Paco Nadal >> El Viajero

13 sep 2009

Mi gran boda rusa

Por: EL PAÍS

Si hay algún acto social rodeado de almibarada horterez en cualquier lugar del mundo (en mi pueblo o en la Conchinchina) es... ¡una boda!

Rusia no es una excepción. Solo que aquí además, el show se traslada a la calle. Uno de los mayores espectáculos urbanos de San Petersburgo son las comitivas de novios en limusina haciéndose fotos en decorados urbanos. Como en invierno hace un frío que pela, los novios aprovechan para casarse durante el corto verano. Por eso hay bodas todos los días, a todas horas. Antes de que llegue el "general invierno" durante el que no se debe de hacer nada al aire libre en esta ciudad (que se lo digan a Hitler). Uno de los lugares más demandados es el puente frente a la iglesia del Salvador de la Sangre Derramada. Hay momentos en que se juntan aquí cuatro y cinco bodas a la vez, con un desparrame de limusinas, invitados, novias, madrinas, parientes, fotógrafos, trajes de rasos y terciopelos y turistas haciéndose fotos con los novios digno de una película de Berlanga. El numerito de las palomas es de los más fotografiados.
.

.

.




El traje de boda más original que he visto en mi vida. No es San Petersburgo, es la iglesia ortodoxa rusa de Tallínn (Estonia), pero no tiene desperdicio. He de decir que a la salida de la iglesia la novia causó un revuelo de curiosos a su alrededor que ni Madonna en ?Like a virgin?.






Me pareció genial el vestido. Y me parecieron geniales los curas ortodoxos rusos. ¡Qué enrollaos! Entras a casarte así a cualquier catedral de España y al arzobispo le da un síncope.

.




.




.












El negocio de las limusinas debe de cotizar al alza en San Petersburgo. No hay boda que se precie que no llegue al escenario de las fotos en una. Hay un trasiego de estos mastodontes por todo el centro histórico que ni en Las Vegas. Aquí el tamaño si que importa. Cuanto más larga, más invitados caben. Llevan el capó lleno de bebidas y después de las fotos se montan el botellón en torno al coche.







.

.

.







Esta fue de las más originales que vi. La novia fotografiaba a los invitados, en vez de al revés. La costumbre es ir a la ribera del Neva y romper contra la balaustrada las copas de champán. Tradición mucho más elegante, donde va a parar, que esa horterada nuestra de cortarle la corbata al novio y subastarla a pedacitos. Que te viene el padrino con las tijeritas y los trozos de corbata pidiéndote más pasta después de haberte dejado 200 euros en el regalo y te dan ganas de pedir que te lo devuelva. O de hacerte ruso.


Hay 24 Comentarios

Yo he viajado Rusia era por articipar en boda de mi amiga en 2013 , La llegada a Moscú participado en este boda , Ahora estoy leyando su blog y estoy acuerdo con usted

BEA , q sosa y emvidioza esre. soy rusa y me da sueño en algunas vodas españoles. son todas igual. y a lo qvan los emvitados--es solo para COMER. (parece) cuando en Rusia es muy divertido siempre

BEA , q sosa y emvidiosa eres!!)) soy rusa y me da sueño en algunas bodas españolas. son todas iguales y aburidas(para mi). y a lo q van los imvitados--es solo para COMER (parece) . NO HAY NADA MAS, YA ESTA))) COMER Y PA CASAAA!!! ))JAJAA cuando en Rusia, la boda es SIEMPRE muy divertido PARA TODOS.[:D][:[]

Es cierto que el vestido de la segunda foto es "original", je je... Veo que haces un guiño a la película "Mi gran boda griega". ¿A ti también te gustó?

Esta sí que es una crónica para reir amigo! Me lo pasé de perla leyéndote...¡qué extravagancias!!! Quien conocíó Rusia antes, ahora no lo creería...Signo inequívoco de nuevos ricos.Las fotos perfectas para ilustrar tu comentario...Como habrás gozado...¡Curioso!!!! (Ese curioso eres tú, en primer plano frente a la novia estona...jejje)Abrazos....y voy a las noches blancas ;-)

Esta sí que es una crónica para reir amigo! Me lo pasé de perla leyéndote...¡qué extravagancias!!! Quien conocíó Rusia antes, ahora no lo creería...Signo inequívoco de nuevos ricos.Las fotos perfectas para ilustrar tu comentario...Como habrás gozado...¡Curioso!!!! (Ese curioso eres tú, en primer plano frente a la novia estona...jejje)Abrazos....y voy a las noches blancas ;-)

Mmmmmm y yo que tenia en mente casarme como en los cuentos rusos con Baba Yaga incluida (es decir mi suegra) Pero no me niego, no me gustan así las bodas. Lo siento. Soy una escéptica a punto de quedarme solterona. Liisa la Hermosa...

Tuve que volver a este post porque me quedó algo en el tintero. ¿Será posible que ninguno de tus comentaristas haya tenido un poquito de malicia para pensar que lo que te llamaba la atención no era "el traje de boda más original que has visto en tu vida", sino más bien lo que venía adentro de dicho traje?

Faltaria, en tu reportaje, una orientacion de lo que cuesta ese montaje...en fin, interesante y la Iglesia seguro que tambien cotizara en bolsa.....Un saludo!

La verdad es que las fotos que dejas revelan la orterada que comentas.Un abrazo.

Paco querido,Buenas fotos. Qué derroche de mal gusto.... ya de por sí... las bodas (en su mayoría) son pura faramaya...ahora, con dinero y sin educación.... bueno. Un beso y hasta prontito.

Imagínate, cuando sus nietos vean las fotos. La abuela con el bastón... explicándoles el modelito. Les dirá... "que yo también fuí joven y hortera" y ellos se quedarán boquiabiertos...Y eso del botellón y los bocadillos que ha añadido ET, me parece la solución para los tiempos de crisis. ¡Si un día me caso, botellón para todos!Un abrazo, PacoEstrella

Encantador reportaje de tu boda rusa. Me gusta el vestido de la novia estona, aunque creo que le han fallado un poco los complementos, le pondría un diez si en vez de globito ridículo llevara un buen látigo y en el lugar de la rosa-rosae portara unas esposas.En fin, empezando así, con esos saraos ¿qué puede pasar después?. Un abrazo y que el divorcio no te salga caro.

¡Anda!. Eso te pasa por ser un "experto viajero". No todo va a ser caviar, cruceros, y similares.En cualquier momento salta la 'horterada' y no tienes más remedio que contarla.Un abrazo, sufridor.

Es que si en vez de llevar globo lleva un látigo me voy esta tarde allí a ver si eso va a ser algo "típico" y nadie nos había contado nada. Investiga Paco, investiga por dios! jejejejje

Ande Andas!!!!!!!....Con tanto viaje cuando encontrarás un ratillo para el Valle de Ricote?

Lo de las bodas es de puta madre, no se me ocurre mejor forma para conocer parte de un país -entre mucha otras, of course- que 'colarse' en una de ellas. You know what i mean.Y es más, aunque suene feo: ¡Qué morbazo que da la novia de la foto, sinceramente!¡Alegría, alegría!Ja ja...Te sigo con envidia.¡Un abrazo!Fdo: Un ex Curveante en espera de su próxima curva.

(excusa,sintiempoparaloguear), jaja, me pasó lo mismo, en cada esquina una limousine a cuál más grande y más hortera,haciéndose fotos en el río y temblando de frío yo (era en septiembre ya...pero ellas son del norte, norte y no temblaban ni una pestaña). Lo más hortera que he visto en bodas: subastar junto a la corbata, trocitos de la braga de la novia...imagina cuál se vendía mejor.

Como icono de la horteridad más hortera me quedo con eso de montarse el txiquieteo alrededor de la limusine (¡Dios!), les falta armarse el bocata...En las iglesias ortodoxas de Bs As ni siquiera te dejan entrar en pantalones, solo faldas..es que en la diáspora todos son mas papistas que el papa. Y la novia ortodoxa...Chapeau

jejejjejeQué buen reportaje. Tienes razón, viendo lo que nos traes, hacerse ruso sería una solución, jejejjeBueno, voy a leer más que llevo retraso y lo del Hermitage me atrae, a ver qué nos cuentas...Espero que hayas pasado un buen verano.Un abrazo.

¡Caramba, que se ha puesto casamentero, mi amigo Paco! ¿Vamos a por el tercero?

Hay que ver lo que se aprende en los viajes! Los curas ortodoxos parece que tragan con aspectos poco "ortodoxos" ¿no? Claro que si tragan a Putin...Si te sobra espacio en el equipaje traéme una botas como esas, tengo una idea para carnaval.Besos ortodoxos.

Muy original y divertido... los viajes tienen estas sorpresas. Sales a la calle y a disfrutar. El espectáculo está servido! Y vaya espectáculo éste en Rusia... aunque estoy contigo. Eso mejor que lo nuestro de cortar la corbata. Un saludo.

leyendo tu post me vino rápido a la mente un momento similar vivido en Plaza Roja, una pareja de novios con traje de dudoso diseño haciéndose fotos con la limousine y la plaza detrás. La limousine era como la de tu foto pero tenía en el techo un aro gigante a modo de anuncio de Donut s (tipo rueda de tractor) que resultó ser una enorme alianza, para dejar bien claro en el tour por la ciudad quien iba dentro. Esperpéntico pero divertido. ¡¡que salaos son estos rusos!!.. un abrazo,

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

El Viajero: Guía de Viajes de EL PAÍS

Sobre el blog

Un blog de viajes para gente viajera en el que tienen cabida todos aquellos destinos, todos aquellos comentarios, todas aquellas valoraciones que no encontrarás en otros medios.

Un espacio abierto a la participación con información diaria y actualizada sobre países y ciudades, alojamientos, transportes, gastronomía, rutas, ideas para ahorrar dinero o para gastárselo en lo mejor en lo que uno puede invertir su tiempo: en viajar. Todo contrastado y analizado en primera persona.

[email protected]

Sobre el autor

Paco Nadal

Paco Nadal es viajero-turista antes que periodista y culo inquieto desde que tiene uso de razón. Estudió Ciencias Químicas pero acabó recorriendo el mundo con una cámara y contándolo. Escribe en EL PAÍS sobre viajes y turismo desde el año 1992. Es también escritor y fotógrafo, colabora con la Cadena Ser, además de presentar series documentales en diversas televisiones.

Último libro

El cuerno del elefante, un viaje a Sudán

El cuerno del elefante, un viaje a Sudán

Un relato trepidante por unos de los destinos menos turísticos y más inseguros del mundo. Un viaje en solitario lleno de emoción y melancolía a lo largo de una región azotada por constantes guerras y conflictos étnicos. Un viaje plagado de sentimientos que consigue conectar al lector con los sufrimientos y las esperanzas de África.

Los blogs de el viajero

El Viajero

  • Guía de viajes

    Guía de viajes

    Ideas, destinos, consejos y la mejor información útil para un viaje perfecto.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal