Sobre el autor

(Madrid, 1946) fue redactor
jefe de Diario 16, subdirector de Informaciones y
corresponsal de EFE en La Habana. En 1983
se incorpora a EL PAÍS como jefe de Edición,
donde fue redactor jefe y subdirector. En 1989
se incorpora como director de los Servicios
Informativos a Canal+. En 1995 vuelve a
El País como director adjunto.
Desde setiembre de 2005 hasta
noviembre de 2009 fue director
de los Informativos Cuatro y de CNN+.

Sobre el blog

El catavenenos probaba la comida para sus señores, fueran Agripina o cualquiera de los Borgia, y les informaba: ojo, aquí puede haber cicuta (o cianuro, o belladona). El autor asume esta profesión de riesgo y se sumerge en lo más profundo de la derecha española, tan vociferante y venenosa. Pero a la vista de que esas fuerzas ya han alcanzado sus objetivos, ha decidido rebajar la universalidad de la prueba y concentrarse en unas catas selectivas: unas aquí, otras allá. Cree que es justo que su trabajo, tan severo hasta ahora, se haga más reposado. Como el buen tequila. Mismos grados y fortaleza… pero un poco de sosiego.

Nuevo libro

¿Para qué servimos los periodistas? (hoy)¿Para qué servimos los periodistas? (hoy) (Editorial: Libros de la Catarata). En un momento en el que los despidos, los cierres y las pérdidas económicas en los medios de comunicación están llegando a cifras más que alarmantes y en el que la consideración social sobre los periodistas no es precisamente alta, José María Izquierdo reflexiona en este ensayo sobre la necesidad del oficio de contar y las muchas razones que justifican su existencia.

Leandro, el fantasma de la MoncloaLeandro, el fantasma de la Moncloa. Con ilustraciones de Fernando Vicente. (Editorial: La Hoja del Monte). "Leandro, narrador de estas historias monclovitas (...) es observador, perspicaz, irónico y a veces malvado. Gracias a su agudeza, no solo comprendemos la psicología de Rajoy, sino la de todos los que pasan por su despacho, sean ministros o visitantes ocasionales". Del prólogo de Juan José Millás.

Historias de José KHistorias de José K (EL PAÍS Selección). Un sórdido panorama de corrupciones y desvergüenzas bajo la mirada de un peculiar jubilado de Chamberí que pierde la compostura cuando el veneno de la política revuelve su estómago.

Fuego amigo o cuando Rajoy era el más inútil entre todos los inútiles Fuego amigo o cuando Rajoy era el más inútil entre todos los inútiles (EL PAÍS Selección). Mediocre, perdedor, zombi, maricomplejines mariacomodado, antropófago político, avieso, falso o tiranuelo fueron algunos de los calificativos que dedicaron a Mariano Rajoy sus hoy propagandistas, Anson, Jiménez Losantos o Pedro José Ramírez.

Otros: Las mil frases más feroces de la derecha de la caverna (Aguilar). Los cornetas del apocalipsis (Ilustraciones de Tomás Ondarra). Elogio del panfleto y reivindicación de la demagogia. Historias de José K. Ilustraciones de El Roto. Editorial La hoja del monte

22 feb 2012

Pero si es por su bien...

Por: José María Izquierdo

Izq

La verdad es que hoy tenemos trabajo. Vaya manera de dejarme celebrar el segundo aniversario de este su blog, que desde el 22 de febrero de 2010 anda por aquí el catavenenos dándoles la lata. A lo nuestro: tres frentes, tres. Valencia y sus protestas –más sus extensiones, como en las peluquerías de señoras-, ETA y Laponia. Y no quiero dejar ninguno de ellos, que hay material para echarse algún comentario. Al bloguero, ni lo duden, le machaca el hígado –además del Macallan, para qué negarlo- la sobrevenida mansedumbre del PP en el tema etarra, negándose a la ilegalización de Amaiur por la que clamaba la náufraga Rosa Díez. ¿Bienvenidos a la cordura? Sí, claro, pero sin alzheimer. Ha leído demasiadas cosas el catavenenos a los cornetas, secundados por el PP(r) (reconstituído) que lidera con tanta donosura Jaime Mayor Oreja, y al que Mariano Rajoy utilizó con desvergüenza como ariete contra el Gobierno de Zapatero para dejarlo pasar. No, no, aquellas calumnias no es bueno enterrarlas. De las fosas hace 70 años. Del encanallamiento al que nos referimos apenas unos añitos o, en algunos casos, unos meses. Un par de perlas, sin fecha y sin nombre, que tampoco hay que hacer más demostraciones. “José Luis Rodríguez Zapatero le bajó los pantalones al Estado de Derecho para que la banda de los terroristas de ETA lo sodomice”. O esta otra sobre el fallo de Bildu en el TC: “El Tribunal Constitucional cruzó anoche el rubicón de la indecencia. Los magistrados que ayer votaron para que ERA desenvaine los colmillos en los Ayuntamientos vascos y navarros, mientras acaricia las cachas de la pistola aplazando muertos, se han condecorado todos ellos con el estigma de los traidores”. Para acabar, y ésta sí con autor: “Usted traiciona a los muertos”, le dijo Mariano Rajoy a José Luis Rodríguez Zapatero en el Congreso. Si quieren más juicios sobre ETA y el Gobierno socialista tengo cien –repito, cien- en Las mil frases más feroces….

¿A estas alturas Gibraltar todavía no es español? Y García-Margallo sin dimitir.

A ver, Valencia. Se asombran de que la izquierda se movilice ahora, cuando ha ganado la derecha, en menos de cien días. Que ya hay que ser un tanto reacio al ejercicio de pensar para no darse cuenta de la tontuna. Pues claro. Sobre todo porque la derecha, en menos de cien días, es cierto, ya ha mostrado todos los tics de esa derecha dura y reaccionaria que dijeron que no iban a ser, desde educación a justicia. Y les escandaliza, por ejemplo, que el PSOE vaya a protestar por la reforma laboral y que los sindicatos salgan a la calle. Ahora lo hacen, proclaman. Pues claro, porque es ahora cuando el PP la pone en marcha, que el PSOE no lo hizo. Decidió otras medidas y también le plantaron una huelga general. J.A. Gundín lo explica a su manera en La Razón: “En esta situación de ruina y derribo, Rubalcaba se agarra como un náufrago a la tabla de los sindicatos y no tardará en enarbolar la bandera laboral para convocar a todas las tribus de la izquierdona asilvestrada. Si el ‘No a la guerra’ galvanizó la oposición a Aznar, el ‘No a la reforma laboral’ será el grito de guerra contra Rajoy. Y no terminará el año sin que le convoquen la primera huelga general, que es el intento de suplantar la ley del Parlamento por la ley de la calle”. ¿Ven como no entienden nada?

De la actuación policial propiamente dicha leerán cosas sabrosas en NON PLUS ULTRA. Por lo pronto, decirles que el ministro Jorge Fernández Díaz habló de “excesos” por la mañana, un sindicato policial le llamó “cobarde” y por la tarde el ministro recogió velas: los de los excesos fueron los estudiantes. Lujo de ministros que tenemos…

En cuanto a Laponia, pues sí, claro, entendimos perfectamente lo que dijo José Luis Feito. No era, evidentemente, que a los trabajadores españoles se les pudiera enviar a Laponia. Como se decía en los tiempos franquistas, ¿con quién creen ustedes que están hablando? Pero supimos interpretar al segundo dónde estaba la amenaza. Y cuando un mandamás de la CEOE amenaza, es que lo hace de verdad, que a ninguno le interesa amenazar por frivolidad. Y ayer remacharon con la siguiente mentira: “El 80% de los parados rechaza trabajos por ser de otros barrios”. Lo que a La Gaceta no le impide decir a continuación lo siguiente: “Más de 300.000 españoles se han ido al extranjero desde el inicio de la crisis”. De la movilidad y aceptar trabajos no voy a decir mucho, que algunos de ustedes, con notable acierto, han puesto ejemplos luminosos. De rechazar esa oferta de mozo de almacén en Badalona a un informático de Chiclana para un contrato de sustitución de tres semanas por el salario base es de lo que estamos hablando. En fin…

LAS FACHADAS

No sé qué decir de la primera página de Abc, que está en plan de medalla de San Valentín, pero menos que mañana. Que si la de Gadafi y Felipe González de ayer tenía lo suyo, ésta que ven, con José Ignacio Wert integrante de la cuadrilla, que si no se enfada el señor ministro, uno diría que tiende más bien a picador que a banderillero. Tal que en la montura, José Ignacio Wert, el Pollo Chico. ¿Ortega Cano?, preguntan. Pues sí, allí estaba Ortega Cano. La Razón, en exclusiva: “Ninguno de los 25 detenidos el lunes era alumno del instituto de Valencia”. ¿Alguien había dicho que sí lo eran? Una gracia: “El jefe de Policía que llamó ‘enemigos’ a los manifestantes fue puesto en el cargo por Rubalcaba”. ¿Entonces? ¿Todos los policías que nombró Rubalcaba eran unos miserables al servicio patibulario del PSOE, o Rubalcaba dejó en la policía a unos tipos impresentables? O una cosa u otra. En El Mundo, pinto, pinto, gorgorito, hoy le ha tocado a José Blanco. ¿Un papel tan demoledor como la servilleta? Dice también que una juez no admite otra querella de la trama de la teoría de la conspiración del 11-M. Una tras otra, las insidias a la papelera. La Gaceta, por derecho: “La izquierda y los sindicatos se aprovechan de la torpeza de Jorge Fernández Díaz”. 

Portadas22

NON PLUS ULTRA

Casi todo de Valencia y agitación de la izquierda. Para empezar con el carajillo. Carlos Dávila, La Gaceta. “Nunca, nunca hasta ahora, se había escuchado a un ex ministro del Interior azuzar a manifestantes contra la Policía. Claro es que nunca había habido en España un ex ministro del Interior como Rubalcaba. Con él,  con sus comportamientos, se agotan, aunque no se empleen, los adjetivos. Él, uno de los culpables principales de que España sea ahora mismo un solar de cinco millones y medio de parados, tiene el desahogo de achuchar a los que protestan contra una reforma que trata de enderezar el tremendo desvarío que cometieron él y su cuadrilla”.

Abundancia en Abc e insistencia en lo de la helenización, esa consigna que les ha gustado cantidad. Editorial: “La extensión de las manifestaciones ilegales a otras ciudades, para protestar por los sucesos de Valencia, y el cerco y lanzamiento de objetos a la sede del PP confirman el propósito de ‘helenizar’ la calle”. Ignacio Camacho: “Lo demás, el ruido mediático y político, sucede fuera del campo de la escaramuza. Alguien ha decidido que España ha de ser Grecia y como no acaba de quebrar hay que helenizarla a base de barricadas”. Jaime González: “No hace falta pertenecer al cuerpo de bomberos para descubrir qué aviesas intenciones mueven a los incendiarios. Ni siquiera es difícil distinguir la catadura moral de unos ‘indignados’ y otros, aunque algunos titulares aticen las llamas para tratar de que el humo no nos deje ver el bosque (…) Un incendiario es un peligro para la convivencia y ya va siendo hora de que, por pura supervivencia, hagamos una inmensa hoguera con sus lenguas de fuego”. Y se suma José María Carrascal: “En Valencia se está ensayando la oposición que piensan hacer la izquierda y los sindicatos: desleal y antidemocrática”.

Nos vamos a La Razón y su editorial “Acoso a la policía”. Un par de frases: “La izquierda radical retoma la estrategia de agitación callejera contra el Gobierno”, y “el PSOE, con una irresponsabilidad manifiesta (…) se ha lanzado a jalear a los ultras y a desprestigiar a la Policía”. ¿Quién ha hecho tal cosa? ¿Dónde? ¿Cuándo? J.A Gundín decía algunas cosas interesantes antes de la frase que ya les hemos reproducido arriba, y que son útiles para ver qué retorcido es el pensamiento prepensamiento. “Es matemático: en cuanto el PSOE sale del Gobierno, las calles se calientan y ese magma que bulle a su siniestra se despereza de la siesta para salvarnos del capitalismo. Sindicalistas, ‘indignados’, actores cejijuntos, amigos de Garzón, feministas a tiempo completo y pacifistas a tiempo parcial, intelectuales orgánicos, coros y danzas mediáticos, ‘okupas’, antiglobalizadores, asociaciones y ONG en espera de subvención, nacionalistas radicales y neocomunistas han empezado a calentar por la banda con hambre atrasada”. La mezcla, como ven, es extraordinaria, porque Gundín ha logrado reunir a todos los sectores de la población a los que él y sus amigos no pueden ni ver sin que les salgan sarpullidos. ¿Y si les gaseamos? No sabe Gundín ni lo que dice, aclaro, que lo mismo le dan las feministas -¿a qué viene siquiera mencionarlas?- o esas ONG “en espera de subvención”, que uno piensa que si están en esas mejor les iría no protestando demasiado. Es lo mismo. Gentuza, morralla, hordas miserables…

Editorial en Libertad Digital: "Las manifestaciones sindicales del domingo y las algaradas de jóvenes antisistema en Valencia, en ambos casos jaleadas por el PSOE, marcan el inicio del auténtico estilo de oposición que le espera al PP, más allá del manifiesto del señor Pérez Rubalcaba por una oposición ‘leal y constructiva’. El uso de la violencia en la calle por la izquierda será un factor con el que habrá que contar en los próximos cuatro años (…) Los antisistema son incontrolables por el PSOE, pero la Dirección de este partido, a juzgar por el cínico e incendiario apoyo de la señora Elena Valenciano a los violentos, parece haber llegado a la conclusión de que no tiene nada que perder y sí mucho que ganar en el juego peligroso e irresponsable de dar cobertura política a los gamberros y minar la actuación de las Fuerzas de Seguridad”.

Nuestro estimado Pablo Molina en LD"Se sienten revolucionarios por lanzar botellas a la policía y corear las consignas habituales del mundo proetarra, animados por los políticos de izquierda que han destruido su presente y puesto en cuestión su futuro a poco que no cambien mucho las cosas (…) A los papás de muchas de estas criaturas no parece tampoco importarle que las utilicen de esa manera tan burda a riesgo de que lleguen a casa descalabrados o con un ojo a la funerala. Allá ellos con su responsabilidad, pero ya que ellos no ejercen la labor educativa que les exige la  patria potestad, que no protesten si un agente antidisturbios le brea pedagógicamente el lomo a su niño en respuesta al lanzamiento de un adoquín”. ¡Qué bueno es Molina, cuánto nos gusta!

Y en Abc, Antonio Burgos: “Estaban (…) donde mismo están: en el pesebre. Como la luna, los muy trincones, mangones y estabulados sindicatos españoles tienen fases. Ahora están en creciente”.

Acabamos. También de Libertad Digital. Título: “Cameron se niega a avanzar en el conflicto de Gibraltar”. Texto: “Mariano Rajoy consiguió que en el corazón político del reino británico, en el décimo de Downing Street, se escucharan sus reivindicaciones respecto al peñón de Gibraltar (…) Sin embargo, Cameron no cedió a las peticiones patrias. De hecho, ni tan siquiera abrió el puño para iniciar una senda negociadora entre ambos Estados. El primer ministro fue tajante, al término del almuerzo de trabajo: ‘Reino Unido no ha cambiado su posición. Los gibraltareños tienen que decidir su futuro. No hablaremos de Gibraltar sin los gibraltareños. Esto hay que tenerlo claro”.

EL AFAMADO MUSEO EL OJO IZQUIERDO
(Documentos y testimonios de la vida en las cavernas)

“Vamos a ver si nos explicamos bien (…) al PP le van a dar más que a una estera haga lo que haga, de manera que no se arruguen porque la Policía le ha abierto la cabeza a un sinvergüenza (…)  no se arruguen que es peor, si ustedes dan señal de debilidad los machacarán”.

Federico Jiménez Losantos en es.Radio. 21 de febrero de 2012.

________________________________________


Y les repito lo que ya les escribí el 22 de febrero de 2011, cuando cumplíamos un añito. No quedó mal.

Y ya, fuera de cobertura, quería agradecerles a todos los que están ahí, al otro lado, leyendo este blog. Reconocimiento especial a los comentaristas, que gastan tiempo y esfuerzos en visitar ésta su casa. De todos –de casi todos- aprendo mucho. Llevamos cerca de 25.000 [hoy más de 60.000] y créanme que no he dejado de leer ni uno solo, desde el primer día hasta hoy. Saben, también, que solo he borrado los insultantes o groseros. [El bloqueador fue cosa de medio día. Literalmente. Pasó a mejor vida]. No hagan caso si alguien dice que he censurado su comentario: es, llanamente, mentira. Me gustaría llamarles por sus nombres, que los tengo bien grabados, pero mantengamos, mejor, una respetuosa distancia, incluso de quienes admiro conocimientos y escritura. Saben que aquí tienen este Ojo Izquierdo, que viene a ser como un apartamento –que no un chalet- en la sierra, calentito en invierno, la chimenea tira, y fresquito en verano. Confortable, vamos. Como la casa de esos amigos en la que se sabe que siempre, siempre, somos bien recibidos.

 

Hay 304 Comentarios

Para celebrar el segundo añito del Ojo Izquierdo, felicidades a tod@s, me he permitido hacer un pequeño remix con la basura habitual de la Brunete mediática y sus cornetas:
No hace falta pertenecer al cuerpo de bomberos para descubrir qué aviesas intenciones mueven a los incendiarios. Reformas laborales "extremadamente agresivas" en palabras de Guindos brothers, convocatorias de huelga general por parte del presidente Rajoy, peticiones de dureza y comportamiento sanguinario a la policía (rompan las cabezas de los sinvergüenzas que se manifiestan) en palabras de su prensa canallesca. Allá ellos con su responsabilidad, pero ya que ellos no ejercen la labor mesurada que les exige la democracia, que no protesten si un presunto Lapón hace valer su condición de ciudadano en respuesta a la brutalidad policial.
Nunca, nunca hasta ahora, se había escuchado a un ministro del Interior como Fernandez Díaz azuzar a manifestantes contra la Policía, actuando de forma "políticamente cobarde y moralmente miserable", en palabras del SUP.
Como la luna, los muy trincones, mangones y estabulados fascistas españoles tienen fases. Ahora están en creciente. Empresaurios gurtélidos corruptos, falangistas enemigos de Garzón, machistas a tiempo completo, plumillas mercenarios, sicópatas neoliberales, jerarquía católica, nostálgicos del nacional-catolicismo y neofascistas han empezado a calentar por la banda con hambre atrasada.
Un incendiario es un peligro para la convivencia y ya va siendo hora de que, por pura supervivencia, hagamos una inmensa hoguera con sus lenguas de fuego.
.
"¿Habéis visto Egipto? El pueblo cuando quiere puede y el pueblo español quiere". González Pons, aka el repelente.

´"Rajoy consiguió que Cameron escuchase sus reivindicaciones respecto al peñón de Gibraltar", es lo más formidable del día y del mes. Menudo logro, que Cameron escuchase! ¡La hostia de fuerza la que tiene el Rajoy este.
Por lo demás, en España hay 5,3 millones de parados (al menos antes de las elecciones todos los días) y Rajoy ha dicho que suma y sigue, que esa cifra va a ir en aumento.

¡Felicidades! D. JMI, felicidades que nos da la lectura de su blog y su cobijo donde bullen tantos comentarios interesantes. Gracias.

"En Valencia, 'el enemigo' iba armado con libros" (Titular en 20 minutos" Luego nos extrañamos de que los llamen "enemigos" si van armados con tan peligrosas armas. Igual alguno se pone a leer y piensa ¡Puffff! para qué queremos más.

Para los desmemoriados :http://www.youtube.com/watch?v=32UlI_fYvvw.
¿Qué pasaría hoy si le pego en la cabeza al ministro del interior con una bandera, aunque sea preconstitucional?¿Me detendría la policía? ¿Denunciaría el PP a los policías por haberme detenido? No puedo dormir con tantas hipótesis.

Al PP le da igual lo que pase si sus votantes interpretan "correctamente" lo que ocurre.

Un ejemplo verídico de esta interpretación lo tuve ayer mismo. Uno de sus votantes me decía absolutamente furioso: "Hay que ver lo que dijo ayer un sindicalista. Dijo que los parados españoles tenían que tener la obligación de ir a trabajar a Laponia si allí se les ofrecía un trabajo".

La expliqué que "el sindicalista" sin vergüenza era un empresario, era eso que se denomina una patrono y hablaba como cargo de la CEOE.

Esta mezcla de odios y confusiones tan extraña era el resultado de una experiencia personal de nuestro fanático votante. De entre los que tendrían que ser nuestros queridos empresarios, unos con los que creía tener mano habían puesto en el paro a uno de sus hijos después de 10 años continuados trabajando (con contratos de dos, tres y cinco años).

Mientras los electores del PP odien a los que tienen que odiar, aunque sea de manera rematadamente torpe y equivocada, aquí, para el PP, no hay ningún problema.

Ese "correctamente" de mi primera frase solo significa una cosa para Génova 13: que voten al PP o a nadie.

Todo lo demás es pecata minuta.

He compartido parte de su comentario de hoy. Gracias por todo, aunque acabe de leerlos siempre con un nudo en el estómago.

¡Felicidades Sr.Izquierdo, está hecho un campeón! Cuánta bilis habrá producido en la caverna tan solo por actuar como espejo de sus necedades. De vedad que me parece usted absolutamente indispensable, cuídese por favor.

Publicado por: Lucas | 22/02/2012 8:30:07

Cálmate, tómate una tila, deja de insultar y razona.
Y no te contradigas.
No casa muy bien que el centro izquierda haya gobernado España durante 22 de los últimos 30 años y el mérito de los avances de España en su convergencia hacia Europa se deba a los que han gobernado sólo dos legislaturas.
Porque sólo me faltaría oir que la España del 82 era un pais próspero cercano a Europa.


Está muy feo utilizar números a medida y sin contextualizar.
Cuando el PSOE dejó el gobierno en 1996 la tasa de desempleo era todavía altísima como efecto de la última crisis del petróleo (Guerra del Golfo, ¿recuerdas?) pero la economía ya estaba creciendo por encima del 2% y por tanto siendo capaz de reducir el paro.
Es un poco cómico cantar las glorias del felices años 1996-2008 y pasar por alto que buena parte de ese crecimiento fue fruto de una burbuja inmobiliaria y no de mejoras productivas.
Una economía que se endeudaba inconscientemente y perdía competitividad y prouctividad año a año.
No podemos estar hablando de la burbuja y los problemas actuales y santificar a Rato y Solbes (2ª época) por haber puesto las bases y haberla dejado continuar.


En cuanto a lo de los colegios caros y demás.....¿tan raro es que quien tiene defienda la calidad de los servicios públicos para quien no tiene?
No me parece mala gente alguien que no mire sólo a su propia familia y se preocupe porque otros menos afortunados tengan un mínimo.
A ver si la solidaridad y la empatía van a ser pecado.

Lucas, un perfecto ejemplo de manipulación de datos, destacando lo que se quiere e ignorando el resto!. Lo pondré de ejemplo en mis clases de demagogia!.

Anoche salió un corneta en Teleespe blandiendo una curiosa teoría de "sobre representación" de los sindicatos: como unos señores que tienen unos miles de afiliados pueden representar a todos los trabajadores y que solo deberían representar a dichos afiliados "para no ser corporativistas!". Nadie le dijo que sustituyese "sindicatos" por "PP" y a ver que salía, al menos en lo que duró mi zapping. Por ello, es mejor que sigan insultando a que "piensen", sería todavía peor!.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal