I Love Bicis

Emancipación femenina a pedales

Por: Pablo León

08 mar 2011

Ladies standar mag “Es recomendable usar un vestido de lana, incluso en verano, para montar en bicicleta”. Con este consejo, a las mujeres, empezaba el Ladies Standar Magazine de abril de 1894 un artículo sobre indumentaria femenina y bicicleta. El vehículo, muy apropiado para ellas, exigía un cierto decoro y seguridad (imagina pedalear estilo la Malvada Bruja del Oeste con vestidos hasta los tobillos); había que cumplir una serie de normas estéticas y de circulación. La indumentaria fue lo primero que preocupó a las mujeres ciclistas. A ellas o a la sociedad que veía en el traqueteo de la bici una posible falta de moralidad. Pero la bicicleta no sólo se popularizó entre las mujeres estadounidenses a finales del siglo XIX sino que se convirtió en un objeto de culto por su poder de emancipación.

La bicicleta fue uno de los primeros vehículos a los que las mujeres tuvieron acceso. Poderse mover sin un acompañante o sin el control del conductor del carruaje les aportó el control de sus movimientos. Algo impensable hasta entonces. Las sufragsitas, esas señoras burguesas que luchaban por el voto femenino, usaron los velocípedos como emblema de su libertad. “Maquinas libertadoras”, las llamaban. Y de tanto pedalear se hizo evidente que un vestido hasta el tobillo incomodaba a la conductora. Comenzaron a aparecer voces que pedían una indumentaria más acorde con la bicicleta y con el incipiente siglo XX. La reforma textil victoriana, que rompía con los corsés y las enaguas, tuvo una cierta conexión con la bicicleta.

Wicked Witch bicycle
La autonomía para moverse o la libre elección de la ropa, sin soportar la crítica social que en la época victoriana era leonina, fueron dos momentos básicos en la emancipación femenina. En pleno siglo XXI la mujer no ha conseguido la igualdad. En algunos países disfruta de derechos semejantes a los de los hombres. De facto, y en base a las cifras de mujeres presentes en empresas, goniernos o juntas de accionistas, sigue en un segundo plano. scattomatto56 En algunos países están peor que las sufragistas pero la bicicleta sigue siendo un vehículo muy femenino. En Asia la usan cotidianamente niñas para ir al colegio o señoras para ir al mercado; en Sudáfrica tiene una gran aceptación; en Latinoamérica un centenar de mujeres celebró el sábado el día de la mujer a pedales y en Europa el movimiento Cycle Chic se nutre de chicas, chicos también, que lucen modelazo desde el sillín. 

Bicicleta y mujer van de la mano. Por su poder liberador, por la autonomía que aportan y por lo relajante del paseo, los pedales son todo placer. Si no que se lo digan a esta joven holandesa que va a trabajar en bici. Creo que, en plan igualitario, deberían hacer otro con un hombre en bici y disfrutando. 

¡Feliz día de la mujer! 

 

Hay 9 Comentarios

Hola Chicos, estaba navegando buscando piezas para hacerme una bici a mi medida y me he encontrado con una cosa curiosa, se llama OHkeo y me parece una idea bastante buena, creo le pondré ohkeos a mi bicicleta, les dejo el link de Facebook http://www.facebook.com/pages/OHkeo/172129456135477

Hace unos meses que voy en bici a todos los sitios cuando el tiempo lo permite. La primera vez que, sin ser consciente, me monté en ella con una minifalda pensé, "uy..." Al segundo siguiente "que más dará, visto minifaldas y voy en bici, no hay vuelta de hoja". ¡Y qué comodidad!

¿Italiana? Yo diría que es Amsterdam y al final del anuncio pone "The Dutch get there by bike".. no pillo de donde sacas lo de italiana..

Si os gustó esta entrada, como es mi caso, creo que también os gustará este vídeo de mujeres (y hombres) en sus bicis vintage:
http://www.lamarde.com/blog/2010/07/23/son-para-el-verano/

De holandesa tengo mis dudas, diria mas bien italiana.

feliz dia mamacitas !

Me gusta mucho el Salón Pedal de Alexandre de Riquer

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

I love bicis se acerca a la realidad de la bici urbana, sinónimo de modernidad, responsabilidad ambiental y otro tipo de movilidad. Carriles bicis, políticas de desarrollo, alforjas para ir a la última o las luces más cool. Todo con ganas de reivindicar los pedales.

Sobre el autor

Paco Nadal

Pablo León es reportero y ciclista urbano. Escribe en El País desde 2009 y comenzó con la bici por las calles de Berlín, donde vivió varios años. Desde entonces, pedalea en cada ciudad por la que pasa. En 2010 arrancó este blog dedicado no solo a las bicicletas sino también a la movilidad y a los retos a los que se enfrentan las ciudades del futuro.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal