Sobre el autor

(Madrid, 1946) fue redactor
jefe de Diario 16, subdirector de Informaciones y
corresponsal de EFE en La Habana. En 1983
se incorpora a EL PAÍS como jefe de Edición,
donde fue redactor jefe y subdirector. En 1989
se incorpora como director de los Servicios
Informativos a Canal+. En 1995 vuelve a
El País como director adjunto.
Desde setiembre de 2005 hasta
noviembre de 2009 fue director
de los Informativos Cuatro y de CNN+.

Sobre el blog

El catavenenos probaba la comida para sus señores, fueran Agripina o cualquiera de los Borgia, y les informaba: ojo, aquí puede haber cicuta (o cianuro, o belladona). El autor asume esta profesión de riesgo y se sumerge en lo más profundo de la derecha española, tan vociferante y venenosa. Pero a la vista de que esas fuerzas ya han alcanzado sus objetivos, ha decidido rebajar la universalidad de la prueba y concentrarse en unas catas selectivas: unas aquí, otras allá. Cree que es justo que su trabajo, tan severo hasta ahora, se haga más reposado. Como el buen tequila. Mismos grados y fortaleza… pero un poco de sosiego.

Nuevo libro

¿Para qué servimos los periodistas? (hoy)¿Para qué servimos los periodistas? (hoy) (Editorial: Libros de la Catarata). En un momento en el que los despidos, los cierres y las pérdidas económicas en los medios de comunicación están llegando a cifras más que alarmantes y en el que la consideración social sobre los periodistas no es precisamente alta, José María Izquierdo reflexiona en este ensayo sobre la necesidad del oficio de contar y las muchas razones que justifican su existencia.

Leandro, el fantasma de la MoncloaLeandro, el fantasma de la Moncloa. Con ilustraciones de Fernando Vicente. (Editorial: La Hoja del Monte). "Leandro, narrador de estas historias monclovitas (...) es observador, perspicaz, irónico y a veces malvado. Gracias a su agudeza, no solo comprendemos la psicología de Rajoy, sino la de todos los que pasan por su despacho, sean ministros o visitantes ocasionales". Del prólogo de Juan José Millás.

Historias de José KHistorias de José K (EL PAÍS Selección). Un sórdido panorama de corrupciones y desvergüenzas bajo la mirada de un peculiar jubilado de Chamberí que pierde la compostura cuando el veneno de la política revuelve su estómago.

Fuego amigo o cuando Rajoy era el más inútil entre todos los inútiles Fuego amigo o cuando Rajoy era el más inútil entre todos los inútiles (EL PAÍS Selección). Mediocre, perdedor, zombi, maricomplejines mariacomodado, antropófago político, avieso, falso o tiranuelo fueron algunos de los calificativos que dedicaron a Mariano Rajoy sus hoy propagandistas, Anson, Jiménez Losantos o Pedro José Ramírez.

Otros: Las mil frases más feroces de la derecha de la caverna (Aguilar). Los cornetas del apocalipsis (Ilustraciones de Tomás Ondarra). Elogio del panfleto y reivindicación de la demagogia. Historias de José K. Ilustraciones de El Roto. Editorial La hoja del monte

17 feb 2012

El tomate de Zapatero

Por: José María Izquierdo

Está bien esto de discutir. Sabía que algunos de ustedes me iban a saltar a la yugular. Y acostumbrado como estoy a aguantar a pie firme las tarascadas de nuestros intratables velocirraptores, ¿cómo no voy a admitir y valorar sus críticas, por muy duras que sean, si llegan acolchadas por la educación y arropadas, por qué no, con un gramito de respeto, ese que nos tenemos mutuamente? Lo que ocurre es que sigo creyendo que ahora, en este momento, Rubalcaba tiene que ser, única y exclusivamente, la persona que saque del marasmo y la perplejidad a la media España, sobre poco más o menos, que espera que el PSOE frene al PP y los grupos de presión a los que se debe y por los que existe. Creo que la mayor urgencia es ésa, ilusionar y despertar a su público, y mantengo que no lo conseguirá jamás con posturas de gran estadista, inútiles porque nadie necesita sus votos y porque de nada, absolutamente de nada servirán, que la derecha se saltará los acuerdos según le convenga. La otra mejilla solo la ha ofrecido, históricamente, la izquierda. Nunca, jamás, la derecha. Los pactos, en todo caso, después, cuando te levantes y estés en condiciones de alcanzar al contrincante con algún gancho a la mandíbula. Ahora, desde la lona, parece rendición y así lo tomará la derecha, que siempre exigirá más. Se cederá hasta el hombro y te insultarán porque no has dado hasta las orejas.

Y a todo esto, los mercados –sí, esos- siguen arreándonos coces hasta en el carné de identidad. Ni preocuparse: es todo cosa de la herencia de los socialistas.

 

De vuelta a los pactos, lo peor de tanta imagen de compadreo, con todo, es que así no se motiva a la hinchada propia. Y se equivocan quienes consideran que ser agresivo y duro desde la oposición es convertirse a la religión del corneterismo que tan bien conocemos en este Ojo. En absoluto. Que el insulto, la ignominia y la falacia se la queden ellos. ¿O es que creen de verdad que no se puede ser enérgico en la defensa de los valores que siempre han caracterizado a la izquierda sin recurrir a la ferocidad verbal de la fiel infantería? Claro que se puede. Y se debe. La oposición, debe ser útil, sí, pero para que sea útil para toda la sociedad debe ser primero útil, si me permiten, para la recuperación de la izquierda. Y así poder volver al combate en igualdad de condiciones. Lo demás, ustedes disculparán, es buenismo y regreso al talante inane. Sarpullido le sale al viejo catavenenos solo de recordarlo…

Y es que  ya les digo que las tropas de asalto jamás permitirán cualquier pacto que no contemple el aplastamiento del contrario. La Gaceta, editorial: “El intercambio de nombres no será fácil, ya que según el número que elija uno y otro hará que el Alto Tribunal tenga mayoría conservadora o progresista, una circunstancia que evidencia la politización de este órgano. Ceder en una renovación puede significar ganar en otra, pero el PP no debe olvidar que tiene una amplia mayoría política, otorgada por los españoles en las urnas, y que ese respaldo electoral es de justicia que prevalezca a la hora de pactar y nombrar cargos”.

Y todo ello, además, aderezado con la desconfianza. Agapito Maestre, en LD: "Creo que se equivocan, pues, los líderes del PP, cuando llaman a Rubalcaba al pacto, al consenso, en fin, a crear conjuntamente una nación grande. Tengo la sensación de que no conocen bien al antiguo vicepresidente de Zapatero: ¡Antes que pactar, negociar o ayudar al gobierno del PP a salir de la crisis, Rubalcaba preferirá el hundimiento de la nación entera!”.

Y, por fin, Ignacio Camacho en Abc: “Forzado por esa dialéctica de supervivencia, Rubalcaba trata de reinventarse en el papel de opositor como si nunca se hubiese conocido a sí mismo en el de gobernante. Tiene que romper con un pasado demasiado inmediato para no pesarle, y se ha envuelto en una cierta esquizofrenia; el miércoles acudió a comer a La Moncloa cargado de responsabilidades de Estado y sabiendo que tal vez pronto tenga que volver parapetado tras una pancarta”. Pues lo dicho: fuera esquizofrenias.

De la crisis, una gracieta. Editorial de Abc: “Las explicaciones que hoy faltan no son las del Gobierno por no tener presupuestos, sino las del PSOE –explicaciones y responsabilidades- por dejar a España en quiebra”.

LAS FACHADAS

PORTADAS1 PORTADAS2


Extraordinaria la fachada de La Razón. Sencillamente extraordinaria. Me ha gustado especialmente ese “72,4 estima que el partido encarna los valores del centro derecha”, que es así como glamuroso, sin que quede muy claro que cree que encarna el PP el 27,6 restante, y que el “93,2 opina que Rajoy representa la defensa de los valores cristianos”, que es muy posible que ni Benedicto XVI lograra tan alto resultado. El señor sea con usted, don Mariano. En zafiedad gana El Mundo, dedicado a la caza y captura del sindicalista, con fachada ad-hominem. Debe ser duro tener que hacer este periodismo, la verdad. ¡Pobre Pedro José, cómo debe sufrir! Abc sigue con los encargos de campaña del PP, que hoy, por cierto, empieza su Congreso en Sevilla. Y la culpa del desastre de las bolsas de hoy tienen un segundo culpable, además de Zapatero: “Grecia asusta a los mercados”. La Gaceta, hoy, 17 de febrero de 2012, ha descubierto que “El desplome del consumo de las familias condena a España a una nueva recensión”. Hasta la gasolina, dice, está a 1,4 euros el litro, su máximo histórico. De Zapatero, la culpa es de Zapatero. Por cierto, La Gaceta advierte de que en los próximos meses la situación “irá a peor”. Eso ya será culpa de Elena Salgado, por ejemplo.

NON PLUS ULTRA

José Antonio Vera, en La Razón: “Entre los descubrimientos inesperados de los últimos tiempos destaca Alicia Sánchez-Camacho, presidenta del PP catalán, que está rompiendo el mito de que su partido no tenía nada que hacer en Cataluña. La realidad es que no sólo ha superado la marca de Vidal-Quadras sino que está condicionando la política de CiU con un pacto presupuestario que la sitúa como la dirigente política con más proyección después de Mas”. Querrá decir Vera que el PP de Sánchez-Camacho está pactando con los odiosos nacionalistas todo lo que haga falta con tal de coger cacho. Que es otra cosa. Exactamente igual que está haciendo Artur Mas con los fascistas del PP. Por cierto que dice el editorial de La Razón que “los militantes del Partido Popular siempre han apoyado a su líder”. Lo habrán apoyado, si ellos lo dicen, pero no conseguía llegar al aprobado ni a tiros. Se indigna, también, porque el Parlamento Europeo “abrió ayer la puerta de la Unión a la huerta marroquí”. ¿Y quién tiene la culpa de tal desastre? ¿Quizá el ministro del ramo, Miguel Arias Cañete, el riguroso vigilante de los camareros? De eso nada: “Ayer, nuestro campo recogió su peor cosecha tras la pésima negociación llevada a cabo por el saliente Gobierno socialista”. ¿Hasta cuándo, señor, hasta cuándo?

La cosa de ETA empieza a moverse, que los cornetas andan con los nervios de punta porque no acaban de ver al Gobierno metiendo en la cárcel a los 333.628 votantes de Amaiur, que es en realidad lo que quieren. Federico Jiménez Losantos, en El Mundo, ya lo deja entrever: “Cabe temer que si Oyarzábal [Iñaki Oyarzábal, secretario general del PP vasco] hace de Eguiguren es porque Rajoy quiere hacer de ZP, y que deje sin renovar un TC de mayoría socialista para rematar el trabajo sucio de la negociación”. Una información de El Mundo está titulada de esta manera: “Batasuna ya jalea a Fernández Díaz”. En las críticas al PP por la misma razón insiste, también, Santiago González. Por si no bastaba, en Libertad Digital hay un editorial, “El Gobierno debe aclarar su programa sobre ETA”, y tres artículos, tres, sobre el PP y ETA: Teresa Jiménez Becerril, Daniel Portero y el inevitable Francisco José Alcaraz. Con un mismo argumento: ¿Qué hay de lo nuestro?

Por lo demás, ya se lo enseñábamos antes, si el sistema bancario está quebrado, las Bolsas se hunden y Europa está como está es por el altísimo sueldo de José Ricardo Martínez, el secretario general de UGT de Madrid. “Un ejemplo de lo que no deban hacer los bancos”, titula el editorial sobre este asunto El Mundo. Solo en el último párrafo de la larga información interior, que no en la primera página, informa de que Martínez “puede alegar” que no solo no es el consejero de Bankia que más cobra, sino que está por debajo de la media, que se sitúa en los 250.000 euros. Así que lo único que le puede molestar a Pedro José es que un socialista y sindicalista, además de enfrentarse a Esperanza Aguirre, gane dinero.  Debajo de un puente han de verse los rojos. Y de comer, los restos de los cubos de la basura del modesto domicilio de Pedro José Ramírez Codina. Ya, ya sé que he escrito una frase absolutamente ridícula, pero a hacer demagogia al catavenenos no le gana nadie. Para que se vea su calidad. 
 
EL AFAMADO MUSEO EL OJO IZQUIERDO

(Documentos y testimonios de la vida en las cavernas)

“Si conocieran mejor a la izquierda, los del PP podrían adaptar para sus planes el estribillo de Alberti: ‘¡A reformar, a reformar / hasta enterrarlos en el mar!”.

Federico Jiménez Losantos, Libertad Digital, 16 de febrero de 2012.

Hay 574 Comentarios

Publicado por: Arsénico sin compasión | 20/02/2012 0:07:24
Publicado por: Arsénico sin compasión | 20/02/2012 0:15:03
 
Yo me llevo manifestando, payaso (no por nada, por igualarte en epítetos descriptivos que no querría yo ser menos, que sé que lo tuyo tampoco son insultos, no podrías insultar a nadie aunque lo intentases), desde hace 16 años y lo seguiré haciendo cuantas veces lo considere necesario, palurdo, (ya sabes, por lo de los epítetos) especialmente si es para pedir mejoras de los derechos de los trabajadores (entre los que, te joda o no, estás) o cuándo estos estén en riesgo. A las otras sólo voy cuando nos meten en Guerras ilegales e ilegítimas, o son en repulsa de flagrantes violaciones de la Convención de Ginebra o cualquier otro tipo de terrorismo.
 
El problema que tienen los TDLC como tú (más epítetos, ya sabes, no insultos) es que no saben distinguir entre temas políticos y temas de derechos sociales. Claro que tampoco sabéis lo que son derechos sociales hasta que os los quitan. Yo sí lo distingo, es lo que tiene ser y saberse (gracias a vuestras declaraciones, que nunca hasta entonces me lo había siquiera planteado, no es algo que me preocupe) más inteligente que vosotros, panfleteros, (algo que tampoco tiene demasiado mérito, la verdad, resulta demasiado fácil hasta para las amebas) que cuando a uno le pegan un tiro en el pie se da cuenta y se queja independientemente de quién le pegue el tiro. Vosotros no sois así, vosotros sólo vais a las manifestaciones del 20N en el Valle (o como mínimo os manifestais con los que sí van al Valle todos los 20N, si quieres pruebas te las traigo, no sería la 1ª vez), sólo vais a las manifestaciones (y, por favor, no te hagas la damisela ofendida, que nos conocemos) en las que se oyen o se leen soflamas del tipo ZP al paredón, Rubalcaba al paredón, etc (también tengo, como tú, pruebas sobre ello) o que en lugar de acabar en cañas acaban con obleas y vino dulce a cargo del contribuyente.
 
Por lo demás, poco que añadir, llevo en el paro 3 años y 3 meses y medio, sí, y tú dices que sin hacer nada y por jeta. Vale, pues será eso lo que he hecho y será por eso que sigo en el paro o porque hace mucho que no llueve en el Polo Sur, ¿quién sabe?
 
Francamente, la opinión de un tipo (como yo, pero a diferencia de mí) que no sólo vota en contra de sus intereses sino que jalea el hecho de que ese al que ha votado le engañe prometiéndole una cosa en campaña y haciendo lo contrario en el poder y que jalea el recorte de sus propios derechos y de sus propios ingresos a la vez que critica a aquellos que, siendo en el fondo de los suyos, pretenden que las cosas le vayan a él también mejor, me es cualquier cosa menos relevante.
 
Un beso en la frente y a taparse bien, que te queda mucho frío que pasar.

Cuando ellos demuestren algo de respeto, tendrán el mío, antes no.
Si burrete, ponte las gafas para no ver...¿pero tú piensas por tí mismo o te lo tienen que dar todo"mascao"?...rectifico...eres un zombie TDLC...

Publicado por: pepe111 | 19/02/2012 23:20:52

Bueno, Pepe, yo creo que más que abrirla la cierra. Quiero decir, es evidente que si con el PP en el gobierno esto no remonta o remonta muy poquito (si la economía no crece al 2 o 3% y si los parados no bajan de los 5 o 4 millones, ya que dicen que se alcanzarán los 6), el PP perderá el gobierno por las mismas razones por las que las ha ganado, es decir, por las ganas de la gente no demasiado politizada de que alguien que no sea el que demuestre no lograrlo, arregle esto.
 
Más aún, si creen que para dar ánimos a la tropa (los suyos) y para cambiarnos el paso a los ciudadanos preocupados con la situación económica (todos), la estrategia es dejar de disimular lo fachas que siempre han sido (que fue la estrategia que les llevó a las contundentes derrotas de 2004 y, sobre todo, de 2008) tomando medidas que cercenen derechos civiles ya adquiridos que, por más que insistan, sólo les molestan a los muy fachas, lo que conseguirán (again) es que el votante de izquierdas (que sumará a los recortes, a la subida de impuestos, a la pérdida de derechos laborales, el mosqueo que provoca el olor a naftalina y a incensiario que siempre desprende la forma de entender la política social y moral de la derecha española) vuelva a votar en masa al PSOE.
 
Por tanto, con este panorama, lo que debe hacer el PSOE no es esperar en la hamaca como hizo Rajoy, más bien al contrario, lo que debe hacer es denunciar ALTO y CLARO lo que está haciendo el PP para lograr una mejora que puede que llegue y puede que no (que, ojalá llegue, pero siendo conscientes todos de cómo llega para nosotros, en qué situación llegamos a esa eventual mejora, cuántos derechos nos quedan, etc) y cuántas medidas arbitrarias y sectarias van tomando para animar a los muy suyos fastidiando a los demás.
 
Un saludo.

Publicado por: Arsénico sin compasión | 20/02/2012 0:20:50
Al menos no les van a montar una tómbola y quedarse con el dinero como los de Intereconomia.
Que ya hay que tener cara.
Pero bueno, les está bien empleado por creer en los gatos....

Publicado por: Arsénico sin compasión | 20/02/2012 0:07:24


Te hubieras manifestado hace un año pero no lo hiciste.
Pero si hace un año y medio hubo manifestaciones y huelga, alma de cántaro.
Y tampoco estuviste.

Déjate de milongas, perdonavidas.
Ese toque radical no cuadra.
Espabila mañana que tienes que llevar el café al jefe. Con sacarina.

Yo me habría manifestado hace más de un año, en contra de la inanidad de un gobierno que no movió un músculo para frenar la sangría de parados mientras anunciaba brotes verdes.
¿Lo ves como eres un payaso?...no, no eres un payaso, eres un bocazas...¿no hubo una huelga general el año pasado?...contra tu odiado gobierno del psoe...¿y tampoco participaste?...macho, que mejor momento que ese...lo que eres es un cobarde y un vago que quieres que lo demás se batan el cobre y tu "cosechar" sin arriesgar...un cobarde TDLC...

Publicado por: Alba. Dawn | 19/02/2012 23:10:13
No he analizado a fondo ese punto porque no es de los que más me incumben, pero te puedo dar una idea general.
La reforma de la ley sólo ha reducido a la mitad el coeficiente de absentismo colectivo del 5% al 2,5%.
Por tanto queda así: si has faltado más del 20% de días hábiles en dos meses consecutivos (unos 4-5 días) aunque sea justificadamente o el 25% en cuatro meses discontinuos durante el año y en tu empresa el absentismo es superior al 2,5%, puedes ser despedido por razones objetivas.

Se excluyen las siguientes faltas de asistencia para el cómputo de absentismo:
-Faltas por ejercicio del derecho a huelga legal.
-El tiempo destinado a tareas de representación legal de los trabajadores.
-Ausencias debidas a accidente de trabajo.
-Ausencias por maternidad, riesgo de embrazo, enfermedades causadas por el embarazo, parto o lactancia.
-Licencias o disfrute de vacaciones.
-Las bajas por enfermedad común o accidente no laboral con duración superior a 20 días consecutivos.
-Ausencias de las trabajadores derivadas de la violencia de género.
-Todas aquellas ausencias que pueda excluir el convenio colectivo de aplicación.

La tasa española de absentismo es del 5,3% mientras que la europea es del 4,6%.
Las mayores tasas de absentismo oficial se dan en Alemania, Francia y Bélgica.
Las más bajas en Italia.
(Curiosamente, mi experiencia personal coincide al 100% con las estadísticas. Las tasas más altas las he experimentado en Alemania y Bélgica, mientras que el record de presencias lo han tenido siempre los italianos -he tenido años de 0% absentismo-)


A partir de ahora la clausula de absentismo colectivo será irrelevante porque casi todas las empresas superarán el 2,5%.
En cuanto a los límites individuales, una baja larga como la tuya no es problemática porque superas los 20 días.
Lo que hay que tener cuidado ahora es con los resfriados, gripes y demás enfermedades leves de 2-3 días.
Si acumulas 2-3 bajas de 2-3 días en dos meses, podrán recurrir al despido objetivo y despedirte con 20 días por año.


De todas maneras,
1. sea por absentismo o por otro motivo, habrá que acostumbrarse y hacerse a la idea que la regla serán los 20 días y no los 45 o los 33.
2. El despido por absentismo continuará siendo marginal porque complicado de argumentar ante el juez.
Dadas las facilidades otorgadas para el despido por necesidades organizativas, no creo que se acuda mucho al absentismo para despedir a alguien. Es más sencillo reorganizar y hacer su puesto redundante.


"Claro que con llamar al resto TDLC puede ser una opción, pero no de futuro, sólo de fracaso."
Publicado por: Arsénico sin compasión | 20/02/2012 0:07:24
¿Cuál es, según tú, la opción de futuro que tenemos a partir de ahora?
Porque a este paso me parece que el futuro que imaginó H.G. Wells no está tan lejano como él supuso.

Alba. Dawn, ¿de verdad piensas que los sindicatos y los sindicalistas sienten el más mínimo respeto por los parados, que son los más indefensos y necesitados de los trabajadores? Cuando ellos demuestren algo de respeto, tendrán el mío, antes no.
Y por fin, hasta otro día. Ciao.

Almigmon, tanto tiempo inactivo te ha trastornado muchacho, ¿cara al sol?, ¿paredón?, ¿derecho al aperitivo?
Tú estás más majara de lo que crees. Tienes el rostro de llevar más de tres años en paro, siendo alguien supuestamente inteligente y con formación, y te manifiestas ahora, como un espíritu en una güija.
Claro que tú no desentonas entre tanto caradura, pero ya puedes quitarte el disfraz de trabajador, se acabó el carnaval y tienes que acostarte para estar como nuevo mañana y seguir tocándotelos a dos manos, y luego, al aperitivo.

1 2 3 4 5 6 7 ... 57 58 Siguiente »

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal