Frenando la inmigración no solo se frena a los inmigrantes

Por: | 30 de enero de 2015

AUTOR: ABDEL BELATTAR

6a00d8341bfb1653ef019103886431970c-550wi
Miembros de ACNUR reciben la documentación de una familia de refugiados. Foto: ©UNHCR/S. Baldwin

Día a día, los medios de comunicación nos bombardean con titulares sobre migrantes que llegan a costas y/o tierras españolas. Esta tormenta de noticias cambia radicalmente el sentido de este fenómeno, pasando de ser una migración por necesidad y por fuerza a una invasión. Este mensaje va tejiendo en la sociedad una fobia sobre las personas que llegan, y en suma, sobre las que ya están.

Pero la migración es un fenómeno complejo de entender, por lo que no se puede hacer un trato tan simplista y vejatorio de la misma. Esa complejidad se debe a su variedad:

  • Dentro del colectivo que emigra, hay una variedad de causas que les han hecho tomar la decisión de marcharse.
  • La mayor parte de los que llegan a España no lo hace por vía marítima o a través de las ciudades autónomas… La mayoría llega en avión.
  • Detrás de cada persona que quiere migrar, hay varios motivos, varias dificultades, varios problemas… Hay vidas que desconocemos totalmente.

Y, por último, no todo aquel que intenta llegar a España es un inmigrante; hay miles de exiliados que vienen para pedir asilo. Y hay que decir que España, como país firmante de la Convención sobre los Estatutos de los Refugiados de 1951 (más conocida como Convención de Ginebra) está incumpliendo gravemente este tratado internacional.

Voy a aclarar algunos conceptos sobre refugiado antes de seguir con el artículo:

  • Exiliado: Es toda aquella persona que se ha visto obligada a abandonar su país y refugiarse en otro porque se siente discriminada y, por lo tanto, perseguida por razones políticas, por su ideología, sexualidad, género, grupo étnico, nacionalidad, religión o pertenencia a cierto grupo social. 
  • Solicitante de asilo: Es toda persona que llega a un país y solicita el reconocimiento de la condición de refugiado, es decir, pide protección a causa de las razones que le hayan llevado a salir de su país, y cuya solicitud todavía no ha sido evaluada en forma definitiva
  • Refugiado: es un estatus jurídico que permite al exiliado residir en el país protector. El estatus es permanente y solo puede suspender si las causas que forzaron el asilo finalizan.
  • Inmigrante: aquella persona que sale de su país hacia otro en busca de unas condiciones de vida mejores.

Como hablábamos anteriormente, no darle la posibilidad de pedir asilo a un exiliado es una grave infracción ya que supone un abandono y vulneración de los derechos humanos y de los protocolos de la Convención antes mencionada, lo que significa, en pocas palabras, abandonarlos a su suerte. Y, ¿a dónde los lleva esa suerte? A una más que probable muerte. Cada año pierden la vida miles de personas en el mar Mediterráneo en su intento de llegar a las costas europeas. Este es un número mucho mayor del que nos llega por los medios de comunicación. El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para el Refugiado (ACNUR) estima que el número de refugiados muertos en lo que llevamos de año es de 4.272. “Unas 3.419 de ellas se han producido en el Mediterráneo, lo que la convierte en la ruta más mortífera de todas”, asegura la organización.

Lo que nos da Acnur son datos, sí, pero en realidad solo son estimaciones. Estas cifras de Acnur, de las autoridades nacionales y las ONG’s, sin embargo, no son absolutas. Siempre hay cuerpos que se pierden en la deriva de las mareas y que nunca llegan a ojos de tales organismos. Siempre hay datos que las autoridades no dan para no alarmar. Siempre hay nombres y personas que no aparecen en ninguna lista, personas olvidadas por las ONG’s, por las entidades internacionales, por las autoridades, por los medios,…por todos excepto por sus compañeros de viaje y por su familia.

Estos dos grupos afectivos son los que tienen en cuenta a las personas que toman la decisión de migrar, sea como migrantes o como refugiados. Quizá este trato de amistades y familia se diferencie del de organismos, autoridades y ONG’s en que los primeros los tratan como personas mientras que los segundos como inmigrantes. A veces, olvidamos que todos tenemos sentimientos, necesidades, preocupaciones, familia, problemas… pero todos somos iguales.

 

Quiero acabar el presente escrito con una cita de Shakespeare:

“Somos humanos ¿es que no tenemos ojos?

¿Acaso no tenemos manos, cuerpo, sentidos, afecto, pasiones?

Nutridos con la misma comida, heridos con las mismas armas, sujetos a las mismas enfermedades y curados con los mismos remedios, enfriados y calentados por el mismo invierno y verano.

Si nos herís ¿no sangramos? Si nos hacéis cosquillas ¿no nos reímos?

Si nos envenenáis ¿no nos morimos? Si nos ofendéis ¿no nos vengamos?”

 

Abdel Belattar es graduado en Educación Social y estudiante del máster internacional de migraciones de la Universidad de Valencia

Hay 2 Comentarios

buenas noches Lis, me parece interesante tu reflexión. Sobre el medio en el que llegan los migrantes es bien sabido que la mayoría llega en avión porque no todo inmigrante es africano o musulmán, no todo africano viene irregular (la forma de llegada en avión es mediante un visado de tránsito que les permite entrar en territorio español), no todo migrante que viene es pobre (la mayoría que viene es porque se lo puede permitir, la migración es carísima).
Y por último, no eres mal pensada, simplemente eres víctima de la fobia que han creado los bombradeos mediáticos ;)

Dejando aparte esa cita tan "peculiar" de Shakespeare, en referencia a la inmigración africana me parece que la mayor parte de la misma viene a través de patera, vía marítima, o por las ciudades de Ceuta y Melilla, el avión supongo que poco se lo pueden permitir debido al bajo nivel económico de los que entran en la península; sin embargo, con este tipo de inmigración hay veces que me viene algún pensamiento que podría tacharse de malo, me refiero a que sí, es cierto que la mayoría de estos inmigrantes suelen venir a la península en busca de mejores condiciones de vida o huyendo de problemas en su país, etc..., pero también pienso que puede ser la vía de entrada de posibles personas que puedan estar vinculadas a grupos terroristas que actúan en África, quizás soy un poco mal pensada.

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Migrados

Sobre el blog

España vista desde la mirada de quienes nacieron en otros países. Migrados es un blog de encuentros y desencuentros, de episodios cotidianos, de integración y de lucha por la supervivencia en un entorno extraño y, a veces, hostil. Es una ventana a las vidas de personas que se han quedado en una tierra donde la crisis ha convertido a sus propios ciudadanos en emigrantes. Coordinado por Lola Hierro.

Sobre el autor

Lola HierroLola Hierro. Periodista y viajera, está convencida de que su oficio debe entenderse como un servicio público. Cree que una de las obligaciones de los de su gremio es dar voz a los olvidados y a los débiles y, ante la duda, ponerse siempre del lado de las víctimas. Con Migrados quiere llamar la atención sobre un fenómeno social que no siempre recibe la atención que merece a través de las experiencias de héroes y heroínas cotidianos.

Quan Zhou WuQuan Zhou Wu. China de cara, pero andaluza de corazón. Quan es diseñadora gráfica y dibujante del cómic Gazpacho Agridulce. Nacida en Algeciras en el seno de una familia profundamente tradicional, lleva 24 años intentando alcanzar el perfecto equilibrio entre sus raíces orientales y un estilo de vida muy occidental. @Gazpacho_Agri

Abdel Abdelouahed BelattarAbdelouahed Belattar, Abdel. Es educador social y especialista en migraciones. Español de origen marroquí, él se ve de aquí de allá, o de los dos sitios a la vez. Su pasado le ha hecho tener una perspectiva diferente de las migraciones hasta el punto de estar decidido a investigar y demostrar que quienes emigran aportan mucho a la economía, a la política, a la cultura y a la sociedad, y que por ello tienen la llave para lograr un cambio social real.

Jean-Arsène YaoJean-Arsène Yao. Originario de Costa de Marfil, es Doctor en Historia de América por la Universidad de Alcalá (España), y titular de un Master en periodismo de agencia por la Universidad Rey Juan Carlos (España). En la actualidad combina su labor docente con actividades periodísticas.

Ernesto G. MachínErnesto G. Machín. Cubano de corazón y con raíces españolas, profesor, periodista y escritor. Proviene de una familia trabajadora, vivió la época dorada de la revolución cubana y un día se convirtió en aprendiz de viajero. Un día decidió contar su largo viaje por el mundo convencido de que sus crónicas ilustraran el dulce amargo de la emigración.

Julissa JáureguiJulissa Jáuregui. Madrileña de origen peruano, ha vivido más años en esta ciudad que en su natal Lima. Politóloga cuyo activismo le llevó a especializarse en cooperación internacional y migraciones. Escribir reportajes y crónicas narrando las historias de vida de los migrantes se ha convertido en una herramienta más de su reivindicación.

Sagar Prakash KhatnaniSagar Prakash Khatnani. Escritor español de origen indio, y autor del bestseller internacional “Amagi”. Ciudadano del mundo y convencido acérrimo de que la cultura ha de servir para derribar fronteras, diferencias y dogmas.

Otros autores

  • Shivan Khalil
  • John Ekow Ampan
  • Mercedes Rodríguez

Archivo

noviembre 2016

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30        

Recomendamos

Nube de tags

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal