Walter Oppenheimer

Terrorismo se escribe con t de twitter

Por: | 12 de noviembre de 2010


Robin-Hood green

Paul Chambers es un joven de 27 años que conoció a una chica a través de twitter. El invierno pasado, Paul tenía planeado volar a Irlanda del Norte para verla, pero el aeropuerto Robin Hood de Doncaster, desde el que tenía que volar, estaba cerrado desde hacía una semana debido a las grandes nevadas que cayeron en el centro de Inglaterra ese último invierno. "¡Mierda! El aeropuerto Robin Hood está cerrado. Habéis tenido una semana y pico para para sacar la porquería, por lo tanto, ¡¡voy a volar el aeropuerto por los aires!!", escribió en twitter. Pero cometió el error de enviar el mensaje en abierto, en lugar de enviárselo a la chica en privado. 
Una semana después, Paul Chambers fue detenido por la policía antiterrorista en la oficina en la que trabajaba como contable. Utilizando una ley de 1977 sobre falsas alarmas hechas con la intención de hacer creer a otros, sin lugar a dudas, que se han escondido artefactos explosivos en algún lugar, fue acusado de "amenazas".

Paul-chambers
En el juicio consiguiente, la pasada primavera, el juez de distrito Jonathan Bennett reconoció que había quedado establecido que los responsables de seguridad del aeropuerto consideraron que se trataba de una amenaza "no creíble", que estaban "atónitos" de lo fácil que fue descubrir a Chambers y de que hubiera dejado su nombre y admitieron que la amenaza no afectó al funcionamiento del aeropuerto. El juez reconoció también que Chambers perdió su empleo por este asunto, que no tenía ingresos, que vivía de sus ahorros, que se ha tenido que pagar su defensa y que no había tenido problemas con la justicia anteriormente. Pero le declaró culpable y le condenó a una multa de 385 libras, más 15 libras de sobrecarga obligatoria y 600 libras de costas: en total, 1.000 libras (1.180 euros).


Los defensores recurrieron la sentencia. La vista del recurso se celebró en septiembre. Los abogados recordaron que la amenaza no fue considerada creíble, que no afectó al funcionamiento del aeropuerto e insistieron en que el propio redactado humorístico del mensaje en twitter lo descartaba como amenaza y que nunca se ha probado que fuera una amenaza o hubiera intención de amenaza. Para el policía que llevó el caso se trataba de "un comentario tonto colgado en twitter como broma para que lo viera solo su amiga íntima".

T twitter Pero la juez Jacqueline Davies decidió ayer que terrorismo se escribe con t de twitter, rechazó la apelación y cargó a Chambers con otras 2.000 libras por las costas de la apelación.

La sentencia ha causado conmoción en la red. El actor Stephen Fry, un habitual de twitter, confirmó de inmediato que quiere correr con los gastos. Otro actor, Barnaby Edwards, dijo también en twitter: "Esto es las prohibición del sarcasmo, la ironía, los sub-textos y cualquier otra sutileza que utilizamos como adultos"

Chambers vive ahora en Belfast con su novia, la chica a la que iba destinado el mensaje fatal. "Estamos destrozados. No es por la multa, es que Paul no consigue encontrar un trabajo y esto ha arruinado su vida", ha escrito ella en twitter. "La ley inglesa sobre libertad de expresión no está en buen estado", esciribió au abogado, Stephen Ferguson.

La comunidad de twitter ha reaccionado con el envío de miles de sub-textos a #iamspartacus en los que se mofan de la decisión de la juez y repiten las palabras de Paul Chambers u otras similares inspiradas en ese periodo. Están entrando decenas de envíos cada minuto.


Hay 34 Comentarios

Esto es alucinante veo que a mucha gente le parece bien que le hayan castigado dos veces, este es un país del que cada dia descubro más gente conservadora y reaccionaria y asi nos va, pero como dice el refrán : Sarna con gusto no pica

Parece mentira que en un mundo donde las democracias son sólo aparentes haya quien utiliza las redes sociales con su nombre real.
Por otro lado es cierto que los anglosajones tienen mucha culpa en la merma de libertad de expresión con su correctismo político. Pronto será imposible decir nada sin ofender a alguien. Entonces todos callaremos.
A los que les parece que ese chaval creó una alerta les recomendaría una visita urgente al psiquiatra, por cierto.

Lo encuentro razonable, ya que creó una alerta, aunque sin maldad, en los servicios de seguridad y ciudadanos que estuvieran en el aeropuerto. La multa es de sólo 385 libras; el resto es coste del juicio y tasa de recargo.
Lo que no se entiende es que digan que lo han despedido por este asunto, o que le hayan destrozado la vida. De ser asi sería denunciable, aunque me cuesta creerlo.

Tiene nombre de DJ.

Zampa...tu estupidez no tiene límites...

NOBODY expects the Spanish Inquisition! Our chief weapon is surprise...surprise and Twitter...Twitter and surprise.... Our two weapons are Twitter and surprise...and ruthless efficiency.... Our *three* weapons are Twitter, surprise, and ruthless efficiency...and an almost fanatical devotion to the Pope.... Our *four*...no... *Amongst* our weapons.... Amongst our weaponry...are such elements as Twitter, surprise.... I'll come in again.

En EEUU (USA no es ninguna parte) esto se hubiera etiquetado como tema de seguridad nacional y le hubieran metido 10 años de prisión por intento frustrado de atentado en lugar público. Mejor no comparar qué hubiera pasado en otros países, verdad? Este zagal ha tenido suerte de que en Reino Unido ya no haya esa paranoia terrorista que había en tiempos del IRA. En España ahora mismo hubiera montado un pitote cojonudo. Los jueces han sido considerados y se ha ido de rositas con una multa ridícula. Por cierto, menuda negligencia la del aeropuerto que, tras un aviso de bomba, no lo desaloja. Se le debería caer el pelo al responsable. Si llega a ser cierta, a quién le cargamos los 500 muertos?

pobre hombre... ¡hasta dónde los abusos institucionales en nombre de la estulticia? una sociedad q se rije sin flexibilidad está abocada a su destrucción. uy! que me toman por terrorista!

Este es el tipo de cosas que hacen anacrónico el mundo anglosajón. Imaginarnos que pasaría en USA si allí hicieran lo mismo es como imaginarnos a cuantos españoles meterían en la cárcel por fumar a escondidas en los baños por orden judicial... un sinsentido.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es corresponsal de EL PAÍS en Londres y antes lo fue en Bruselas. Y antes de eso pasó bastantes años en la redacción de Barcelona, haciendo un poco de todo. Como tantos periodistas, no sabe de casi nada pero escribe de casi todo...

Eskup

Archivo

septiembre 2013

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal