preferentistas con su inacción (o con la acción en contra) en la defensa de sus intereses?¿debo colegir que hay vidas de primera y de segunda, que la vida de un cigoto es más importante que la vida de mi tía, pongamos por caso? Porque lo que yo veo es que en estos casi cuatro años no han parado de dar la castaña con la ley del aborto de una manera u otra (una ley, que no olvidemos, no obliga a nadie a hacer nada que no quiera) pero no han hecho nada por resolver unos problemas que incluso se remontan a una etapa anterior a su llegada al gobierno, cuando todo estaba tan mal y ustedes lo iban a resolver en un plis-plás, comodioshmanda.

Publicado por: Mahatma | 22/02/2015 8:34:09
Completamente de acuerdo con usted. No voy a añadir nada a su planteamiento porque no creo que pueda mejorarlo de ninguna manera.
Un saludo

Mahatma, muy bien traídas las líneas que extractas del comentario de Witness.
Perfecto ejemplo estas de argumento circular o petición de principio.
- Toda "vida humana" es poseedora de derechos inalienables.
-¿Y por qué es poseedora de derechos inalienables?
- Porque es "vida humana".
El argumente cientificista que incorpora en otro lugar (que, a fin de cuentas, haría descansar los derechos del ciudadano en una universalidad de origen) no sería más que una burda forma de actualizar el concepto de Derecho Natural.
Por usar las reflexiones de Manuel Cruz:
" la universalidad, de existir, no es de origen [...] sino de destino [...] no hay contradicción alguna entre hablar de derechos humanos de primera, segunda o tercera generación (esto es, que han ido siendo formulados a lo largo de distintos momentos) y, al mismo tiempo, considerarlos universales. Porque universal es, simplemente, aquello que hemos decidido (en este caso, a través de una Declaración acordada por todos) que merece ser compartido por la entera humanidad, con absoluta independencia de cuándo y dónde se tomara la decisión."

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2015/01/03/catalunya/1420299214_689762.html

Witness | 22/02/2015 11:10:40


“la eliminación de vidas humanas que no son propiedad de nadie sino poseedoras por sí mismas de derechos inalienables , como seres humanos que son desde el momento de la concepción”


Define, sin retórica vacía de ideas, con la mayor concreción y rigor, los siguientes conceptos a los que apelas, sin conocimiento, obviamente.
- “eliminación de vidas humanas”
- “vidas humanas”
- “seres humanos”
- “Momento de la concepción”
De lo contrario, te invito cortesmente a guardar un respetuoso, humilde y deferente silencio, como muestra mínima de distancia y prudencia.
Lo merecen los concurrentes al foro y sus opiniones. Sobre todo, si esas opiniones quedan rebatidas por ti, de manera contumaz y, expuestas a tu unilateral y procaz albedrío, siempre en sentido contrario a las ideas expresadas, sujetas a tu subjetiva y limitada interpretación, y además, enfatizando, una y otra vez, el hilo propagandístico que te interesa divulgar. Tienes un descaro inaceptable. Y eso que leo alguna de tus diatribas una vez cada 4 meses. Si te pagan, como parece ser lo más probable, búscate algo que te ampare con un poco más de dignidad.
Si lo haces por iniciativa propia, te sugiero buscar ayuda especializada, cuanto antes.
Realmente la necesitas.

Sobre el comentario de Mahatma.
Aunque quizás es difícil de constatar las cifras que da sobre proporciones entre muertes por "desídia/impotencia" del estado del bienestar recortado por el PP, de las producidas por violencia, aunque sea casi imposible de demostrar, el comentario y la reflexión dan en el clavo.

Todo el respeto para la vida del no-nacido.
Pero no a costa del menosprecio de los ya nacidos (pero que no han caído en el saco de los elegidos (de la beautiful society).

Y luego otro comentario para Witness.
La vida del no nacido no es de la mujer, de acuerdo.
Todo el respeto para el no nacido.
Pero MAS RESPETO, para la vida de la ya nacida. Y en casos de violación, deformación, o situación extrema social de la futura madre, seguir con el embarazo no es respeto, ni respeto cristiano, hacia la vida de la madre.
Respeto a la vida sí, pero coherencia : abolición pena de muerte, no reducción prestaciones a las famílias excluídas mientras los capitales van a Suiza, no desahucios de las personas vulnerables. Respeto a la vida, sí.

Don carabo:
El cuerpo de la mujer es suyo; el de su hijo, no. La vida humana se desarrolla desde la completa indefensión y física dependencia del cigoto hasta la completa madurez del individuo. Pero el individuo es el mismo, no otro distinto del concebido en el seno materno. Sólo cuando entran en conflicto dos valores semejantes, la vida física de uno y de la otra, cabe plantear la autonomía decisoria de la mujer, que sería entonces la única con capacidad para hacerlo. El aborto libre o simplemente limitado por plazos más menos arbitrarios debe ser prohibido no para recortar los derechos de la mujer sino para respetar los del ser humano que, desde su concepción, es ya parte de nuestra sociedad. Si no lo fuera, por otra parte,no habría necesidad de ley alguna.

La via para evitar abortos conservando cierta altura ética es la misma que se debería seguir frente a cualquier otro comportamiento indeseable: fomentar la educación y la responsabilidad individual. Las mujeres pueden muy bien practicar la sexualidad libremente si lo hacen de manera responsable e informada. Del mismo modo, la educación en los métodos anticonceptivos (cosa que no es el aborto, por cierto) y el conocimiento de las alternativas de las que dispone la mujer para evitar la muerte de su hijo, aparte de dejarla en completo uso de su libertad, permiten controlar el hecho más indeseable de todos, muy por encima de las consideraciones de oportunidad personal: la eliminación de vidas humanas que no son propiedad de nadie sino poseedoras por sí mismas de derechos inalienables , como seres humanos que son desde el momento de la concepción. Otra cosa es que se quiera fomentar, a la vez, la irresponsabilidad del varón que se desentiende de las consecuencias de sus actos y de la mujer que transige subordinadamente con esa actitud prepotente y cínica. En el fondo, el aborto no es sino una manera manera más ladina de perpetuar el machismo.

El derecho de la Mujer,a decidir sobre su propio
cuerpo en todos los aspectos extensible a la persona,
sin contaminaciones mas allá,de las libremente aceptadas.
En mi caso siempre les explique a mis hijas,que la decisión
de la maternidad es personal e intrasferible,ni incluso con
el padre.(El padre y entorno son sujetos pasivos).
Y que este principio esta por encima de leyes,creencias,etc..
El drama es traer a una personita al mundo,a la que no
se le va a dar lo básico para su desarrollo como persona,
el reconocimiento de la madre.

... ¿pero por qué no te callas? | 21/02/2015 20:00:45


Si el numero de muertes ocasionadas por las políticas aplicadas, son mayores que todas aquellas, ocurridas por las acciones violentas políticamente orientadas, a lo largo de la era democrática, entonces, claramente son más letales.

... ¿pero por qué no te callas? | 21/02/2015 20:00:45


Lo voy a escribir más “elegantemente” para que no me borren el comentario.


El número de muertes ocasionadas por las políticas marianas, es largamente mayor que aquellas originadas por acciones violentas políticamente orientadas, que haya tenido este país, en toda la era post franquista.
Si sumamamos las que Ud. cita, además de muchas otras ocurridas por acción y omisión, tales como las recientes de El Tarajal, y todas aquellas que quedan semi asolapadas por el manto de la ocultación, permisividad, indulgencia y doblez ideológico, estrangulación presupuestaria de hospitales, el número de muertes, no tiene nada que ver con el argumento de la defensa de la vida que pregona, para promover su acción antiaborto.


De defensa de la vida, nada. De incoherencia, de falsedad y de hipocresía, mucho.
La defensa hipócrita de la vida, no es defensa de nada.

Muy bueno, buenísimo tu comentario

Hola Sr Iñaki.
Hipocresía, esta es la palabra que define a nuestra sociedad, muchas de las personas que se muestran tan intransigentes con el tema del aborto, no les importa ni se conmueven con los niños que mueren de hambre en los países subdesarrollados, no se inmutan por algo tan terrible como es el trafico de niñas para el comercio sexual, teniendo en cuenta que uno de los mayores centros de comercio sexual y destino es la Costa del Sol (España), tampoco les preocupa las mujeres que pierden sus hijos por la violencia machista y así podríamos seguir.
Los estudios actuales demuestran que una mujer joven con un embarazo no deseado si sigue con el no podrá rehacer su vida, porque la sociedad no se lo permite ni la ayuda. Si esta misma mujer aborta las posibilidades de rehacer su vida aumentan exponencialmente.
Porque en vez de ser tan hipócritas, dejamos que cada pareja decida y en caso de estar sola sea la mujer

Publicado por: Witness | 21/02/2015 10:26:20
Déjese de monsergas y explíquenos cómo casa esa pretendida defensa acérrima de la vida que hacen ustedes los peperos, con los ejemplos que le ponía en Publicado por: ... ¿pero por qué no te callas? | 20/02/2015 19:37:50
Alguna estadística debería ser elaborada para cuantificar el número de muertes que han producido las políticas marianas entre los dependientes, desahuciados, preferentistas y enfermos de hepatitis C...sólo con esos cuatro grupos estoy seguro que se pueden contar en cientos los que han pasado a mejor vida esperando a que Mariano les demostrase el amor que según usted nos profesa a todos.
Ya se lo digo yo: el único amor que Mariano profesa es a los sobres de sus sobresueldos, y en segundo lugar, a los votos que le permitan a él y al entramado delictivo-financiero que soporta a su partido perpetuarse en el poder.
Ale, hasta luego...
Uy! me olvidaba el "presuntamente", que no vaya a ser el ministro de justicia el que venga a demostrarme su amor...

Aquello de que los árboles no dejan ver el bosque, es una verdad contrastada a lo largo de la historia de nuestro mundo terrenal, que de momento es el único del que podemos dar Fe con detalle.
Y con los pies en el suelo, o sea, con las mismas herramientas que usamos para debatir en nuestra realidad.
Como personas humanas.
Sin irnos por los cerros de Úbeda, hablando de lo que no sabemos, basados en la Fe de un Credo religioso.
O en elucubraciones o teorías.
Al César lo que es del César.
Y el César somos la gente que debatimos encima de la tierra mientras estamos vivos.
O otro es Fe o Credo. Muy loable.
Las cadenas de montaje están llenas de piezas para hacer vehículos, que no lo son hasta que una vez ensambladas de forma ordenada según los ingenieros mandan, conforman un vehículo capaz de cumplir el cometido para el que se diseñó.
Y solo en ese momento se pone a la venta un coche.
O una moto, o lo que sea.
La tierra gira alrededor del sol, aunque durante muchos años algunos eruditos sostenían lo contrario, y mataron por defenderlo a gente inocente que estaban vivos en nombre de una creencia.
Cada persona lleva dentro de su cuerpo lo necesario para procrear y dar lugar a otra criatura, según un proceso que nos viene de fábrica.
Por la misma razón que nadie discute el proceso de construcción de un coche, sin menospreciar las piezas, ni la cadena de montaje.
Las personas lo somos cuando estamos en la calle terminados y dispuestos a dar la batalla.
De la vida.
Antes solo somos un proyecto, o un conjunto de piezas sueltas, necesarias para construir, pero que sueltas cada una por su lado no son nada.
Sin ir más allá de lo que somos mirándonos unos a otros, se nos antoja que quizás es la falta de respeto por la vida terminada de las personas que viven.
El principal de los pecados.
Aquí entre las personas responsables.
Sin alambicar razonamientos por quien no ha nacido, nos olvidamos de aseguran y garantizar lo necesario de quienes están vivos y en disposición de dar la vida.
Y mantenerla.
Desde la categoría que se nos supone por lo que se puede observar a simple vista, sin entrar en metafísicas imaginadas, que son muy loables.
Con el simple raciocinio, no somos capaces de asegurar la decencia de las madres en riesgo, ni de los hijos nacidos, ni de los niños y niñas, ni de los jóvenes, ni de los adultos o mayores, o ancianos o ancianas.
Sino que una vez se nos presenta la oportunidad de dar ejemplo con los hechos, echamos a correr y dejamos de lado todas las responsabilidades que cuestan dinero.
Y decimos aquello, de yo no he sido, o con migo que no cuenten, o a mi que me registren.
Pontificando sobre teorías y futuros.
Que es más elocuente y lo más barato.
Para quedar bien clara nuestra pose delante de la prensa, hablada o escrita.
Y no comer carne los viernes de cuaresma.
Con los pies en el suelo por los clavos de Cristo.


Don Arturo:
Es más sencillo que eso. Si somos seres humanos desde el momento de la concepción, no podemos ser despojados de nuestra naturaleza por una simple arbitrariedad. Hace unas décadas, acaso hubiera cabido la duda acerca del carácter humano de las primeras etapas del desarrollo; entonces, especie y forma estaban íntimamente ligadas y los conocimientos científicos sobre biogenética, fisiología de la ontogenia, medicina prenatal, etc, apenas permitían otra cosa que la especulación sobre qué es y qué no es humano. Los avances del conocimiento han sido tales que ya es imposible separar al ser humano de sus raíces biológicas, de la esencia genética que lo define y de su manifestación reconocible desde que se constituye como individualidad provista de identidad. De ahí viene, claro, la necesidad de que haya coherencia entre legislación y los avances del saber. Ni más, ni menos.
Por otra parte, si vivimos en sociedad es para que prospere la filantropía, ese respeto al individuo por ser quien es y no en razón de su estatus, de su sexo o de su edad. La "interrupción voluntaria del embarazo" es la muerte intencionada de un ser humano en la etapa prenatal de la existencia y, por tanto, sólo en casos excepcionales cabe darle cierto sentido humanista a una acción tan grave considerándola como un mal menor. De ahí, que el respeto a la vida humana haya de informar la iniciativa del legislador; de ahí, que un estado que se define ”social” haya de manifestar preocupación por quienes, incapaces de defenderse a sí mismos -situación, por cierto, que alcanza hasta etapas muy posteriores al parto- frente al poder abrumador de una voluntad destructiva, ya han entrado en la trama de la sociedad al generar señales inequívocas de su vitalidad.
Si el embrión fuera un ser humano en proyecto, podría ser implantado en cualquier animal placentario; pero tal cosa no ocurre. Es la propia fisiología femenina la que reconoce la humanidad del embrión y permite su anidamiento; no es un ser vivo indefinido y genérico sino un individuo concreto e irrepetible de la especie Homo sapiens.
Y, como puede comprobar, aquí no ha hecho un servidor la menor referencia ni a la Iglesia, ni a la trascendencia, ni al alma. Conservadora es aquella forma de cogitación y de praxis política que se mantiene aferrada a antiguos mitos y apriorismos ideológicos desfasados, verbigracia el feminismo abortista.

Que si es una persona, que si es un ser humano, que si es vida... Todo eso no es más que palabrería vana. Seguramente cambiarían mucho los planteamientos si pensáramos que lo realmente mueve a todos los antiabortistas es la defensa de un dogma, tal vez no escrito, sobre el que descansa todo el montaje ideológico de determinada derecha social-religiosa: la existencia de un alma humana inmortal que se insufla al recién fecundado óvulo para, dicen, para crear una persona, un ser humano. Hace unos día, hablando con una psicóloga clínica profundamente cristiana, le pregunté si creía en la existencia de un alma inmortal así. Tras pensárselo un buen rato contestó que es probable que no exista tal alma inmortal. Partiendo de esa posible realidad, tal vez se simplifiquen algunos aspectos de la batalla sobre el aborto y se considere que, hasta cierto punto, el feto no es más que un ser humano en proyecto.

Don Severian:
Evidentemente, ha entrado ud. en el ámbito de la ayahuasca, de la que espero haya ud. hecho previamente libación sobre el teclado para allegar la benevolencia de los dioses del Parnaso y le sea así permitido descender a sus sentidos corporales tras la excursión por el exceso (¿retórico?).
-Tomos seres humanos desde el momento de la concepción porque en ese momento cada individuo concreto adquiere las características peculiares de esta especie nuestra ,el Homo sapiens, decantada por millones de años de evolución. No una persona pero sí un ser humano que merece protección legal, un derecho a la vida que sólo puede ser cuestionado cuando entra en conflicto con otro de magnitud equivalente.
-Mariano Rajoy no es un superhombre ni pretende serlo y esa es su más apreciable característica; es un hombre moderado y pragmático que mira por el bien general y, por tanto, un hombre de estado muy superior a su predecesor.
-La decisión que ha adoptado sobre este asunto, como ya dije anteriormente, está fundada en la realidad presente y las posiblidades que se apuntan para el futuro inmediato. Podemos (empeorar) es un movimiento chavista de extrema izquierda cuyos planteamientos políticos y económicos producirían en nuestro país efectos semejantes a los que está provocando en Latinoamérica y, singularmente, en Venezuela: retroceso de las libertades civiles, escasez, empobrecimiento general, corrupción y violencia. Ningún gobernante sensato querría que su país cayera en semejantes manos; sobre todo cuando ya ha entrado en una neta senda de mejoría general, tanto económica como social.
Dígale ud. a su chamán que se ha pasado con la cocción del bebedizo.


Es, al menos para mi, escandaloso el doble rasero que bastantes medios informativos efectuan cuando se trata de hablar del PP o del PSOE . Lo que en uno un acontecimiento apenas merece atención en otro un caso parecido se convierte en tema de exhautos analisis que llegan a HASTIAR. Ahi van ejemplos: Sanchez apea al candidato socialista por Madrid por considerarlo no idóneo y propone que las bases opinen sobre quien lo podría sustituir. Bueno, se desata la bomba informativa, dias y dias de sesudos analisis y un periodista en la SER llega a decir que en las elecciones a la Comunidad no solo se la juega Gabilondo, se la juega tambien Sanchez. Ejemplo contrario: Rajoy quita de enmedio al que estaba a punto de ser nombrado presidente del PP andaluz y pone a DEDAZO a un tal Moreno que no conocía (y ni casi conoce ) nadie. Obtiene un desastroso resultado en las europeas. ¿Algún analista politico, periodista en general, dijo algo parecido de Rajoy? Otro ejemplo: A Chaves y Griñan se les está pidiendo responsabilidad cada día por no haber vigilado o percatarse del caso ERE, aparte de lo que pudiera decir la justicia ¿Alguien le está cada día recordando a Aguirre o a Rajoy su igual responsabilidad con los numerosos casos de corrupción en la Comunidad de Madrid o en Valencia de politicos nombrados y defendidos por ellos? Así podriamos estar un dia. ¿Que hay?
aburrimiento porque no le hacen ni caso?, algún tipo de canguelo, u otros motivos que no alcanzo. Porque la realidad esta clara. Otro caso lo tenemos con Zapatero. ¿De verdad se cree alguien que él tuvo la culpa de la crisis, aparte de posibles errores? ¿Que no venía ya bien empaquetada por los errores de las financieras y la bomba inmobiliaria? Pues se le machacó. Y ahí tenemos a Rajoy, que no ha cumplido ni una de las promesas electorales que hizo, que ha aumentado el paro que dijo iba a arreglar y que está desbaratando con su politica los servicios sociales básicos. Pues ahi lo tienen, favoritos en las encuestas. Y los medios ante esto, ¿acaso están recordando a la ciudadanía todos estos disparates? Menos mal que al menos tenemos al Gran Wyoming.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal