El poder de Wert

Por: Antoni Gutiérrez-Rubí | 05 dic 2012

PSOE-Congreso-reprobacion-ministro-Wert_EDIIMA20121011_0116_4

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert Ortega, no está solo, no es un verso suelto, aunque no sabemos a quién obedece. Su ofensiva política contra el catalán -su cruzada- camuflada en la reforma educativa que propone, no es casual, ni improvisada. Ni aislada e individual. Hay una estrategia. Y de fondo.

Hace unos meses, en una entrevista en un diario catalán, afirmaba, de manera premonitoria: “Primero disparo, después apunto”. Y remataba, provocador: “Soy consciente de que entre mis muchas virtudes no está la continencia expresiva”. Pues sí, es un irresponsable, como él mismo confirmaba, sin rubor, con su sonrisa de smiley. Pero no es un necio, ni un ocurrente. Las cosas del “pobre Wert” (en palabras del Rey en relación a la polémica sobre “españolizar Catalunya”) no son las cosas de alguien que merece comprensión benevolente ante sus errores, sino reprobación. Y pública. El Congreso ya lo intentó, sin éxito, dada la mayoría electoral del PP. Pero Mariano Rajoy no puede mirar hacia otro lado: o apoya a su Ministro o le desautoriza. O Wert habla por Rajoy, o contra él… o sin él.

Las claves políticas de la estrategia que utiliza el acoso al catalán como instrumento de dominio político han sido ensayadas en la Comunidad Valenciana y, recientemente, en las Islas Baleares. Su éxito es indiscutible. Su daño, también. No estoy hablando de daños colaterales para algunas fuerzas políticas. Hablo de heridas profundas, abiertas, que están lacerando la convivencia e impidiendo una agenda de reformas estructurales de nuestra arquitectura institucional que haga de la diversidad la oportunidad, no el problema. 

Hace unos meses, el Parlament balear aprobó la reforma de la Ley de Función Pública (e, indirectamente, también la de Normalización Lingüística) que derogaba el requisito de acreditar el conocimiento del catalán para trabajar en la Administración balear: un compromiso electoral muy criticado por la oposición y por amplios sectores sociales y culturales.

La estigmatización del catalán (y su visualización como lengua extraña y “extranjera” en los territorios donde se habla) llega a extremos grotescos en los gobiernos del PP, como los de definir -sin mencionarlo- al catalán como la lengua “cooficial distinta al castellano”, como hace el gobierno de las Islas Baleares (y que en su día ya hizo el gobierno de Aragón al presentar al catalán como la “lengua aragonesa del área oriental de Aragón”).

Esta ofensiva política sigue un diseño calculado y constante. Hay determinación sistemática. E ingeniería política. Existe la convicción de que es más fácil vencer a un adversario político si destruyes su ecosistema social. Estas son algunas de sus hipotéticas bases en la construcción de un determinado marco mental:

1. Negar el carácter de unidad lingüística del catalán en los territorios en los que se habla. La política contra la filología.

2. Asociar el catalán a lengua extraña (extranjera) en estos mismos territorios.

3. Devaluar su singularidad y su cooficialidad. Relegarla al rango de segunda lengua, o lengua menor y residual.

4. Asociar la protección y promoción del catalán a una supuesta voluntad pancatalanista, de corte autoritario, que limita o ataca la libertad individual e impide el desarrollo del Estado entorpeciendo su armonización y regulación sostenible.

5. Vincular el uso del catalán (y otras lenguas oficiales) como un gasto superfluo e innecesario. Y más, en tiempos de crisis. El debate agrio y agresivo sobre su uso en algunos debates en el Senado es una buena prueba de ello.

6. Identificar el catalán con el nacionalismo (y el secesionismo), deslizando paralelismos de simple y burda manipulación política.

7. Interpretar la promoción y protección del catalán como parte de un proceso de laminación sistemática de las libertades individuales, y como el instrumento de adoctrinamiento sectario. La escuela pública y los medios de comunicación públicos (que muchas veces dan pie a ello) serían las herramientas de este proceso masivo de pensamiento único. En este sentido, combatir al catalán es combatir por la libertad y la democracia.

8. Arrinconar al PSOE en la defensa “cantonal” de la lengua o de la identidad territorial (de Catalunya, por ejemplo), limitando y cuestionando su capacidad de partido con visión de Estado. Identificar la España plural con la España débil (e insostenible).

9. Destruir la imagen del PSOE como partido con visión de Estado, capaz de vertebrarlo (y de gobernarlo). Asociar su defensa de la diversidad, como síntoma de debilidad política y falta de criterio institucional. Los socialistas atrapados en el marco mental del PP.

10. Españolizar España, con el castellano como ariete. La lengua común secuestrada por una ideología de parte. Y las lenguas propias, la amenaza a combatir o limitar.

Lo explicaba, con meridiana claridad, el expresidente José María Aznar en una entrevista publicada este domingo: la izquierda está "completamente desarticulada", sumida en "el taifismo" y sin "proyecto coherente", y los nacionalismos se han "convertido al secesionismo", de manera que, a su juicio, "lo único que queda con capacidad de vertebración es el Partido Popular".

Mientras, el ministro que antes fue sociólogo va tensando la cuerda y midiendo las reacciones. O provocándolas, con afinada puntería. Esta vez, sí: con acierto y precisión. Justo cuando empezaban a aflorar algunos pequeños síntomas de distensión institucional entre los líderes y los gobiernos de Catalunya y España (que permitieran pensar en un reset político general de la vida política española), Wert -y quien le dirija- se ha encargado de dinamitarlos con la pólvora más potente: la de la convivencia lingüística y la identidad de Catalunya.

¿Quién tiene tanto poder como para hacer algo así?


(Fuente de la fotografía: Efe)

 

 

Hay 58 Comentarios

La única razón por la que estamos perdiendo el tiempo hablando de política es porque no queremos aceptar que nos toca pringar. Renunciar a nuestro estilo de vida y comodidades para intentar hacer una sociedad mejor. No, es más fácil hablar del impresentable éste todo el día que montar una iniciativa local para fomentar la convivencia.

Parece increíble que a estas alturas de la película estemos con estas cosas, si en Cataluña tienen una lengua más que utilizar por qué vamos a destruirla. Siempre he pensado que la riqueza lingüística de nuestro país es impresionante (y no solo por el catalán, está el gallego, el vasco y el propio castellano) por lo cual no entiendo que estos cafres del PP se empeñen en destruir esa pluralidad. Pero bueno, no se puede esperar más de personas con la visión de futuro e inteligencia de estos políticos nuestros. Si hoy un niño español aprende tres o cuatro lenguas muchísimo mejor, teniendo en cuenta que en paises como Alemania, Francia o Reino Unido se hace desde años atrás empezaríamos a igualar las cosas con Europa. Lamentablemente somos un desastre como pais y como economía pero como decía alguien en un comentario anterior para nuestros ilustres peperos solo existe la idea franquista de España...una grande y libre

No se insertan los comentarios

Todo gobierno totalitario necesita enemigos. El PP, desde hace mucho tiempo, viene cosechado votos erigiéndose como adalid de una españa idílica (Una Grande Libre) en guerra contra cualquier nacionalismo que no sea el suyo. Wert no hace sino proseguir esta lucha, a sabiendas que con esta actitud no pierde votos en Cataluña y los gana en España. Lamentable.

sí, es correcto con y sin h: http://www.fundeu.es/consultas-A-armonia-73.html
pero agradezco la aportación y me ayuda
--
gracias por todas vuestras aportaciones, críticas, sugerencias y traducciones! :-)
--
seguimos!
--
este blog lo hacemos entre todos

El artículo define un proceso de incomprensión en algunos casos y mala fe en otros que tiene ya décadas. Hasta que España no asuma su plurinacionalidad y pluriculturalidad, no hay solución. Vivo en Cataluña y no conozco a ningún catalanoparlante monolingüe. La convivencia entre ambas lenguas es buena. No hay dos mundos. Somos un todo. Seguramente, desde Cataluña también hemos hecho cosas mal o no nos hemos sabido explicar. Actitudes como las del ministro Wert son las que muy pocas personas entienden aquí, hablen la lengua que hablen.

La lengua de una persona no es relevante. En los grupos de amigos se usan ambas indistintamente, hay parejas mixtas, familias donde se usan dos o más lenguas. I todo esto es posible no porque seamos mejores o diferentes, sino porque vivir con dos idiomas es natural. A menudo, después de leer un libro, no recuerdo en qué idioma lo he hecho. Conozco a muy pocas personas que estén dispuestas a aceptar que alguien venga a decirnos como tenemos que convivir o que somos unos nazis. La Ley de Normalización Lingüística fue aprobada en los años 80 con los votos favorables del PP (entonces AP) y no nos ha ido tan mal. Hemos asegurado que todo el mundo sea competente en las dos lenguas y que la gente pueda relacionarse con la administración como quiera. El sentido que tiene la normalización es preservar la lengua más débil. Todo el proceso que explica el Sr. Gutiérrez-Rubí es muy largo y no ha conseguido sembrar el gérmen de la confrontación en la sociedad catalana. No permitiremos ahora que la ultraderecha que gobierna consiga, algo que no alcanzaron sus padres y abuelos.

Hace años, discutiendo de manera vehemente, alguien me corto el hilo del discurso para decirme con admiración que hablaba un castellano perfecto. Qué menos. Me sale de alma la lengua madre cuando se me olvida la compostura. El lenguaje son las entrañas de la compresión que tenemos del mundo. Por eso cuando te las tocan se produce una reacción instintiva de defensa ante la agresión. Así que quiero manifestar mi simpatía traduciendo el texto al catalán. Y a quién le parezca una extravagancia que piense, ¿es que no le ‘sonado’ mal la hache en “armonía” en el artículo?.

Sí don Antoni, no era el momento. Lleva no siendolo 30 años. Y al menos convendrá conmigo en el hecho de que sean 10 y solo 10 las "hipotéticas bases para la construcción de un determinado marco mental". Tiene el merito de acercarlo a Moisés nada menos. La próxima vez nos habla usted de la zarza ardiente y yo de las "superficies de emergencia" foucaltianas y verá como estamos de acuerdo.

Fa anys, discutint de manera vehement, algú em curt el fil del discurs per dir-me amb admiració que parlava un castellà perfecte. Què menys. Em surt d'ànima la llengua mare quan se m'oblida les maneres. El llenguatge són les entranyes de la compressió que tenim del món. Per això quan te les toquen es produeix una reacció instintiva de defensa davant l'agressió. Així que vull manifestar la meva simpatia traduint per google el text al català. I a qui li sembli una extravagància que pensi, és que no li 'sonat' malament la hac a "harmonia" en l'article?.

armonización se escribe con h y sin h. Harmonización es correcto aunque se use poco.

Estimad@s amig@s, soy un joven catalán estudiando en Dublín. Actualmente hablo fluido catalán, español e inglés. Me atrevo a decir que mi facilidad con el castellano es francamente superior a la de la mayoría de los españoles. Mi francés es de nivel intermedio. Actualmente estoy empezando con el italiano, ya que en Enero empiezo prácticas en Milan. De verdad no os podéis imaginar las alegrías que me da el hecho de conocer los idiomas que conozco. Os aseguro que cada nueva lengua cuesta menos que la anterior, si románicas ambas. Cuando te das cuenta de los beneficios de ser multilingüe te preguntas: ¿Y por qué no todavía más? Y sí, soy uno de los resultados de la máquina independentista catalana, pues estudié en un colegio concertado bajo la imposición del catalán. Por eso os digo; cread vuestras propias tiranías y que éstas sean tiranas de verdad. Que os enseñen tres y cuatro idiomas. Será entonces cuando apreciaréis que, tiempo atrás, los catalanes no estaban tan perdidos.

Qué es eso de hablar tanto de Cataluña y del catalán cuando hay más de 5 millones de parados en el país, y ya han reducido la sanidad y la pensiones... Y el Wert, dale que te doy con los catalanes. cuándo comprenderá ese caradura que la situación donde se encuentra hoy en día España es muy grave... Echan la gente a la calle que no pueden pagar las hipotecas porque no tiene trabajo y ese pánfilo de apellido extranjero sigue liado con los catalanes día y noche, hombre...

La política de confrontación lingüística no la ha inventado el ministro provocador . Resulta curioso que tal como están formulados, algunos puntos del artículo pueden leerse intercambiando al PP por CIU:
- Asociar al castellano como lengua extranjera.
- Devaluar su singularidad y cooficialidad.
- Etc.
Si se intenta esa lectura, en base a la actuación que han tenido los políticos particularistas-nacionalistas catalanes con respecto al castellano (recuérdese la obligación de rotular en catalán, etc..) se puede entender mejor la situación. No ha habido nunca en ningún momento, una política lingüística en cataluña (al igual que en otros ámbitos) que respetara al castellano o los símbolos del Estado en Cataluña, por que de fondo siempre ha primado el "hacer país", con la intención puesta en una independencia conseguible a medio plazo para la mejor defensa de los intereses particulares de la burguesía catalana, identificados con la nación catalana.
Posiblemente, si el PSOE y el PP no hubiesen necesitado tantas veces de los votos naciolistas en el Congreso para sacar adelante sus políticas, las cosas hubiesen ido por otros derroteros y los nacionalismos periféricos no tendrían los vuelos que hoy tienen.

Cuando todo parece indicar que pronto llegaremos a los 6 millones de parados y que el 2013 todavía será peor y que, en definitiva, el gobierno no tiene ni idea de como revertir la situación, sale este ministro-prestidigitador con una propuesta descabellada e inaplicable (tiene radicalmente en contra al gobierno y a toda la comunidad educativa de Catalunya) para ditraer al personal en el campo propio y en el ajeno.

Desde luego, detrás está Rajoy, que siempre se sirve de otros para que le hagan el tabajo sucio o esparzan la mierda que le conviene, si no, no estaría tan callado.

Es un buen artículo, felicidades.

Esta muy bien, sólo que es imperdonable que el señor Gutiérrez-Rubí escriba armonización con h. Respecto al comentario, creo que muy pocos podían imaginar que este señor (sic) Wert fuera tan retrógrado y de extrema derecha, incluso pasaba por un liberal, y parte de la responsabilidad de este engaño la tiene la Ser, que le tuvo de tertuliano para decir sus ocurrencias. Por otra parte, me considero persona moderada, pero lo de la inmersión lingüística, financiada con dinero de todos los españoles (véanse los sucesivos modelos de financiación autonómica), ha hecho mucho daño y para comprobarlo basta ver y oír como cada vez ilustres universitarios y académicos escriben y hablan cada vez peor en castellano.

Enhorabuena por el artículo. Me identifico completamente con sus planteamientos. Me parece de lectura obligatoria. Sin duda (la de Wert) es una estrategia beligerante, con el objetivo de negar la pluralidad, el matiz, la diversidad y la tolerancia, para componer un espacio de confrontación.

Leyendo el artículo parece que el señor Wert piensa prohibir el idioma catalán y que es una suerte de discípulo de Maquiavelo, Lucifer y la bruja Avería. Observaba Ortega que exagerar puede resultar legítimo siempre y cuando uno sea consciente de que está exagerando, pero mucho me temo que el Sr. Gutiérrez-Rubí no es consciente de lo exagerado que resulta todo lo que dice., y tal vez no sea bueno. No lo sé. Tampoco me gustaría estar exagerando y ser cómplice de una taimada estrategia gubernamental.

Insisto, es ya un axioma: Cada vez que gobierna el PP con mayoría absolua se exacerban las tensiones centro-periferia. Los síntomas de ello nos desbordan. Y esto no ha hecho más que empezar. Es imposible que la culpa la tenga siempre el otro.

Cada una de las perlas con las que nos ilustran últimamente, los dirigentes de este partido que se ha proclamado, salvador de lo imposible, y que nos iba a sacar de la peor de la miseria de esta democracia. Dejan mucha tinta para escribir, lo cierto es que algunos periodistas y periódicos están aliados y los pocos que nos quedan, a veces, no te puedes fiar mucho de lo que dicen y cómo lo dicen. Pero es cierto que una imagen vale más que mil palabras, todos y cada uno de los ministros (que algunos habían calificado como veteranos y muy buenos) cuando fueron nombrados por Rajoy, han ido dejando esas perlas que les caracteriza personalmente.
Sr. Wert, sea honrado y mire por la cultura de éste país, no la destruya más.
Sra. Báñez, póngase a trabajar de verdad antes de decirnos a los que llevamos muchos años cotizando, cómo ser trabajadores.
Sr. Montoro, ya ha caido España, no veo que la estén levantando.
Sr. Gallardón, la justicia es para todos y las leyes para aplicarlas a todos, no indulten más.
Sr. Guindos, tanta experiencia como tiene en la economía, no nos enseñe más, sabemos más que Vd.
Sra. Mato, mató todas las esperanzas de los trabajadores, de los jubilados, de los dependientes, de los síndromes, en general de todas las personas que puedan enfermar en este país.
No voy a seguir, creo que no merece la pena, ya está todo dicho, cada día se retratan más.

Creo que tiene razón gladis_glover al reivindicar los signos españoles y que la derecha no los monopolice. Una responsabilidad similar la tienen los nacionalismos periféricos, con el apoyo de la izquierda española. Al marginar la lengua española en sus autonomías, sin respetar una convivencia igualitaria, han dejado al PP el monopolio de la defensa de la lengua española y sus hablantes.

Sinceramente, me falta una pata: creo que uno de los mayores beneficiados de esta estrategia de Wert es CiU. Tras el absoluto descalabro del 25N, Wert le viene como anillo al dedo. Otra vez Mas es el mesías que lucha contra el infame (que lo es) Gobierno español. Daría risa si no fuera porque nos lo estamos tragando con patatas. Esto es pura cortina de humo para tapar lo que realmente tienen en común el PP y CiU: la revolución neoliberal.

Y Vd se llama periodista?

Voy a tomarcomo idea fuerza de este artículo ( no es la única,desde luego) la de la planificación previa y cosnciente de un nuevo diseño de estado. En efecto, la llegada al poder del PP en el 1996 respondió a la puesta en marcha de una maquinaria de ganar elecciones perfectamente coodinada y engrasada, que continuó realimentándose a lo largo de las dos legislaturas, e incluso a partir de 2004. Los modos y maneras son los heredados de una cultura falangista, pero puesta al dia gracias a las enseñanzas y oportunidades que proporcionan la participación en los ámbitos dónde se cuece el poder. Los efectos han sido:
-apropiación indebida de la cultura democrática
-utilización de la via constitucional en beneficio de la idea de partido.
-adoctrinamiento implacable
-desvirtuación de símbolos
-facilitar la desacreditación de la corona[ entiéndaseme, la Casa Real se basta sóla para este propósito, pero¿se podría haber evitado ? P.e. Tony Blair y The Queen]
-propalación de mensajes tendenciosos bajo una apariencia ecuánime.
-aglutinar la opnión en torno al pensamiento único.[ y vender que sólo hay ése].
En resumen, una dictadura con apariencia democrática.
Y me parece que no hay vuelta atrás.
Por lo que respecta al hecho concreto de Wert, simplemente es el ministro al que le ha tocado esta vez echar la baba para que no ocupen los titulares al scifras del paro . Hay entra en juego la responsabilidad de los periodistas para no entrar al trapo.
Perdonadme una disgresión, hace mucho tiempo yo propuse que en los mítines de la izquierda se utilizaran también las banderas españolas para neutralizar su utilización por parte del PP.Me llamaraon de todo, pero siempre pienso ¿qué hubiera pasado?

Para terminar me gustaría dejar un maravilloso artículo de Cristian Campos: EL YERMO http://www.jotdown.es/2012/11/el-yermo/ que da una visión Preelectoral en Cataluña que explica porqué los resultados electorales nos dejan en esta situación.

Nivel histórico: JOSEP FONTANA. http://www.jotdown.es/2012/11/josep-fontana-y-enric-gonzalez-o-que-ocurre-en-cataluna/
- El nacionalismo tiene 3 planos: los que se manifestaron el 11-S [contexto de crisis económica y efervescencia del sentimiento identitario catalán], el uso que se hizo de esto para las elecciones [CiU) y un planteamiento serio de ir hacía la formación del estado catalán -independizarse de España, un país que ahora no es soberano- [¿dónde nos encontramos ahora?].
CATALUÑA-ESPAÑA, algunas verdades.
- Cataluña hasta 1714 es un ESTADO que forma parte de una monarquía dentro de la cual la única cosa en común es el Soberano.
- Se confunde una unión de soberanía sobre territorios dictada por un matrimonio con la existencia de una nación. Entre 1469 y 1714 Cataluña dispone de unas leyes, una lengua, una moneda y un sistema político propio.
- La nación española se inventa en el S. XIX.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es asesor de
comunicación y consultor político.
Profesor en los másters de comunicación
política de distintas universidades.
Autor, entre otros, de los libros: Políticas.
Mujeres protagonistas de un poder
diferenciado’ (2008), Filopolítica:
filosofía para la política (2011)
o La política vigilada (2011).
www.gutierrez-rubi.es

Sobre el blog

Hago mía esta cita: “Escribimos para cambiar el mundo (…). El mundo cambia en función de cómo lo ven las personas y si logramos alterar, aunque sólo sea un milímetro, la manera como miran la realidad, entonces podemos cambiarlo.” James Baldwin

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal