Lluis Bassets

El declive de las clases medias

Por: | 23 de agosto de 2012

La clase media de Estados Unidos se encoge y empobrece justo en el mismo momento en que se ensanchan y prosperan las clases medias de los países emergentes, Brasil, China, India, Rusia. Una encuesta del Pew Research Center ha detectado muy claramente esta curiosa modificación en la curva de una ascensión social que coincidía también con la hegemonía estadounidense en el mundo y que corresponde exactamente a la primera década del siglo XXI, a la que el centro de estudios sociológicos denomina la ‘década perdida’. No es para menos: las clases medias han pasado de representar el 61 por ciento de la sociedad al 51 por ciento; sus ingresos anuales han disminuido de 72.956 dólares a 69.487, un 5 por ciento; y su riqueza (activos menos endeudamiento) todavía se ha encogido más, de 129.582 dólares de media a 83.150, un 28 por ciento, unas tendencias que probablemente también se están registrando en Europa y, sin duda alguna, en España.

La encuesta tiene una motivación electoral muy clara, apenas dos meses antes de la elección presidencial. De ahí que se pregunte a los encuestados sobre los motivos de este empobrecimiento, para observar cómo puede incidir en el comportamiento ante las urnas. Un 62 por ciento cargan las culpas sobre el Congreso, que se ha convertido en un obstáculo infranqueable para las decisiones y políticas anticrisis; un 54 por ciento cargan sobre los bancos y las instituciones financieras, que están en el origen de la crisis; un 47 por ciento sobre las empresas; un 44 carga sobre la herencia de Bush, mientras que un 34 lo hace sobre la presidencia de Obama; sólo un 8 por ciento lo atribuye a las propias clases medias; y un 34 por ciento a la competencia exterior.

Estas últimas razones merecen una especial atención. Nada ha favorecido más a la creación de riqueza en Europa y Estados Unidos que la globalización económica, con la caída de salarios que ha permitido las deslocalizaciones o la ampliación del consumo con la creación de mercados globales. Sin embargo, lo que ahora se apunta es que quienes mayor provecho han sacado de este proceso, al menos en la última década, son los más ricos de los países más ricos y las clases medias de los países emergentes, en detrimento precisamente de las clases medias europeas y americanas. Como si en el reparto del pastel global tuviera que ser constante la parte dedicada al grueso de la población, es decir, las clases medias, de forma que los salarios, la riqueza y el Estado de bienestar deberán disminuir en Europa y Estados Unidos para que aumenten en los BRIC.

Hay 14 Comentarios

Claro, la globalización supone una igualación de las clases medias globales (en los paises ricos como USA bajan, en los emergentes suben, en dirección a una convergencia en el punto medio) pues, no hay razón para que a casi igual cualificación y una cada vez mayor igualdad de infraestructuras y marco económico-legal en los paises ricos se gana muchísimo más por tareas semejantes. Así que estamos en un proceso de convergencia al punto medio, al que eso sí, todavía le queda mucho recorrido y muchas interrupciones. Lo de los ricos tiene mucho que ver en parte con una élite tecnológica y de gestión (centrales de multinacionales p .ej.) y con el hecho de que los ricos obtienen en buena parte rentas de capital y esas pueden desplazarse a los paises emergentes con mucha más facilidad que las personas que obtienen todos sus ingresos del trabajo y ven como se produce esa convergencia al punto medio entre paises ricos y emergentes.

''Nada ha favorecido más a la creación de riqueza en Europa y Estados Unidos que la globalización económica, con la caída de salarios que ha permitido las deslocalizaciones o la ampliación del consumo con la creación de mercados globales''

VAYA FALACIA MAS GRANDE Sr. editor...el capitalismo de casino creo una fiebre del oro en paises que no eran o son ricos, cuyo modelo de producion esta bien limitado y con una clase politca mas que facil de controlar..
Que ha aumentado la diferencia entre las clases sociales es lo unico certo..o tenemos punto de vista diferentes en lo que el termino riqueza significa...

Lo que pagamos actualmente es la consecuencia del neoliberalismo y el fracaso del capitalismo desde el ascenso de Reagan Y Tatcher los años 80 del siglo pasado. A todo esto en España seguimos pagando como diceVicenc Navarro et al. en su su libro "Hay alternativa", el efecto de las leyes y favores de la historia desde antes de la dictadura. Esta no sólo fue un régimen políticamente represor de las libertades sino también
profundamente regresivo en materia de derechos sociales y protección social, de modo que al morir el dictador España se encontraba muy por debajo de los estándares europeos de bienestar social, arrastrando déficits muy considerables en materia educativa, de innovación, en protección social o en infraestructuras y capital colectivos, la dictadura nos dejó de herencia una economía y una sociedad muy sometidas a grupos de interés económico y financiero muy reducidos pero muy poderosos, y un tejido productivo demasiado débil también dominado por grandes empresas y bancos con una influencia política conquistada en la dictadura pero que han logrado mantener casi hasta la actualidad.

Así, todavía a finales de 2006 sólo una veintena de grandes familias eran propietarias del 20,14 por ciento del capital de las empresas del Ibex-35 y una pequeña élite de 1.400 personas, que representan el 0,0035 por ciento de la población española, controlaba recursos que equivalen al 80,5 por ciento del PIB.

"Crisis de altura, periodismo de altura"
En el Encuentro de Periodismo de Altura celebrado en la localidad oscense de Castejón de Sos el pasado 24 de agosto, acto con el que tradicionalmente se inaugura el curso político aragonés, se abordó desde una perspectiva local y global esta sempiterna crisis económica que se nos ha enroscado al cuello como si fuera una pitón. Una crisis de altura, de anchura, y si me apuran, de hartura. Los asistentes pudimos disfrutar de unas charlas muy interesantes para entender lo que está pasando, y todavía mejor, lo que nos pasará a no tardar mucho. Con todo, se impuso el optimismo, siquiera porque nadie puede ganar cuando todo el mundo pierde.
En algún momento de las ponencias se planteó también si en esta profunda depresión que hoy padecemos no habría resultado ético, además de estético, escuchar un mea culpa coral entonado por la clase política. Nanay, la culpa no es de los políticos, fue la respuesta del destacado miembro del Gobierno de Aragón que inauguró la jornada, cuya actuación, todo hay que decirlo, fue ejemplar y valiente en lo demás. ¡Ajá! Así que cuando fallan las previsiones, cuando los resultados nos queman, cuando todo se hunde, la culpa es de todos, sursuncorda incluido. ¡Qué bien! En cambio, cuando las cosas marchan viento en popa, aunque el destino sea ninguna parte, cuando los números nos sonríen, aunque estén trucados, los políticos no comparten nada. Todo el mérito es suyo, no tardando ni un segundo en apuntarse el tanto. Y en recordárnoslo cada dos por tres, al tiempo que aprovechan para culpar a políticos de otro signo de la mala situación. La archifamosa herencia recibida. Y en el caso de alguna formación política, todavía apuntan más y echan la culpa a uno solo. Así las cosas, pregunto: ¿cómo vamos a apreciar a nuestros políticos si lo mejor que saben hacer es negar la propia responsabilidad cuando la realidad les desborda, o incluso ésta misma? ¿Cómo va a ganarse al público una clase política que lo mejor que sabe hacer es criticar aquello que hacen sus adversarios, no tanto por lo que hacen como por ser quienes son, lo que no les impide alabar lo mismo acto seguido si lo hacen los suyos precisamente por idéntica razón? Pensemos en las próximas elecciones vascas y gallegas y examinemos las declaraciones al respecto de los miembros de los dos partidos mayoritarios de las respectivas convocatorias. Es esta actitud descarada la que delata su parcialidad y la que deja en evidencia la constante hipocresía de nuestros políticos. Ocurre en este matrimonio entre representante y representado, me parece, lo que en esta crisis que nos embarga, y no precisamente de emoción: se reparten culpas en la pobreza pero se apropian de los réditos en la riqueza. No hay cuellos suficientes para tan poca medalla en un caso, pero sí para tanta cuchilla recortadora en el otro, deben pensar. Una cuestión interesante que podrían tratar en la próxima jornada de Periodismo de Altura que se celebre en Castejón de Sos, ya por la undécima edición. Enhorabuena.

¿Creación de riqueza en Europa y EEUU por la globalización? De eso nada. Lo que hubo fue una época en que se dieron creditos-humo que iban a ser impagables y las poblaciones se creyeron que eran ricas, con lo que se tapó la verdadera raíz del problema: los financieros nos chuparon la sangre a todos. Lo peor es que ahora que cayó la burbuja, los bancos ¡nos siguen chupando la sangre igual!. Véase lo que se acaba de pagar a Bankia, sin que sus responsables vayan a la cárcel. Bueno, es que el delito de estafa a mano armada no está recogido en el Código Penal. O como los bancos cogen dinero al 1% al BCE y lo prestan al 7% y pagan los de siempre, los ciudadanos de a pie, lo que encima no puede más que destruir toda economía productiva, simplemente lo que se hace ahora es quitar lo que ya hay a todos para que se lo queden los cuatro gerifaltes que poseen el mundo.

No es tan así como Ud. manifiesta, Ciro. No hay servicios gratuitos.Si uno tiene que afiliarse a una pre-paga de Salud,por ejemplo,va a leer con sumo cuidado aquello que ofrece; porque además Ud. antes de decidir consultará a los competidores de esa empresa y preguntará a sus amigos si estan conformes con la que ellos eligieron.Precio y contenido no se han divorciado.La gente lee con mucha atención cuanto se ofrece y cuantos gramos netos hay en el interior del producto.Algunas marcas subsisten otras quedan por el camino. Las ganancias serán exigüas por largo tiempo,porque las ventas van a caer en todos los rubros.Por eso mismo el fracaso del actual gobierno está asegurado.

Democracia sin demócratas o demócratas sin democracia, ¿cuál es nuestro caso, realmente?

La globalización económica no tiene ya nada que analizar, ha fracasado, provocando consecuencias negativas para los ciudadanos del denominado mundo desarrollado, Europa, Estados Unidos,……

La cuestión es como los ciudadanos de Europa y Estados Unidos van a asumir, van a responder al empeoramiento de su calidad de vida, que mensaje le van a enviar a sus gobernantes y lideres, como van reaccionar. Exigirán cambios de políticas, cambiaran de líderes, se resignaran, empezara una nueva época de revoluciones,………

La vida no es justa….

These are not statistical lies likes the Pew’s… Best documentary about Obama, bloggers must watch it…. and check Obama’s brother in Kenya and his humble mansion while the other, the most powerful men on earth, does nothing, zero, nada….. But it is all about “fair share””…

http://2016themovie.com/


http://www.theblaze.com/stories/why-the-presidents-impoverished-brother-is-ashamed-of-the-name-obama/

A mi el dato mas interesante me parece el de que solo un 8% de las clases medias pienese que tambien ellos tienen que ver con el problema...y es verdad, con tal de tener coche nuevo y un pisito nos da igual lo que les pase a los demas...
Y Antoni tio: menudo tutifruti que te has montao...que tienen que ver la Lewinsky o ETA con el resto de tu argumento?

Hay una frase que antes no entendía y que se suele decir desde la izquierda: para que haya ricos tiene que haber pobres. No la entendía porque hasta no hace mucho parecía que países que habían sido pobres iban saliendo de la pobreza sin que los ricos dejaran de serlo. Pero ahora se ve que lo que sucedía es que mientras unos se volvían ricos otros se volvían pobres. Los ricos lo son porque son capaces de producir mejores productos a mejor precio. Y los pobres lo son, no porque sean gandules o despilfarradores (como se suele decir), si no porque no son capaces de competir con los que producen mejor. Pero esto no es nada nuevo. Así es como funciona el mundo desde siempre. Unos suben y otros bajan.

En la primera mitad del siglo XX el régimen de monopolios controlaba la economía productiva hasta que se hizo añicos con la crisis de 1929. A partir de la segunda mitad del siglo XX el régimen del Mercado Financiero controla lo producitvo hasta que éste empezó a resquebrajarse en esta primera década del siglo XXI En ambos casos las clases medias pasaron a ser clases bajas, es decir, clases empobrecidas. Y en ambos casos también, las clases altas (los vampiros sociales) se hicieorn con el pastel económico, y a los pobres que les den por culo. ¡Viva el neo-liberalismo del bandidaje capitalista¡

Un Estado que presuma de aspirar a estar en la vanguardia de las naciones se sostiene sobre una amplia y floreciente clase media. Su encogimiento es el propio de países como el nuestro, que se derrumban.

http://casaquerida.com/2012/08/21/de-una-filtracion-a-una-extradicion-cruza-una-rebelion/

"Capitalismo, canibalismo"
Por qué lo llaman capitalismo cuando es canibalismo puro y duro. Nos comemos unos a otros sin solución de continuidad como solución a nuestra permanencia, valga la rebundundancia, que diría Martes y Trece.
La competencia lo es todo en el mercado, pero puede llevarnos a la nada. Nos quejamos de los recortes que vienen del Estado, pero son peores aún los que impone el consumidor privado en su tráfico comercial habitual. De seguir así, no nos hará falta nadie para esclavizarnos. Nos esclavizan y esclavizamos para esclavizar. Nosotros solos nos valdremos. Por conseguir un trabajo, por arrebatar un cliente llegaremos a ofrecer nuestros servicios gratis, si tal cosa no ocurre ya. Esta espiral del ahorro va camino de convertirse en una busca desmedida del coste cero y como toda búsqueda a la desesperada, ya cabe imaginar qué camino llevará. Acabará, me parece, como la del beneficio desorbitado, reventando. Todo depende del grado de desesperación del personal. Uno rebaja la oferta, otro la mejora aun más y el cliente se siente seguro en su papel de hostigador desde el mostrador. Todo le sonríe. En la adquisición de cualquier bien o en la contratación de un servicio se miran precios, y está bien que así se haga, pero hombre, sin abusar. El precio lo es todo; lo de menos, el contenido. Es entendible hasta cierto punto, pues las economías domésticas dan para lo que dan y a medida que reciben menos tratan de ahorrar más. Pero si todos entramos en esta loca carrera de reducir al máximo, no nos quejemos entonces de los recortes que hace el gobierno, por más que éste sea el principal culpable. Qué hacer entonces. No lo sé, pero apretar el cuello del vecino nunca fue el mejor remedio para evitar la asfixia propia. Otra cosa es que se trate de que perezcamos todos, sin posibilidad de salvación para nadie, ni siquiera de aquellos que podrían hacer algo por salvar al resto.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef01761764d071970c

Listed below are links to weblogs that reference El declive de las clases medias:

Sobre el autor

es periodista. Director adjunto y columnista de EL PAÍS. Tiene a su cargo la edición de Cataluña.

Eskup

Archivo

diciembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Mis libros

Cinc minuts abans de decidir

Cinc minuts abans de decidir

Enmig del vendaval independentista

Un llibre que explica, qüestiona i contextualitza com s’ha esdevingut, setmana a setmana, el canvi radical que els darrers quatre anys ha sotragat Catalunya. Des d’abans de la sentència del Tribunal Constitucional, fins avui, quan l’independentisme és en primer pla del debat polític i social.

L'any de la revolució

L'any de la revolució

Com els àrabs estan enderrocant els seus tirans

Crònica, anàlisi i atlas de les revoltes de la dignitat, que van conmocionar al món àrab durant 2011, amb referències i comentaris a tots els països on els joves van aixecar-se en protesta contra l'autoritarisme i les dictadures. Amb un nou epíleg per l'edició catalana.

El último que apague la luz

El último que apague la luz

Sobre la extinción del periodismo

Una reflexión sobre los últimos años de la industria de la prensa escrita, las dificultades para seguir haciendo periodismo de calidad y la indisoluble relación entre periodismo y democracia.

El año de la Revolución

El año de la Revolución

Cómo los árabes están derrocando a sus tiranos

Balance, atlas político y análisis de las causas de las revueltas de 2011, que han derrocado a cuatro dictadores, encendido enfrentamientos civiles y provocado reformas y convulsiones políticas en la entera geografía árabe.

¿AUN PODEMOS ENTENDERNOS?

¿Aun podemos entendernos?

Conversaciones sobre Cataluña, España y Europa
REIVINDICACION DE LA POLÍTICA

Reivindicación de la política

Veinte años de relaciones internacionales
La oca del señor Bush

La oca del señor Bush

Como la Casa Blanca ha destruido el orden internacional

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal