Lluis Bassets

Sin Moisés, y en el desierto

Por: | 20 de noviembre de 2008

Dura y larga se aventura la travesía del desierto de los socialistas franceses, después del congreso del pasado fin de semana en Reims, de donde salieron tan divididos o más de como entraron y con tantas incógnitas abiertas sobre su futuro como el 7 de mayo de 2007, al día siguiente de la tercera derrota consecutiva en una elección presidencial. Hoy por la tarde sus más de 180.000 militantes tienen la palabra y pueden dar todavía la sorpresa de ofrecer la mayoría, que debe ser absoluta, a uno de los tres candidatos en liza: la ex candidata presidencial frente a Sarkozy, Ségolène Royal; la ex ministra de Trabajo, madre de la jornada de 35 horas e hija de Jacques Delors, Martine Aubry; y el tercero en discordia, el eurodiputado Benoît Hamon. Lo más probable es que sea necesaria todavía una tercera vuelta entre los dos más votados, circunstancia que todas las apuestas asocian a las dos mujeres candidatas.

Para alcanzar el poder no basta con un impulso súbito, por intenso y oportuno que sea. Hace falta iniciarlo lentamente desde la oposición, en una larga carrerilla que sirva para aclarar las ideas y concentrar las fuerzas. En la Francia presidencial de la V República, hay que contar además con un partido unido detrás, que aspire a convertirse en el partido del presidente. El modelo perfecto de esta ascensión, imitado con éxito por Sarkozy, es el de Mitterrand: siendo ajeno él mismo al socialismo clásico, consiguió primero, a partir de 1971, una síntesis política entre todas las tendencias alrededor de su liderazgo y alcanzó luego la cumbre, en 1980; fue, por cierto, la única vez en toda la historia de la V República en que el PS puso el pie en el Elíseo. Royal lo intentó en 2007 frente a Sarkozy, después de vencer en las primarias socialistas, jugando al relevo generacional y a la democracia directa, a dos pesos pesados, el actual director general del FMI, Dominique Strauss-Khan, y el ex primer ministro Laurent Fabius. Sin el partido detrás, que entonces conducía quien era y pronto dejó de ser su pareja François Hollande; con un programa nebuloso trabajado en la participación digital, pero atento a los reflejos conservadores; y una apuesta arriesgada por su personalidad femenina y su carácter combativo, llegó hasta donde podía llegar ante este Sarkozy demoledor que todavía no se conocía en toda su dimensión arrolladora.

Año y medio después de la derrota, las cosas no están mucho mejor para la briosa presidenta de la región de Poitou-Charentes. El PS está tendido y acomodado en la oposición, como bostezante partido provincial, que cuenta con las pingües rentas de una implantación municipal y regional extensa y mayoritaria. Ha sido drenado de dirigentes e intelectuales por la apertura practicada por el presidente Sarkozy, que ha colocado a ex ministros y cuadros socialistas desde el consejo de ministros hasta las comisiones especiales para estudiar las reformas. Sus ideas se hallan cercadas a derecha e izquierda: por un Sarkozy camaleónico, que pasa del thatcherismo al keynesianismo sin respiro, en función de las circunstancias; y por una izquierda radical, alrededor del fenómeno Olivier Besancenot, que muerde el hemisferio izquierdista hasta alcanzar al propio PS. Y también por el centro: François Bayrou, el ex candidato presidencial, de obligado cortejo por quien quiera alcanzar la presidencia desde la izquierda.

La señora Royal, que fue candidata sin tener el partido en la mano, ahora intenta tomar la secretaría general que abandona su ex y padre de sus cuatro hijos para poder aspirar de nuevo a la presidencia en 2012. Su primer movimiento fue bueno: consiguió llegar al congreso socialista el pasado fin de semana con su moción en cabeza. Pero ni era de síntesis ni ella fue capaz de la síntesis. Su candidatura arrastra a una mayoría, no se sabe si suficiente, de militantes, pero no federal; al contrario, divide y excita: TSF, todo salvo Ségolène, es la consigna. Había otras tres: las de Aubry y Hamon, y la del alcalde de París, Bertrand Delanoë, que luego se retiró desalentado. Los delegados socialistas al Congreso no fueron capaces de elegir a quien les dirigiera. Hoy o quizás mañana zanjarán los militantes. Pero si gana Royal tendrá que enfrentarse todavía con una dirección del partido de la que sólo controla un tercio de votos y trabajársela para alcanzar la candidatura presidencial en 2012: ardua tarea, quizás imposible.

Todas estas tribulaciones llegan además en pésimo momento. Sarkozy quería hacer en Francia, 20 años después, la revolución conservadora de la señora Thatcher y ahora se adapta al keynesianismo que nos invade. El PS nunca realizó la transformación que hicieron sus partidos hermanos en el resto de Europa, acorde con el mercado y la globalización. Hace unos meses, con la Declaración de Principios adoptada por unanimidad el pasado junio, enfiló por primera vez este camino. Pero ha llegado el cambio de ciclo y los socialistas franceses están todavía meditando en el ciclo anterior. En el desierto y sin Moisés, pueden terminar como una tribu perdida de la izquierda.

Hay 33 Comentarios

"es impotente ante las guerras asimétricas" ¿La Union Sovietica en Afghanistan? ¿Francia en Indochina? ¿España en Hispanoamerica?

Margaritas ante porcos. El problema de la guerra asimetrica es el daño colateral. Si no importa este, pues se deja todo como el otro lado de la luna. Maravilloso leer pseudo revolucionarios que no conocen el "business-end" de un AK-47. "The lady doth protest too much, methinks."

Antoni Jaume:

Se me quedó fuera. "Nacht und Nebel" no es una tactica opresora, sino que es el eufemismo que aparece millones de veces en los documentos nazis condenando a judios y otros a campo de concentración. Si me vas a acusar, por lo menos estudia los cargos. No te lances facilmente como los melodramáticos socialistas revolucionarios de poltrona.

Un placer educarte. Saludos a manuelito.

Antoni Jaume:

Buscalo en el ORIGINAL LATÍN. (Es parte del rito de excomunión de la Iglesia Católica.) No se qué problema tienen los españoles que ven nazis debajo de la cama y en la sopa. ¿Podrá ser que temen a los fantasmas de su propio pasado o presente (por el lexico que usan contra los que viven en España... Aqui Ana es de las que usa palabritas como "sudaca", y Gaspardito siempre relaciona con homosexualidad)?

El modelo perfecto de esta ascensión, imitado con éxito por Sarkozy, es el de Mitterrand
...sí, y eso es lo curioso, más la independencia de la mano , pero independencia de chirac y los tribunales... y eso y los disturbios
...

camaleónico total pero no para esconderse como hace el animal, ni para adaptarse, le gusta le gusta ser ni siquiera es presuntuoso, es curioso
.....
el presidente Sarkozy, que ha colocado a ex ministros y cuadros socialistas desde el consejo de ministros hasta las comisiones especiales para estudiar las reformas.

... sí y eso va a marcar a los socialistas más que su candidato, o un partido con candidato.
Por lo que es imposible, por ahora, un candidato con partido... después de eso....
se necesita para el 2012, y va a salir una marca nueva aunqeu sea dentro de un partido que mire centrado a la izquierda.

ok!
el PS, no importa en absoluto a Francia y menos los troskistas, a Francia, eso está demostrado al votar tantos y a Sarko.
el de los caballos es el indicio de que se necesita sangre nueva, pero no él.
Veamos sí alguien sale antes del 2012 y es posible,
muy bueno, pues

En ese sentido el PS está sin Moises ' y en el desierto

Sí, Maririu, he trabajado con trotskistas y no era fácil. Pero qué quieres que te diga, esto es lo que hay, sólo hay chapuzas hasta que el asunto cuaje. Cuajará.

no llego a hacer varias cosas a la vez, perdonad
Los franceses dicen "en la primera vuelta se escoge en la segunda se elimina" y eso hace los votos a quienes no serán nunca elegidos y no tendrían muchos votos si no hubieran dos vueltas.Y hay votos protesta "para que aprendan" La presidencial es cuestión de personas no así
las legislativas en elllas es una lista la que se presenta y puede salir elegido en la primera vuelta con 50%+1 voto en mi circonscription Giscard D'Estaing tuvo 501 voto y Mitterand 499... en aquellos tiempos
(por cierto a Mitterand le llamaban en épocas anteriores le Florentin)
entonces las listas folklóricas tienen menos votos en las legislativas.
Gracias por los cumplidos compañeros.
De verdad Chapuza ¿has visto nunca la evolución de un troskista? te aseguro que es imposible sobre todo los de Arlette he trabajado con algunos .


Pero ¿cómo no va a haber esperanza si estás tú, Maririu?

yo también lo pienso y me desespera porque Sarko otros 5 años es inoportable pero sobretodo porque pienso que (ya lo he dicho antes) volvemos a las grutas -cavernes- y a los motines y évènements de banlieue y una juventud y una sociedad sin esperanza ...

¡Qué placer leer otra vez a mi Gaspard del alma! Ya te dije que c’était plus fort que toi.

Yo no trato a los socialdemócratas de puta derecha, Gaspard. Yo trato a la derecha, de derecha. Respeto casi todas las posiciones, hasta la tuya, increíble en un hombre que se cree inteligente. Porque lo eres, pero quizá no lo serías tanto si hubieras nacido en Ciudad de Dios. Tú no necesitas detener la explotación porque apenas sufres de ella. Y hasta te puedes permitir el lujo, para ganar puntos en la pirámide, de meter a los comunistas en el eje del mal. A veces, ni siquiera a los comunistas, hasta a Hugo Chávez, culpable indiscutible de todos los males democráticos que aquejan a Venezuela, país que antes de él era modelo de virtud parlamentaria y de prosperidad generalizada, como todo el mundo sabe.

Lo que tú no sabes y yo sí es que la revolución la hará también una cierta burguesía empobrecida, o sea, muchos Gaspard que no están jubilados.

A pesar de la base y de las tradiciones que tienen, yo no creo que el PS español o francés sean socialdemócratas. Para serlo, deberían rechazar frontalmente el capitalismo y presentar un proyecto reformista, marxista o no, hacia un socialismo. Si el proyecto no fuera marxista, yo lo discutiría con mucho gusto, pero no veo el interés de discutir con simples gestores del capitalismo. ¿Qué hay que discutir con ellos? ¿Que manejan a la perfección la política monetaria y la reglamentación financiera? ¿Que abaratar el despido es excelente y que en el fondo beneficia a los trabajadores? De eso ya discuten muy bien Stiglitz o Rojo (agradezco al último haberme recomendado "Eminents Victorians").

No veo diferencias fundamentales en nuestras posiciones, Ferran, lo que veo es que cada uno apuesta inversamente sobre la evolución de dos fenómenos. Tú crees que el PS todavía puede volver a ser socialdemócrata (optimismo) y que la LCR no puede fomentar una regeneración de la izquierda (pesimismo). Si admites que en el siglo XX el PS apenas ha sido reformista, no sé de dónde sacas esa esperanza admirable.

La izquierda política se regenera de muchas maneras y una de ellas es la evolución de los trotskistas hacia posiciones menos sectarias. Los obreristas tienen poco futuro, porque los trabajadores son muy diversos y están muy desclasados, y por otro lado disponen de unos conocimientos y una cultura de base muy superiores a los de los años 50. La regeneración política de la izquierda no la puede hacer sólo la LCR o cualquier otra organización que se autodenomine comunista. Hay otros actores de esa regeneración. Tú, por ejemplo.

Me alegro que [...] Por mi: Noche y Niebla a los Cretinos Socialistas.

Noche y niebla, o en el alemán original Nacht und Nebel, es una táctica opresora de los nazis. Siendo que a Azpeitio le alegra esta posibilidad cabe pensar que en su corazón es un nazi.

DSW

Bravo, Maririu. Quizás debería recordarse cuáles son los orígenes de la V República. ¿Alguien recuerda el "plan resurrection" del golpismo francés, cortado justo a tiempo, cuando el 25 de mayo de Gaulle aceptó la cordial visita de Guy Mollet, que le exigía garantías de preservar el parlamento? ¿Alguien recuerda las declaraciones contra los partidos hechas por el general en Bayeux en 1946 y las que dieron paso a la constitución del RPF en Estrasburgo, en 1947? ¿Nadie recuerda como Mitterrand (ay, Mitterrand...) llamó "Le coup d'Etat permanent" al régimen, antes de convertirse en su presidente modélico, capaz de no equivocarse nunca mientras sólo se equivocaban sus primeros ministros? Alguien recuerda las denuncias de la izquierda no frente a un gobierno, sino frente al sistema? ¿Alguien recuerda que, con el cambio del sistema electoral, los comunistas pasaron, con un porcentaje de votos similar, de 150 diputados a 10 entre 1956 y 1958? O que, con menos votos, la SFIO pasaba de los 50?

Bravo también por el peso de la telegenia: ¿puede considerarse seria la carrera política de Laguiller, tan prolongada como misteriosa, con esa LO cuya dirección se desconoce, presentando sólo la cara pública de Arlette, que se ha beneficiado de la desmesurada atención de los medios a una candidata diferente, hasta que Besancenot le quitó las cámaras? Laguiller indicó que, escoger entre Chirac y Le Pen era lo mismo que votar el cólera o el tifus. Debía haber indicado que, si estaban ambos en la segunda vuelta, quizás, quizás, era porque la izquierda había presentado a tres candidatos trotskistas, dos socialistas, una ecologista, un comunista, un socialista y una radical. Perfecto para defender "las propias ideas". Desastroso para considerar una mínima posibilidad electoral en la segunda vuelta, incluyendo el pase de Le Pen que no era descabellado, considerando el 15% que sacó en 1995.

De acuerdo, también Maririu, con el caso Jospin, incapaz de hacer frente a casi nada (incluso las promesas con respecto a la Renault, la primera que incumplió). Ya su triunfo fue una sorpresa, que se achacó a uno de los groseros errores de Chirac al adelantar unas elecciones para favorecer a Juppé. Que un jefe de gobierno no consiga pasar a la segunda vuelta en las presidenciales que se producen cuando acaba su mandato, es todo un síntoma del apoyo que recibió entre los franceses: la abstención en la primera vuelta y el voto protesta dirigido a los dos principales candidatos trotkistas.

Continúo pensando que sin la regeneración del PS no hay posibilidades para la izquierda. Y las cifras de las elecciones pasadas, que no creo que se hayan alterado, continúan señalando dónde se encuentra una mayoría social y electoral. Creo que, también, señalan lo que he reiterado acerca de la extrema izquierda: la forma en que se desmorona en las legislativas y sólo consigue ascender en esa primera vuelta de las presidenciales en las que siempre brilló, sin ir más lejos, Le Pen, sin que eso supusiera absolutamente nada para la suerte de la derecha, capaz de alcanzar mayorías sin su concurso en 1986, 1993, 1995, 2002 y 2007.

Pobre gaspard, se tuvo que bajar de peaton. jajajaja. No se te quita lo frances, ¿verdad? Jajajajaja... Tanto como español o como frances... sigues igualito... ya sabemos por donde te gusta. Buen arguemento mi viejo... Lo dicho: izquierdones remari... (rima, mi viejo, rima)

No entro por trabajo y porque Londres bien merece el coste de oportunidad de no seguir el blog, pero no me resisto, hablando de la patrie, de hacer tiempo y dejar estas reflexiones:

1) El papel de Delanoë es patético: el perro del hortelano. A su manera, va a hacer con Aubry contra Royal lo que Mitterrand con Mauroy y Fabius contra Rocard en Rennes ’90, y luego con Tapie contra el mismo Rocard en las europeas ’94. Aunque, de paso, yo también deseo que Besancenot tenga mucho éxito: nada mejor para entregarme sin remordimientos a los brazos de la derecha. Los iluminados comunistas, Maririu, son así: se creen mayoritarios, desprecian al resto desde su miseria electoral. Mejor para los demás, y a ver si os enteráis de una vez, socialdemócratas inteligentes como tú y Ferran, que sois unos putos derechistas. Haced caso a Chapuza y Manuel y arrepentíos, pecadores.

2) La historia del centro y la izquierda es tortuosa desde siempre: años 30 y escarceos entre radicales y socialistas centristas con la Alianza Democrática; busca de acuerdos con Mollet, al que Enric González rendía merecido homenaje; en los ’70, el Centro Democrático y Progresista de Lecanuet, Jean-Jacques_Servan-Schreiber y el Movimiento Reformista que llega hasta el rocardismo; la apertura de Bayrou hacia DSK como primer ministro y el debate con Royal. Pero la izquierda prefirió a los comunistas, “nuestros aliados naturales”, aunque fuera para vampirizarlos. Recuérdense los bufidos contra la UDF en 2007 y el maltrato de Delanoë a Sarnez en las municipales de primavera. Así, NUNCA votaré a la izquierda en el cuarto de siglo que, calculo, me queda. JAMÁS votaré a un candidato socialista apoyado, como el año pasado, por la LCR y la LO. JAMÁS, porque no tengo ni jodida idea de dónde está el bien, pero no tengo dudas de quién es el mal: los comunistas. Ojalá el centro-izquierda francés se entere, como dice Ferran –me alegro de que te acerques a mis tesis; ve en la web del ‘Guardian’ un mapa interactivo de la penetración de los fachos británicos, el BNP, a cuenta de la filtración ilegal de su lista de afiliados. Las circunscripciones obreras de las antiguos powerhouses industriales del Norte y las Midlands son sus puntos fuertes. Me ha recordado al Frente Nacional…–, de la derechización de Francia y el camino a seguir. Lo dudo, y ya digo, ojalá Besancenot suba como la espuma… En todo caso, Sarko arrasará en 2012, al tiempo que Villepin ingresará en prisión con todas las de la ley. Y Bayrou, con su llamado a los “camaradas” del PS me está descentrando. Le dio plantón a Royal en el portero automático y ahora se ha puesto celoso porque ella sale con un publicista.

3) ¿Qué camino seguir? Dice Manuel que no el del New Labour. Escrito desde el país en que surgió, con Blair y Brown a la cabeza, pienso lo contrario. Aunque ahora estén en agonía, a pesar de las “maravillas” demoscópicas que hace la crisis económica, y a pesar de que incluso la Tercera Vía haya sido un fracaso, no por derechista, sino por izquierdista, véanse las finanzas públicas, Blair fue el mejor. Y el mejor crítico es el Liberal Demócrata Vince Cable, que además es un gran bailarín, mucho mejor que John Sergeant. Habría que ver, en todo caso, cómo se las vería con Mandelson, Lord Rumba of Rio, decía hace poco Simon Heffer. Volviendo al tema: sí a blairizar el PS, que era lo que, antes de ser casi ejecutada como escarmento público, apuntó Ségo con las políticas de empleo juvenial británicas. Los deslices autoritarios de ésta no me convencen, pero me atraen porque tal vez señalen que está dispuesta a romper los corsés autoimpuestos por la gauche caviar: antiliberalismo, laxismo y antiamericanismo. ¿A quién seguir? Bien, a falta de una lectura tan profunda como ‘The Longest Decade’, de George Megalogenis, recomiendo las Wikipedia de Bob Hawke y Paul Keating. Ambos neolaboristas aussies de los 80 y 90, ya practicaban la Tercera Vía antes de que Giddens la “inventara”. Lo dice muy bien Mike Steketee sobre Rudd, del que soy ferviente fan, y es que lo voté hace justo un año. Y siento muchísimo la derrota de Helen Clark, una grandísima mujer, defensora del libre comercio del ‘Economist’. Negrín era suscriptor de la revista; no en vano, su perro se llamaba Gaspar… Ahora su sustituto será el blairista Phil Goff.

4) Azpeitio, no te cortes: “como un maricón”. Y es que cual payaso facho pro-torturas que eres, también has de ser un asqueroso homófobo; todo viene incluido en el pack, “jijiji!”. No le hagas caso, Robin, y siento no haberte respondido. Lo más a la izquierda que puedo ir es ‘Libé’, de July. Su diseño fue rompedor, y como amante de la infografía y la maquetación, que es la arquitectura de la prensa escrita, me lo compraba bastante antaño. Ahora se ha quedado anticuado, en todos los sentidos. Ya no lo compro, tampoco lo hacen los que piensan al igual que su redacción. Pero acertaste de pleno: iré a por bombones, ahora que vienen las Christmas. El weekend me acompañará mi nieta mayor, e iremos a Chocolate Society, pleno Mayfair. Hasta la próxima semana.

glaciares ocultos en Marte, mmmm bel´simo. me han regalado El lado oscuro del amor de Sham... mm Damsco, Otomanos ,e l Imperio contraataca, Oriente, en fin, pero como pesa mucho, para llevarlo lo he vuelto a encuadernar, lo he partido en cuatro, para que no me destroce el brazo. m!
a lo que iba ( bueno y unas medias cadera, preciosas, color canela)

... pues es que yo no la veo bruiosa, brava, sí.
m
deben organizar una especie de delua a lo Merkel pero centrando Turquia en la respuesta, o sea,
trabajar para organizar una izquierda que no recuerde a Miterra.. ni al anterior, pero con una economía que distribuya el poder en escalones de jerarquí socailmediatizada, Un estado sin primar la ideología y sí la organización social, creo, pues
m

No pienso que Francia tenga una constitución y una ley electoral democrática, por eso pienso que pierdo el tiempo discutiendo eso cuando creo que sería interesante discutir de la necesidad de un partido fuerte para ser elegido cuando basta tener a los medias incluso sin partido (Besancenot le debe mucho a su imagen televisa y Arlette hay que ver como la tratan las televisiones ahora que se ha jubilado como a Line Raynaud ex-estrella del Casino de París o a Madame de Fontenay la presidenta de las Miss) las mamies que han entrado en nuestro comedor durante años. Eso sigue sin ser estudiado pero Segolène lo jugó bien y no Martine Aubry, lleva como un lastre las 35horas y sobre todo a Jospin que nunca verá a uno de sus favoritos ganar. Se piense lo que se piense en el extranjero Jospin fue el que hizo prder a Jospin y el día de su fracaso de 2002 confirmó lo que muchos temíamos, para él la izquierda estaba al servicio de su ambición personal y luego se atrevió a volver en 2007 y contribuyó al fracaso de Segolène como ha sido el lastre de François Hollande y lo será de Martine Aubry.
Durante la época Mitterand se empleó en concentrar al partido socialista en sus manos y así le va al PS y a la izquierda.
A lo mejor Hamon y la nueva generación pueden algo.
Si me atreviera a decir lo que me roza (affleure) y que nada tiene que ver con mis convicciones diría que el único que ha salido indemne de la elección de 2007 es Bayrou en la mente de los fanceses. (Ay si me lee Gaspard)

Qué gracioso. Azpeitio no se da cuenta de que aunque uno combata terroristas, si se salta las convenciones de Ginebra, se las salta. Si se salta la declaración de Derechos Humanos, se la salta también. La verdad es que, si uno lo mira bien, parece complicado. De los socialistas franceses mejor no hablar. A ver si se deciden por algo. Aunque sea Ségo. No es que me entusiasme, pero necesitan ya a alguien que organice el partido y la izquierda entera, de paso. Porque Besancenot estará muy bien, pero por sí mismo no puede hacer mucho. Nunca conseguirá votos suficientes para ser un actor de peso. Si Bayrou no lo consigue, él menos. De Hollande lo mejor que se puede decir es que termina. No se puede manejar un partido tan grande y tan importante así. Porque lo quiera o no la gente, en Francia, como en España, el PS es importante, necesario a la sociedad. Alguien tiene que situarse en ese sitio. Más les vale a los franceses espabilar para volver allí. Su país les necesita.

Veo que ni cuando el Sr. Bassets hace el inmenso esfuerzo de no mencionar ni una vez a los EEUU en su artículo, se produce una tregua en la ridícula batalla que vienen librando en este blog el ejército cuasianalfabeto de Disneylandia y el frente ilustrado de liberación de Eurodisney. En fin, con la que está cayendo... ¿o será por la que está cayendo? Si apartan los ojos de la pantalla de las ilusiones y las alienaciones un momento, verán que les han quitado hasta la silla y están "sentados" sobre un palo.

Y con la que está cayendo, hay que tener los ojos cerrados y en el cogote para reprocharle al PS que "nunca realizó la transformación que hicieron sus partidos hermanos en el resto de Europa, acorde con el mercado y la globalización". Después del exitazo de uno y otra, hay que ver lo tontos que han sido los del PS...

Maririu, tienes razón, pero por algo hay que empezar. De todas formas, en lo que a mí concierne te confundes: yo no me ilusiono fácilmente.

Maririu, en la primera vuelta, Bayrou tuvo 6,8 millones de votos. Le Pen, 3,8.
Besancenot, 1,5. La candidata del PC, Buffet, 0,7 millones. Laguiller, 0,5 millones. Si a eso vamos, en cuanto a falsas esperanzas, un tema en el que estoy totalmente de acuerdo contigo, Villiers tuvo casi un millón de votos, y nadie puede suponer que en torno a Villiers se cree una altrnativa de derecha, como nadie lo supone de un Le Pen que llegó al 18% en la segunda vuelta de las elecciones de 2002, con casi 6 millones.

No se trata de un prejuicio ideológico, sino de un análisis: desde el 2002, las candidaturas trotkistas han tenido un papel relevante en las presidenciales que, después, caían en la total insignficancia en las legislativas. Es un voto de protesta que no se plantea ni siquiera votar a sus candidatos antes del ballotage cuando hay que elegir a los miembros de la Asamblea Nacional. Curiosamente (o no tan curiosamente) el PC aguanta mejor en ese espacio que en el presidencial, porque no aglutina un voto de resistencia en el escenario de las elecciones a presidente, sino un voto de representación política en las legislativas.

Las relaciones entre LCR y LO son, además, manifiestamente mejorables. Su electorado no es el mismo. El de la LCR tiene a muchos más sectores de empleados y funcionarios, mientras que el voto LO es más obrero y, desde luego, de un preocupante sectarismo. No creo que el partido que promueve Besancenot puede orientar la unidad de la izquierda. Y, como dice Maririu, millón y medio de votos no son nada: Chevènement los obtuvo y ahí está su proyecto político de los Citoyens. Obviamente, el voto a Besancenot no es trotkista, si es que tiene sentido alguno proclamarse de esa tendencia a estas alturas. Es un voto que no ha conseguido pasar de la protesta a la propuesta política. Por eso, a pesar de las apariencias, ha descendido: constituía un 25% del voto de la izquierda en el 2002, y ha pasado a ser el 19 en el 2007. ¿Cómo es posible que un 7,2 % en las presidenciales de 2007 baje A LA MITAD en las legislativas celebradas poco después? La respuesta está en esa diferencia entre el voto a la opción política y el voto de protesta contra el sistema, sin más. Ese 3,5 es la base real del voto de extrema izquierda en Francia y, por cierto, es inferior al del PC. En sus tiempos, el PSU obtuvo mejores resultados, tuvo planteamientos interesantes y quedó en la cuneta.

El problema es el del conjunto de la izquierda: la laminación del PCF sin una captación del voto por el Partido Socialista, que en la primera vuelta se movió en torno al 26% de los votos. A la izquierda sólo había un 10% de votos más que, por otro lado, no pueden sumarse por declararse incompatibles entre ellos. Entre Sarkozy y Villiers obtuvieron, en primera vuelta, el 33% de los votos. Es decir, que el 19% de Bayrou es el que da mayoría, sin considerar el 10% de Le Pen. Y ese yacimiento de votos del centrismo sólo irá de la mano de un Partido Socialista inclinado hacia el centro. Así de tristes están las cosas, porque la izquierda, a solas, no arranca como pudo hacerlo entre 1974 y 1997. La crisis del PSF y la evaporación del PC son el problema. Deberían de ser la solución, con un PCF capaz de mirar a ambos lados: a los votos de protesta y a su alianza con la socialdemocracia. De no ser así, hay una mayoría no sólo social, sino electoral de derechas en Francia para muchos años.

Hamon, le falta curtirse un poco para querer renovar el partido, y la mámá de las 35 horas, debe adquirir la fuerza de la tonada del tono ( creo que se dice) porque al hablar es exceso de mamá, por lo demás casi gana a Sarko, claro que no sepuede hablar sin tono, recuerdo en el balcón a la salida de las elecciones como calmaba a la gente, solo faltaba que les dijese, voy a prepararos el biberón
Le falta fuerza, pero no ideas, y... ser cpataz.
sin tensión, fuerza en la palabra, puesto que es una mujer fuerte.
Brío eso es... es que no me salía.
m
bellísimo, Moisés es que busca las tablas, luego ya irá al desierto y esperemos que divida mejor las aguas y lo que después será la barca de NOé.( sin socialismo a por ellos, Royal, pues)
bello, pues

180000 militante spor un lado, 1millón y pico de votos por el otro ¡cuántos millones de votantes te imaginas que hay en Francia Chapuza?
Tres fracciones troskistas que no llegan a ponerse de acuerdo y ¿conducirían a los franceses hacia "les lendemains qui chantent"?
No soñéis tanto
¿cuánta abstención preveéis en las europeas?
porque en España muchos empiezan a decir que no votarán al PSOE pero qué imagináis que dicen los votantes de izquierda en Francia. Aparte que todos son conscientes que Sarko ça suffit
Y no olvidéis el machismo francés que existe, como el racismo, aunque se prohiban a ellos mismos decirlo a las claras por no ser republicain.
Chapuza en la primera vuelta Bayrou tuvo más de ocho millones de votos y los dos contrincantes

Me hacéis comentar cosas obvias e inútiles pero de verdad ilusionarte con un millón de votos!!!!!!!!!!!!!

manuelito:

Una vez más me toca ilustrarte. Tu ignorancia ya bordea en otra cosa.

Para tu información (y más vale que la guardes bien porque poca tienes,) la Convención de Ginebra que mencionas cubre PAISES SIGNATARIOS en guerra. No aplica en lo minimo a terroristas sin estado. ¿O ya Al-Qaeda firmó la Convención? Por si no lo sabias (y estoy seguro que no lo sabias,) la pena por hacer la guerra sin uniforme es: fusilamiento instantaneo. Pena que se hizo efectiva miles de veces en Europa la Limpia durante la Segunda Guerra Mundial y anteriores. A que no sabes ni que cubre la mentada Convención. Se me pone que tu amor por Al-Qaeda es por la vieja y famosa predilección de los españoles por la guerra de guerrillas. Táctica española documentada desde tiempos romanos.

Una preguntita, ¿Que hizo la Republica Española con la Convención? A que tampoco sabes... Y eso que eres un gran excavacunetas y bombero religioso.

En cuanto a las elaboradas pesadillas esquizoides que disfrazadas como pensamiento comunista honrado se nos alimentan, paso. Tiempo perdido. El perro rabioso está más alla de ayuda alguna.

Un placer siempre ilustrarte un poquito. Saludos a Viku. Dile por favor a Robin que se abstenga, despues llora como...

Ferran,
Para que eso suceda, tienen que imperiosamente que abandonar las ambiguedades dentro de las organizaciones que comprende la Izquierda-Socialista. No valen los compromisos "historicos" y mucho menos la "defidia politica"! Como se le pueden plantear a las bases Politicas de izquierdas en temas sociales y de derechas en temas Economico-Financieros?
Repito el anacronismo, no puede ser identificado simplemente como una "moda" que cambia segun la estacion del ano!
Un saludo....Manuel

Bravo Chapuza,
En lo que a mi respeta, seria el debate prioritario, pero tambien se que despierta pasiones e hiere sensibilidades, porque todos se auto-proclaman victimas del pecado original! El Imperio lo defines bastante bien, pero hay muchisimo, como por ejemplo;
el significado que Estados Unidos dio a la "privatizacion" del aparato militar, haciendo saltar la legalidad de las Instituciones que daban cobertura y asistencia legal a los combatientes,como efectivamente se cargaron la Convencion de Ginebra, porque efectivamente, solo eran aplicables a los soldados de reemplazo, cuando se cobra por matar no te ampara ninguna ley, de hai a que se opongan rotundamente a que sus tropas sean juzgadas en ningun lugar del mundo! Israel, sus dirigentes y el Sionismo claman al cielo.
El dia quince del corriente, un dirigente del Gobierno Israeli cercano al Edhud Olmert,hizo las siguientes declaraciones, refiriendose a la clausura de los puestos fronterizos de Gaza; El sujeto en cuestion, Dov Weissglss y su incepcion: Esto es como tener cita con el diatetico. Les haremos perder bastante peso pero, no les dejaremos morir!! Mientras tanto el mundo mira hacia Obama....
Un saludo....Chapuza, de Manuel

Chapuza: voy a tratar de explicarme. Ya sabes que Segolène Royal plantea la consigna (como es habitual en estos casos) de un "PS para el siglo XXI", una consigna que suele plantear factores de modernización propia y de anacronismo ajeno. Y que, sin decir nada más, o es una expresión vacía o tiene que ver con el abandono, incluso, de los valores que la socialdemocracia ha mantenido en el siglo XX. Ya sé que ni tú no ni yo, con nuestras diferencias, consideramos que la socialdemocracia del siglo XX haya sido un partido más que reformista, y en buena parte de su trayectoria en los estertores de la IV República y los inicios de la V (que vino, precisamente, de la mano indispensable de Mollet), ni siquiera eso. La vieja SFIO fue lo que fue (Ramadier expulsó a los comunistas del gobierno en 1947 y Mitterrand sólo los recuperó como aliados porque sin ellos nunca habría sido presidente, para aprovechar la caída paulatina del PCF por sus propios errores y por el cambio de ciclo del sistema).

A lo que me refería era a la necesidad de que existiera una socialdemocracia que recuperara, en las condiciones de nuestro tiempo, un espacio crítico propio de su tradición reformista, sin que la adaptación a la época del capitalismo globalizado fuera instalarse en la renuncia a una tradición política que se ha difuminado. No estamos de acuerdo, probablemente, en aplicar el calificativo de "derecha" al socialismo francés y no tengo demasiadas esperanzas de que el millón y medio de votos de Besancenot (siempre presente en las presidenciales, pero poco operativo en las legisltivas) pueda ser parte de una regeneración de la izquierda en su conjunto. Esas son dos diferencias que tenemos. Pero mi "cuadratura del círculo" se refiere, precisamente, a la necesidad de no perder a los millones de votantes y ciudadanos que se sienten parte de la tradición de izquierdas francesa, con el riesgo de crear un "socialismo del siglo XXI" entendido como punto de encuentro entre Royal y Bayrou.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef010536032add970b

Listed below are links to weblogs that reference Sin Moisés, y en el desierto:

Sobre el autor

es periodista. Director adjunto y columnista de EL PAÍS. Tiene a su cargo la edición de Cataluña.

Eskup

Archivo

diciembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Mis libros

Cinc minuts abans de decidir

Cinc minuts abans de decidir

Enmig del vendaval independentista

Un llibre que explica, qüestiona i contextualitza com s’ha esdevingut, setmana a setmana, el canvi radical que els darrers quatre anys ha sotragat Catalunya. Des d’abans de la sentència del Tribunal Constitucional, fins avui, quan l’independentisme és en primer pla del debat polític i social.

L'any de la revolució

L'any de la revolució

Com els àrabs estan enderrocant els seus tirans

Crònica, anàlisi i atlas de les revoltes de la dignitat, que van conmocionar al món àrab durant 2011, amb referències i comentaris a tots els països on els joves van aixecar-se en protesta contra l'autoritarisme i les dictadures. Amb un nou epíleg per l'edició catalana.

El último que apague la luz

El último que apague la luz

Sobre la extinción del periodismo

Una reflexión sobre los últimos años de la industria de la prensa escrita, las dificultades para seguir haciendo periodismo de calidad y la indisoluble relación entre periodismo y democracia.

El año de la Revolución

El año de la Revolución

Cómo los árabes están derrocando a sus tiranos

Balance, atlas político y análisis de las causas de las revueltas de 2011, que han derrocado a cuatro dictadores, encendido enfrentamientos civiles y provocado reformas y convulsiones políticas en la entera geografía árabe.

¿AUN PODEMOS ENTENDERNOS?

¿Aun podemos entendernos?

Conversaciones sobre Cataluña, España y Europa
REIVINDICACION DE LA POLÍTICA

Reivindicación de la política

Veinte años de relaciones internacionales
La oca del señor Bush

La oca del señor Bush

Como la Casa Blanca ha destruido el orden internacional

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal