« Bolso accionado con energía solar | Inicio | Cuando haces Pop, ya no hay Stop »

28 febrero, 2007 - 13:20

Ay ¿quién maneja mi barca, quié?

La Cacharrería, Departamento de Nanotecnología Profunda, se complace en presentarles un descubrimiento que cambiará los anales de la computación: el cursor de los ordenadores se mueve por energía humana. Así, como lo oyen.

Cursor1

Gracias a un potente microscopio electrónico hemos detectado que todos los cursores son soportados por diminutos costaleros que siguen las órdenes de un cofrade mayor que atiende por el nombre de "ratón" (o mouse).

Estos nazarenos, que por el color podrían ser devotos de la Esperanza de Triana, desfilan en paños menores (sin túnica ni capirote) dadas las altas temperaturas que se alcanzan en el interior de la CPU. Y por sus bufidos y resoplidos incomprensibles podemos aventurar que proceden del oriente más lejano; de ahí que cada vez que pasen por un lugar de interés se pongan los guantes en señal de respeto. Pinchando aquí los pueden ver en plena faena. ¡Hasta er cielo!

Sentenciamos: Otra corriente de investigación sostiene que los cursores no son más que cometas cuyos hilos mueve un ser superior que habita en el procesador.

Cursor2

 

Comentarios

Sí ya lo sabía yo desde pequeñita. A ver si conseguís ver a los enanitos que cantaban en las cintas de cassette.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef00d834e81a0f53ef

Listed below are links to weblogs that reference Ay ¿quién maneja mi barca, quié?:

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal