Lluis Bassets

Enlloc

Por: | 10 de octubre de 2014

Enlloc
Un artículo que escribí el 27 de abril de 2014, titulado 'Camino de Enlloc' ha suscitado este comentario documental que me manda el historiador Jaume Claret.

Hay 8 Comentarios

No está mal, Camino de Enlloc, la vena poético-existencialista del Lluis, me hizo recordar a Sören Kierkegaard. Como él, Mas abandona a España (Regina Olsen ), porque no lo tiene claro. Si bien menos claro es aún es el futuro, por descubrir. Enlloc es el por-venir, que podría estar en l'Empordà, el emporion foceo de aquel mediterráneo arcaico del que la mayoría no habrá oído hablar. Como los antiguos griegos orientales de Asia Menor, Mas se mete en su cayuco nacional-existencialista rumbo a lo desconocido. Con él embarcan en el proyecto los mas feroces guerreros. De momento el barco está en el puerto, esperando partir.
No se si, nosotros los mortales, podremos soportar otra excepcionalidad más, después de los privilegios de la casta de las tarjetas negras. Nosotros, la gente normal, que ya hemos tenido esta semana que soportar la excepcionalidad de los norteamericanos, proclamada solemne por Obama en la Asamblea General de las Naciones Unidas, más fracturadas que nunca. EEUU es un país excepcional, proclamó Obama ante el mundo entero, una forma fina de racismo, civilizado. Igual de fino y civilizado que la excepcionalidad catalana, por aquí llamada "hecho diferencial".
Márchate Más y que Apolo te bendiga.

La anécdota como categoría"
Cuántas veces nos soliviantamos por lo liviano, más que por lo realmente gravoso. Nos hemos enterado hace poco de que Blesa y sus huestes bancarias han dilapidado casi dieciséis millones de euros a cuenta de unas tarjetas opacas y nos hemos puesto todos como un 'obelisco', que diría Gila. No recuerdo una movilización semejante, ni mediática ni política, cuando se revelaron los sueldos de escándalo de estos ejecutivos, recordemos que de una entidad bancaria rescatada con dinero público. Nos pirramos por las migajas y despreciamos la gran tajada, o como dicen los ingleses, nos quedamos con el chelín en lugar de con la libra. Lo mismo pasa con el caso de Teresa Romero, la sanitaria infectada por ébola. La sociedad está muy indignada con la gestión desastrosa de la ministra de Sanidad y su mini-yo, el supuesto consejero de salud de la comunidad de Madrid. No recuerdo tanto revuelo cuando se adoptó la temeraria decisión de traer a España a dos enfermos de un mal incurable. Por no hablar de lo poco que nos importó que Mato y Rodríguez fueran nombrados para sus cargos. ¿Acaso no existían evidencias de sus carencias para asumir tales responsabilidades? Ese parece nuestro sino: ver subir meteóricamente a quien no lo merece y no verles caer con la misma celeridad cuando corresponde. Pero que la anécdota no nos impida ver la categoría. Y la categoría es amplificar la repercusión de la primera, olvidando, u obviando, la razón de la que trae causa. Que de aquellas Matos vienen estas Romeros. Que las segundas son víctimas de las primeras y no al revés, como parece nos intentan hacer creer.

Yo no entiendo el catalán. Tampoco sé hablar vascuence. Pero los considero idiomas hermanos, compañeros de travesía con el castellano, más correctamente llamado español en su acepción universal. Los idiomas, las culturas no necesariamente definen los estados hasta la llegada del siglo de los nacionalismos, el XIX. En ese siglo murieron varios imperios. En aquel momento, EEUU aún no había eclosionado como potencia, y Rusia era un coloso debilitado. Europa aún decidía mucho del destino del globo terraqueo. Hoy ya no. España perdió en ese periodo sus ultimos territorios de la epoca colonial, de los cuales ya solo queda Canarias . La gran ironía, es que por orografía y por espacios, recursos energéticos latentes, por población, España es un país que podría ser mucho más de lo que la Edad Contemporánea le deparó. Oportunidades tuvo, así como terribles fracasos. Es una pena, porque el español, cuando quiere y se apasiona, es un laborador abnegado y grandioso. Pero distráelo con una politica viciada, espectaculos de masas y comodidades inanes, y no verá su potencial. Si vascos y catalanes se van, precisamente les prevengo de sus politicos, muy, muy parecidos a los del resto de la Península.

Vivimos en un mundo globalizado, España recibe cada año millones de turistas de todo el mundo. Existen enfermedades contagiosa que actualmente no tienen cura, deberiamos:1º.-) Tener unas instalaciones de investigacion-hospitalaria (un complejo de investigacion de enfermedades contagiosas) en un lugar alejado de poblaciones. No es normal atender a personas contagiadas de enfermedades para las que no existe cura y ademas de gran contangio en un hospital en el centro de una gran metropoli (Madrid). 2º.-)Se deberia de crear una unidad militar de enfermedades contagiosas (militares y civiles), con intervencion en todo el territorio nacional;esta unidad debe estar constituida por profesionales de gran preparacion. A estas personas contagiadas solo deben de atenderle profesionales de gran experiencia y no enfermeras de un hospital,3º.-) con equipos ultramodernos, no con equipamento anticuado segun informaciones. En fin accidentes ,fallos siempre se puede suceder pero personas profesionalizadas cometen menos errores. Se trata de ponerse en manos de la ciencias y no en manos de la providencia.

No estoy seguro. Hoy en SItges he visto esteladas como nunca. Me ha recordado a Euskadi con sus banderas reivindicativas. Creo que Cataluña se está radicalizando o puede que todo sea un despertar momentáneo, un calentón nacionalista que quedará en nada. Bueno, en nada no, que se llevará a Mas por delante y Convergencia detrás. Algún día nos explicará el president catalá cuál era su juego, porque supongo yo que ir enlloc no sería.

En primer lloc, felicitats per l'edició en català de ElPaís.
I també recordar que fa molts anys, abans que alguns diaris barcelonins, ja tenien un suplement en català a les pàgines impresses.

Dit això, unes discrepàncies sobre "el prusés" com he llegit en alguns foros.

Per exemple: Ja que treu un dibuix de fa cent anys, jo també treuré un document de la mateixa època, any més , any menys. "En Cataluña se estudia en silencio, se investigan pacientemente las literaturas extranjeras, se publican revistas como L'Avenç, como Ciencia Social, como Catalonia. Aquí nos pasamos la vida elogiándonos unos a otros, viviendo en el café, durmiendo de día, aplaudiendo en los teatros obras arcaicas o zarzuelas chulas de algún señorito tabernario. Los castellanos somos los tradicionals 'hidalgos' de que hablan en todos sus libros los extranjeros; los catalanes son obreros a la moderna.[...]Madrid es un patio de vecindad, Aquí es imposible abstraerse, y no se tiene talento, ni delicadeza, ni honradez, si no se hace uno el gusto de 'la galería' y se enzarza en disputas hueras y contesta a la grosería con el denuesto de plazuela. No hay término medio en esta tierra de quijotes degenerados. Catalonia es una excelente revista; no la hay en España parecida. Pueden estar complacidos los ilustres escritores catalanes que la sustentan; ellos son los que honran nuestro nombre en el extranjero. La tierra que cuenta con dramaturgos como Iglesias, con poetas como Maragall, con novelistas como Oller, bien puede llamarse tierra de grandes alientos e iniciativas, donde se siente la belleza y se trabaja por la justicia."
J.Martínez Ruiz, 'Azorín' / 'Este' 1898.

Uau!!!!, necessito descansar. No estic acostumat a tantes floretes rebudes des de 'ponent'.

Doncs sí, sembla que això opinava un espanyol sobre Catalunya en el canvi de segle XIX al XX.

Crec que alguns catalans són una mica més "massoquistes" respecte al seu país (autoodi, en diuen) (també en diuen síndrome d'estocolm)

Senyor Bassets, avui he sentit per CatalunyaRadio, amb la Terribas, la participació en la tertúlia del seu col·lega Ignasi Vidal-Folch i m'han vingut algunes imatges i alguns pensaments que potser ara m'abstindré d'escriure, no fos cas. Només apuntar que al meu poble a aquest senyor quedaria en segon lloc en una competició de demagogs. (si, encara n'hi ha que ho són més)

En fi, Sr.Bassets, de tant en tan segueixo les seves declaracions a l'Oracle de Cat.Radio, i llegeixo els seus articles, i en el seu cas, des de la discrepància en el fons, li reconec una elegància en la forma que tant de bó tinguessin més col·legues seus.

Anem-hi, carinyo! Anem enlloc.
Perquè el desti que ens han concoctat, la élites espanyoles i catalanes, ens ha portat a la indignitat, la mentida, a la carència de honorabilitat...
Som uns pallassos anant cap el desti tan meravellos que ens mostren tots el qui formen part del "Establishment" nacional.
M'estimo més anar enlloc, perquè, al menys, ens ho podrem construir tot de nou, sense justificacions malevoles......

-¿Who´s afraid of free Catalonya?
-Catalonya itself.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

TrackBack

URL del Trackback para esta entrada:
https://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341bfb1653ef01b7c6f0309c970b

Listed below are links to weblogs that reference Enlloc:

Sobre el autor

es periodista. Director adjunto y columnista de EL PAÍS. Tiene a su cargo la edición de Cataluña.

Eskup

Archivo

diciembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Mis libros

Cinc minuts abans de decidir

Cinc minuts abans de decidir

Enmig del vendaval independentista

Un llibre que explica, qüestiona i contextualitza com s’ha esdevingut, setmana a setmana, el canvi radical que els darrers quatre anys ha sotragat Catalunya. Des d’abans de la sentència del Tribunal Constitucional, fins avui, quan l’independentisme és en primer pla del debat polític i social.

L'any de la revolució

L'any de la revolució

Com els àrabs estan enderrocant els seus tirans

Crònica, anàlisi i atlas de les revoltes de la dignitat, que van conmocionar al món àrab durant 2011, amb referències i comentaris a tots els països on els joves van aixecar-se en protesta contra l'autoritarisme i les dictadures. Amb un nou epíleg per l'edició catalana.

El último que apague la luz

El último que apague la luz

Sobre la extinción del periodismo

Una reflexión sobre los últimos años de la industria de la prensa escrita, las dificultades para seguir haciendo periodismo de calidad y la indisoluble relación entre periodismo y democracia.

El año de la Revolución

El año de la Revolución

Cómo los árabes están derrocando a sus tiranos

Balance, atlas político y análisis de las causas de las revueltas de 2011, que han derrocado a cuatro dictadores, encendido enfrentamientos civiles y provocado reformas y convulsiones políticas en la entera geografía árabe.

¿AUN PODEMOS ENTENDERNOS?

¿Aun podemos entendernos?

Conversaciones sobre Cataluña, España y Europa
REIVINDICACION DE LA POLÍTICA

Reivindicación de la política

Veinte años de relaciones internacionales
La oca del señor Bush

La oca del señor Bush

Como la Casa Blanca ha destruido el orden internacional

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal