Sobre el autor

(Madrid, 1946) fue redactor
jefe de Diario 16, subdirector de Informaciones y
corresponsal de EFE en La Habana. En 1983
se incorpora a EL PAÍS como jefe de Edición,
donde fue redactor jefe y subdirector. En 1989
se incorpora como director de los Servicios
Informativos a Canal+. En 1995 vuelve a
El País como director adjunto.
Desde setiembre de 2005 hasta
noviembre de 2009 fue director
de los Informativos Cuatro y de CNN+.

Sobre el blog

El catavenenos probaba la comida para sus señores, fueran Agripina o cualquiera de los Borgia, y les informaba: ojo, aquí puede haber cicuta (o cianuro, o belladona). El autor asume esta profesión de riesgo y se sumerge en lo más profundo de la derecha española, tan vociferante y venenosa. Pero a la vista de que esas fuerzas ya han alcanzado sus objetivos, ha decidido rebajar la universalidad de la prueba y concentrarse en unas catas selectivas: unas aquí, otras allá. Cree que es justo que su trabajo, tan severo hasta ahora, se haga más reposado. Como el buen tequila. Mismos grados y fortaleza… pero un poco de sosiego.

Nuevo libro

¿Para qué servimos los periodistas? (hoy)¿Para qué servimos los periodistas? (hoy) (Editorial: Libros de la Catarata). En un momento en el que los despidos, los cierres y las pérdidas económicas en los medios de comunicación están llegando a cifras más que alarmantes y en el que la consideración social sobre los periodistas no es precisamente alta, José María Izquierdo reflexiona en este ensayo sobre la necesidad del oficio de contar y las muchas razones que justifican su existencia.

Leandro, el fantasma de la MoncloaLeandro, el fantasma de la Moncloa. Con ilustraciones de Fernando Vicente. (Editorial: La Hoja del Monte). "Leandro, narrador de estas historias monclovitas (...) es observador, perspicaz, irónico y a veces malvado. Gracias a su agudeza, no solo comprendemos la psicología de Rajoy, sino la de todos los que pasan por su despacho, sean ministros o visitantes ocasionales". Del prólogo de Juan José Millás.

Historias de José KHistorias de José K (EL PAÍS Selección). Un sórdido panorama de corrupciones y desvergüenzas bajo la mirada de un peculiar jubilado de Chamberí que pierde la compostura cuando el veneno de la política revuelve su estómago.

Fuego amigo o cuando Rajoy era el más inútil entre todos los inútiles Fuego amigo o cuando Rajoy era el más inútil entre todos los inútiles (EL PAÍS Selección). Mediocre, perdedor, zombi, maricomplejines mariacomodado, antropófago político, avieso, falso o tiranuelo fueron algunos de los calificativos que dedicaron a Mariano Rajoy sus hoy propagandistas, Anson, Jiménez Losantos o Pedro José Ramírez.

Otros: Las mil frases más feroces de la derecha de la caverna (Aguilar). Los cornetas del apocalipsis (Ilustraciones de Tomás Ondarra). Elogio del panfleto y reivindicación de la demagogia. Historias de José K. Ilustraciones de El Roto. Editorial La hoja del monte

01 mar 2011

Ande emir, suéltese un óbolo

Por: José María Izquierdo

20110301elpepinac_1_Ies_LCO Pasea Zapatero por ahí como un zarrapastroso, pidiendo unas limosnillas a todo emir que se encuentra por el camino. Tal que está en Catar y al baranda de allí se le caen 3.000 millones de la túnica, pues a la buchaca. Bienvenida sea la propina, que andamos escasos de efectivo y cualquier cosilla nos viene bien. Hasta vamos a tener que ir andando por las autovías, aquél que carezca de montura, semoviente o, al menos, bicicleta. Porque ya les advierto que hoy los alegres chicos del coro han vuelto, tras el cortísimo paréntesis del lunes, con la matraca de los 110, que andan hechos un lío. Porque si la medida no va a servir para nada, porque esa bajada de 10 kilómetros es una nimiedad, digo yo que entonces por qué nos enfadamos tanto. Vamos, que si nada ahorrará será porque nada molestará. De cajón. Pues nada, tontunas sobre tontunas. Por ejemplo, Fernando Alonso: "A 110 kilómetros por hora incluso es difícil mantenerse despierto". También ha dicho que podría generar problemas de congestión si todos los coches viajan a la misma velocidad. Hay que leer el razonamiento varias veces, porque la cosa tiene su aquél. Y hasta ha ganado campeonatos mundiales. Habrá sido en silencio.

Y hoy voy a escribir menos. El cálculo de probabilidades indica que a menos palabras menos errores. Que vaya noche la de ayer…

En La Razón, amplio despliegue, que han tenido en casa a Juan Rosell, el presidente de la CEOE. En portada, vaya usted a saber por qué, hay gran foto del patrón de patrones junto a Alfonso Ussía, y ambos riéndose muchísimo. Se ruega a quien tenga información de por qué está Ussía en la portada se la haga llegar al catavenenos. No es por nada. Por hacer cultura. Algunas frases de Rosell en la primera: “Los políticos tienen que ser menos y mejor pagados” es el titular grande. Otros: “Estamos sobregobernados”, “No queda más remedio que gastar menos y gastar mejor”, y “Queremos convencer a los jóvenes de que sean empresarios para salir de la crisis”. Que no es que estén mal, no, pero vamos, cohetes, pocos… Los comentaristas, hoy, ni fu ni fa. Ignacio Villa pues eso, qué les voy a decir, como siempre está Ignacio Villa. Ussía glosa en su columna una frase de Patxi López, y dice que “todo el mundo tiene derecho a soltar de cuando en cuando una gilipollez”. No sé si lo dirá por alguien más, la verdad… Cefas se queja de los 110, como Carmen Gurruchaga o J.A. Gundín. Sosos, ya les digo, en comparación con lo que leerán después.

El Mundo dedica gran espacio en primera a Libia y algo menos a los ERE de Andalucía. Luis María Anson se divierte ante la sucesión -¿decimos posible?- de Zapatero con las bromas de colegial rijoso, a sus años, que tanto le gustan: “En todo caso, los zapaterólogos más solventes están desconcertados. Nadie es capaz de prever las ocurrencias del sol rojo que calienta los corazones de Maleni y Bibiana, de Leire y Elena. Incluso podría dejar el Gobierno e imponer en la presidencia hasta las elecciones a Carmina para estimular la propaganda en torno a su favorita. El tiempo enmaraña los caminos y los socialistas más serios creen que si no se acota ya el desastre zapatético, tendremos Partido Popular para veinte años”. Pero llega Salvador Sostres y la cosa se pone seria, que hoy le da por comparar al Jorge VI del oscarizado El discurso del Rey con esta España que, desolado, contempla con melancolía: “El discurso del rey es el retrato de una época en que grandes hombres tenían sed de gloria y se esforzaron por conseguirla hasta dar su última medida de devoción. La Historia escribió entonces algunas de sus mejores páginas. Hoy España vive sus horas más bajas porque incluso los que no son tartamudos intentan parecerlo porque igualarse con el más zafio es su idea de liderazgo". Coincido: un país en el que un periódico de alcance nacional da la manija de la opinión política a Salvador Sostres es que está, efectivamente, en sus horas más bajas.

Y vamos ahora a adentrarnos en un territorio viscoso. ¿A ustedes les parece mal que los presidentes de Gobierno o Jefes de Estado viajen a otros países y consigan inversiones para las empresas españolas? ¿No es lo común, lo natural, lo que hicieron Suárez, González, Aznar y, por supuesto, el Rey? Pues ya verán que no, que la cosa tiene bemoles, viniendo, además, de donde viene. Por ejemplo, de Abc: “Óbolo para las Cajas”, titula en primera página con una gran foto de Zapatero con el emir de Catar (empleo la grafía que ha fijado El País pero respeto la elegida por otros medios). Añade que “Qatar invertirá 2.700 millones en empresas tecnológicas españolas y 300 millones en recapitalizar las cajas”. Les voy a señalar algunos sinónimos de óbolo: donativo, dádiva, caridad, limosna… ¿Verdad que es un título feo, que deja traslucir una posición española de miseria, representada por un indigente llamado Zapatero? Pero Libertad Digital irrumpe con poderío en este lance del príncipe y el mendigo. Atentos: “Valiéndose de su condición de primer ministro del Gobierno de España está ejerciendo de algo parecido a un representante de comercio de sus empresas afines. El clásico capitalismo de amigotes al que el ‘rojo’ Zapatero y los suyos son tan aficionados”. Debe ir la cosa, se supone, porque en Catar está trabajando Mediapro, la empresa de Jaume Roures, con vistas al Mundial de Fútbol. Y sigue: “En unos días se sabrá a dónde va el dinero qatarí y se podrán pedir las responsabilidades pertinentes. Por de pronto sólo cabe desconfiar y prepararse para una cacicada antológica, esta vez internacional y con 3.000 millones de euros de por medio”. Pues nada, estaremos atentos. Emilio Campmany amplía objetivo y tanto le da a Zapatero como al Rey: “Debería haber sido el Rey quien presidiera el funeral de los cinco militares españoles fallecidos durante un ejercicio de desactivación de explosivos, que ha tenido lugar este domingo. Sin embargo, Su Majestad no estuvo y, por lo tanto, no pudo consolar a las familias, no pudo imponer las medallas ni saludar marcialmente el paso de los féretros. ¿Por qué? Pues porque el Rey estaba este sábado asistiendo al desfile militar organizado por el emir de Kuwait (…) ¿Era indispensable su presencia allí? No lo parece”. A por el segundo: “Por otra parte, Zapatero, nada más terminar el acto castrense, se marcha a Qatar y a Emiratos Árabes Unidos a estrechar lazos económicos. Luego, visitará Túnez, se supone que para enseñarles a los tunecinos democracia de la fetén, de la que gasta el PSOE, de esa que le permite ser amigo del dictador del que se acaban de librar y de otros tan autoritarios como él”. Seguro que ambos viajes se producen por motivos miserables: “Yo no sé si lo que estamos haciendo es colocar deuda en el Golfo habida cuenta de los miles de millones de euros que vamos a tener que sacar al mercado en las próximas semanas o si estaremos pasando la hucha por todo el Golfo a ver si nos dan alguna propina nuestros amigos, los dictadores árabes”.

Pero Abc trae más cosas hoy. Un largo y solemne artículo de José María Carrascal, que se titula, ahí es nada, “Quo vadis, izquierda?”. Gran análisis político que llega a decir cosas como “no tengo más remedio que añadir algo que puede extrañar a más de uno: la izquierda sigue siendo necesaria para el buen funcionamiento de un país”. No sé por qué, ya ven, una tontería, pero ha sido leer a Carrascal que necesita a la izquierda y entrarme una depresión de caballo, ahora sí que estamos derrotados, agotados, fundidos. O sea, ¿Quo vadis, izquierda? Ignacio camacho, por su parte, destaca la finura de El discurso del Rey con la zafiedad del cine español, que si rojos, que si fusiles. Quizá sea, ya ven, porque aquí hubo una guerra civil. Es feo recordarlo, pero claro, si se ponen así de finos...

Hermann Tertsch tiene menos melindres. ¡Qué les voy a contar a ustedes de cómo son los melindres de Tertsch! Hoy vamos en largo, que se lo merece. Dice que los argumentos para defender las decisiones del Gobierrno son solo “sinsorgadas que ahora oímos a favor de la reducción de la velocidad en carreteras, la represión de nuestra lengua o la persecución del fumador y de la propiedad privada de los establecimientos. Pronto oiremos otras para justificar leyes como la de ‘Igualdad de trato’, atentado capital contra el Estado de Derecho que prepara el Gobierno para dotarse de manos libres en implacable injerencia de las conductas ciudadanas, vidas privadas y relaciones personales”. Pero advierte, váyanse preparando que esto apenas si ha sido un aperitivo, una banderilla, un pinchito de tortilla ante la que se nos avecina: “Todo lo que hemos visto en intervención coercitiva en nuestras vidas empalidece ante los planes del Ejecutivo para desactivar toda autodefensa del ciudadano ante la voluntad impositiva del poder”. Así que átense los cinturones que vienen curvas, que aun a 110 presentan no pocos peligros: “El Gran Timonel y su tropa no han dejado nunca lugar a dudas sobre su voluntad de permanencia (…) Zapatero llegó con la intención de quedarse y de abolir, si no ‘de iure’, sí ‘de facto’, la alternancia política en España. Por medio de alianzas frentepopulistas y la destrucción de la oposición (…) Las medidas adoptadas y las ya anunciadas tienen por objeto imponer en el país un virtual estado de excepción. El Gobierno, erigido en único intérprete de los intereses colectivos, adopta medidas extraordinarias, provisionales o no. Todas tienden a cercenar las libertades individuales, sirven para combatir a la oposición con las armas del Estado y otorgan discrecionalidad a la acción de gobernar”. Todo era malo pero faltaba la peste: “Ajenos a todo escrúpulo, tienen quince meses de manos libres, pánico y obsesión por impedir que se les hundan el proyecto y el acomodo. Lo harán ‘como sea’ o ‘cueste lo que cueste’”. Lo pueden recortar para obligar a los niños a irse a la cama o, caso de resistirse, avisar a los socialistas.

Pero no todos son tan serios. O sí, que ya no sé ni distinguir y quería mostrarles dos verbigracias en torno a la limitación de velocidad. Una es de ese diputado del PP por Palencia que de manera tan obsecuente y garbosa solía llevar el maletín a Mayor Oreja, no se moleste usted, don Jaime. Dice así Ignacio Cosidó en Libertad Digital“La peligrosa combinación de la incapacidad económica de este Gobierno y su afán intervencionista puede conducirnos en un futuro próximo a un racionamiento energético más propio de la Cuba comunista que de un país de la Unión Europea. Los siete años de Zapatero en el poder han hecho retroceder a España décadas de progreso económico y social. El número de peticiones de alimentos a las organizaciones humanitarias se han multiplicado en los dos últimos años. Los hurtos en los supermercados se han disparado (…) Zapatero va a dejar en España una herencia de miseria desconocida desde hace al menos medio siglo”. Unas migajas para Cosidó, por favor, que desfallece y será cosa de la hambruna...

Pero lo grave, grave de verdad, es esta dictadura soviética que no nos deja ni respirar, como cualquiera puede apreciar en las calles y plazas desérticas de España. Así lo ve José Carlos Rodríguez, uno de los habituales cachorros liberales, pero que muy liberales, de la absolutamente liberal Libertad Digital: “Para los socialistas, tomarse una hamburguesa acompañada de un buen vino, con el humo intercalado del tabaco y en un chiringuito es poco menos que un acto de rebeldía sancionable con largos años de cárcel”. Lo que dice Rodríguez: “Ir a 120 por hora es una temeridad de lo más reaccionario, pero no permitirán que vayamos ni a 40 si es para llevar a nuestros hijos a un colegio en el que haya crucifijos”.

Irrespirable, oigan, un ambiente irrespirable de esta tiranía que nos tiene a todos acogotados.

Y además, sin poder decir nada.

Hay 152 Comentarios

Excelente puesta en escena. Les voy a poner otra de manera muy abreviada, la de película «Inherit the wind». Usted, Ken-almi actúa de fiscal de la filosofía del círculo hermenéutico (vicioso), que es hoy algo así como la teoría de los creacionistas en la película, y yo defiendo la teoría de la evolución de la filosofía en pro de la ciencia (la teoría de Darwin, en la película, prohibida en el pueblo de Hillsboro) El fiscal ken-almi (en la película son, de hecho, dos los fiscales) dice en su alegato, dirigiéndose al público y jurado: «De hecho creo que nos va a unir más no sólo a nosotros sino a todos los habituales de este santo blog (jurado)... como poco, como poco, en la cabeza de alguno -que aún sigue como Don Errequeerre- de forma indeleble» -Este soy yo- »No creo que queden aquí sus fantasmas, si no tiempo al tiempo». Al final el jurado condena la enseñanza de la teoría de la evolución ( de la filosofía pro de la ciencia). Al final, el jurado declara culpable al profesor que pretendía enseñar la teoría de la evolución a los jóvenes escolares... El juez, al dictar, sentencia, dada la presencia de periodistas de todo el país, condena al reo a una multa de 100 dolares. Más tarde, el abogado defensor, hablando con un periodista que le felicita, dice que no se siente satisfecho porque como dice la Biblia: «Aquel que causa problemas en su casa hereda el viento». Los blogueros saben lo que pasó con la teoría de Darwin. Zapatero, siglos después de la Biblia, dirá que «la Tierra es del viento».

Kenneichdich, por supuesto que no empaña nada, ¡faltaría más!
De hecho creo que nos va a unir más no sólo a nosotros sino a todos los habituales de este santo blog... como poco, como poco, en la cabeza de alguno -que aún sigue como Don Errequeerre- de forma indeleble. No creo que queden aquí sus fantasmas, si no tiempo al tiempo.
Un saludo, Alter alter ego.

Creo que para entablar cualquier conversación, hasta con uno mismo, hay que empezar con un poco de humildad, pues si uno se cree, ya antes, superior a su interlocutor, la verdad es mejor no abrir la boca.
 

En concreto, estos dos entes, junto a otros muchos mas del blog, a los que creo conocer, porque los leo siempre, no les veo yo que se las den de nada, al contrario, desbordan conocimiento, que nos regalan sin pedir nada, ni siquiera nuestro agradecimiento.
 

Yo casi ni quiero entrar en sus discusiones sobre casi cualquier tema, no vaya a ser que se rompa algo mágico. Habíamos encontrado otro lumbrera, y ¡zas!, algo se ha torcido y nos vamos a perder mucho de lo que podía haber aportado estando a gusto con los demás.

algovamal | 26/02/2011 21:02:57 : en el diálogo halmetiano ken-almi tiene usted la respuesta.

almigmon | 02/03/2011 0:42:57
La verdad, no tengo ni repajolera idea.
Por cierto, espero (y doy por hecho que así será) que este triste asunto, que a los dos nos ha sorprendido, no empañe nuestra relación de mutua admiración y colaboración en el blog.
Un saludo de tu "alter ego". :-D

Por cierto, Kenneichdich, ¿quién demonios es José manuel González?

Gracias, Neposo, un honor que lo consideres así. Y sabes que no es peloteo.
Con estas muestras ya no de apoyo, -que para mí son muy importantes, pero para el colectivo del blog no lo son en absoluto- sino de cordura y de hablar con conocimiento de causa.
Allá cada cuál con lo suyo, yo con esto me doy por satisfecho.
Quizá mañana sea otro día, veremos.

Cronología del insulto, que cada cual juzgue:
Vaya, kennechidich, conforme a su argumentación, es autorreferencial que la Tierra gira alrededor del sol y que el hombre tiene antepasados comunes con el resto de los animales.
No tengo tiempo para más. Le responderé en otra ocasión. Yo, a fin de cuentas, trabajo gratis en este blog. Gracias por su interés.
Publicado por: víctor | 28/02/2011 23:24:56
..........
La respuesta te la da almigmon | 01/03/2011 0:07:34.
Aunque no me queda muy claro qué significa eso de que Vd. ,a fin de cuentas, trabaja "gratis en este blog". Oye, que si pagan a alguien ¡yo también quiero mi parte!
Publicado por: kenneichdich | 01/03/2011 1:11:12
...............
Kenneichdich-almigmon, ayer volvió por sus fueros de empanadas mentales repulgadas, ahora filosóficas. Es una pena. Cuando hable en serio y con conocimiento de causa podremos postearnos de nuevo. La estulticia y la razón pueden ser hermanas gemelas en ciertas personas con conocimientos adquiridos con alfileres. No me gusta que se aproveche de los blogueros con buena voluntad.
Publicado por: víctor | 01/03/2011 12:47:10
.............
gflorez: No me enfado . Mi postura está bien fundamentada. La prueba es que al binomio ken-al en cuanto se le presiona con argumentos se queda en retórica de la mala
Publicado por: víctor | 01/03/2011 15:24:36
................
víctor: Perdóname/nos por no alimentar tu naïf y diletante visión de la historia de la filosofía. Nada, tú sigue leyendo manuales escolares de filosofía e intentando dar lecciones a los que leemos de las fuentes (las cuales no hacen sino contradecir los tópicos tradicionales): ¿quién se aprovecha "de los blogueros con buena voluntad": el que repite manoseados clichés o el que se arriesga, caiga quien caiga, en en aras de la verdad?
Publicado por: kenneichdich | 01/03/2011 15:33:33
..................
víctor: ¿Repetir como un mantra "se trata de cómo compatibilizar la investigación empírica con las preocupaciones humanas" es un buen argumento? Ya te he respondido que lo que pasa es que NO se trata de eso. También te he dicho que tu interpretación de lo que dicen ciertos filósofos es errónea: Platón NO dice lo que tú le achacas, ni Kant, ni mucho menos Heidegger o Gadamer. La historia de la filosofía no puede utilizarse como una excusa para airear las inclinaciones y antojos personales de cada uno. Es el asunto mismo el que ha de dirigir la investigación. Tu praxis filosófica es muy poco seria, carente de rigor. Si quieres discutimos autor por autor, a ver qué dice de verdad cada uno de ellos, pero sin tópicos ni doxografías manidas: sobre los propios textos.
Publicado por: kenneichdich | 01/03/2011 15:46:45
................
Mire Ken, déjese de monsergas. Ayer se fue usted por las de almigmon. Gadamer sí dice lo que yo he escrito. Repase Verdad y Método. Heidegger dice lo que yo he escrito en su Introducción a la metafísica . Su ignorancia bipolar no es de manual de escolar de filosofía; es de cursillo rápido para crear un nuevo avatar de José manuel González, alias almigmon, un falsario.
Publicado por: víctor | 01/03/2011 18:18:21

Ademas los que van a Cuba son los tuyos que tienen los 600 euros y no van con las jineteras van con hombres por que aqui tus compañeros del PP lo ven mal. bueno espero Ares que hayas seguido mis instrucciones no mis consejos y no leas, más ademas no doy nunca consejo y si me los piden me lo pienso.

Para mi eres un tío extraordinario y sin dobleces.
Estoy contigo almigmon.

1 2 3 4 5 6 7 ... 15 16 Siguiente »

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal