¿Y si no se hubiera caído?

Por: Antoni Gutiérrez-Rubí | 14 abr 2012

Remi-georges-herge-1907-1983-b-tapis-tintin-tintin-au-congo-2666475

El rey Juan Carlos ha perdido el contacto con la realidad. O al menos, eso parece. Solo una profunda desorientación y desconexión con la sociedad a la que debe servir, explicaría –y mal- que le parezca bien ir a cazar elefantes. El viaje es totalmente inadecuado, impropio e injustificado.

Inadecuado, porque España está en uno de los momentos más críticos de su reputación internacional. El viaje del monarca, para darse un capricho inoportuno, no contribuye a la imagen de moderación, esfuerzo y sacrificio que debemos dar en nuestra pelea reputacional con los mercados y las instituciones comunitarias.

Impropio, porque el monarca no puede, ni debe, ignorar que cazar elefantes por placer es obsceno y hiere, profundamente, millones de sensibilidades. Tiene todos los componentes para resultar despreciable. Además, la puesta en escena de una cacería preparada para el goce, alimenta todas las imágenes perversas de la opulencia y el poder.

Injustificado, porque no hay ninguna razón para hacer este viaje, a su edad, con sus condiciones físicas, para practicar la caza, y de elefantes. Ninguna explicación hace comprensible tal cúmulo de errores imprudentes e innecesarios.

Pero la pregunta clave es: ¿Y si no se hubiera caído? Pues no lo sabríamos ya que la Casa Real no informa de las actividades privadas del rey. Es muy discutible que, en pleno siglo XXI, podamos considerar como privado un viaje de estas características, pero lo realmente alarmante es descubrir que nadie se lo impidió.

¿Cómo es posible que nadie viera el peligro físico, estético y ético de esta aventurilla? La Casa Real no está para satisfacer los caprichos de su inquilino, sino para servir al Jefe del Estado. Y actuar, siempre, en consecuencia con esta alta responsabilidad. Y ¿quién más lo sabía? ¿El Príncipe? ¿Nadie le desaconsejó tal despropósito? ¿En qué mundo viven?

La acumulación de errores de la monarquía en los últimos años es propia de una institución que ya no entiende su misión en la sociedad. Es difícil servir a una comunidad con la que ya no te identificas, no comprendes y no atiendes. La insensibilidad es el primer paso para la ruptura. No es que la sociedad española se aleje de la monarquía, es al revés. Además, cuando se pierde el pudor, como es el caso de esta cacería impúdica, ya no es posible la dignidad. Y el rubor no la restaura.

(Fuente de la fotografía)

Hay 646 Comentarios

Magnífico artículo. Tan magnífico como decepcionante es el editorial.

Estupendo artículo.

Gracias, Antoni, por tus sustanciosos comentarios. Tenemos la segunda monarquía más chunga de África, después de la marroquí. ¿Con qué permiso pretenden que este pobre país se llame reino de España?

Ya no necesitamos a la monarquía, solo sirven para vender revistas de chismes sobre vestidos y princesas e infantas y para dar noticias escandalosas del viejete este y su pandilla. Fuera la monarquí y libertad de expresión verdadera, que todos los medios de comunicación parecen amarrados cuando se trata de hablar de la casa de los reales.

Fantástico artículo. Describe la altanería de un monarca propio del despotismo ilustrado que, amarrado al cuento del 23-F, parece que se le tiene que entender y consentir todo.

Estoy de acuerdo, cuando he leído su artículo sentí que era mi pensamiento expresado en letras. Yo siento o sentía por D. Juan Carlos simpatía, esto me ha defraudado y me hace pensar que con el llegó el final, pero no por ir de caza, la imagen de la fami lia Real toco fondo y toca reforma para bien de todos.

Estupendo, se podrïan encontrar miles de razones mas , pero lo has sintetizado de forma perfecta para hacernos sentir identificados con la indignación existente hacia estos personajes. Gracias

Estoy totalmente de acuerdo con todas tus palabras y muy decepcionada con la editorial de El Pais. ¿Por qué este mimo a la monarquía? Enhorabuena Antoni.

Yo también pienso que esta debería de haber sido la editorial.

Lo verdaderamente nauseabundo, es que mañana o pasado veremos de nuevo a la mayoría de la clase política ovacionando a rabiar a este señor.

Estupendo artículo.
Las actuaciones de la familia real están además perjudicando gravemente la imagen de España ante la comunidad internacional.
Es preciso poner punto final a esta institución totalmente innecesaria y arcaica.

Me parece impropio de un monarca del siglo XXI.a los poderosos no les gusta que la opinion publica sepan a donde como y con quien van.pero esta vez le salio el tiro por la culata,y espera que esto acaba de empezar.ya se estan dando datos y cifras sobre su caprichito y van por 50.000€ solo la estancia y licencia para matar un elefante.¿cuanto vale ir en avion privado a bostbuana? mas escoltas,seguridad etc.. que verguenza

Excelente entrada, ya está bien de contribuir a manterner el tabú sobre la monarquía. Transparencia real para la monarquia y el poder judicial YA!

Me sumo al comentario de "flyingteacher"-

Estoy totalmente de acuerdo; el Jefe del Estado no puede vivir dando la espalda a la situación que atraviesa el Estado. Me permito recordar que hace unos meses el Presidente de la República Alemana fue fulminantemente destituido por aceptar unas vacaciones como regalo de un financiero.

Sabíais que el rey es Presidente de Honor de WWF? Como puedes apoyar una organización que defiende los animales y la naturaleza y matas elefantes, entre otros animales? El rey no tiene moral y además desprecia a todos los socios de WWF. Hace ya años que el rey caza..es que nadie lo sabía en la organización?!!

Muy bien escrito, dice lo que muchas pensamos (aunque a algunas nos gustaria ir mucho más allá)

Glups, confundime, no es editorial, es blog, ya veo que El País sigue sin tener suficientes webis para la crítica comprometida con buena parte de la sociedad...

Enhorabuena, Antoni, es de lo mejor que he leído en mucho tiempo.

Al fin una editorial crítica y en consonancia con lo que much@s español@s pensamos. Basta ya de la mordaza mental que tenemos con la monarquía!!

despreciable se mire como se mire. Hasta cuando?
Que va ser lo próximo?

Subscribo total e incondicionalmente las tesis del artículo del señor Antoni Gutiérrez-Rubí. REFERENDUM YA SOBRE LA MONARQUÍA. Y sobretodo: si les tenemos que echar de España, que devuelvan todo el dinerito que tienen repartido por sus paraísos fiscales.

Fantástico análisis de la noticia, totalmente de acuerdo, saludos.

No se puede decir más y mejor con menos palabras, debería haber sido el editorial del País y no la chapuza que han hecho. Felicidades, el tiro ha dado en el blanco.

imprpopio, inadecuado, inmoral, no se puede decir con tan poco y conciso, lo qué es, pero que las ramas no impidan ver el árbol, lo del pp, para llegar a la silla, es lo mismo, y los resultados para los curritos, a los que sangra poco a poco para tapar el pozo que dejan los que se lo han llevado, por la cara, va a ser de traca

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es asesor de
comunicación y consultor político.
Profesor en los másters de comunicación
política de distintas universidades.
Autor, entre otros, de los libros: Políticas.
Mujeres protagonistas de un poder
diferenciado’ (2008), Filopolítica:
filosofía para la política (2011)
o La política vigilada (2011).
www.gutierrez-rubi.es

Sobre el blog

Hago mía esta cita: “Escribimos para cambiar el mundo (…). El mundo cambia en función de cómo lo ven las personas y si logramos alterar, aunque sólo sea un milímetro, la manera como miran la realidad, entonces podemos cambiarlo.” James Baldwin

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal