Lluis Bassets

Algo va muy mal en Israel

Por: | 07 de abril de 2011

La fábrica de las noticias funciona ahora de otra forma. Al menos en Oriente Próximo. De pronto, los árabes se han convertido en protagonistas de una historia distinta; los israelíes, en cambio, siguen siendo los protagonistas de la historia de siempre. De un lado, irreconocibles revueltas contra el despotismo, en abierto mentís de los tópicos sobre la pasividad y el fatalismo árabes, que pueden llegar hasta el sacrificio personal. De la otra, en la tierra disputada entre el Jordán y Mediterráneo, las mismas escenas de odio y de sangre entre vecinos que hemos conocido en los últimos 70 años. Si para unos es una avería, una anormalidad inquietante; para otros, es señal esperanzada de una nueva época.

Se desplaza el eje del planeta, pero no solo hacia oriente. Israel, el país acostumbrado a ser el omfalos u ombligo del mundo, queda ahora oculto en este mar de novedades revolucionarias. Hasta el punto de que ni siquiera ocupa un lugar secundario en la movilización árabe, después de haber sido la diana de todo el odio. Las nuevas generaciones están emancipándose de una hipoteca que les impedía designar sus propios adversarios. En algún momento, más pronto que tarde, también a Israel le alcanzarán las réplicas del terremoto que sacude a todas las sociedades árabes. Será difícil que la isla democrática sionista, que ha resistido armada hasta los dientes en un océano de dictaduras, pueda subsistir imperturbable en un futuro en el que los árabes se descubren ciudadanos y libres.

De momento, quienes redoblan sus apuestas por mantener el lamentable estado de las cosas son las fuerzas más reaccionarias que juegan en este tablero: de un lado, el Irán de los ayatolás, que quiere aprovechar la inestabilidad árabe para avanzar sus peones y asentar su hegemonía regional frente a Israel; de la otra, los partidarios de seguir estrechando el cinturón de hierro, para mantener la superioridad militar y económica de Israel en toda la región y sujetar a los palestinos en el encierro de sus bantustanes inviables. Todo juega en direcciones contrapuestas: mientras las transiciones políticas árabes tienden a moderar posiciones, en los territorios israelíes y palestinos la vieja polarización se tensa y agudiza.

En el último año se ha reanudado la construcción de colonias en territorio palestino. El terrorismo antiisraelí ha golpeado con furia a una extensa familia de colonos en Cisjordania. Desde Gaza llegan otra vez cohetes de escasa eficacia pero clara y malévola intencionalidad. Regresan también los bombardeos contra militantes palestinos en la franja. En las mesas de los estados mayores militares se despliegan otra vez los mapas de la zona controlada por Hamas ante la eventualidad de un próximo ataque. Nada se mueve en el capítulo suspendido y fracasado de las conversaciones de paz, hasta el punto de que los palestinos han cerrado su oficina negociadora. Cae segado por las balas sectarias un célebre actor de doble identidad judía y palestina en Yenín. La trágica e interminable historia de siempre.

Y a todo esto, que se desengañe quien pretenda mantener posiciones matizadas, y quiera expresar su amor a Israel y a la vez defender los derechos de los palestinos, la legalidad internacional y el sueño de la paz. Si se opone al gobierno de Israel se arriesga a oponerse a Israel mismo; al sionismo, por supuesto, pero también a la identidad judía, hasta convertirse en antisemita. Así ha sucedido con J Street, un lobby estadounidense que se define como pro israelí y pro paz, partidario de los dos Estados viviendo en paz y seguridad. Lo mismo le ha pasado al juez judío surafricano Richard Goldstone, presidente de la comisión que investigó la operación Plomo Fundido y autor del informe que lleva su nombre: ha tenido que rectificar públicamente las conclusiones alcanzadas por el equipo de juristas internacionales ante la irresistible presión personal a que ha sido sometido, incluido el acoso de piquetes.

La tensión no disminuirá, al contrario. El Estado palestino puede convertirse en una realidad si es reconocido por la Asamblea General de Naciones Unidas. A diferencia del Consejo de Seguridad, Washington no tiene allí el derecho de veto con el que impedir cualquier votación perjudicial para su aliado estratégico. Por ello el gobierno israelí está dando también la batalla diplomática, en la que acaba de apuntarse un tanto, al revertir, al menos parcialmente, los efectos demoledores del informe Goldstone. Después de la rectificación, los responsables de la operación Plomo Fundido podrán al menos viajar por el mundo sin temor a encontrarse con un mandato de detención internacional. Poca cosa ante lo que se prepara: Ehud Barack, el ministro de Defensa, ha anunciado un tsunami político y diplomático para septiembre, cuando pegará de lleno la réplica del terremoto árabe durante la cita anual de Naciones Unidas en Nueva York, la ciudad donde al final se juega siempre el destino de Israel como nación reconocida por las otras naciones.

Hay 21 Comentarios

Los árabes no llegarán muy lejos con sus aspiraciones democráticas. Si me equivoco, comeré mi txapela.

Es cierto eso, Elephant.
Pero es cierto ahora mismo. Ha ocurrido en el pasado y todo lo que ha ocurrido de otras maneras puede volver a ocurrir.
Hemos tenido paz -relativamente, porque a los que los mandaron a Corea, Vietnam, y un largo etc mucha paz no tuvieron (Israel tampoco)- porque el próspero Occidente gracias al petróleo barato gozó de una riqueza y bienestar como nunca jamás.
Cualquier trabajador dispone de lujos inimaginables para Nerón, vive con más confort que Napoleón.

Pero eso ya se acabó, es visible a los ojos.
el futuro no va a ser como el pasado y una era de inestabilidad y conflictos ya cae sobre el mundo.
E irá a mucho peor sean las democracias perfectas o perfeccionables cuando se encuentren con 50% de paro, y a recordar que el paro verdadero en EEUU es 20% ahora.

ARMANDO: para que le quede claro mi idea, le diré que las democracias 'IMPERFECTAS' puede que sí hagan la guerra. Pero yo me refería a que las democracias del siglo XXI, dialogan y negocian, no hacen guerras entre sí. Y eso se debe a que los politicos deben rendir cuentas a sus pueblos. De hecho NO HUBO ni una sola guerra entre Democracias hace muchísimo tiempo, hoy los pueblos no lo permiten!

"Que yo sepa, en este mundo hay menos de 10 que se aproximen al concepto DEMOCRACIA, y no hay una tan sola que hable "español"."

Sumando todos los países europeos, EEUU y Canadá, Australia y Nueva Zelandia -evidentes democracias y si eso no son democracias- países de habla castellana que son democracias:
- España Y el que diga que no lo es hubiera vivido cuando Franco.
- Argentina
- Chile
- Costa Rica
- Venezuela
- Colombia
- Uruguay. República democrática con elecciones libres y partidos políticos desde 1830. Economía socialista desde 1919.
Separación de poderes.
Administración local elegida (ediles de ayuntamientos).
Los candidatos a las elecciones necesitan el refrendo de firmas de la ciudadanía (contrastadas) 500 para cada uno -hay más firmas que habitantes, pero nada impide que uno vote por refrendar a varios, porque le gustan, porque son amigos, porque sí.
Por supuesto voto universal.
Los partidos luego eligen a sus candidatos igual que en Reino Unido p. ej., y los someten a voto popular.
Hay segunda vuelta.

Luego eligen a un viejo inútil como Mujica, pero eso es otra cuestión.

Los que dicen que no hay democracia en países de habla española es que son fascistas, pura y simplemente y así llevan agua a su molino.

Ah, Israel es una democracia por supuesto, más avanzada que la española, no tienen ley d'Hondt por ejemplo.

¡Por supuesto que España en 1898 era una democracia !
Es indignante que Ud que ignora totalmente la historia de mi país, y de Europa se permita opinar así, troll, comparándonos con África.

¿Quién era el PRESIDENTE de España entonces? Pero si Ud no lo sabe. La mayor parte de los españoles no saben absolutamente nada sobre la España del siglo XIX, salvo Napoleón y luego tienen un agujero hasta Franco.

Y ni digamos los pobres extranjeros y marielitos varios.

Yo tengo inventado un test genial para los universitarios españoles y se los paso a Uds. Se llama llama el Test Cánovas. Es muy simple,
- ¿Quién fue Cánovas?
Respuesta típica del egresado/a español
- ¡Yo qué sé!

En 1898 en España había elecciones, y parlamento, y Presidente elegido, y Ministros.
No cabe decir, "votaban pocos" porque era exactamente igual en Inglaterra.
En Inglaterra no votaban ni siquiera todos los hombres (mujeres ninguna, ni en Francia tampoco).

El voto era limitado a ciertos propietarios y en el Edimburgo del siglo XIX votaban tenían derecho a voto unas 300 personas, entre cientos de miles.

En las ciudades inglesas casi nadie tenía derecho a voto, porque los propietarios rurales no querían verse aplastados por la masa ciudadana.

Ocurre que Uds no entienden que la extensión del derecho al voto a toda la población masculina fue progresivo.
Se aceleró tras la Primera Guerra Mundial porque las clases dominantes no se lo pudieron negar a los trabajadores tras los sacrificios de sangre realizados y la presión de socialistas y liberales.

Pero en 1898 España era una democracia, tan imperfecta como las demás europeas.

Recomiendo para curar la burricie galopante y la ignorancia total sobre el siglo XIX español, la lectura de todos los Episodios Nacionales de Galdós, que precisamente terminan en Cánovas.

Vaya profesores de historia que adolecemos en España, y vaya alumnos.

¿México una democracia? ¿Cuándo? ¿España en 1898 era una democracia? ¿Bajo qué definición de democracia? Me imagino que la misma que se usa para la República Democrática del Congo, o de la República Democrática Alemana, o de Corea del Norte, o las miriadas de "democracias" africanas y suramericanas.

Los lenguajes naturales (o los sintéticos igual,) permiten la construcción de frases sin importar que éstas sea contradictorias, falsas, o internamente inconsistentes.

Basarse en la historia, para inmediatamente "probar" una barrabasada no solo es absurdo, sino que ridículo.

Si hay algo que la Historia prueba es que TODOS pueden atacar a TODOS. Lo que la Historia no prueba es la existencia de "democracias".

Que yo sepa, en este mundo hay menos de 10 que se aproximen al concepto DEMOCRACIA, y no hay una tan sola que hable "español".

Lo siento, nos expresamos donde podemos. En los tiempos de la dictadura utilizábamos cualquier medio, fundamentalmente las paredes, único espacio en blanco accesible y democrático. Hoy parece que volvemos a las mismas, por lo que tenemos que desenterrar el spray para pintar en estos espacios virtuales. Disculpen las molestias. El mensaje es el que sigue: Censores, ¿tenéis miedo a la verdad? Entonces, ¿qué clase de libertad es esta? Hay una nueva suerte de terrorismo que se funda en la censura. Los medios caminan, a pasos agigantados, hacia el pensamiento único. A primera vista, y a un lector adocenado, pudiera parecerle que practican la pluralidad, pero es un espejismo. La auténtica oposición la silencian; la oposición, digo, aquella voz que disiente y se aparta del rebaño. A esa es a la que censuran. Tal la mía y las de otros que aquí se manifiestan. Sobre este subterfugio hay sobrados ejemplos. Que le pregunten, si no, a Noam Chomsky, sobre la libertad de expresión en EE.UU. Una pantomima. Una burda coartada para sostener la mentira del Poder, su intolerancia, el estrangulamiento de la democracia real. En este país (País también, lamentablemente), fieles discípulos, les están emulando con nota. Al fin los foros no son sino un entretenimiento para que la auténtica rebelión no salga a la calle. Pero nos queda la denuncia, y esa no la podéis detener. Comenzaremos el peregrinaje por foros y páginas, denunciando, una vez más, vuestros desmanes, administradores taimados. ¡No nos callaremos! Al menos, ya que coméis de El País, debíais de haber aprendido este principio. No somos simples payasos. Con esta protesta enseñamos que no hay que retroceder por muy fuerte que parezca el enemigo, fomentamos la indignación contra el silencio. En esto basamos nuestra dignidad.

LAMBDA: la pretención de Arafat en Camp David de traer a Israel 4 millones de palestinos de fuera (mas el millón y pico que ya había) fue una excusa para no firmar la paz, ya que tal pretención era inaceptable debido a que llevaría a la desaparición de Israel. Arafat ha sido la peor desgracia que le ha tocado a los palestinos, él es el único culpable de que no haya un Estado PAL ni Paz. Hace unos 6 años, en una reunión de Al Fatah en 'La Mukata' de Ramallah un tal Rayub lo acusó precisamente de eso y de ser 'el revolucionario mas fracasado de la historia'. Arafat le lanzó un micrófono, Rayub le devolvió con un bolígrafo, Arafat se retiró de la reunión, y ésta se terminó! Se publicó en todos los medios, el señor Bassets seguro lo recuerda.

Yo lo siento por los palestinos. Están condenados a perder, salvo que un milagro les salvara.

Son pobres, son débiles y están divididos. Israel simplemente les alarga la agonía, no le apetece hacerse cargo de la reconstrucción y la integración de un pueblo que le es hostil, puesto que los ve como usurpadores.

Además, los palestinos están siendo usados como pantalla por otros países, Jordania, Irán, etc. Que de boquilla dicen querer su triunfo, pero los usan como "lead weight" contra Israel.

La verdad, cualquiera con dos dedos de frente habría visto que con la creacion de dos Estados respetando las fronteras de 1947, quizá y sólo quizá esto hubiera prosperado.

Israel es un pais mucho más occidental que oriental, y eso se ve en la sociedad que tiene. Quizá el dia que tenga enfrente una potencia oriental que pueda presumir de sus mismos logros y libertades, quizá entonces Israel definitivamente se integre y logre olvidar los fantasmas de una posible aniquilación.

Pero antes, tendrá que resolver qué hace con los palestinos.

señor ARMANDO: no ha demostrado usted que DEMOCRACIAS con mayúsculas hagan hoy la guerra entre sí, se ha tenido que ir usted un siglo atrás!! para encontrar 'democracias' entre comillas guerreando. Ha quedado demostarda mi tesis! la ha demostardo usted!

Eso de que las democracias no hacen la guerra a otras democracias es una ingenuidad que sólo puede escribir un ignorante total de la historia.

Por ejemplo los EEUU -supuesta democracia, república desde luego, invade México otra república, declara la guerra a España en 1898 -y sí, para su sorpresa en 1898 España no era menos democrática que Inglaterra, todos no tenían derecho a voto pero en Inglaterra tampoco, en absoluto.
La lista de países democráticos a quienes esa supuesta democracia ha invadido y saqueado es inmensa.

En cuanto a Gran Bretaña, y ya que de Israel hablamos, quiero que me muestren el Testamento de Moisés, concediendo graciosamente Israel a los ingleses !
Recuerden que la Liga de Naciones, o sea ellos y Francia, se dividieron Palestina para Inglaterra, Siria y Líbano para Francia (tras vencer en la 1ª Guerra Mundial), Turquía casi se la comen entre los dos ladrones, menos mal que Kemal Ataturk los expulsó.

En la Primera Guerra Mundial todos los combatientes eran países cristianos, y democráticos cómo no, Alemania no era menos democrática que Francia o Inglaterra, quizá más.

La lista de guerras que países democráticos, repúblicas con larga tradición han tenido es inmensa y la bobada de que los países democráticos no declaran la guerra a otros democráticos debe ser del historiador Ronald McDonald.
O de Ronnie Raygun, de Bush, o de Aznar, alguno así.

En momentos de perplejidad es tiempo, más que nunca, de leer más que de escribir, sobre todo si no se te ocurre nada. Karl Kraus es una buena opción, difícil pero buena. En qué mala estima tenía a la prensa de su época. Les recomiendo su artículo "En esta gran época", en el que dice cosas como estas: "El progreso vive para comer y actualmente demuestra que incluso es capaz de morir para comer. Aguanta toda suerte de pejigueras con el fin de que le vaya bien". Suena tan actual, suena tan a todo por el empleo aunque pase por destruir lo construido para volverlo a construir, cuando se puede, claro. "El sometimiento de la humanidad a la economía sólo le ha dejado la libertad para la enemistad; y así como el progreso le afiló las armas, también le creó la más asesina de todas [...]: la prensa", a la que no considera el mensajero, sino el acontecimiento. Una vez más, el instrumento se nos ha ido de las manos, afirmará. Pienso que ya no es así y que el telegrama, como asegura, no es un recurso bélico como la granada, aunque no discuto que a veces la manipulación puede obrar el milagro de llegar a las manos. "Sé perfectamente que los hombres disparan con razón contra las catedrales cuando los hombres las utilizan con razón como puestos militares". Yo les quitaría la razón a estos dos tipos de hombres. Y perdone por la intromisión. Interesante este artículo de Kraus para un periodista, como todos los del bohemio, aunque vaya frasecitas que gastaba.

Israel tiene bastante con Palestina. Prácticamente la ha convertido en un problema doméstico (no acepta poner tropas de la ONU como interposición en la frontera ni ambos bandos quieren dejar de usar armamento aéreo sean proyectiles o aviones).

Básicamente, al dejar que crezcan las colonias, espera ahogar a Palestina. El problema es de gobernababilidad, porque los paelestinos también son demasiados.

Convertirlo todo en un solo Estado, la solución más inclusiva es dificil por las resistencias religiosas pero factible si se llegara a un acuerdo.

lo de los 2 Estados es plausible, pero como no, el tema de las fronteras de 1947 les deja frío a ambos.Es decir, los dos quieren más tarta.

Ehud Barack fue uno de los ministros israelies más valientes: ofreció una división al 50% (gran parte de los territorios ahora isrraelíes serian palestinos) a Yasir Arafat. Pero Arafat se negó por el tema del retorno de los refugiados palestinos. Fue lo más cerca que se ha estado de sellar una paz duradera. Sólo quedaba ese jodido punto. Bill Clinton se tuvo que ir muy decepcionado de Camp David, estuvo muy cerca de hacer historia en aquel año 2000...


Llevan tanto tiempo pegándose que tienen que haberse cogido cariño. Conseguirán dos estados pero mantendrán los lazos de los palos. Y cuánto más se separen, más se echarán de menos y más se apalearán.

Sr. BASSETS: ¿qué es lo que va 'tan mal' en Israel? Yo diría que, a la inversa, va todo a mejor: 1º)en contra de su afirmación, la democracia árabe será BUENA y no mala para Israel, ya que las democracias no hacen la guerra. Sólo la hacen las Dictaduras, y esos a los que usted sigue llamando 'militantes' para no llamarlos Terroristas, como los llama la U.E. 2º)Si hoy no hay negociación es simplemente porque los palestinos se negaron a ella por casi los 10 meses de la moratoria. Y se niegan a negociar también ahora porque los Dictadores árabes y Caníbales africanos que dominan la ONU, mas Zapatero, Chavez y otros irresponsables, les han prometido un Estado SIN NEGOCIAR!!!. Flaco favor al pueblo palestino, ya que eso alienta la radicalidad palestina y aleja la negociacion y su Estado. 3º)De que el juez Goldstone haya rectificado por 'presiones' es absurdo ¿de quien??!! ¿Antes fue un valiente, y ahora es un cobarde? Ridículo!!4º)Se puede amar a Israel y querer un Estado PAL y la Paz, casi todos los israelíes están en eso!1

Politzer, un aplauso. Eres el único comentarista que sabe de lo que habla y lo expresa con claridad.

Con respecto al artículo, no creo que poner en el mismo nivel a ocupantes y ocupados, opresores y oprimidos, sea lo más correcto. Justamente la legalidad internacional que menciona el texto dice lo contrario.

Si no se avanza hacia el final es porque el actual gobierno de Israel no quiere frenar las colonias y el expolio. Los palestinos llevan ya décadas siendo convidados de piedra en esta historia... La solución está en las manos de la sociedad civil israelí, que como dice Politzer se ha transformado notablemente en la última década. Ya no queda izquierda en ése país.

Muchos españoles antifranquistas fueron a Israel, aprendieron mucho, algunos llegaron a ministros del PSOE -Miguel Borrell por ejemplo.
Todavía no se ha dado caso de españoles que fueran a país árabe o a Palestina y aprendieran nada bueno.

Y en Ciencia y Tecnología ese pequeño país -es del tamaño de la comunidad valenciana- le da cien vueltas a España y sus ridículos universitarios.

Además las chicas israelitas son muy amables -digo, amables del verbo amar.
Trata de amar a una árabe y el padre, los hermanos, los primos te los cortan y te los hacen tragar; unos pueblos de salvajes eso es lo que son todos ellos.

No se ha dado el caso de que ningún israelita, o ningún judío ampliando el conjunto, haya robado, asaltado, violado o matado a un español o española.
Compare con los musulmanes.
Y esto no es racismo es la realidad comprobable frente a la ilusión necia de la Intelligentsia española.
"Todo no es lo mismo, y conocer consiste en conocer las diferencias". AGL

Barack y Peretz han sido los peores ministros de defensa de la historia de Israel. Y laboristas.
Uno esperaba algo más de un sindicalista,que montar la guerra del Líbano de la que Israel salió escaldada.Y es que el cambio de verdad en Israel ha sido sociológico tras la importación masiva de los primeros tiempos de Netanyahu de cientos de miles de rusos por civilizar, de varias decenas de miles de gansters de
NY metidos a colonos en Hebrón y por ahí y a unos cuantos miles de ultraortodoxos irredentos, vagos y sin que hagan nada útil por Israel salvo fastidiar y aprovechar sus votos para obtener privilegios y todo eso ha hecho del parlamento de Israel un sainete absurdo que hace imposibles gobiernos fuertes. Así es que, a falta de gobierno los militares son los que dictan la estrategia frente a los árabes (todos).
Esto de las revueltas les debe haber pillado por sorpresa (cosa rara por cierto)pero los militares suelen aprovechar las ocasiones y en especial esta en la que el mundo está mirando para otro lado, así es que volvemos a lo de siempre. Una cadena de actos terroristas por ambas partes, que tienen su origen en un par de incidentes de poca monta (Uno entre militares aburridos de guardia en unos huertos del norte y otro de una matanza de civiles judíos a cargo de un lunático árabe que actuaba solo)respondidos con la habitual eficiencia del IDF y la aviación siempre a la búsqueda de una adecuada proporción en el reparto de sangre.
Mientras tanto a lo suyo. Nuevos asentamiento y más empujones hacia afuera a los árabes de sus barrios en Jerusalem.
Y mirando de reojo a Irán.
A Israel no le va muy mal. Le va muy bien. Todo les sale a pedir de boca.
Lo del Tsunami de Barack lo espero ansioso. Conociendo sus aficiones igual nos revela que en realidad es Lady gaga y que se presenta a Eurovisión.
Valiente Inútil.

Lo que va mal es el Gran Israel, la quimera sionista. Ha ido siempre mal, de maquillaje en maquillaje, trampeando, de derrota en derrota desde que perdió la guerra de desgaste aereo, los SAM le hicieron doblar la rodilla, con Egipto, que le llevó a la firma de los acuerdos, y devolución total de territorios, con este país.

La situación actual es "de sindroma de Masada", que es simplemente "el sindrome de la fortaleza amurallada y elevada".

Tel Aviv no tiene la capacidad mental suficiente para entender que si Palestina no va bién, Israel no puede ir bién.

Bassets está usted de un racionalismo exhuberante. ¿Algo va mal en Cataluña?

¿Y que pasó con su guerra justa? ¿Y su teoría de los males menores?

Para cuando sea una realidad el estado palestino esa presunta realidad será un absurdo.
Ya ahora, con la presencia de centenares de miles de colonos en Cisjordania, la apuesta por la solución "dos pueblos dos estados" es a la práctica un imposible.
Y a eso ha jugado Israel durante todos estos años. A esperar. Ahora activo negociaciones, ahora las congelo. Y mientras, unas veces más, otras menos, han ido creciento el número de colonias en Cisjordania.
¿Alguien puede creer en la viabilidad de un estado palestino con la presencia masiva, no de israelíes moderados, sino de verdaderos y armados fundamentalistas?

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef0147e3c90390970b

Listed below are links to weblogs that reference Algo va muy mal en Israel:

Sobre el autor

es periodista. Director adjunto y columnista de EL PAÍS. Tiene a su cargo la edición de Cataluña.

Eskup

Archivo

diciembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Mis libros

Cinc minuts abans de decidir

Cinc minuts abans de decidir

Enmig del vendaval independentista

Un llibre que explica, qüestiona i contextualitza com s’ha esdevingut, setmana a setmana, el canvi radical que els darrers quatre anys ha sotragat Catalunya. Des d’abans de la sentència del Tribunal Constitucional, fins avui, quan l’independentisme és en primer pla del debat polític i social.

L'any de la revolució

L'any de la revolució

Com els àrabs estan enderrocant els seus tirans

Crònica, anàlisi i atlas de les revoltes de la dignitat, que van conmocionar al món àrab durant 2011, amb referències i comentaris a tots els països on els joves van aixecar-se en protesta contra l'autoritarisme i les dictadures. Amb un nou epíleg per l'edició catalana.

El último que apague la luz

El último que apague la luz

Sobre la extinción del periodismo

Una reflexión sobre los últimos años de la industria de la prensa escrita, las dificultades para seguir haciendo periodismo de calidad y la indisoluble relación entre periodismo y democracia.

El año de la Revolución

El año de la Revolución

Cómo los árabes están derrocando a sus tiranos

Balance, atlas político y análisis de las causas de las revueltas de 2011, que han derrocado a cuatro dictadores, encendido enfrentamientos civiles y provocado reformas y convulsiones políticas en la entera geografía árabe.

¿AUN PODEMOS ENTENDERNOS?

¿Aun podemos entendernos?

Conversaciones sobre Cataluña, España y Europa
REIVINDICACION DE LA POLÍTICA

Reivindicación de la política

Veinte años de relaciones internacionales
La oca del señor Bush

La oca del señor Bush

Como la Casa Blanca ha destruido el orden internacional

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal