Ir a Planeta Futuro
Mujeres

Humor grueso para los ginecólogos

Por: | 20 de septiembre de 2011

Va

La Sociedad Española de Obstetricia y Ginecología (SEGO) publica periódicamente en su revista electrónica unas viñetas de las que se encarga el doctor Javier Server Gozálbez, del Servicio de Ginecología del Hospital de Gandía. Si se atiende al nombre de dicha sección, consideran que lo que en ella se publica es humor. Y bajo ese epígrafe, Un toque de humor, se ve, por ejemplo, el dibujo de una mujer despampanante que no entiende cómo a otras dos, menos agraciadas, su médico no les hace las citologías tan frecuentemente como a ella. En otra de las viñetas aparece el cuerpo entrado en carnes de una señora en la vulnerable posición de una camilla ginecológica; el ginecólogo que la va a atender hace unos comentarios a sus colegas como si se fuera a enfrentar a una vaca en lugar de a una mujer. Las viñetas han levantado las críticas de algunas organizaciones como la de El Parto Es Nuestro, que lamenta que la SEGO de cabida a semejante humor en su revista.

Sin embargo, dicen, no les sorprende. Esta asociación, que ha colaborado con el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad en ocasiones, cuando se diseñaron protocolos para humanizar el parto en España, dice en su blog lo siguiente: "Sabemos que para muchos ginecólogos nuestros derechos, nuestras necesidades y el respeto por nuestros procesos fisiológicos están por debajo de sus prioridades. Sabemos también que no son todos; que existen excelentes profesionales que día a día trabajan por mejorar la atención a las mujeres. Por eso nos parece inadmisible que se publiquen tan grotescos dibujos con semejante desprecio".

Desde El Parto Es Nuestro, opinan que estas viñetas muestran una imagen femenina "basada en estereotipos machistas y misóginos. Se muestra a la mujer como un ser inferior, poco inteligente, de aspecto abandonado. Se ridiculiza a mujeres gordas, prostitutas, de avanzada edad o de bajo nivel socioeconómico y cultural". Tampoco parecen las viñetas muy de acuerdo con algunas recomendaciones de la OMS sobre los partos, para que estos sean lo más humanizados posible. En el protocolo que diseñó el ministerio con numerosos expertos de diversos hospitales y organizaciones se pedía que las intervenciones médicas en los partos fueran solo las precisas y siempre tras haber informado a la madre convenientemente. Este tipo de partos no parecen gustar mucho al doctor Server. En una de las viñetas presenta a dos mujeres llenas de dolor esperando el alumbramiento mientras un médico se toma unas copas y se fuma un cigarrro repantigando en un sillón. "Es nuestro experto internacional en parto no intervenido", se mofan dos sanitarios a su lado.

Algunas viñetas, solo hay que verlas, recuerdan un humor, si es que lo es, más propio de hace décadas que actual, desde luego. Y si no mueven a la risa, sí ejercen un poderoso efecto inmediato: se te quitan las ganas de volver al ginecólogo en toda tu vida. No puedes evitar verle reírse con sus colegotes en el bar minutos después de que una haya descolgado las piernas de ese sitio.

Hay 149 Comentarios

Hablas de este blog pero el ejemplo que pones en el que las feministas deberían haber defendido al hombre es un enlace al periódico El Mundo sobre una noticia ocurrida en México. Ya me podrás perdonar pero ni me siento cercana a la cultura mexicana para opinar, ni desde luego se me ocurre leer las noticias de El Mundo. En cuanto a los monólogos interpretados por mujeres, los que yo he escuchado suelen reírse de los estereotipos hombre/mujer y ellas tampoco salen muy bien paradas, se ríen también de ellas mismas, ¿notas la diferencia?. Y en cualquier caso se trata de chistes con bastante más gracia que estos, y hechos en un programa de entretenimiento, no en la revista de la Sociedad Española de Obstetricia y Ginecología, que se supone que representa a ese estamento médico, ¿no crees también que hay una "pequeña" diferencia?. Claro que queda mucho por hacer, sobre todo para conseguir que, aunque seamos diferentes, los hombres acepten que el lugar natural de la mujer está al lado del hombre, y no detrás o debajo, y que no se sientan heridos ni atacados por vernos ahí. Mientras tanto y a la vista de cosas como estas caricaturas supuestamente graciosas, queda patente que no es que haya algo podrido en el interior de los hombres, sino que algunos están enteramente podridos y a años luz de llegar a entender algún día a una mujer.

A mí, gracia lo que se dice gracia, no me hacen. Como los chistes de Jaimito.

Ahora, ni loco me pongo yo en el bando de esas feministas gritonas, hartas de decir que luchan por la igualdad, pero que por ejemplo en este blog, no han tenido el valor moral e intelectual de escribir una entrada defendiendo a los hombres del creciente sexismo que ellas mismas están fomentando.

Y miran que han tenido opciones: por ejemplo, hace unos meses unas funcionariAs de México, en las propias oficinas, contrataron a 2 o 3 strippers para que les hicieran el típico numerito.
http://www.elmundo.es/america/2011/07/15/noticias/1310714248.html

Por no hablar del 90% de monólogos interpretados por mujeres, de corte feminista y misándrico.

Pedís comprensión y respeto, cuando las feministas lleváis unos añitos creando estereotipos contra los hombres que antes no existían ¿Porque digo yo que tendrán maridos, hijos, hermanos, padres... no?

Tenéis razón en vuestra famosa frase de "todavía queda mucho por hacer". Si esa frase es cierta, en parte es por vuestra actitud contra los hombres. Algo se ha podrido en el interior de muchas mujeres.

Hay una manera accesible a toda mujer para empezar a acabar con ese tipo de chiste y ese tipo de consideración machista: elegir una ginecóloga. Quizá los protocolos que aplique sigan siendo los mismos protocolos anticuados de sus colegas varones pero la sensibilidad necesariamente será distinta... o empezará a cambiar más rápido

Si la verdad. No es algo que a primera, ni segunda, ni tercera vista parezca algo gracioso.
Pero al igual que es una ofensa que un médico de familia haga una parodia de las enfermedades de sus pacientes.

Pero... como dicen por ahí, afortunadamente hay muchísimos buenos profesionales, respetuosos, atentos y delicados en todo tipo de situaciones :)

Vergonzoso. Absolutamente vergonzoso

En estas viñetas el autor no se ríe de sí mismo ni de su profesión: se está riendo de las pacientes. Soy hombre, no soy feminista, pero me ofende igual. Aparte de ser un humor cutre y chabacano, es ofensivo, lleno de estereotipos anticuados y demuestra muy poca sensibilidad.
Si fuese mujer no querría ese ginecólogo (ni ese hospital) ni loca.

pues la viñeta de las mujeres en la sala de dilatación y el ginecólogo tumbado con copa y puro me ha hecho gracia porque explica de manera gráfica lo trogloditas que son algunos ginecólogos, que efectivamente siguen con los protocolos de hace mas de 30 años. Humor negro y grotesco? puede ser, pero no dejan de evidenciar sus carencias.
(A aquellas mujeres que sufrieron esos partos y que quedaron con las dichosas secuelas sólo puedo decirles que lo siento en el alma)

Vergonzoso! lo primero que me viene a la cabeza. Como mujer me siento ofendida y poco respetada. Mofarse de nuestra parte íntima, es insultante. Comparto con aquellas que dicen que cuesta ir al ginecólogo. Si vamos 1º por nosotras, nuestra salud, y 2º para prevenir contagios innecesarios a los que tanto se mofan de ello; es decir, al hombre.
Habría que preguntar a todos esos hombres y ginecólogos (porque antes que profesionales son personas) si no les cuesta entender esas cosas. Porque me imagino que ellos tendrán: mujer, novia, amigas, amante, etc... Pues que no se olviden que, de lo que tanto se ríen es con lo que tanto disfrutan; que a ellos también se les cae el pellejo. ¡INCRECÍBLE!

En realidad los ginecólogos se están riendo de si mismos, y se ridiculizan caricaturizándose. No es mucho más que eso. Ir al ginecólogo es necesario para cuidar la salud y no veo que tenga que ser tan terrible.

Me gustaría poner en contexto la queja de las asociaciones de mujeres sobre estas viñetas. Puede parecer falta de sentido de humor, etc… pero sin explicar el contexto, no se entiende la indignación de estos colectivos (o se entiende mal, como feministas trasnochadas sin sentido del humor). Me explico, y os ruego un poco de tiempo:

Imaginad que desde que el mundo es mundo, fuese normal que el 90% de las personas desarrollasen un pólipo en el intestino en algún momento de su vida, y que en ocasiones, fundamentalmente por falta de condiciones higiénicas básicas, los pacientes falleciesen. Imaginad que hace 50 años se decidiese por parte de los médicos que para extraer el pólipo, es mejor intervenir en cuanto aparece, rajar las paredes del intestino, y sacarlo, dejando secuelas, incontinencia, dolores, etc… pero todo eso, es mucho mejor que tener el pólipo, dicen los médicos: “os hemos salvado la vida”. Las personas operadas se consuelan pensando en que es mejor así, que esas secuelas son "normales", y que gracias a dios tenemos medicina moderna.

Ahora imaginad que los últimos avances y evidencias científicas a través de múltiples investigaciones, demuestran que el pólipo acabaría saliendo solo, como se ha hecho durante toda la vida, sin crear todas las complicaciones asociadas. Que solo un pequeño porcentaje necesita intervención, y siempre la mínima, y que gracias a los controles e higiene actuales, no suelen ofrecer las complicaciones de antaño. Profesionales y asociaciones que conocen estos descubirmientos intentarían cambiar la visión de los médicos que operan pólipos, pero la gran mayoría ignora estas evidencias científicas, endiosados por su profesión y “superioridad”, y se ríe de sus pacientes, con viñetas ofensivas sobre culos en pompa, cacas, lloricas a los que les duele cuando les rajan, incontinencia, fisuras anales… (para colmo, la mayoría de estas secuelas son derivadas de su mala praxis).

¿Se entiende mejor ahora el contexto? Los problemas derivados, por ejemplo, de los cortes en la vagina sistemáticos (se hacen en el 90% de los partos en España, frente al 13% en países nórdicos), crean que miles de mujeres sufran y callen en silencio, relaciones sexuales arruinadas, etc… Pero es un clamor silencioso, que pertenece a la parte privada. Es humillantes reconocer que te orinas encima con 30 años, que no puedes mantener relaciones… porque los médicos te han salvado la vida a ti y a tu bebé, y porque has tenido un parto “normal”, como el de todas ¿o no? los médicos saben lo que es mejor para ti ¿o no?, para eso han estudiado, blablabla…

Y en ese contexto, se publican estas viñetas. Las mujeres que han sufrido esto, y que se han informado a posteriori de que la atención a sus partos fue obsoleta, y totalmente desaconsejada, de repente “explotan”, y la gente de a pie, que desconoce esta realidad (entre ellas muchas mujeres que piensan que los partos "deben ser así de intervenidos"), se extraña de tanto “politicamente correctismo” y tan poco sentido del humor.

Espero haber ayudado a comprender mejor el tema, pues sin contexto, efectivamente denota falta de humor. Tampoco me gustaría converitr esto en una cuestión de género.

Reflexionen los hombres que creen que estas quejas van de feminazismo, qué pasaría por protocolo, para evitar un posible futuro cáncer de próstata, les diesen un tratamiento que los deja impotentes, y después se descubriese que no es necesario, pero doctores reacios al cambio lo siguen aplicando contínuamente, arruinando sus vidas, ignorando sus quejas, y además, mofándose en viñetas de su incontinencia urinaria o impotencia.

Para comprobar mis palabras, a quien le interese profundizar, y descubrir si se trata de una exageración, recomiendo visitar la página de la asociación “el parto es nuestro” y revisar la última literatura sobre la atención al parto normal. La OBSOLETA atención al parto en España (los protocolos hospitalarios que se aplican en la mayoría de hospitales son de los años 70), tiene gran parte de culpa de todas estas secuelas, y aún por encima los que las provocan SE CACHONDEAN. Ahora, si quieren seguir viviendo en Matrix, también seré sincera, es mucho más tranquilo y descansado pensar que lo que tenemos es lo correcto.

Pues he visto las viñetas, al menos las publicadas por El Parto Es Nuestro, no me ofende ni me resultan grotescas, simplemente son viñetas de humor y además creo que los que no salen muy bien parados son los propios ginecólogos, pero es mi punto de vista, uno más de los cientos aquí expuestos.

Si alguien no comprende qué problema tiene que la gaceta de una sociedad de profesionales médicos como la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) publique en su sección “Un toque de humor” las viñetas que aparecen en este documento: http://www.pdfdownload.org/pdf2html/view_online.php?url=http%3A%2F%2Felpartoesnuestro.files.wordpress.com%2F2011%2F09%2Frecopilacic3b3n-de-las-vic3b1etas.pdf, se lo explico en unos breves puntos:

1. Clasifican a las mujeres en tías buenas (y por tanto putas), gordas y feas, viejas y palurdas (o alguna combinación de estas categorías).

2. Desprenden y representan una actitud de asco hacia pacientes con determinados problemas médicos, asco proveniente de los propios profesionales que atienden a las pacientes en cuestión.

3. Harán gracia a aquellos doctores que se rían de sus pacientes al salir por la puerta (o peor, aún, al entrar).

4. Se cachondean de las directrices de la OMS en materia de parto respetado y de las mujeres que conocen sus derechos de paciente.

5. Insinúan que el virus del papiloma humano es cosa de “mujeres sueltas”.

6. Desprenden y representan que los ginecólogos se reconocen en el deseo de echar una mirada lasciva a las nalgas de sus pacientes (suponemos que sólo a las nalgas de las tías buenas-putas).

7. Desprenden y representan una misoginia rampante en una profesión médica que atiende exclusivamente a mujeres.

8. Inyectan inseguridad y temor en cualquier mujer que tenga que ir a la consulta de un ginecólogo o ginecóloga (no hay constancia de que ninguna se haya quejado de este atropello a la profesión y a las pacientes) por primera vez o por décima vez.

9. Atentan contra la dignidad de los seres humanos en general (cuando se atenta de este modo contra las mujeres, los perjudicados somos todos) y de las pacientes de ginecología y obstetricia en concreto.

10. No sólo representan la mente cutre salchichera de su creador, sino la pasividad y connivencia de todos los hombres y mujeres profesionales de la ginecología y la obstetricia miembros de la SEGO que hayan visto alguna de estas viñetas a lo largo de estos años y que no hayan puesto el grito en el cielo por ello.

11. Sesprenden y representan violencia institucional.

Termino con una nota positiva. Las viñetas publicadas en la sección “Un toque de humor” de la gaceta de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia indican que la ginecología y la obstetricia en España sufre de carcoma y hay que eliminarla. ¿Será esta la oportunidad?

Soy padre de tres niños. He atendido a todos los partos (y más de una visita intermedia) a ginecólogos y ginecólogas varias. No es una experiencia placentera y para mi esposa mucho menos, lo sé.

Las viñetas pueden ser desagradables (o no): cuestión de gustos. Pueden ser graciosas (o no): cuestión de gustos. Pero ¿Ofensivas? ¿Violentas? Por lo más sagrado, si de lo que están burlando es de los propios ginecólogos. Vagos, viejos verdes, insensibles.

Al final va a ser verdad que cada cual ve lo que quiere ver...

EL HUMOR ES TAMBIEN LO ABSURDO, LO EXAGERADO, LOA VASTO, LO SURREALISTA,ETC,ETC POR FAVOR NO NOS RADICALICEMOS PUES LLEGARA UN MOMENTO QUE PODREMOSN NI SIQUIERA OPINAR SIN TEMER LA CENSURA...ES SOLO HUMOR Y SI TE HACE SONREIR, BIENVENIDO SEA

La verdad es que ir al ginecologo y pensar q despues se rie de sus pacientes cuando sale de la consulta no da mucha confianza. La mayoria de los hombres no lo entienden porque no entienden el mal trago que supone para muchas mujeres ir al ginecologo. Solo digo, imaginaros que es una urologa y que se rie de un tio impotente o con algún defecto en sus partes, ¿entonces os pareceria bien ?

¿Y no será que para ser llamado humor debe tener un mínimo de GRACIA?. Lo malo de los que con la excusa de que no se quieren limitar por lo "políticamente correcto", se creen con derecho a criticar o ridiculizar cualquier cosa, es que cuando se trata de ellos se les suele acabar el sentido del humor. Se nota cuando alguien es capaz de reírse de sí mismo porque cuando bromea sobre un aspecto de otro lo hace con empatía, gracia y respeto, y estos chistes carecen de cualquiera de las tres cosas. Y permíteme que te saque de un error en el que incurre mucha gente: la libertad de expresión no permite decir cualquier cosa, sino que tiene ciertos límites; si no, no existirían los delitos y faltas de injurias, que se producen cuando una acción o expresión atentan especialmente a la dignidad de la persona. La libertad de expresión no te da derecho, por ejemplo, a que me llames hijo de puta porque sí cada vez que me encuentres por la calle. Encontrar donde están los límites de la libertad de expresión, cuándo se está atentando contra la dignidad del otro, es solo una cuestión de sentido común.

Qué desagradable, no le veo el sentido del humor. No me sale reírme, me sale enfadarme.

Y no será que el humor requiere ser visto con HUMOR? Que no tiene que ser políticamente correcto, que los chistes son malos (los hace un médico, no un humorista), que se ríen de (o ridiculizan como dice un comentario) también a ellos mismos... Dejad de ejercer la CENSURA en la forma de pensar de la gente, que parecéis una policía de ideas, una especie de Inquisición!!! A mí personalmente no me parecen de buen gusto, pero creo en la Libertad de expresión, incluso entre médicos, incluso si lo que expresan no me gusta.

Estas viñetas son ofensivas y denigrantes. Y aquí solo escriben una persona o dos, cambiando de nombre, para reventar este blog. Es una táctica muy extendida últimamente. Se han aburrido de su monólogo en las cavernas y entran a destrozar la comunicación en estos espacios. El objetivo es el abandono del blog por parte de usuarixs y articulistas. Casi siempre lo consiguen debido al nivel de violencia verbal y a lo machacón de sus comentarios. En fin... Gracias por informarnos sobre esta conducta vergonzosa, a mí, personalmente me ha repugnado, el autor de estas viñetas debería ser premiado con una sala de pacientes siempre vacía.

el único problema es que el humorista es malísimo.......pero no pasa nada, el chiste de FORGES del Eskup de hoy también es bastante burdo, amén de sexista y que ofende a la dignidad del hombre y lo publican en un periódico de tirada nacional como EL PAIS....

En una ocasión y, trás una revisión de control, me comentaba el ginecólogo el descenso de calcio en los huesos. Al pedirle qué podía hacer para evitar que siguieran debilitándose me contestó: "¿Y Vd. qué hace con las arrugas?" Me quedé sin palabras y , al salir, reaccioné y pensé que debía haberle dicho: " Y Usted cuando se le quede floja, si no la tiene ya, qué va a hacer? Es la naturaleza, ¿no? pero, seguro que no lo va a permitir y se pegará un buen chute de Viagra.

Lo peor de estas viñetas es que sí representan la mentalidad de buena parte de los ginecólogos de este país. tuve uno que hablaba de chichis, el que me atiende en la actualidad dijo un día de mucho trabajo que qué habría hecho él para estar siempre rodeado de mujeres... la verdad en España es muy difícil dar con un ginecólogo que dé la talla como profesional.
Que estas viñetas las publique una asociación profesional dice mucho de la altura profesional de estos médicos.

Doy por hecho que hay ginecólogos excelentes como profesionales y como personas, aunque estos chistes de mal gusto probablemente sean del agrado del alcalde de Valladolid y también ginecólogo, León de la Riva, famoso por lanzar a sus oponentes políticas femeninas frases como "morritos" o "a esa aún no la he visto el chocho". La SEGO destaca además por hacer pasar procesos naturales como la menopausia como si fueran una enfermedad para favorecer la venta de determinados productos farmacéuticos. La consideración y el respeto a las pacientes deberían ser la primera asignatura de cualquier especialidad médica..

La verdad es que los chistes son bastante tontos y vulgares, no pasan de ahí. Pero, ¿violencia machista y facha contra las mujeres? ¡Pardiez, cómo sacan las cosas de quicio algunos .! Os aconsejo, si me disculpáis, combatir esto con el mismo sistema: humor, a poco que os lo curréis podéis hacer chistes mejores.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre los autores

Tenemos diferentes puntos de vista, distintas edades, diversos perfiles. Somos un grupo de periodistas, especialistas y colaboradores coordinado por Isabel Valdés.

Libros

EL POSMACHO DESCONCERTADO

EL POSMACHO DESCONCERTADO

Ricardo de Querol

“Como quien dice, acabamos de salir de la cueva. No se borran de un plumazo milenios de reparto rígido de papeles, de trogloditas que salían de caza mientras ellas recolectaban y cuidaban de niños y ancianos, de bravos guerreros y abnegadas esposas, de amas de casa confinadas al hogar y hombres que acaparan toda la vida pública, de burkas de todo tipo, de dotes, de pruebas del pañuelo”. Las reflexiones del autor sobre la relación entre los sexos en el siglo XXI publicadas en el blog Mujeres, recopiladas en un libro electrónico. Puedes comprarlo en Amazon y en Google

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal