Lluis Bassets

Descubra las diferencias

Por: | 12 de mayo de 2011

No es este el lugar para distinguir entre la percepción de los hechos y los hechos mismos, pero sí para señalar que la realidad, la dura realidad, nos proporciona una imagen del actual presidente de Estados Unidos, Barack Hussein Obama, idéntica a la de su predecesor, George Walker Bush. No lo ven así los ciudadanos de Estados Unidos, sus políticos y opinadores y menos aún los medios de comunicación; pero esta es la percepción mayoritaria en Europa y probablemente en España, donde el asalto de Abbottabad y la muerte de Bin Laden han sido leídos y entendidos como un atentado al derecho internacional, un retorno al unilateralismo y cualquier cosa menos un acto de justicia.

Los esfuerzos por situar a ambos presidentes en el mismo saco no son nuevos. Los más recientes, a cargo sobre todo de la derecha, se apoyaban en la primavera árabe para señalar la continuidad con el intervencionismo democrático de Bush, y encontraban su punto de convergencia en los bombardeos sobre la Libia de Gadafi. Ahora, con la acción fulminante contra el jefe de Al Qaeda, ha culminado la operación. Tenemos ya dos dibujos indistinguibles a simple vista con los que podemos empezar el juego de las diferencias, como si fuera un pasatiempos.

La primera es que Bush autorizó y legalizó la tortura y que Obama la ha abolido. Dos son los reproches que cabe hacerle sobre este capítulo. El primero, por utilizar información obtenida bajo tortura durante la etapa de Bush para descubrir el paradero de Bin Laden, ni siquiera es seguro, pero en todo caso es absurdo: nadie en sus cabales desconocería una información que afecta a su seguridad por el hecho de que haya sido obtenida por métodos indecentes. El segundo está más fundamentado, pero es anterior al asalto de Abbottabad: Obama no ha querido depurar responsabilidades con quienes autorizaron la tortura en la anterior Administración.

Segunda diferencia: Bush abrió Guantánamo y lo mantuvo muy activo durante su mandato. Obama ha intentado cerrarlo y ha ido limitando y disminuyendo el número de presos. Si no ha ido más lejos es porque no se lo han permitido los congresistas, que no quieren a presos ni a excarcelados en sus correspondientes Estados. Tampoco ha recibido una gran ayuda de los europeos, que apenas han admitido a un puñado de exreclusos en sus países. Bush creó en Guantánamo comisiones militares para juzgar casi en secreto a los sospechosos, mientras que Obama solo las ha creado, con muchas más garantías, ante la imposibilidad política de entregar a los presos a tribunales civiles.

Tercera diferencia. Bush lanzó una guerra preventiva contra Sadam Husein, porque entendía que Estados Unidos tiene derecho a atacar a cualquier país que pueda representar un peligro futuro para su seguridad y la de sus aliados; mientras que Obama participa en el marco de la OTAN, con cobertura legal de Naciones Unidas, en una acción preventiva para defender a la población civil libia. Esta diferencia es especialmente borrosa para los neocons más duros, como José María Aznar, que otorgan un poder sin límites a EE UU para actuar cuando y como les plazca en relación a su seguridad, de lo cual derivan sus actuales aplausos actuales ante la última y más sonada actuación militar.

La cuarta diferencia tiene que ver con los conceptos. Bush es unilateralista y concibe la multilateralidad como el aliño de la ensalada. Obama es multilateralista y considera la acción unilateral, como es el caso de la liquidación de Bin Laden, como un caso excepcional cuando está en juego la seguridad nacional de su país. Este es un margen que se conceden, lo declaren o no, casi todos los gobiernos del mundo. Bush creía en la acción democratizadora de la guerra, Obama cree en la diplomacia: el hard power y el soft power de Joseph Nye. En el caso de Obama, sin embargo, el concepto más preciso es el de smart power, en el que se combinan inteligentemente los dos tipos de poder, y que tiene un buen epítome en la eliminación de Bin Laden.

Con el actual presidente, los asesinatos selectivos de terroristas en la zona caliente del mundo han aumentado en proporciones extraordinarias respecto a la etapa de Bush. Se efectúan con aviones no tripulados, de gran precisión y capacidad letal, pero producen con frecuencia víctimas no deseadas entre la población civil. El ataque contra Bin Laden, esta vez pie a tierra, es la acción más importante y delicada de toda una cadena de actuaciones para eliminar a dirigentes terroristas. Bush declaró una guerra global contra el terror de duración indefinida, bajo cuyo rótulo invadió dos países y suspendió libertades y derechos en casa y en el exterior en nombre del poder presidencial. Fue un carnicero. Obama es un cirujano.

Hay más diferencias, que el lector perspicaz sabrá localizar, pero estas bastan para desmentir a quienes todo lo amalgaman: ni todos los terrorismos son iguales, ni lo son tampoco quienes los combaten.

Hay 24 Comentarios

Manuel. Respecto al "manual del perfecto idiota""... Solo puedo decir que si el libro de Galeano es, como dicen nuestros idiotas, un vademecum del idiota latinoamericano, el Manual que nos ocupa puede ser leído sin culpas de ninguna clase como un vademecum del idiota reciclado y convertido en liberal fundamentalista y dogmático. Por éstos dos rasgos es que a este liberal se le ha agregado cariñosamente el prefijo "neo", aunque ya vimos que se trata simplemente de un idiota latinoamericano más, dogmático, autoritario e irracional, como el de izquierda que critica.

El idiota reciclado o "neo" tiene muchos seguidores que llevan bajo el brazo la biblia o libro que hace honor a su nombre. Porque el Manual no es tanto un manual para idiotas de izquierda (éstos son tan idiotas que se niegan a leerlo) cuanto para idiotas de derecha. El Manual del perfecto idiota latinamericano o Vulgata de la Escuela Austriaca se muerde la cola y su yergue como la biblia de los neoliberales. A este libro, que conmueve a nuestros idiotas de derecha (hermanos de los idiotas de izquierda y de centro en el dogma de la sofística) se puede agregar el epílogo de Socialismo, de Ludwig von Mises, y el post-scriptum de Los fundamentos de la libertad, de Friedrich Hayek. Y la mini bilbioteca del idiota reciclado estará completa. Para qué diez. Tres son suficientes.

Es así como nuestros autores se han esforzado hasta lo indecible con su libro, en la empresa de hacer de la frase que sigue, y que ellos acuñaron, una verdad que, con su ejemplo y el de su legión de seguidores, permanece vigente en América Latina: lo malo no es haber sido idiotas, sino continuar siéndolo. Felicitaciones por el nexo de continuidad latinoamericanista. Todo ha quedado entre idiotas. El consuelo es inmenso

Extracto histórico, prueba de orgullo de los "marielitos". Me imagino que los españoles se pueden alegrar de haber sido los últimos esclavistas de América.

En 1511, el primer asentamiento español fue fundado en Baracoa; otras ciudades siguieron pronto como la futura capital de San Cristóbal de La Habana que fue fundada en 1515. [...] Los españoles esclavizaron a los aproximadamente 100.000 indígenas que se resistían a la conversión al cristianismo, poniendolos principalmente a la tarea de buscar oro. Dentro de un siglo, los indígenas fueron virtualmente eliminados [...] privaciones derivadas de la subyugación de represión colonial. La población en 1817 era 630.980, de los cuales 291,021 eran blancos, 115.691 negros libre, y 224.268 esclavos negros.

La independencia de España. De Céspedes, un plantador de azúcar, liberó a sus esclavos para luchar por una Cuba libre. El 27 de diciembre de 1868, emitió un decreto que condenaba la esclavitud [...] Los Estados Unidos se negó a reconocer el nuevo gobierno cubano [...] con España prometiendo una mayor autonomía a Cuba. La esclavitud se había mantenido en Cuba, mientras estaba en marcha la abolición en otros lugares.

Guerra de 1895, un disidente exiliado llamado José Martí fundó el Partido Revolucionario Cubano en Nueva York en 1892. El objetivo del partido era lograr la independencia cubana de España. [...] Martí muerió en la batalla de Dos Ríos el 19 de mayo de 1895. Su muerte lo inmortalizó como héroe nacional de Cuba.

Alrededor de 200.000 tropas españolas superaban en número al ejército rebelde mucho más pequeño que se basó principalmente en tácticas de guerrilla y sabotaje. Los españoles comenzaron una campaña de represión. General Valeriano Weyler, gobernador militar de Cuba, condujo la población rural a lo que llamó "reconcentrados", descrita por los observadores internacionales como "plazas fuertes". A menudo se les considera el prototipo de los campos de concentración del siglo 20. Entre 200.000 y 400.000 civiles cubanos murieron de hambre y enfermedades en los campamentos, el número verificado por la Cruz Roja y del Senado de Estados Unidos y el ex Secretario de la Guerra Redfield Proctor. América y las protestas europeas contra la conducta española en la isla siguieron.

Aunque el tema principal era la independencia de Cuba, la guerra de diez semanas se libró en el Caribe y el Pacífico. Una serie de unilaterales victorias navales y militares estadounidenses siguieron en todos los frentes, debido a su superioridad numérica en la mayoría de las batallas [...] El resultado fue el Tratado de París de 1898, que fue favorable a los Estados Unidos y seguido por control temporal Américano de Cuba y la autoridad colonial indefinida sobre Puerto Rico, Guam y las Filipinas. El final y la posterior derrota del imperio español fue un shock profundo de la psique nacional de España.

Cuba obtuvo su independencia formal de los EE.UU. el 20 de mayo de 1902, como la República de Cuba. Bajo la nueva constitución de Cuba, los EE.UU. mantuvo el derecho de intervenir en los asuntos cubanos y para supervisar sus finanzas y relaciones exteriores. Bajo la Enmienda Platt, EE.UU. arrendó la base naval de Guantánamo en Cuba a posteridad.

Pío Baroja siempre quiso ser un hombre de acción, y como no podía serlo, puso en acción su imaginación y escribió veintidós novelas para desquitarse. Quizás es que era muy sensible. El hombre de acción tiene que ser un hombre insensible. Bin Laden sentía poco, de ahí su poder. Su problema es que Obama sentía menos. El mundo es de quien no siente, escribió Pessoa. Recomiendo el pensamiento 303 del Libro del desasosiego, relato de la insensibilidad como instrumento preciso para la evolución de la civilización. Qué tío el luso, habla incluso premonitoriamente de Zapatero y Rajoy: "todo hombre de acción es esencialmente animado y optimista. Se reconoce a un hombre de acción porque nunca está de mal talante". Hasta aquí, Zapatero. Empieza Rajoy: "quien trabaja sin tener muchas ganas es un subsidiario de la acción; puede ser en la vida un tenedor de libros.[O un registrador]. Lo que no puede ser es alguien que gobierne hombres y cosas".

Hay que leer el "Manual del perfecto idiota lationamericano... y europeo".

Pues sí, la mano derecha no es igual a la izquierda, pero lo que realmente cuenta es el cuerpo, y de ese cuerpo, lo esencial son el cerebro y el corazón.
El tal cerebro, es un amplio catálogo de artimañas, de constantes e innumerables decepciones, de las más miserables y diabólicas falacias, de un constante manoséo y violación de la decencia, la moral y la ética; saturada de aborrecibles injusticias -que profundamente maquilladas, tratan de hacerse pasar por "razones válidas" -gracias a una escogida y laberíndica dialéctica, una sopa boba que amodorra el sentido común e insulta la inteligencia.
¿Y el corazón?, seguramente empeñado en wall St., en donde los banqueros -esas sabandijas dantescas- lo están troceándo a voluntad para venderlo en paquetes de bonos basura...
Yo me pregunto qué ha cambiado realmente en los últimos V siglos, y no me refiero a lo material, ni a lo externo, sino a la mente humana, y constato con infinita pena, que detrás de tanto lujo y derroche, de tanta ciencia y técnica, de tanto "adelanto", seguimos comportándonos como lo que siempre hemos sido: Primitivos primates, donde todavía impera el más torcido instinto animal, basado en una mezcla de miedo, ambición y estupidez a partes iguales, y por mucho que intentemos disimularlo, estamos obsesionados con el poder, el dinero, y el sexo. Todo lo demás se viste de filosofía barata, a la que se adorna de mil maneras y se embadurna de una espesa capa de vaselina, para que "resbale" y nos penetre sin estridencias.
Lo extraño es que, apesar de ser espectadores de primera fila, nos negamos a aceptar la evidencia y la realidad, creándo grupos antagónicos, que no debaten realidad contra ficción, sino mitología contra filosofía, en la ingenua creéncia de que éstas son contrapuestas.
Descubra las diferencias...

¿Bush invadió dos países? vuestro oficio es inventar y mentir, o informar y analizar?

MULTILATERALISMO (y II): Obama bombardeó Libia con la oposición de Brasil, etc, etc, y también del mas importante país europeo, Alemania, y sin el consenso de la ONU; también presionó Obama por la salida de Mubarak del poder con la oposición de importantísimos miembros del Consejo de Seguridad de la ONU; y también Obama atacó a 'Al Qaeda' y liquidó a Bin Laden en un país extranjero SIN SIQUIERA PEDIR PERMISO A ESE PAÍS!! Y Obama en Guantánamo, en Irak y en Afganistán siguió con los planes fijados por Bush, hasta incluso con los mismos hombres de Bush!! Y todo esto lo hizo Obama en 2 años de gobierno!! Mientras que Bush en 8 años hizo sólo una guerra con el paraguas ONU (Afgnistán) y otra guerra con el apoyo de medio mundo, incluso TODA Europa del Este y del Oeste (menos Francia y Alemania). A pesar de todas estas realidades CONSTATABLES, algunos pretenden presentarnos a Obama como 'multilateral' y a Bush como 'unilateral'. MANÍA, le llaman en mi pueblo a eso!!

"en conjunto, los europeos sean un poco la peste, a nivel de vetustidad, totalitarismo y xenofobia. Pero eso es otro debate."
Qué envidia que nos tienen los marielitos para toda su vida.

MULTILATERALISMO: muchos listos creen que para ser 'multilateral' hay que contar con la aprobación de los dictadores rusos y chinos, y de los 'progres' de turno en Europa; de lo contrario, te tachan de 'unilateral'. BUSH armó para Irak una coalición con el apoyo de TODA Europa, menos los progres Chirac y Shroeder, y por eso los progres lo tacharon de 'unilateral'. Si para defender una causa justa debes contar con los progres y los dictadores rusos y chinos, nunca harás nada!!

Me gustaría preguntar a los cerca de noventa soldados pakistaníes muertos hoy por el último atentado de Al Qaeda si habrían notado la diferencia entre ser asesinados como venganza por la muerte de Bin Laden o serlo sin motivo aparente alguno, como en todos los anteriores. La muerte al estilo Al Qaeda, ideada por Zawahiri, es la misma para ambos: poner una bomba pequeña al principio que suscite la curiosidad, y que entonces explote la segunda para que caigan muchos más. Dicen que una de las lecciones que extrajo este curioso médico tras el atentado contra la embajada egipcia en Islamabad, "era que una primera explosión atraía a la gente hacia las ventanas y muchas personas eran decapitadas por los cristales que salían despedidos cuando explotaba la bomba de verdad". Lo que se dice un previsor, un asesino previsor, quiero decir. Ojalá algún día pueda ser apresado para llevarlo a la justicia

No me voy a extender. Ya hice el pertinente comentario en tu otro post 'Una foto para la historia'.
Sin ser sospechoso de derechismo, soy profundamente crítico con el resultado final de la búsqueda del malo entre los malos.
Las diferencias entre Bush y su cohorte y Obama y la suya están más que descubiertas. Aplaudo que el actual gobierno de los EEUU haya optado -al contrario que su precedesor- por el multilaterismo como norma y el unilateralismo como excepción (asesinato de Bin Laden).
Aun así, el asesinato del malo entre los malos habría sido en época de Bush, lo es ahora en época de Obama y lo será sea quien sea el que lleve las riendas una ejecución sumaria. Y punto.
Parece que existen pruebas de que EEUU conocía ya que el malo entre los malos habitaba en Abbotabad en setiembre de 2008. Por tanto, la pregunta pertinente no es cuál ha sido el grado de apoyo de Pakistán al malo entre los malos sino cómo es que la administración Obama (que ya habría tenido esa información cuando subió al poder) no ha actuado hasta ahora.
Preguntas para los ejecutores. Mucho mejor que alfombras rojas para quien, sí, es muy diferente a Bush, pero que es de manera transitoria el encargado de conseguir los fines imperiales de la gran potencia mundial, con multilateralismo si se puede y con lo otro cuando no.

Muy de acuerdo con el artículo: hay diferencias, y muy sustanciales.

Hasta aquí no entran las valoraciones, eso vendría en segundo lugar.

Lo que no me cuadra es que la opinión europea los "mezcle".

Los progres sí, por supuesto, pero es que su voz y autoridad han sido mermadas. (Proporcionalmente al estado de nuestra economía.)

Pero muchas personas en Europa, liberales (los conservadores ya son otra cosa), a quienes el poderío de una sociedad de libertades no nos molesta sinó que actúa como referencia, nos parece muy bién la liquidación militar y asaltante contra Bin Laden.

Y no los mezclamos, tampoco...

Así que ¿violación del derecho internacional? No todos lo pensamos en Europa.

Lo que sería violación del derecho internacional sería privar a los EEUU de su derecho (no sé porqué sólo los derechos 'a la europea' son los certificables) a pelar al Alí Babá ése.

Otra cosa es que en conjunto, los europeos sean un poco la peste, a nivel de vetustidad, totalitarismo y xenofobia. Pero eso es otro debate.

EL PRESIDENTE OBAMA dijo que los que critican su acción contra Bin Laden deben hacerse ver de la cabeza, o sea, que vayan al psiquiatra!! y es lógico eso! a Obama le resultan incomprensibles esas críticas, ya que el Congreso USA le declaró la guerra a 'Al Qaeda' y a sus jefes, Bin Laden el primero, al que se propusieron capturar mejor vivo que muerto, todo ello bajo la 'Ley Patriota'. Y PUNTO!! Tod muy claro! ¿que es lo que se puede criticar? NADA!! Ellos hubieran preferido traerlo vivo y hacerlo declarar sobre sus hombres, sobre sus redes y sobre las finanzas, pero no se entregó manso y tuvieron que matarlo!! Y PUNTO!! ¿que se puede criticar? NADA!! Ademas, Al Qaeda ya había atacado EE.UU. antes del 11-S varias veces: en Oklahoma, en las Torres Gemelas, en la Embajada USA de Nairobi, en la Embajada USA de Der al Salam (Tanzania) y al buque 'US COLE' en el puerto de Saná en Yemen. Por ello Bill Clinton bombardeó los campos de entrenamiento de Al Qaeda en Afganistán, y fue criticado por ello. O sea, los europeos critican siempre a EE.UU., con Obama, con Bush, con Clinton, con Bush padre, con Reagan, etc, siempre!! porque son envidiosos anti EE.UU.!! Nada mas!! Pero en EE.UU. es IMPOSIBLE un partido legalizado como 'BILDU', defendido además por el PNV!! Y en EE.UU. es IMPOSIBLE una manifestación en honor de Bin Laden, como las producidas en Frankfurt y en Londres la pasada semana!! ¿Quien está loco, Obama o los europeos?

Bush emprendió una invasión sin respaldo de la ONU y con el apoyo de unos cuantos gobiernos mercenarios, que no de sus opiniones públicas. Es el caso de España, en donde más del noventa por ciento se mostró contraria a la participación en aquella matanza anunciada. Con Obama se pasa primero por la ONU, y su multilateralismo alcanza a los estados y a sus opiniones públicas. No recuerdo manifestaciones masivas en contra de la intervención en Libia, si acaso al revés. Vamos, que muchos de los que se manifestaron en contra de la guerra de Irak casi lo hacen para exigir la intervención contra Gadafi. En ningún caso, en contra. En fin, que los porcentajes en el apoyo popular me parece que constituyen otra diferencia, al menos hasta ahora.

Lo suyo por el ultimo Premio Nobel de la Paz, Obama , es mas que amor.

No le extraña que el que dicen que era el jefe de una organización terrorista internacional, un personaje que se desconoce el numero de miles de mercenarios que tiene a sus ordenes combatiendo en Afganistán, un rico en una región con elevados niveles de criminalidad , viviera rodeado de insignificantes medidas de seguridad.

El multilateralismo que Vd defiende solo conduce a cosas como lo que esta pasando en Libia, a la larga mucho mas costosas desde todas las perspectivas que la invasión de Irak. El futuro nos revelara que el actual presidente de los Estados Unidos, Obama, con sus políticas no solo esta haciendo mucho daño a su país sino al mundo occidental en conjunto.

1º)LA IMAGEN y visión europea sobre Obama y la acción contra Bin Laden es como es debido a la mentira SISTEMÁTICA de la prensa europea contra todo lo que tenga que ver con EE.UU., reflejo a su vez de la mente envidiosa anti EE.UU. de los europeos desde siempre!! Pero no sólo anti EE.UU., también la prensa europea es anti Israel, dado el ancestral antisemitismo europeo. 2º)Creo que es MUY PRONTO para hablar de las diferencias entre Obama y Bush; y además las circunstancias de ambos son MUY disímiles! Hasta ahora son mas de forma que de fondo, el negro no usa mas la diplomacia sino que es mas listo que el colorado, practica el buenismo, pero luego, en esencia hace lo mismo. 3º)Bush NO fue unilateral, eso es falso, Bush armó una inmensa coalición para Irak. Y Obama también hace la guerra por la democracia! en Libia!! 4º)A Irak Bush fue con la cobertura de las Res. 678, etc. de la ONU, que autorizaba al uso de 'todos' los medios para obligar a Sadam a cumplir sus obligaciones derivadas de la 'guerra del golfo' ENTÉRENSE DE UNA VEZ, PLEASE!! Sadam Husein había INCUMPLIDO todas y cada una de las 17 resoluciones ONU emitidas en los 12 años que van entre ambas guerras de Irak. Algunas de ellas muy peligrosas!! Por eso actuó Bush!! ENTÉRENSE YA!!

Vale, quizá en Libia, como el pueblo, digo el fuego, no tiraba suficientemente hubo que soplar un poquito para mantener la llama. Pero el frío era el mismo.

La ejecución de Bin Laden habría sido mejor entendida por sus detractores de producirse a continuación de un atentado. Ahora leemos que Bin Laden diseñaba un nuevo 11-S, esta vez por vía férrea. Contra el terrorismo hay una guerra en marcha; la existencia de largos lapsos de tiempo entre sus acciones más feroces induce a error sobre la permanencia de la misma. Nos creemos que la guerra se para por falta de atentados pero no es así. Es una guerra constante sin fecha de cierre por armisticio. Y en toda guerra hay acciones de guerra como la de Abbottabad, de disparar sin preguntar. En todo caso, de producirse la muerte violenta del líder de Al Qaeda inmediatamente después del atentado de las Torres Gemelas, nadie, y digo nadie, se habría atrevido a considerarla una falta de respeto al derecho internacional sino más bien una respuesta al ataque. El paso del tiempo juega a favor del atacante y en contra del atacado en este tipo de guerra.

Dice usted que "Obama participa en el marco de la OTAN, con cobertura legal de Naciones Unidas, en una acción preventiva para defender a la población civil libia". Esto lo ponen en entredicho no solo algunos expertos en Derecho internacional europeos, sino también estadounidenses. Por ejemplo Alan Kuperman, de la universidad de Texas y autor de la obra "The Limits of Humanitarian Intervention". Kuperman dice, entre otras cosas (Democracy Now, 3-5-2011), que "esta guerra en Libia se nos empieza a ir realmente de las manos"; "la Resolución de la ONU autorizaba a actuar para proteger a la población civil, y parece que está muriendo más población civil como resultado de la intervención de la que hubiera muerto sin la intervención"; "¿cómo puede interpretarse que el bombardeo de una zona residencial matando a los familiares del líder de Libia es proteger a la población civil? Además de vulnerar las normas internacionales". "La realidad es --añade Kuperman- que no existía una amenaza real de genocidio, sino que una fuerza rebelde muy débil se levantó contra el gobierno de Libia y estaba a punto de ser reducida rápidamente por el ejército gubernamental en su último reducto".

Lo único con lo que no estoy de acuerdo del artículo, y solo a medias, es con la afirmación final. Yo creo que sí, que todos los terrorismos son iguales, si bien no todos los que lo combaten lo son. Terrorismo por goteo o por inundación, el crimen es el mismo. Varía la escala pero nada justifica ninguno de los dos. Y en cuanto a la segunda parte, es verdad que no todos combaten igual en esta guerra. Unos aprovechan la lucha contra el terrorismo para justificar acciones que nada tienen que ver con él, tal y como hizo Bush, a raíz del 11-S al confundir Al Qaeda con Irak, Bin Laden con Sadam. Otros, en cambio, han identificado con precisión quirúrgica el objetivo, procediendo a su extirpación sin dañar otros órganos no afectados.

Bush hizo el mal con la excusa de exportar el bien, la democracia, una democracia que nadie le pidió; Obama accede a los deseos de importación de libertad de quien se la pide. El primero inflamó el mundo para ensuciarlo, el segundo aprovechó la inflamación árabe para limpiarlo. Sin su intervención Mubarak seguiría en pie. Y si sigue Gadafi es porque no era amigo de EE.UU. y sí lo era de Europa, lo que nos una medida exacta de cómo controlan cada uno de ellos a sus amigos extravagantes.

Mas allá del territorio de USA,Obama ha decepcionado.Se pueden comprender sus razones,pero no por eso dignas de aplauso.Ellos quieren salir triunfantes de sus aborrecibles guerras en procura de petróleo.Quienes creemos en la Democracia y en que se debe actuar por mor de Justicia,vemos en el fusilamiento de Bin Laden además de una chapuza que excede hasta lo absurdo,el estilo propio de este imperio.Desde que Bush asumió el poder de USA el terrorismo se multiplicó y el mismo Irak no ha superado su guerra civil.Si sumamos a ello el default causado en el 2008,desde el corazón de Wall Street,y que Obama no ha podido hasta ahora regular,el único saldo son los millones de hombres y mujeres tanto en USA como en la UE que no tienen ni consiguen trabajo.Una realidad de la que USA es su mayor responsable.

Es que el enfoque falla desde el principio por la diferencia de visión a un lado y otro del Atlántico.
Obama es el Presidente de los EEUU y su obligación es hacia sus ciudadanos a quienes está obligado a defenderlos.
El tema de binladen es un acto bélico, simplemente una acción de guerra.

Pero de este lado del Atlántico se ve al Obamán como al Emperador del Mundo, como "nuestro" presidente, alguien afectado por nuestras críticas o elogios ( y digo nuestras a sabiendas que cuando decimos nosotros mentimos siempre) y que debe gobernar para nosotros, y de acuerdo nuestros criterios o ideologías.

Los ciudadanos de los EEUU -digo, la mayoría, y no es precisamente una mayoría silenciosa- ni entienden ni aceptan las críticas de este tipo y hasta se indignan frente a las admoniciones del Arzobispo de Canterbury y del Papa de Roma y actores o políticos semejantes, y timideces europeas a los que consideran y no sin razón o cobardes o arteros, cómodos apoltronados defendidos por las armas americanas.

Como yo no he votado a Obama y tengo claro que no puedo votarlo, no me hago esas infelices ilusiones.

Las diferencias no solo son de color. También de sabor y olor. Todo lo del anterior presidente apestaba a ocupación desproporcionada, a masacre por razones inventadas. Obama suena más a recuperación de la proporción y a aprovechar el momento adecuado para cada intervención. Se puede ser malo y tonto, como demostró Bush, y se puede ser bueno y listo, sin pecar de bendito, como ha demostrado Obama.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef0154323ebe5e970c

Listed below are links to weblogs that reference Descubra las diferencias:

Sobre el autor

es periodista. Director adjunto y columnista de EL PAÍS. Tiene a su cargo la edición de Cataluña.

Eskup

Archivo

diciembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Mis libros

Cinc minuts abans de decidir

Cinc minuts abans de decidir

Enmig del vendaval independentista

Un llibre que explica, qüestiona i contextualitza com s’ha esdevingut, setmana a setmana, el canvi radical que els darrers quatre anys ha sotragat Catalunya. Des d’abans de la sentència del Tribunal Constitucional, fins avui, quan l’independentisme és en primer pla del debat polític i social.

L'any de la revolució

L'any de la revolució

Com els àrabs estan enderrocant els seus tirans

Crònica, anàlisi i atlas de les revoltes de la dignitat, que van conmocionar al món àrab durant 2011, amb referències i comentaris a tots els països on els joves van aixecar-se en protesta contra l'autoritarisme i les dictadures. Amb un nou epíleg per l'edició catalana.

El último que apague la luz

El último que apague la luz

Sobre la extinción del periodismo

Una reflexión sobre los últimos años de la industria de la prensa escrita, las dificultades para seguir haciendo periodismo de calidad y la indisoluble relación entre periodismo y democracia.

El año de la Revolución

El año de la Revolución

Cómo los árabes están derrocando a sus tiranos

Balance, atlas político y análisis de las causas de las revueltas de 2011, que han derrocado a cuatro dictadores, encendido enfrentamientos civiles y provocado reformas y convulsiones políticas en la entera geografía árabe.

¿AUN PODEMOS ENTENDERNOS?

¿Aun podemos entendernos?

Conversaciones sobre Cataluña, España y Europa
REIVINDICACION DE LA POLÍTICA

Reivindicación de la política

Veinte años de relaciones internacionales
La oca del señor Bush

La oca del señor Bush

Como la Casa Blanca ha destruido el orden internacional

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal