Lluis Bassets

Evitar las imágenes de Vietnam

Por: | 25 de mayo de 2007

Estados Unidos va a retirarse de Irak. ¿Cuándo? Esto es lo que está por ver. Según qué es lo que entendamos por retirada, sospecho que la fecha no está muy lejos. Hay signos que parecen señalar lo contrario, como ha sido la aprobación de los presupuestos militares que Bush exigía a los congresistas para sufragar los gastos en el país árabe sin la contrapartida de una fecha de retirada exigida inicialmente por los demócratas. Pero los dados están ya lanzados y es ineluctable una fuerte reducción de tropas, equivalente casi a una retirada, tal como indican algunas noticias que llegan del Senado norteamericano. Ante una comisión de la cámara alta compareció hace unos pocos días el presidente de la junta de jefes de Estado Mayor, el general Peter Pace, actualmente el militar de mayor rango, y lo que les dijo a los senadores no ofrece márgenes para muchas dudas.

El Pentágono está trabajando intensamente en planes de contingencia para la retirada de Irak y observa con suma atención las dos principales variables que pueden determinar el momento de la decisión: el estado de la opinión pública norteamericana, que ahora mismo apoya el esfuerzo bélico en Irak sólo en un 25 por ciento, y la situación bélica sobre el terreno, bien mala y sin perspectivas de mejora. Los planes del Pentágono no pasan por el momento por un retirada total, sino por una fuerte reducción de tropas desde los actuales 160.000 soldados hasta 30 o 40.000, acantonados en varias bases estratégicas repartidas por el país, todas ellas con aeropuertos. El objetivo sería abandonar definitivamente el territorio de enfrentamiento con las distintas guerrillas y grupos terroristas para limitarse a asegurar que no habrá invasiones por parte de países vecinos, como Irán o Turquía y asegurar los intereses geoestratégicos de Estados Unidos en la zona. 

El Pentágono quiere evitar a toda costa una imagen equivalente a la que humilló a los norteamericanos durante décadas, en la que se ve a civiles vietnamitas que intentan subirse a un helicóptero norteamericano posado en el terrado de una casa. El diario digital Slate publica incluso un artículo en el que un ex militar y actualmente abogado de una conocida firma de asesores explica cómo debiera ser la retirada americana de Irak. Parece evidente que una retirada parcial, con el mantenimiento de una red de bases en el país árabe, puede resolver el problema más acuciante con el que se enfrenta la Casa Blanca actualmente, pero nada resolverá en cuanto a la situación de inestabilidad extrema de toda la región, al contrario, seguirá ofreciendo la imagen de unas tropas de ocupación dedicadas a defender intereses ajenos a los iraquíes.

El problema de fondo, en realidad, no se resuelve con una mera estrategia de salida o de reducción de tropas sino con un cambio en la estrategia general en toda la región, algo que Estados Unidos no puede hacer en solitario sino que exige una estrecha cooperación con sus principales aliados y un marco institucional y legal donde hacerlo, que es bajo el paraguas de Naciones Unidas. Todo esto no pertenece, por la propia naturaleza de las cosas, al tiempo que le queda a George W. Bush. Sólo podrá hacerlo y ojalá lo haga con la máxima rapidez el próximo presidente.

Hay 6 Comentarios

Soy muy escéptico sobre la salida/huida de Iraq. Siempre se podrá evolucionar hacia conceptos diferentes que justifiquen su presencia allí, mientras el Senado siga apoyando a la Casa Blanca. Ahora es el momento del concepto "Diplomacia Transformacional".El que tenga 15 minutos que se anime: www.state.gov/secretary/rm/2007/may/84629.htm

No creo que los yankys se vayan a ir de Irak del todo. Como bien es conocido lo que mal empieza mal acaba, ademas ya es sabido de sobra que solo pelean por intereses propios y eso solo genera mas problemas. Esto lo que esta haciendo es calentar mucho mas oriente medio, y ya solo falta esperar cuando Israel va a lanzar su ataque sobre Iran y entonces los yankys habran conseguido lo que desde hace tiempo buscan que no es otro que eltotal dominio de la zona y de sus reservas...ojala me equivoque pero cada dia se le ve mas y mejor la piel al lobo.

Desde Paraguay, me gustaria decirles que disfruto de este Blog, los articulos y las opiniones, fantasticos todos. El Señor Magallanes... ¡que comentario! Excelente, justo cuando estaba escribiendo sobre la brutal y cruel manipulacion de votos, de la cual somos todos victimas, y la importancia de los mismos. Un saludo para todos y muchas gracias por la oportunidad de acceder a la inteligencia de Ustedes.
marzhand@gmail.com

Desde sus inicios, hace cuatro años, los americanos han actuado como en el Vietnam, arrasaros las principales ciudades, para desalojar el País, llenarón las calles de soldados yaquin, matarón a todo lo que se movia y a los dos años dijeron que la guerra habia acabado, no encontraban a su paso enemigo visible. Tirarón millones de toneladas de bombas, utilizarón armamento sofisticado que producia muerte y destrucción entre los nativos, pero pasado el tiempo, recogierón sus mochilas y armamento y volvierón a casa. Unos ingresarón en hospitales enfermos de cientos de enfermedades desconocidas, por los distintos productos quimicos utilizados en el campo de pruebas en Vietnam. A este texto donde pone Vietnam, pongan dentro de unos años, IRAK, y se acordarán de este pequeño lector de libros y prensa.

Impresionante artículo de Al Gore ayer en The Guardian ("A drive for global domination has put us in greater danger") que es un avance de su próximo libro "Assault on Reason". Dice Gore: "The unpleasant truth is that Bush's failed policies in both Iraq and Afghanistan have made the world a far
more dangerous place. Our friends in the Middle East, including most prominently Israel, have been placed in greater danger because of the policy blunders and sheer incompetence with which the civilian Pentagon officials have conducted this war". Claro que si esto lo dice Zapatero o cualquier otro le hubieran acusado de anti-americanismo infantil, patológico y trasnochado! ¿Qué dirá ahora nuestro Aznar, su Blair, y el inocente anfitrión Barroso? Aquel puñado de votos en Florida cambió el mundo, sin duda, y las consecuencias han sido tremendas. Para que luego se diga que los ciudadanos no tienen capacidad de decisión. Todos los votos importan, siempre.

El problema es que la situación parece no tener solución, ignoro si es mejor la retirada de las tropas, algo que con el nivel de violecia incontrolada del pais parece una invitación a la anarquía, o su permanencia, que no deja de ser una provocación a los radicales.

Lo que mal empieza peor acaba, EEUU invadió Irak que era uno de los paises de la zona con menos méritos para tal honor (no tenía bombas atómicas, no tenía un regimen islámico radical, no participo en el 11-S y, tras ver la repidez de la invasión, no tenía ni ejército).

El inefable Bush, secundado por Blair y el gran Aznar, decían que una vez recuperada la democracia en Irak, esta se propagaría como una mancha de aceite en toda la zona, que acabaría resolviendo todos los conflictos, y terminaría trayendo la paz entre árabes y judíos.

Creo que los niveles de imprevisión, en algunos casos, e idiotez en otros, tienen su inapelable conclusión en el sinfin de matanzas que a diario pueblan los telediarios, y que han convertido a Irak en un avispero sin solución.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef00d8357ce0f169e2

Listed below are links to weblogs that reference Evitar las imágenes de Vietnam:

Sobre el autor

es periodista. Director adjunto y columnista de EL PAÍS. Tiene a su cargo la edición de Cataluña.

Eskup

Archivo

diciembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Mis libros

Cinc minuts abans de decidir

Cinc minuts abans de decidir

Enmig del vendaval independentista

Un llibre que explica, qüestiona i contextualitza com s’ha esdevingut, setmana a setmana, el canvi radical que els darrers quatre anys ha sotragat Catalunya. Des d’abans de la sentència del Tribunal Constitucional, fins avui, quan l’independentisme és en primer pla del debat polític i social.

L'any de la revolució

L'any de la revolució

Com els àrabs estan enderrocant els seus tirans

Crònica, anàlisi i atlas de les revoltes de la dignitat, que van conmocionar al món àrab durant 2011, amb referències i comentaris a tots els països on els joves van aixecar-se en protesta contra l'autoritarisme i les dictadures. Amb un nou epíleg per l'edició catalana.

El último que apague la luz

El último que apague la luz

Sobre la extinción del periodismo

Una reflexión sobre los últimos años de la industria de la prensa escrita, las dificultades para seguir haciendo periodismo de calidad y la indisoluble relación entre periodismo y democracia.

El año de la Revolución

El año de la Revolución

Cómo los árabes están derrocando a sus tiranos

Balance, atlas político y análisis de las causas de las revueltas de 2011, que han derrocado a cuatro dictadores, encendido enfrentamientos civiles y provocado reformas y convulsiones políticas en la entera geografía árabe.

¿AUN PODEMOS ENTENDERNOS?

¿Aun podemos entendernos?

Conversaciones sobre Cataluña, España y Europa
REIVINDICACION DE LA POLÍTICA

Reivindicación de la política

Veinte años de relaciones internacionales
La oca del señor Bush

La oca del señor Bush

Como la Casa Blanca ha destruido el orden internacional

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal