Paco Nadal >> El Viajero

12 may 2010

El párroco, el parroquiano y el tractor Barreiros

Por: EL PAÍS

Asturias es un mundo aparte. Un lugar donde la tradición tiene aún un peso y donde los antiguos oficios se resisten a desaparecer, por mucho que la cruda realidad camine en dirección contraria.
Viajo con mi compañeros del equipo de grabación a lo largo del Camino de Santiago del Norte, que discurre por lo más recóndito y escondido del Principado. Y a veces parece que más que atravesar una vereda o un camino, hayamos cruzado el túnel del tiempo.
Así lo percibimos ayer por la tarde al llegar a Priesca, una minúscula aldea del concejo de Villaviciosa, para rodar en una de las iglesias prerrománicas más bonitas que quedan: la de San Salvador de Priesca. Nos recibió el párroco, don Daniel, que lleva 49 años ejerciendo el ministerio en esta misma aldea sin haber renunciado a la sotana con la que empezó el oficio.
Al lado de la iglesia vive Salvador, un vecino que pese a estar ya jubilado mantiene tres vacas en una cuadra oscura como una cueva solo por nostalgia de otros tiempos. Todas las tardes Salvador va al prado a traerles hierba fresca para la cena. Y lo hace con un tractor Barreiros que compró hace 40 años y al que no ha tenido que cambiarle un tornillo desde entonces.
Me hice una foto con ellos. El párroco, el parroquiano, el tractor Barreiros. Estampas de otro tiempo. Una Asturias de antaño que se resiste a morir. Aunque por desgracia, tiene los días contados.

Hay 19 Comentarios

Mi padre paso su infancia en Priesca,en ese lugar hay un horreo añoso donde esta escrito "Manolin", mi viejo querido Manuel Cuesta Urraca.

Es mi pueblo! Mis padres me dijeron que habían estado los de Canal +, si hubieras pasado por mi casa te habrían invitado a unas sidrinas...

Hola,,Paco.Mi padre era de Priesca, formo su familia aquien Mexico, Puebla me encanto tu articuloya que para mi la aldea es mi segunda Patria, tambien hice el Camino de Santiago dos veces y voy por la tercera... me encantaria conocerte. Pepa

Hola!, al ver tu foto, que ha circulado con mi fmailia (no se como) se me puso la piel chinita, mi abuelo nacio en Priesca y a los 12 años se vino a vivir a Mexico, donde empezo su familia.Yo he ido un par de veces a Priesca y conosco al parroco y a Chava, es increible ver como se detiene el tiempo en Asturias.Gracias por tu foto y escritoMarilupe Priesca de Ovando.Puebla, Mexico

Paco viajero: ¡cóm ote quiero, y te admiro, y te extraño! Mil besos, Angeles

San Salvador de Priesca sí que la visité, varias veces, con la cesta llena de bonito en tomate, tortila y filetes empanados... Un lugar "encantado".Hay un sabio geógrafo en Asturias que siempre nos decía que la despoblación comenzó aquel día en el que en el chigre, a la hora de la partida de cartas, ya no estaban el médico, el guardia civil y el cura.Veo que ahí aún siguen teniendo cura... ¿podremos cambiar el futuro?Besos

tienes pensado sacar a Pepe el Ferrreiro? no estaría nada mal...

Me he sentido bien leyendo tu escrito porque lo he encontrado muy entrañable. Un abrazoPrimitivo

Cuantas cosas se acaban. Cuantas tradiciones se olvidan. Pero las que de verdad tienen que desaparecer se agarran como garrapatas chupando la sangre de los que sienten dolor con ellas. Y todo, básicamente por motivos económicos. Las que desaparecen lo hacen por que ya no son rentables, por tanto nadie quiere seguir haciéndolas y algunas de las que perduran se debe a el rédito monetario que unos pocos consiguen en aras de la "tradición" o ¿el arte?. Supongo que el tiempo pone a cada cosa en su sitio y que con esfuerzo se conseguirá una sociedad mas respetuosa con su propia identidad y con su futuro.¡Puxa Asturies! Y Murcia también.

te encontrarás muchas más de esas escenas entrañables en tu viaje por mi comunidad. Disfrútalas y cuéntanoslas. Saludos

Sí, a mí también me parece haber cruzado el túnel del tiempo. Quedan también pueblos parecidos en la castilla interior, son encantadores...para visitar. Si en la foto no salieras vos con esos colorines sería igual a tantas fotos familiares que tengo en casa de la Asturias de los años 50.PD1: A los tractores ¿los llaman por el apellido? ¡Qué respetuosos los paisanos!PD2: Esta Asturias mía está muy bien, pero llueve un huevo ¿Viste?¡¡ Así no debe haber quien grabe un documental de na'!! Menos mal que hoy salió una peseta de sol, que si no esto te saldría todo grisPD3: Ayer se celebró el juicio del Ferreiro por depido improcedente (salió en todos los periódicos de Asturias) En la radio escuché que el paisano reconoció que se pudo haber excedido porque es "un poco botarate"" (¡¡DIJO ESO EN UN JUICIO POR DESPIDO! !¡¡ES PEOER QUE YO!! )

Muy bueno ,estamos contigo,en todos los momentos.Un abrazo.

hola paco, muy interesante tu blog, me parece que te sigo los pasos: soy un vasco con casa en llanes (para variar) y me parecio verte el otro dia grabando por aqui, y ayer estuve tambien en villaviciosa, admirando antiguos molinos de agua. Cierta es la reflexion que haces en tu blog, que este es un mundo que se acaba, pero del que todavia quedan reminiscencias. Todo lo que en euskadi se ha acabado ya (el mundo rural, que a su vez hacia paisaje y conservaba la biodiversidad) aqui en asturias queda algo o mucho en algunos casos. yo trabajo en medioambiente y no aqui veo cosas que en el pais vasco serian consideradas autenticas joyas, Cada vez que vengo sigo descubriendo pequeños lugares, contumbres y aldeas, asi que intento venir cada vez que puedo. Es impresionante como sigue viviendo gente en lugares lejanos, conservando sus costumbres. Me da pena ver cómo se acaba todo, como el eje Oviedo-Gijon-Aviles (hace poco lei un articulo que ya lo llamaban a este eje la ciudad de asturias) está absorbiendo la poblacion, como el campo cae, y como caen el los errores de siempre (pino y eucalipto en los montes por ejemplo). igual me equivoco con el diagnostico, pero desde el principado deberian ser conscientes de ello y tomar medidas estrategicas. en fin, vaya chapa que he metido!!

Interesante comentario anónimo, pero habrá que seguir el vaso medio lleno: p. ej. hoy dejó de llover y yo me acabo de cruzar con Ramoncín. Sol y Ramoncín: no, si va a ser que en Asturias no nos falta de na'.

Tunel del tiempo, pasar a otra dimensión, simplemente immobilidad. Cierto, sólo en Asturias. En las montañas de Salas, un hombre a caballo, con chaleco y faja habla todavía el bable, aunque en el bolso de su chamarra lleva el teléfono móvil.

Ya no quedan curas con sotana, (bueno, menos en mi universidad :s, y no parecen tan entrañables como Don Daniel xD)Qué bien te lo pasas.. y yo aquí estudiando epistemología de la comunicación, algo "muy útil" para se periodista..Muchas gracias por comentarme, gesto que, viniendo de ti, hace mucha ilusión a una aprendiz :) :) :)

¿Por qué tiene los días contados?Villaviciosa, suena a un lugar ideal para vivir. Jejejeje.

Esa foto con el clero en los tiempos que corren. No se, no se,...Un abrazo (y a ver cuando te pasas por mi terruño donde está el mejor y más loado monasterio mozárabe de la España profunda, y no tan profunda).

Hay momentos en los que nos atrae detener el tiempo y la esencia de esa vida sin prisas.Muy evocar el post.Saludos.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Viajero: Guía de Viajes de EL PAÍS

Sobre el blog

Un blog de viajes para gente viajera en el que tienen cabida todos aquellos destinos, todos aquellos comentarios, todas aquellas valoraciones que no encontrarás en otros medios.

Un espacio abierto a la participación con información diaria y actualizada sobre países y ciudades, alojamientos, transportes, gastronomía, rutas, ideas para ahorrar dinero o para gastárselo en lo mejor en lo que uno puede invertir su tiempo: en viajar. Todo contrastado y analizado en primera persona.

paconadalsl@gmail.com

Sobre el autor

Paco Nadal

Paco Nadal es viajero-turista antes que periodista y culo inquieto desde que tiene uso de razón. Estudió Ciencias Químicas pero acabó recorriendo el mundo con una cámara y contándolo. Escribe en EL PAÍS sobre viajes y turismo desde el año 1992. Es también escritor y fotógrafo, colabora con la Cadena Ser, además de presentar series documentales en diversas televisiones.

Último libro

El cuerno del elefante, un viaje a Sudán

El cuerno del elefante, un viaje a Sudán

Un relato trepidante por unos de los destinos menos turísticos y más inseguros del mundo. Un viaje en solitario lleno de emoción y melancolía a lo largo de una región azotada por constantes guerras y conflictos étnicos. Un viaje plagado de sentimientos que consigue conectar al lector con los sufrimientos y las esperanzas de África.

Los blogs de el viajero

El Viajero

  • Guía de viajes

    Guía de viajes

    Ideas, destinos, consejos y la mejor información útil para un viaje perfecto.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal