I Love Bicis

El guerrero del carril bici

Por: Pablo León

13 jun 2011

Article-1307718905437-0C7B103100000578-852692_636x327

Una multa desequilibró a Casey Neistat. Un agente de la policía de Nueva York, que desde hace poco tiene a los ciclistas como target prioritario, amonestó al director de cine 2.0 y ciclista urbano por no circular por el carril bici. Neistat, que piensa en modo red social, sacó su móvil y activo la cámara nada más recibir el alto. El ciclistas infractor intentó justificar la violación de la normativa con argumentos como el beneficio ambiental que producía su pedaleo, el desacertado diseño de algunos carriles bici y, ya a la desesperada, acusar a otro; concretamente a un coche aparcado en doble fila. Nada funcionó. El agente impuso una sanción de 50 dólares; él enloqueció de ira, se lo tomo como una causa y lo grabó todo. Se convirtió en el guerrero 2.0 del carril bici

"Él me dijo que debía circular S I E M P R E por el carril bici". Con esta frase explica Neistat su reacción.  Como el agente le había sancionado por pedalear fuera de la zona delimitada para ello, Neistat se impuso la norma de no abandonar el carril bici. Nunca. Ya lo estuviera ocupando un camión de mudanza, un taxi o unas vallas de obra.

 

El resultado, un video de ciclismo a lo bonzo, se ha vuelto viral. Neistat deslizando por la acera; Neistat rodando sobre un taxi o Neistat impactando contra un trailer y, tras volar por los aires, Superhero-bike-1 colarse en él. Más allá de la sonrisa, el temerario ciclista urbano quiere hacer una denuncia lo que le ha valido la comparación con un superhéroe y el apodo de guerrero del carril bici. 

El primer enemigo de este superhéroe urbanita es la hiperregularización del mundo ciclista. Las bicicletas nunca han sido tenidas en cuenta a la hora de planificar las ciudades. Ahora se incluyen en la planificación y, como es normal, se les exige que cumplan unas normas. En algunos lugares la parte de inclusión no va a la misma velocidad que la regulación y lo que primero llega son las limitaciones a los pedales. En Madrid, por ejemplo, ya han matizado la circulación de bicis en la recien recuperada ribera del Manzanares. "Conflictos entre peatones y ciclistas", argumenta la administración local. Esos choques ocurren porque el Ayuntamiento, que parece que prefiere la bici en campaña pero no en el día a día de la ciudad, no diseñó un carril bici por la zona. El fallo de la administración acaba en una prohibición de facto para las bicicletas (no les permite ir a más de 6 kilómetros por hora por la zona; un peatón va a una media de 5 kilómetros por hora). 

Ese afloramiento de normas viene acompañado de un excesivo celo policial que en el video también se evidencia. En una de sus alegaciones, el ciclista le pide al agente que multe a un conductor estacionado en doble fila. El policía, restándole importancia al asunto, le expide la sanción. La mayoría de las personas que viven en la ciudad son conductores y, en alguna ocasión, aparcan en doble fila para hacer un recado. Es costumbre, es normal. 

Prohibido
Finalmente, el bike lane warrior hace una reflexión en imágenes sobre lo complicado que es circular por un carril bici. El espacio es usado indiscriminadamente por vehículos privados, taxis o incluso por coches de la policía. Él obvió una norma por lo que las críticas a su videojustificación del quebratamiento de la ley no se han hecho esperar. Aunque el intento de eludir la ley con imágenes graciosas no le aporta legitimidad a su queja, los fotogramas evidencian que lo de la bici es complicado. Por un lado el clima de las ciudades actuales incita a pensar que se apoya la bicicleta pero la realidad es que en cuanto genera problemas, y como elemento nuevo los va a generar, la primera respuesta es el prohibicionismo. Puede que el guerrero del carril bici, normativa en mano, no tenga toda la razón. Pero su queja es una imagen perfecta de la lucha de los ciclistas urbanos. Con desgana, Neistat pagó la multa y ya que no puede recurrir por la vía legal, lo hace por el camino artístico a modo de epílogo de su video: "Queridas autoridades de Nueva York, multad a la gente que bloquea el carril bici, no a los ciclistas. Y devolvedme mis 50 dólares".

Hay 56 Comentarios

En España me da la impresión de que tenemos una especie de psicosis colectiva con los peligros de la bici. Insisto, la uso a diario para moverme por el centro de Madrid y no tengo ningún problema. Pero oyendo el discurso dominante parece que soy un loco a punto de morir. Pues ya llevo unos añitos suicidandome todos los días y aun no tengo ni una moradura. En bici jamas me he caido, jamas me he chocado y jamas he tenido un susto. Con el coche sí he tenido varios. En fín, que no hay apoyo para popularizar la bici, es evidente. Que el que no usa la bici es porque no le da la gana, también.
El rollito ecológico esta muy bien, pero es que con la bici llego antes a los sitios y me ahorro una pasta, colega.
Gonzalo: no te piques! jaja que sólo te lo decia para pincharte un poco. Tienes toda la razón del mundo en tus comentarios. El problema no es "el alcalde" (que también), el problema es el miedo.

@Gonzalo, @Fernando García Pallas:Tíos, os necesitamos en CiudadCiclista.

http://es.groups.yahoo.com/group/ciudadciclista/

Da gusto leer a gente que sabe de qué habla, pero tenemos que unir fuerzas para detener la carril-locura.

El ejemplo de la movilidad en bicicleta son los países nórdicos. Estoy viviendo en Suecia y aquí, la bici es un medio de transporte diario. No hay NINGÚN conflicto bici/peatón/coche. La bici va generalmente por la acera en carriles mixtos bici/peatón que no van delimitados. Y no hay ningún problema

Más ejemplos de carriles para bicis aberrantes (mal diseñados y potencialmente peligrosos tanto para ciclistas como para peatones): dense un vuelta por el que discurre por Getafe. Además de que ha costado una "pasta" parece haber sido trazado por alguien con más de cuatro copas, en la barra de un bar y a las 3 de la mañana. Por supuesto, semejante diseñador no ha montado nunca en bici, al menos por la ciudad...


Saludos desde la Inopia, lugar donde los desplazamientos se hacen con la imaginación.


http://www.inopiamientos.blogspot.com

¡Bravo!

Yo voy por el mismo carril que los coches, si alguno me tose, le embisto, a mi bici y a mi no nos torea ¡NADIE!

#Ingenuo

Es muy sencillo. Tú cógete el sendero rojo, pero por favor, intenta no matar al perrito de la abuela, ni al niño suelto. Para ello, tendrás que llevar la bici de una manera tal que yo preferiría colgarla para siempre.

Está claro. Cada uno a su sitio. A mí déjame la calzada para hacer con la bici maravillas y sentirme bien. A propósito, la contaminación nos la comemos todos igual, no seas tan, tan ingenuo.

Yo te lo explico. Nadie tiene nada en contra del verdadero carril-bici europeo, que es un carril lateral en la calzada, muchas veces compartido con los carriles destinados al transporte público. Con lo que nos metemos aquellos que consideramos la bici como uno de los mejores inventos para ser feliz (de hecho, mecánicamente es un invento más moderno e ingenioso que el automóvil o el avión o las armas automáticas, ha sido necesario más avance en materiales e ingeniería para dar lugar a la bici tal y como la consideramos hoy) De hecho, (y no me canso de repetirlo)el código de la circulación, desde siempre, reserva un lugar en la calzada a la bici. Con esos ridículos senderos de la acera, sólo conseguiréis sacar la bici los domingos para llevarla andando, y nos echarán a los ciclistas de verdad de las calzadas, como ya pretenden muchos conductores.
La gente (mucha gente, la que históricamente la ha gustado cogerla, no por obligación o por pobreza, como en China) coge la bici por una variada gama de razones:
-Para mover el cuerpo y fortalecerlo.
Esto implica poder llevar la bici con eficacia, cierto poderío velocidad, y placer, gusto, disfrute, no sé....me insultan por decir estas cosas.
-Para sentir.
Sentir agilidad, silencio, recorrer calles y senderos sintiendo el aire, respirar. Soltar adrenalina, sentir tu cuerpo, RESPIRAR otra vez, soltar tensiones cuando sales del curro, lanzarte por avenidas, alamedas, carreteras. no sé...SENTIRSE UNO LIBRE Y SANO.
Houston, Houston, Dios mío, Me escucha alguien en este país tan sesteante...¿Hay vida ahí fuera?
-Porque, por lo menos en mi caso, en un radio de 30 Km, 1 hora más o menos (y no soy , en principio ningún atleta y ya no cumplo los 40) es una alternativa REAL y EFICAZ al coche, cuando no llueve o no cae lo peor del verano. (Todo esto depende de la capacidad física y de sacrificio que tenga cada uno, a mí me gusta estar fuerte, qué le vamos a hacer, Houston, mayday, SOS) Cuando los recorridos se plantean por trazado de calles urbanas, puedo decir (y lo he comprobado durante 12 años) que es mejor que el coche en movilidad y velocidad de desplazamiento y comparable a un scooter.

PERO TODO ESO NO SE PUEDE CONSEGUIR SI NOS EXPULSAN DEL ASFALTO Y NOS MANDAN A UNOS CARRILES LÚDICOS PARA LOS DOMINGOS (y a veces, ni para los Domingos). Asunto, que, además, está creando ya conflictos, como yo ya predije hace muchos años.

#Fernando García Pallas
Muchas gracias por tu comentario. Creo que las expresiones más agresivas que empleo son "miedica" y "cagarse de miedo". Me meto con los que, para tener miedo, mejor que no cojan una bici. Con miedo, tíos/as ("fantasma del sainete"), lo mejor es que os quedéis en casa.
No me meto ni con "maricas" (yo podría ser uno, de hecho odio el término, aunque tú, Fernando, lo sacas a colación con saludable ironía) ni con ancianas (que de hecho están mucho más amenazadas con estos falsos carriles que tú, yo, y otros comentaristas criticamos) ni con débiles mentales (aunque estos, sentados en una bici nos hacen mucho más daño a los ciclistas que el taxista más cerril).
Me sorprende mucho que a la gente le moleste que describa las cosas que he llegado a hacer con la bici, dedicándome todas las chorradas que ese (¿a?) "fantasma del sainete" me dedica. Lamento, Fernando, parecerte chulillo, pero el espíritu que vosotros y yo representamos es la única esperanza de que el ciclismo urbano tenga futuro en las ciudades españolas.
Esto es un claro indicio de por qué en España las cosas van tan mal. Personas como el/la "Fantasma" suelen opinar que no se puede montar en bici porque a tí, Fernando, y a mi nos espera "una muerte segura" (luego me censuras que críe cierto tono de orgullo ante tal insensatez). Luego mejor esperar a que las autoridades te pinten un cachito acera de rojo para ir como las abuelitas de los cuentos a 3 Km/h con la cestita llena de flores.
Pues os equivocáis. En España se pintan de rojo esos caminos para que los mediocres políticos españoles le den una pátina "europea" a una sociedad perezosa y costumbrista.
¿Os pensáis que los holandeses y los alemanes usan la bici porque un día sus políticos les hicieron carriles bici (de los de verdad)?
No. Esos carriles serios son la expresión de una salida legal y seria al hecho de que en esos países montar en bici y otras actividades sanas y cívicas han sido siempre practicadas, y se creó un conflicto con la creciente circulación.
Os recomiendo ver la variedad de documentales que existen de Berlín, Tokio, Londres o París en los años previos a la Segunda Guerra. Para un ciclista es conmovedor ver cómo en ciudades, ya entonces, con un alto grado de desarrollo y motorización (mucho mayor que el español), se observa mazo de peña perfectamente ataviada (incluyendo mujeres) y llevando sus bicis.

Mis slóganes están claros: BICIS FUERA DE LAS ACERAS.
QUEREMOS TRABAJAR EN BICI Y FORTALECER NUESTROS CUERPOS CON LAS BICIS, NO SOLO HACER EL PARIPÉ. LA BICI NO SOLO ES BONITA Y SE FARDA CON ELLA, TAMBIEN ES PRACTICA, EFICAZ Y SEGURA.

"PREFIERO MILLONES DE CONDUCTORES SEGUROS Y DECIDIDOS A UN SOLO CICLISTA CAGAO E INDECISO"

No acabo de entender a los acérrimos que revindican la calzada para las bicicletas pero que a la vez aprovechan para arremeter contra el carril-bici.
No estoy en contra de impedir transitar por la calzada a quien lo desee, aunque creo que el carril-bici es la mejor solución para fomentar el uso de la bicicleta en las ciudades.
Desde luego esta es mi opinión, pero para que se convencieran los detractores del carril-bici, yo les recomendaría una visita a Amsterdam donde se aprecia facilmente como las bicicletas transitan sin peligro de ser atropelladas por los coches, mientras que los peatones disponen de su acera sin peligro de que les pille ni un coche ni una bicicleta.
Claro que para que esto funcione, en primer lugar se requiere que todos (peatones, ciclistas y coches) valoren y defiendan las ventajas de la bicicleta en las grandes ciudades atiborradas de vehiculos y axfisiadas por la contaminación, y en segundo lugar que cada uno respete el espacio de los demás. Así de sencillo.
Por tanto, no entiendo el empeño de los que quieren transitar en la calzada, tragandose el humo de los coches que les pasan rozando las calcomanías de la bicicleta. Pensar en que los coches desaparezcan de las ciudades es más bién una utopía, porque cuando dentro de varios años no haya coches de gasolina, los habrá eléctricos, que para el caso es lo mismo en cuanto al peligro que corre el ciclista de ser atropellado por un vehiculo más potente y más voluminoso.
Ni el peaton camina a la misma velocidad que la bicicleta, ni la bicicleta va a la misma velocidad que los coches y las motos, y por tanto no se puede pretender que se muevan en el mismo espacio.

Dos cosas:

1. Los carriles bici que nos está tocando padecer a nosotros son mucho más impracticables que estos que muestra el genial Casey Neistat y se merecerían un video que sería quizá más cómico y surrealista que éste. A modo de muestra:


http://bicicletasciudadesviajes.blogspot.com/2011/01/acera-bici-o-calzada.html

http://bicicletasciudadesviajes.blogspot.com/2011/03/carril-bici-o-acera-bici-que-mas-da.html


2. Los ciclistas, hasta que no se demuestre lo contrario, somos una especie catalogada dentro de "los indeseables":


http://bicicletasciudadesviajes.blogspot.com/2011/05/los-indeseables.html


Un saludo.

Solamente el título de este artículo ya es amarillista ¿Proviene el autor de "Qué"?, algunos ven el ciclismo urbano como una guerra contra los conductores de vehículos a motor. No se dan cuenta de que la única manera segura de circular es cooperando, cooperando con los demas y recibiendo cooperación por su parte. Esto solo funciona si uno se molesta en aprender la técnica, y es predecible y respetuoso con todos los conductores. Muchas veces he recibido saludos de otros conductores cuando les dejaba pasar para cambiar de carril y a mi me han dejado cuando me ha hecho falta porque lo indicaba con claridad, bien con señas, bien por mi posición en la calzada. Incluso me parece que la gente tiene más cuidado conmigo cuando voy en bici
que cuando voy en coche.

Respecto al Proyecto Río (sí, proyecto porque está inacabado) sí había proyectado un carril-bici. Está en los maravillosos vídoes que presentó (el alcalde) al principio. Luego, la realidad, como tantas otras veces impone la verdad: de nuevo es un ciclista de atrezzo y mintió. Porque es imposible circular en ese Proyecto Río a una velocidad de 6 kmh, o sea, acabará prohibiéndolo

En esa línea, después de subir la cuesta de la vega (Madrid) por la acera y cruzar la calle Bailén, por la calle, eso sí, para enfilar la calle Mayor, me detiene un policía municipal y me obliga bajo un supuesto consejo en forma de amenaza (no me multó) sólo así evitaría la multa, que me quite los auriculares que llevaba acoplado a las orejas.
Sin más palabras, literal.

I <3 AMS

Copiado y pegado de urban velo.

Voy y vengo todos los dias a trabajar en bici. Soy marica, y mi marido también !¡. Y Gonzalo tiene toda la razon del mundo (y tambien es un poco chulillo) El carril bici es la peor idea del mundo, el apartheid. Y acabaremos pagando justos por gallinas. Ir en bici por la calzada en ciudad no entraña NINGÚN peligro. El miedo a ir en bici es la excusa perfecta para los que no la usan o la fuente de la mayor parte de accidentes para los que van por la acera o siempre por la derecha aunque tengan que girar o pegados a los bordillos o se lían en las rotondas y se piñan POR MIEDO. Los coches nos respetan SI NOS HACEMOS RESPETAR. Siiiiiii, de verdad, lo hacen, a mi me respetan y al que no sabe se le enseña (¿el dedo?)... se le enseña preferiblemente por las buenas. Ocupa tu espacio!
PD: La bici es transporte. Transporte rápido, eficiente y barato. El deporte está muy bien, pero no es el tema.

Si alguien que no usa la bicicleta a diario por Madrid, tuviera en sus manos un plano con el trazado de los carriles-bici existentes en la capital, pensaría que los ciclistas estarán muy satisfechos con los kilómetros de vías disponibles.
Simplemente echando un vistazo al plano, podemos observar que existe un gran carril de circunvalación que discurre casi concéntrico con la autovía M-40, y que a pesar de que algunos tramos están aún en proyecto, el ciclista puede pedalear durante varias decenas de kilómetros sin bajarse de la bicicleta y sin correr más riesgos que el de acabar agotado por el esfuerzo.

Las autoridades madrileñas son conscientes de que la bicicleta es un medio de transporte que reporta beneficios a la movilidad y al medio ambiente en las grandes ciudades saturadas de coches y humos, y de ahí el empeño del ayuntamiento en dotar a las nuevas barriadas y parques de la periferia de estas vías tan extendidas en otras ciudades de Europa.

Hasta aquí nada que objetar. Es más, podemos decir que Madrid permite al ciclista hacer ejercicio o pasear en su bicicleta con la comodidad y seguridad que supone el circular por carriles exclusivos.

Entonces, ¿donde está el descontento de los ciclistas madrileños?

Si preguntamos a aquellos que, además de usar la bicicleta para hacer ejercicio o pasear, también la usan como alternativa a otros vehículos en sus desplazamientos por el centro de la ciudad, veremos que tienen razones suficientes para manifestarse insatisfechos.
La realidad del uso de la bicicleta a diario, les lleva a señalar una serie de problemas que requieren soluciones municipales para que los ciclistas de Madrid aspiren al nivel de ciudades como Berlín o Ámsterdam.

En primer lugar, si antes hemos dicho que existe un gran carril de circunvalación, son muy pocas sus conexiones con el interior. Es decir se puede dar la vuelta a la ciudad pero no hay manera de llegar al centro. En este caso se ven obligados a compartir la calzada con los demás vehículos o la acera con los peatones, con los inconvenientes y peligro de accidentes que supone esta mezcla de transeúntes.

En segundo lugar, no existe una cultura entre los peatones y los conductores de otros vehículos para compartir el espacio urbano con los ciclistas. De ahí que en la calzada el ciclista es materialmente expulsado por el comportamiento agresivo de los coches y las motos, y en la acera los peatones se niegan a ceder ni un sólo centímetro al carril-bici.

Si al menos pudieran desplazarse en los carriles ya existentes sin sufrir las agresiones de vehículos y peatones, ya sería un logro importante para los ciclistas. Sin embargo, es habitual encontrar motos aparcadas en medio del carril o vehículos descargando que llenan las vías con sus mercancías. Pero lo que ya resulta incluso cómico es observar a los peatones apelotonados en el metro y medio del carril-bici esperando al semáforo -que sólo les falta hacer un "castell"-, mientras los cuatro o cinco metros de acera peatonal están vacíos, eso sin mencionar las tertulias que se organizan en el carril, los niños jugando a la pelota, los descargadores transportando objetos a pié y en carritos, los patinadores con sus acrobacias, los minusválidos en sillas de ruedas, los corredores de fondo, etc.
En definitiva, no sólo hacen falta más carriles-bici en el centro de Madrid, también hacen falta cultura y respeto para los ciclistas en los que ya existen.

Interesantes discusiones acerca del carril bici y similares hechos por y para ciclistas urbanos en http://www.enbicipormadrid.es/
Saludos

Paco Ragar, no serás Georges Bush disfrazado? Ese que dijo que para solucionar el problema de los incendios lo mejor era talar los bosques?

El problema son unas ciudades pensadas por y para los coches. Sobramos todos los demás: ciclistas, patinadores y peatones. Me atrevería a decir que por sobrar, sobra hasta el transporte público. Ya es hora de que las ciudades den prioridad a los ciudadanos y para eso lo que hay que desterrar son los coches particulares. Pero claro, eso tiene que venir acompañado de un servicio de transporte público INTACHABLE, además de un apoyo real a la bicicleta y medios de transporte alternativos y ecológicos. Los carriles bici en la actualidad parece que estén diseñados para bicicletas voladoras (ahora circulo-ahora desaparezco), incompatibles con el peatón de a pie que no puede ir tranquilo por la acera (menos de lo normal ya que los coches ya suponen un peligro continuo). Cuando el peatón es un niño o un anciano, el riesgo ya es difícilmente asumible. Lo dicho: fuera los coches particulares de las ciudades. O al menos muy muy restringidos. Un transporte público asequible y bien planeado (con plazas suficientes para TODOS los usuariso y a todas las horas) y alternativas válidas para ciclistas y patinadores. Creo que ganaríamos mucho todos.

Lo mas adecuado sería prohibir circular en bicicleta por las ciudades. Lo que podría haber sido una solución, ha acabado siendo un problema y un peligro para los peatones. Por lo menos en lo que respecta a mi ciudad, un 99% de ciclistas no respetan semáforos,ni ordenanzas municipales, ni la mas simple educación,tanto viaria como general. Yo he ido en bicicleta durante años, sigo el Tour , el Giro y la Vuelta, pero hace 4 años doné mi querida bici, para que no me confundieran con la cantidad de energúmenos que van creando peligro por las aceras de mi ciudad

Me asombro ante tu despliegue de testosterna, Gonfalo. Presupongo que la sociedad española se compone, o se ha de componer de machotes alfa y omega como tú, aventureros de la jungla del asfalto, megabrokers del riesgo, raza pura de la de verdad, todo un ejemplo de eugenesia a la española... Dejemos pues de lado a las ancianitas, débiles mentales y maricas. No merecen pedalear junto a tu bici castigadora cual cuádriga de Ben-Hur.

Los antecedentes de esta historia, también sobre dos ruedas: http://gallota.com/2011/05/15/obras

La culpa la tenéis todos los que os cagáis de miedo por sacar una bici con potencia y decisión a la calzada, que es donde un ciclista se gana el respeto. Y además, donde está regularizado su uso en todos los códigos de circulación del mundo.

Un amigo me regaló una bici hace doce años, y, dado que me saqué el carnet hace tres años (a los 40) desarrollé una movilidad asombrosa, yendo a trabajar (desde carabanchel hasta Boadilla, LasRozas, San Chinarro, Aravaca, Mar de Cristal, Pozuelo, Sanse) entre el trafico TODOS los días (menos cuando llueve) y a veces cubriendo más de 30km. en poco más de una hora. Jamás he tenido un accidente grave, y excepto en los últimos dos o tres años, siempre me he visto solo, no he encontrado a nadie que hiciese lo que yo, en Madrid. NI POR ASOMO.

En las reuniones esas tan bonitas (por las chicas) de ciclo-alternativos, todo quisque aseguraba vivir sobre una bici con el mayor de los cinismos, cuando el que lleva montando desde hace dos lustros soy yo solito, y sólo veo a la peña ciclista por las aceras, paseos centrales, (molestando al peatón y creando conflictos) y todo por el maldito miedo. Que asola esta sociedad en tantos ámbitos.

Ya advertía yo que tanta franja roja pintada en las aceras no es un carril bici, y que lo peor es que llegaría un día que nos expulsarían del asfalto (donde se explaya el auténtico ciclista). Hoy día ya mucho conductor cavernícola me toca el claxon y me señala el dichoso corralito colorado para miedicas. ¿Nadie les explica que el código me reserva un lugar en el asfalto? Normal, ningún ciclisa usa la calzada...Más valentía ,¡ y menos indignación!

De todas maneras, la convivencia en aceras amplias entre peatones y ciclistas exige un respeto mutuo que muchos ciclistas parece que no tienen. Soy ciclista y a veces me da verguenza ajena ver como otros ciclistas pasan junto a peatones a toda velocidad, arriesgando accidentes y lesiones si el niño se mueve, el perro corre o el abuelo va despacio. Más respeto a los peatones, por favor.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el blog

I love bicis se acerca a la realidad de la bici urbana, sinónimo de modernidad, responsabilidad ambiental y otro tipo de movilidad. Carriles bicis, políticas de desarrollo, alforjas para ir a la última o las luces más cool. Todo con ganas de reivindicar los pedales.

Sobre el autor

Paco Nadal

Pablo León es reportero y ciclista urbano. Escribe en El País desde 2009 y comenzó con la bici por las calles de Berlín, donde vivió varios años. Desde entonces, pedalea en cada ciudad por la que pasa. En 2010 arrancó este blog dedicado no solo a las bicicletas sino también a la movilidad y a los retos a los que se enfrentan las ciudades del futuro.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal