Ir a Planeta Futuro
Mujeres

Querida Asma el Asad, detén a tu marido el tirano

Por: | 25 de abril de 2012

 

Una dura carta en forma de vídeo circula en Internet. Las esposas de los embajadores alemán y británico ante la ONU son las impulsoras de un emotivo llamamiento a Asma el Asad, la esposa del tirano sirio, para que influya ante su marido y ponga fin al baño de sangre que desde hace trece meses se ha desatado en el país y que se debe, fundamentalmente, a la inclemente represión de las protestas que lleva a cabo el gobierno.

La elección de la destinataria de esta carta-vídeo no es baladí. Mientras el país se desangra acallando a sangre y fuego su abortada primavera árabe, esta primera dama de 36 años educada en Londres se ha dedicado a comprar artículos de lujo por Internet y a mantener un silencio cómplice con su marido que contrasta con aquellas entrevistas y discursos en los que, en un inglés impecable, decía sentir como propios los sufrimientos de sus conciudadanos y abogaba, en genérico, por la paz. La UE ya ha decidido cerrar sus fronteras a los Asad para que, al menos, no colmen sus lujosas apetencias con artículos europeos y Suiza acaba de introducir a Asma el Asad en su lista negra.

Asma

La alemana Huberta von Voss-Witting y la británica Sheila Lyall Grant han utilizado para su carta-vídeo el mismo contraste que ha escandalizado a la sociedad al saber que mientras 9.000 sirios morían y otros 30.000 tenían que huir, ella se compraba zapatos de 5.000 euros el par y otros caros caprichos, como han puesto de manifiesto los correos inteceptados de esta primera dama. "Algunas mujeres cuidan de su aspecto", dice la carta sobre la imagen de una bella y estilosa Asma. "Otras mujeres cuidan a su gente", continúa la frase sobre imágenes de una mujer cuidando a niños en lo que parece un orfanato. "Algunas mujeres luchan por su imagen y otras, por sobrevivir", sigue el vídeo con terribles imágenes de víctimas, entre ellas, las de muchos niños heridos o asesinados.

Las esposas de ambos embajadores dicen que su iniciativa se ha realizado a título particular, pero diversos medios de comunicación se han hecho eco de ella y el vídeo ya ha sobrepasado las 270.000 visitas en youtube. La embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Susan Rice, presidenta de turno del Consejo de Seguridad, ha aplaudido el vídeo y ha peleado por el envío de cascos azules para que verifiquen el alto el fuego decretado el pasado 12 de abril. Un alto el fuego que no ha logrado frenar la violencia en el país. Según La Monde, 230 civiles han muerto desde entonces. Solo este lunes se han registrado 34 muertos en el país, según noticias de agencia. 

Se trata de una iniciativa extraordinaria por su rareza. Las mujeres de los embajadores, como la de tantos políticos y diplomáticos, apenas si tienen reservado para ellas un papel protocolario. Las autoras del vídeo apelan a los sentimientos maternales de Asma el Asad, lo que, inevitablemente, lleva implícito un mensaje tradicional respecto al papel de la mujer.

Lo que parece evidente es que ni las embajadoras se han limitado al papel pasivo que parece estarles encomendado ni la primera dama de Siria podrá seguir interpretando el rol que había asumido tan alegremente públicamente hasta ahora.

(Foto: Luis Sevillano)

Hay 9 Comentarios

También podían estas desenvueltas esposas. ya que están, escribir a los países capitalistas para que detengan la sangría que el hambre y la precariedad de medicamentos y demás elementos esenciales para la vida, están provocando, por ejemplo, en África.

"Las autoras del vídeo apelan a los sentimientos maternales de Asma el Asad, lo que, inevitablemente, lleva implícito un mensaje tradicional respecto al papel de la mujer."
Efectivamente. Si queremos la igualdad, la igualdad para todo. Asma el Asad no es mejor que su esposo. Las mujeres no son mejores que los hombres. Ojalá sea tratada igual que él cuando todo esto acabe. Como la compañera de cualquier otro tirano.


Syria's First Lady on Gaza


http://www.youtube.com/watch?v=A0nASbOg3B8

La billetera todo lo puede. http://www.estamosjodidos.com

Nely: el placer que ofrecen los privilegios y el poder no solo engancha a "ciertas" mujeres, engancha a muchas mujeres, al igual que a muchos hombres. Si detrás de cada gran hombre hay una gran mujer (a veces sorprendida), ya puedes imaginar que detrás de cada tirano sanguinario hay otra mujer sanguinaria (pero que en lugar de mancharse las manos personalmente, se beneficia de las atrocidades de él).

Por supuesto, las mujeres de esos embjadores callan como putas ante las violaciones a mujeres que se cometen en Libia por parte de los milicianos que derrocaron a Gadafi. Callan ante la Ley islámica que impera en Libia, enemiga de la humanidad y sobre todo de las mujeres. Callan porque sus maridos representan a paises que impusieron por la fuerza un régimen bárbaro como el actual en Libia, todo por el petróleo y los ricos yacimientos de gas. Cuántas mujeres murieron bajo los bombardeos de la aviación británica sobre las ciudades libias??? Pero como callan estas farsantes¡¡¡

Que tristeza que la belleza de ésta sra. se quede en la apariencia.

http://nelygarcia.wordpress.com. El placer que ofrecen los privilegios y el poder, también engancha a ciertas mujeres, que prefieren cerrar los ojos para no ver las atrocidades y abusos que producen.

Las mujeres de los embajadores pueden escribir lo q quieran pero no representan a nadie, excepto a ellas mismas, faltaría. Supongo q igual q el marido de cualquier embajadora. Por lo q respecta a Asma, no creo q el sanguinario marido q tiene le haga mucho caso, aunque, eso sí, ella ya sabía con quien se casaba... no había mas q mirar a su padre. Ella deberá tb pagar ante su pueblo por vivir como marajás mientras su país sufre... y ya son dècadas.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre los autores

Tenemos diferentes puntos de vista, distintas edades, diversos perfiles. Somos un grupo de periodistas, especialistas y colaboradores coordinado por Isabel Valdés.

Libros

EL POSMACHO DESCONCERTADO

EL POSMACHO DESCONCERTADO

Ricardo de Querol

“Como quien dice, acabamos de salir de la cueva. No se borran de un plumazo milenios de reparto rígido de papeles, de trogloditas que salían de caza mientras ellas recolectaban y cuidaban de niños y ancianos, de bravos guerreros y abnegadas esposas, de amas de casa confinadas al hogar y hombres que acaparan toda la vida pública, de burkas de todo tipo, de dotes, de pruebas del pañuelo”. Las reflexiones del autor sobre la relación entre los sexos en el siglo XXI publicadas en el blog Mujeres, recopiladas en un libro electrónico. Puedes comprarlo en Amazon y en Google

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal