Las emociones de Arantxa

Por: | 06 de junio de 2012

Pzitf sanchez 12par hm2Dice que ha estado a punto de llorar. Viene vestida con un vestido blanco con cola. Se declara emocionada. Arantxa Sánchez Vicario, la mejor tenista española de todos los tiempos, acude como invitada de honor a la gala de la Federación Internacional de tenis, que le entrega el premio Philippe Chatrier, su más alta distinción, “por su compromiso con España”. La ex número uno, cuatro veces campeona de torneos grandes y cinco de la Copa Federación, es homenajeada por ser la tenista que más veces se ha impuesto en la competición por equipos, además de la que más partidos ha vencido (72 por 28 derrotas).

“Gané aquí (en París) mi primer Grand Slam con 17 años”, recordó la ex tenista, fotografiada por Paul Zimmer. “(…) Quiero darle las gracias a todos los que han considerado que mi carrera ha merecido este reconocimiento (…) No puedo olvidarme de aquellos que me han hecho sentir que todo el esfuerzo merecía la pena. La gran familia del deporte me ha dado todo lo que una deportista podría soñar (…). Muchas gracias a todos por hacerme sentir como una jugadora, pero también como una persona que se merece ser parte del grupo de jugadores que han recibido este premio”.

Si las estadísticas de los éxitos retratan a una competidora de acero, sus palabras, pronunciadas en inglés, describen a la mujer. Son días complejos para los Sánchez Vicario y Arantxa habla mientras desde una mesa le observa su marido repasando unas notas.

Antes del discurso ha empezado el baile de los vinos tintos franceses, la danza de los filetes de ternera, el ballet del caramelo caliente que derrite en los postres las láminas de chocolate. El serbio Novak Djokovic recibe su premio al mejor tenista de 2011 vestido con un chándal y disculpándose por ello, ya que la invitación solicitaba pajarita o corbata, imprescindible el chaqué. Los gemelos Bryan, quizás los mejores doblistas de la historia, bromean sobre el escenario, embutidos en sus trajes negros. Dicen que si uno de ellos compite con Serena Williams en el dobles mixto de los Juegos de 2012 cambiarán su tradicional forma de celebrar los puntos: “Del choque de pecho al choque de culos”. Ríe el público. Sonríe el bebé de uno de los hermanos, ataviado con una diadema estilo años 20. Arantxa se prepara: pronto va a subir al escenario, y está emocionada.  

Hay 2 Comentarios

Parece que después de tanta pataleta con lo del dopaje, los franceses se han dado cuenta de que estaban quedando como el cul0, y ahora intentan limpiar un poco su imagen adulando a Arantxa.

Pues parece superada la escabrosa trapisonda familiar, igual hasta le vino bien, y saco partido, me parece bien. Lo peor sera luego el duelo, pero esa sera otra historia. Que suerte haber vivido del deporte, no hay carrera mas grata...

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Ojo de halcón

Sobre el blog

Un ojo de halcón para mirar al tenis, compartir historias y hablar sobre un deporte que de enero a diciembre inunda la libreta de héroes, villanos, partidos y detalles.

Sobre el autor

Juan José Mateo

es master en periodismo por la Universidad Autónoma de Madrid / El País, redactor de la sección de deportes y cubre los Grand Slam.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal