Errores y mentiras

Por: Antoni Gutiérrez-Rubí | 13 ago 2013

En el libro Els Mandarins, su autor −Rafael Nadal− recoge una afirmación de Mariano Rajoy refiriéndose a los ciclistas en las competiciones de élite: «A ver, si todos se dopan, ¿dónde está el problema? Al final, el que gana sigue siendo el mejor». Nadal es un periodista con una larga trayectoria profesional y estoy seguro de que no se arriesgaría a transcribir una demoledora frase así, si no fuera cierta. Con los meses, aquel pensamiento deportivo se ha convertido en algo más que una reflexión peligrosamente inconsciente e irresponsable. Se nos muestra como un síntoma o una revelación. Una manera de entender la vida. «¿Dónde está el problema?», se preguntaba el Presidente, «si todos se dopan»…

Esta banalización resulta preocupante. Tanto como el relativismo moral y político. Refleja aspectos de la personalidad del Presidente sin los cuales no podemos entender lo que ha pasado, lo que pasa… y lo que puede suceder. Probablemente, Mariano Rajoy sienta una profunda irritación al ver que quien le acusa ahora fue acusado −y condenado− en el pasado; quien le ataca, fue antes aliado; quien le traiciona, antes fue beneficiado. Es decir, puede sentir −en lo personal− que la confrontación política por el caso Bárcenas es farisea, torticera y desleal. Además de considerarla inoportuna y antipatriótica, acusando de ello gravemente a la oposición, en el pleno del pasado día 1 de agosto. Pero no se trata de lo que siente Rajoy… sino de lo que es. De lo que ha dicho y de lo que ha hecho. Y de la concordancia entre lo que piensa, dice y hace. Eso es la política democrática. O debería serlo.

Rajoy, que no había aceptado errores, los asumió hace pocos días: «me equivoque», dijo rotundo y liberando el corsé del innombrable con el que había −y habíamos− vivido estos largos meses. Pero mantuvo (y mantiene) que no ha cometido delito alguno: «no me voy a declarar culpable porque no tengo constancia alguna de que mi partido se haya financiado ilegalmente». No le consta. Es más, no es culpable… porque «no me considero culpable». Así lo dijo. Textual. He vuelto a releer su intervención. Y me sorprende que no proclamara clara y sencillamente, ni una sola vez, la contundente afirmación política: «no soy culpable» o «soy inocente». En cambio utilizó –ahora me doy cuenta de su posible importancia- la formula judicializada de «no me voy a declarar culpable» (hasta siete veces la utilizó, aunque en una de ellas precisara: «no me voy a declarar culpable porque no lo soy»).

Quizá la opción escogida forme parte de la deformación profesional del Presidente o, por el contrario, sea una calculada expresión de forma jurídica en un debate de fondo político. O bien un argumento adicional a la construcción del nervio central de su comparecencia: que en un estado de derecho todos somos inocentes hasta que no se demuestra (en los tribunales) lo contrario. En cualquier caso, no fue un desliz, ni un detalle menor. Todo lo contrario. Fue una decisión estratégica.

No soy jurista, pero me parece que no es lo mismo no declararse culpable que ser inocente. De la misma manera que, seguramente, no sentirse mentiroso, no es lo mismo que decir la verdad. Pero por lo que se va a juzgar −políticamente− al Presidente no es por su interiorización de sus propios actos y sus palabras. Ni tampoco se deben analizar desde la perspectiva de la psicolingüística, que afirma que el lenguaje es revelador de nuestra narrativa interna, de nuestro equilibrio emocional… Lo importante es lo que representan para los demás, políticamente. Y, en especial, cuando son dichas como afirmaciones en sede parlamentaria donde −cabe recordar− tienen eficacia probatoria en un proceso judicial.

Rajoy se equivocó. Cometió errores. Pero que las probables contradicciones entre lo que dijo en sede parlamentaria y lo que vamos conociendo estos días −en los medios de comunicación o en los juzgados− vuelvan a ser simples errores (con la gravedad o consecuencias de los mismos), o flagrantes mentiras, es lo que se va a dilucidar en las próximas semanas. Quizá, algunos errores puedan ser perdonados por los electores. Las mentiras, no. Ni por los electores, ni por la justicia. Se paga por ellas. Hemos pasado de escuchar su versión a examinar la verdad. Veremos cómo resisten ambas en permanente contraste. Esto no ha acabado. Empieza ahora.  

Hay 39 Comentarios

En el párrafo cuarto del artículo, el autor comienza con:"Quizá la opción escogida..." y lo termina con: "Fue una decisión estratégica". Pensamos que fue una decisión estratégica: siempre hemos pensado que los actuales creadores de marcos del PP son muy buenos. Ahora: con la demanda a O. López y la suma de la petición de demanda de Rubalcaba,pensamos que han cometido un error estratégico.

Me gustaría añadir que no creo que sea cierto que a los españoles no les interesa la política ni participar en ella. Más bien creo que el propio sistema les excluye, y lo hacen los mismos que les criminalizan cuando hacen un escrache o una manifestación. Y por lo visto últimamente también se quiere intentar lo mismo con los comentarios anónimos.
A día de hoy se tienen muchas certezas, entre ellas que hay una clase política que no es tal, sino qué se han aprovechado de ella para sus propios fines.
Por eso cuando alguien quiere poner tierra sobre ese asunto se tiene la seguridad de que ese "alguien" es parte interesada en el juego de repartirse el pastel.
A más comentarios a favor de tapar la corrupción y echar dudas sobre ella, más certeza de qué nos han estado tomando el pelo.

Visto lo visto se podría decir que se han estado repartiendo las ganancias los mismos de siempre, pero no por ello tiene que ser legítimo. Si escribimos una sola frase aceptando ese hecho estamos aceptándolo como un hecho irremediable y no lo es. Si la Monarquía y los jueces fueran como tienen que ser este gobierno y el PP con todos sus dirigentes estarían en la cárcel, o como mínimo desterrados de la política de este país para siempre.

Interesante artículo también por la introducción de algunas "seguridades" y "expansiones". Pasemos a las seguridades: Sr. articulista...¿una larga trayectoria profesional asegura la veracidad de la cita de una frase demoledora? Otra "seguridad ":"Los electores no perdonan las mentiras" Nosotros no nos lo creemos. Ni la justicia ... tampoco esa seguridad forma parte de nuestra visión de las actuaciones de algunos poderes.Pasemos a las expansiones: "...de lo que es" el sr. Rajoy es "lo que ha dicho y de lo que ha hecho"...sr. articulista... no ha escrito U. demasiado expansivamente?¿La banalización que acarrea ESA frase es suficiente para explicar toda la personalidad de Rajoy? Sr. Gutiérrez-Rubí.¿.U es todo lo que escribe y dice?Tampoco nos lo creemos.

Efectivamente así es como piensa gentuza de su calaña y catadura moral. Es como decir "si tidos robamos...."
Lo que pasa es que TODOS, no podemos robar porque no hay para tantos. Hay gente que se la pasa lampando y nunca llega a nada. Lo malo, siendo malo para la víctima no es solo que te quiten la radio del coche, lo malo es robar la electricidad. Y eso es cosa de los ladrones que no legislan para que la financiación de sus partidos sea ilegal. Ladrones si, pero tontos, nunca hemos dicho que sean los mafiosos estos.

El PP, cuyo presidente es Rajoy, quien ha formado parte de su máxima dirección desde los años 90, tiene 47 millones de euros (8.000 millones de pesetas) en Suiza, en cuentas opacas a nombre de uno de sus ex-tesoreros, dinero que procede de comisiones ilegales de empresas defraudadoras al Fisco. De esto estamos hablando. Todo lo demás es ruido.

Muy cierto, el lenguaje que se emplea no es inocente, como no lo es Rajoy al declarar simplemente que "no se va a declarar culpable". Ningún ladrón lo hace aunque lo pillen con las manos en la masa.

No estamos hablando aquí de las promesas electorales incumplidas, sino de su conocimiento e implicación en las cuentas del PP. No posible creer que no supiera nada.

En cuanto a pensar que una persona culta y con un alto conocimiento del derecho está libre de ser un mendaz es creer en las hadas.

Solo apunto otra posibilidad, ya que hoy estoy de buen rollo, pero eso no quita que se equivocó prometiendo lo que no podía cumplir.

Vamos a hablar bien de Rajoy: es un hombre culto, con principios, con dignidad y vergüenza, con una gran experiencia política, presidente de un gobierno, con una formación jurídica del más alto nivel etc.etc..... lo cual no cuadra en absoluto con alguien capaz de soportar la humillación, el descrédito y el ridículo que está haciendo. Tiene que haber una explicación para esta contradicción. Vamos ha buscarla. ¿ Podría ser que en su día Rajoy para evitar rescates y males mayores prometió a los verdaderos poderes ( lease FMI, BCE, Troika , Merkel, etc. etc ...) una linea de actuación que de no cumplirla sumiría a España en el más absoluto de los desastres económicos y no puede en conciencia incumplir dichas promesas so pena de asumir la responsabilidad de los males que acarrearía ? ¿ Son dichas promesas a dichas instituciones el " gran secreto" de Rajoy y su gobierno y no los papeles de Bárcenas ? ¿ Como puede aguantar este hombre lo que está aguantando si no es porque tiene las manos realmente atadas ?

Ha tenido que releer la intervención de Rajoy para escribir el artículo que debió hacer el primer día. Ahora sí creo que vimos y oímos el mismo debate.
Nunca es tarde.

Muy por encima de los intereses, desmanes y perversiones de un partido, muy por encima de la credibilidad de un gobierno o la confianza que pueda inspirarle a gente, están los intereses de un país. Ese es el norte. Nuestra línea de referencia. La falta de dimisión de Rajoy y que no se hayan iniciado los pasos para la ilegalización del PP, como partido claro deformante del orden político, establecen un estado de incertidumbre que se mantiene, prolonga y perjudica continuadamente nuestras expectativas y opciones, como país. Tanto el PRESIDENTE, con su descrédito e incompetencia como SU PARTIDO con la cloaca interna que todos sospechábamos y las que faltan por saberse, son un lastre demasiado pesado. Es imposible hacer un punto y aparte. O un borrón y cuenta nueva. Tampoco, la supuesta falta de opciones, debe ser un freno para los españoles. Hay que poner en marcha cambios profundos y democráticos. Sostenidos por todos nosotros. El primero de todos, que esta gente se vaya y dejen de ser un peso para los intereses del país. Deben dejar de existir en la vida institucional y en el avance de cada ciudadano.

perdón "empiece"

"A un mentiroso sólo lo cura un sordo" decía Gómez de la Serna en una de sus greguerías. Hace quince días que no oigo a Rajoy y ha sido toda una experiencia. Cuando regrese en Septiembre sólo quiero escuchar una noticia que empieze con un "El expresidente Rajoy....

Un saludo a todos....

"A un mentiroso sólo lo cura un sordo" decía Gómez de la Serna en una de sus greguerías. Hace quince días que no oigo a Rajoy y ha sido toda una experiencia. Cuando regrese en Septiembre sólo quiero escuchar una noticia que empieze con un "El expresidente Rajoy....

Un saludo a todos....

Una vez escuché, al sr. Rajoy afirmar que todo el mundo se equivoca, supongo que basta con reconocerlo de una forma contrita y esperar la absolución
Hagamos una anlogía con el dopaje, Como todos roban y se financian ilegalmente,, pongamos un mínimo y un máximo para considerarlo un delito..Al fin y al cabo no pasa nada si él no se siente culpable y además no tiene constancia, es la interiorización de la inocencia. Y todos los demás unos inocentes

No me importa, nada... Lo q digas lo q hagas... Vivan el sol, las playas, el esperpento! Responsabilidad? Movilizacion? Q es eso?

Pantomima patética de un pais inmoral...
Pasan las cosas y la gente las ignora... Como si no fuera con ellos...
Tribunales, jueces, mentirosos, cientos de miles de Euros... Altos cargos implicados... Pagos en negro... Donde dije digo, digo Diego... Siempre la misma letania...
La amnesia y la desidia parecen haberse arraigado en nuestro pais.
Q puede movilizar a la gente? Les roban, les mienten, les humillan y no dicen ni mu...
Sus abuelos, sus tios, sus primos siguen en las cunetas sin recibir ningun trato juridico... Como si no existieran...

Un edil lucense se permite decir q Franco mato con derecho a hacerlo...

A la vista de las cosas, en el caso de los espanoles, los demas les importan un bledo! Cada uno a la suya : Prefrentes, Deshaucios, Clausula suelo, mentiras, estafas politicas, partidos podridos... Cada uno con su cruz y nadie reacciona para decir q todo eso es el reflejo de lo mismo: la idiosincrasia del ibérico... Cada uno en su casa y q los caciques mangoneen!!!
Los espanoles movilizarian al mundo entero si su bienestar personal se viera afectado...
Pero cuando se trata del interés comun/de todos (qué es eso?)... La nada... El vacio...
Q hemos hecho los humanistas q defendemos valores universales para merecer la sentencia de nacer en un pais como este?

La palabra vergüenza ya no es suficiente para definir lo q siento por esta sociedad.
Asco seria, quizas, mas apropiiada, pero ni siquiera llega a definir mi sentimiento de malestar y de pavor frente a tanta indiferencia. Como si no fuera con ellos...

Una izquierda torticera q solo representa a individuos con intereses propios y turbios, como la sociedad espanola misma. Tan pringada esta de deshonra como los partidos...

Q nos queda si las instituciones estan podridas? Q nos queda si los partidos (aquellos q estan llamados a gobernar los destinos nuestros hijos y nietos) son unos delincuentes impresentables q juegan el reloj y ya ni se preocupan ni de demostrar q son inocentes?
Q nos queda si manejan la justicia, la politica y la coercion estatal?

Franco lo dejo todo atado y bien atado... Pero mas en las mentalidades y la moralidad de la gente q en el sistema.
Falla lo humano.
Teniamos otra oportunidad de entrar en el mundo con "panache" y lo hemos dejado todo en lo q siempre hemos sido...
Empecinados, ignorantes y, lo q mas duele, amnésicos sin moral.
Un espanol archi/super/mega mosqueado.

Mentir es de cobardes.

La próxima vez que uno de estos impresentables del gobierno nos intente colar en uno de sus muchos discursos conceptos como la Patria, España, o los españoles es para hacerles tragar entero el papel en el que lo llevan escrito...
Con eso creo que lo he dicho todo.
Tienen maneras de delincuentes, actúan como los delincuentes, luego son delincuentes. Si los politicos, los jueces y los ciudadanos honrados no hacemos nada para que esta lacra social acabe. Ellos acabaran con nosotros.
En realidad todo esto es consecuencia de una transición mal hecha. historicamente hemos tenido malos gobernantes, y peores Reyes. Y actualmente periódicamente los seguimos sufriendo y aguantando.
Conservamos demasiado poso rancio como para creer que en España la democracia está consolidada,

Qué razón tenía mi madre, los obreros nunca se hacen ricos. Que están en la política perdiendo dinero, já, cómo se puede ser tan impresentable. Yo trabajo por dinero, no por la cara bonita, nadie es un pardillo.
Vocación, éso que és?
Que nos han hecho creer que trabajan por el bien del país, perdiendo dinero, tiempo, familia, etc.
Pero qué han ganado estando en la política?
También nos lo podrían decir. No tengo en mis cuentas (por supuesto no en Suiza), no más de lo justo para pasar el mes. No tengo una casa con vistas ni con parcelas. Eso sí, la hipoteca está pagada, no me van a deshauciar.
Lo único que me queda pensar de ahora en adelante, es que cuando llegue mi jubilación después de toda una vida trabajando, no tendré una vitalicia, pero creo que tampoco mucho para poder estirarme, gracias a ellos.


Los que ya tenemos cierta edad nos creíamos que ya habíamos acabado con la España de "cortijo" y de "postguerra". !!Pardillos¡¡ Hemos sido unos pardillos. Nos han dejado jugar a la democracia representativa unos pocos añitos. Lo justo para confiarnos, para creer que también mandábamos, para codearnos con los de "siempre" en los sitios "bien", y para olvidar que somos "obreritos de limpio", pero ya con el alma vendida...
Y es aquí que vuelven "los de siempre" con sus prácticas de "siempre", y nos mojan la oreja al son de: "!!pardillos¡¡ , los que ganamos, ganamos siempre".

Al final va a tener razón Pepe Blanco respecto de que la ideología de Rajoy Mariano (y rimo...) es profundamente marxista; pero de Groucho Marx: "Estos son mis principios y si no les gustan tengo otros".

Y digo yo: qué podemos esperar de todos estos políticos que descaradamente están mintiendo, incluso ante un juez. O de otra forma, no recuerdo, no me consta. Esto es representativo de un gobierno y de unos políticos que manejan las riendas de nuestro país. Esamos seguros ante tanta desfachatez, porque si obran de tal manera ante un asunto que ya es público con datos suficientes para que la opinión publica tenga más o menos una idea de lo serio que es este asunto, qué pasa con el resto de los negocios de llevan entre manos. Este cameo de que los ciudadanos tengamos que mantener al país que se hunde, esta austeridad que nos imponen, los recortes en educación, sanidad, ayuda social, etc.
El desmantelamiento que estamos sufriendo del estado de bienestar, a quién beneficia.
Otra vez hemos visto a esos palmeros ante las puertas de la Audiencia Nacional, la cara de la Sra. Cospedal lo dice todo. Se ha salido con la suya?.
En fin vaya circo, como se rien en nuestra cara, con ese despotismo tan característico de ellos.

Tengo un hijo adolescente que es un desastre, revelde, vago, egoista, con acné, pero no miente así lo matén, le echa unos huevos a la verdad que para sí los querrian muchos, dice que le da alergia mentir, como padre me siento super tranquilo, ya madurará y será un tio de puta madre, en realidad ya lo es.

Pantomima patética de un pais inmoral...
Pasan las cosas y la gente las ignora... Como si no fuera con ellos...

La amnesia y la desidia parecen haberse arraigado en nuestro pais.
Q puede movilizar a la gente? Les roban, les mienten, les humillan y no dicen ni mu...
Sus abuelos, sus tios, sus primos siguen en las cunetas sin recibir ningun trato juridico... Como si no existieran...

Un edil lucense se permite decir q Franco mato con derecho a hacerlo...

A la vista de las cosas, en el caso de los espanoles, los demas les importan un bledo!
Movilizarian al mundo entero si su bienestar personal se viera afectado...
Pero cuando se trata del interés comun (qué es eso?)... Les importa un bledo...
Q hemos hecho los humanistas con valores universales para merecer la sentencia de nacer en un pais como este?

La palabra vergüenza ya no es suficiente para definir lo q siento por esta sociedad.
Asco seria, quizas, mas apropiiada, pero ni siquiera llega a definir mi sentimiento de malestar y de pavor frente a tanta indiferencia. Como si no fuera con ellos...

Nos comen el coco con ideologias y romanticismos decimonnicos, q dejaron de tener vigencia hace unos cuantos decenios... Una izquierda torticera q solo representa a individuos con intereses propios, como la sociedad espanola misma. Tan pringada de deshonra como los demas partidos...

Q nos queda si las instituciones estan podridas? Q nos queda si los partidos (aquellos q estan llamados a gobernar los destinos nuestros hijos y nietos) son unos delincuentes impresentables q juegan el reloj y ya ni se preocupan de mostrar q son inocentes?
Q nos queda si manejan la justicia, la politica y la coercicion estatal?

Franco lo dejo todo atado y bien atado... Pero mas en las mentalidades y la moralidad de la gente q en el sistema.
Falla lo humano.
Teniamos otra oportunidad de entrar en el mundo con "panache" y lo hemos dejado todo en lo q siempre hemos sido...
Empecinados, ignorantes y, lo q mas duele, amnésicos sin moral.
Un espanol archi/super/mega mosqueado.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Sobre el autor

es asesor de
comunicación y consultor político.
Profesor en los másters de comunicación
política de distintas universidades.
Autor, entre otros, de los libros: Políticas.
Mujeres protagonistas de un poder
diferenciado’ (2008), Filopolítica:
filosofía para la política (2011)
o La política vigilada (2011).
www.gutierrez-rubi.es

Sobre el blog

Hago mía esta cita: “Escribimos para cambiar el mundo (…). El mundo cambia en función de cómo lo ven las personas y si logramos alterar, aunque sólo sea un milímetro, la manera como miran la realidad, entonces podemos cambiarlo.” James Baldwin

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal