Paco Nadal >> El Viajero

11 jun 2012

Postales desde el Serengeti

Por: Paco Nadal

El Serengeti es el parque nacional más famoso de Tanzania. Lo crucé por primera vez en mi vida la semana pasada a bordo del camión y quedé fascinado por esta interminable llanura herbácea, donde el ciclo de vida y muerte lleva repitiéndose anualmente desde hace miles y miles de años sin que el hombre haya logrado alterarlo. Es África en su versión primigenia. Serengeti significa la "llanura sin fin" en masai. Pero en contra de lo que parece, el paisaje muta continuamente y no deja de sorprenderte cada día, cada hora.    

Paisajes del Serengeti

Solo las acacias ponen una nota vertical en el plano infinitamente horizontal de la sabana.

 

Paisajes del Serengieti 7

Un viejo león macho vigila sus dominios desde un kopje, una afloración de granito típica del Serengeti.Los guionista del Rey León tuvieron que inspirarse en una imagen parecida a ésta. 

 

Paisajes del Serengeti 4
Campamento Sero 5, en el corazón del parque. Una noche oímos un rugido de león muy cercano y nos quedamos helados. Iluminamos con las linternas unos matorrales y vimos reflejados cuatro ojos sanguinarios. Dos leones macho nos observaban agazapados entre la hierba, a unos 60 metros del campamento. Nos metimos en las tiendas (con cierto acojone, por qué negarlo) y no salimos en un par de horas.

 

Paisajes del Serengeti 9
Tras la ceremonia de circuncisión, los adolescentes masai se visten de negro y se pintan la cara de blanco para anunciar a todas las aldeas su nueva condición.

 

Paisajes del Serengeti 2
Este es el atardecer que se veía desde la puerta de mi tienda.

 

  Paisajes del Serengeti 5

Una pareja de guepardos, los fórmula 1 de la sabana, deja pasar las horas más duras de calor al abrigo de una sombra. Pueden llegar a alcanzar los 120 km/h.

 

Paisajes del Serengeti 11
Atardecer en el río Seronera.

 

Paisajes del Serengeti 13
El Serengeti está en tierra masai. Las poblaciones que vivían allí fueron obligadas a mudarse a las zonas de protección anexas cuando se creó el parque nacional. 

Paisajes del Serengeti 3
No es Cocodrilo Dundee. Es mi amigo Dani Serralta, un tipo con carrocería de leopardo solitario pero corazón de impala. 

 

 

 

Hay 16 Comentarios

Buenas postales, muy buenas... Aunque la del león y los guepardos nos las has puesto 'repes'. Me has obligado a volver a reirme con el vídeo anterior para comprobar que ya había visto ese kopje en alguna parte.
Serengeti me suena a palabra mágica desde que hace mil (por lo menos) años, la escuché por primera vez en aquellos programas del Félix.
Más besos

Bonitas fotos de acacias y de los adolescentes masai. Y qué elegantes los guepardos!
Estuve en Tanzania hace años, y ahora he visto muchos animales en Etosha, en Namibia. Dani también hace viajes por allí ¿no?
Por cierto, me gusta la definición de tu amigo Dani, jaja "carrocería de leopardo solitario pero corazón de impala". Parece que le va.
Que siga el viaje. Un abrazo.

Grandísimas fotos y un paisaje humano, animal y natural increíbles
http://www.lugaresconhistoria.wordpress.com

Las fotos hablan por sí solas de este lugar.
Estoy en trámites de convencer a mi mujer para que si alguna vez pedimos un año de excedencia ¡elijamos África como destino!

Sin duda, uno de los lugares más puros y recomendables de la Tierra. África sigue teniendo esa fuerza vital que en otros sitios a desaparecido por la domesticación a la que la ha sometido el hombre. Un lujo leer tus relatos. Buen periodismo de viajes, con sentimiento y alejado de clichés..

Sí, yo tb me sentiría muy segura en esas tiendas de lona... ;-( ¡Qué ganas de hacer ese viaje! Fascinante. Pero he mirado los precios del viaje que estás haciendo y... no lo barajo de momento.

Yo, hasta que no estuve allí y vi caer la tarde, cuando vi amanecer, y vi esa explosión de vida, ese respeto, esa belleza, esa paz, ese acuerdo respetuoso, ese estar todos juntos en el mismo espacio, esa belleza natural de verlos correr y danzar en libertad, me emocionó, me emocionó tantísimo que me di las gracias a mí misma una y otra vez por haber podido haber hecho este sueño realidad en mi vida. No me gustan demasiado los documentales de naturaleza donde sólo te enseñan escenas de caza. Yo presencié escenas preciosas de su día a día, todos juntos, y si tienen que cazar, que es cada cuatro días, más o menos, lo hacen para alimentarse y para sus cachorros de la forma más limpia posible. No podemos equipar al ser humano con la ley animal, aunque porcedamos de ellos. El ser humano mucho tiene que aprender de ellos como de sí mismo, y ya no es equiparable esa ley de la selva que muchos perturbados bestias y no animales, nos quieren hacer creer. Fue en la época en que los ñus se estaban agrupando para pasar hacia Kenya. No había casi turistas y sí un sinfín de animales viviendo en esta llanura sin fin y en la preciosa isla que para mí fue el Ngorongoro.
Jolines!!! ¡¡qué ganitas de volver!!! y qué bien que siga y siga sin cambiar y preservándola. No me gustó la visita a una comunidad Masai. Me gustó mucho más ver sus poblados desde las carreteras de polvo y tierra, haciendo su vida ajenos a los turistas. Allí pastoreando, correteando y sentados bajo la acacia de su poblado.
Saluda a la llanura sin fin de parte mía bajo su enorme sol. ¡Qué hermoso planeta! ¡Cuánta estupidez humana! y también, por qué no, cuánta cosa hermosa entre los humanos que se siguen emocionando de vivir en este mundo único y tan hermoso.
Abrazos, y mil besos para África soñada, vivida y sentida.

A ver si ahora entra......no hay manera

Un bonito colofón para esa aventura tuya africana, aunque creo que nos debes contar más cosas. Los que conocemos la zona echamos de menos un poco de Ngorongoro, lugar mítico donde los haya. Casi a la altura de Samarcanda, para los viajeros (guardando siempre las distancias, claro).
Un abrazo, jovenzuelo.

Qué ganas de tomarme una cerveza contigo y que nos lo cuentes todo :D

El cielo parece el de Galicia antes de un orballo :-)

Magníficas fotos, gracias por hacernos soñar.

Chulísimo, las fotos hablan por si solas!

Hermoso fotoreportaje. Qué envidia sana me das cada vez que te leo!

Preciosas las fotos Paco.

Creo que después de tus posts sobre África, me he decidido definitivamente, ¿por qué esperar más? Si no pasa nada el año que viene me voy para allá! :)

AnaM

Lo primero en lo que he pensado al ver la foto de tu amigo es en Cocodrilo Dundee efectivamente :) ¿Cuan cerca puedes aproximarte a los guepardos o leones? Tiene que ser impresionante observarlos en libertad.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Viajero: Guía de Viajes de EL PAÍS

Sobre el blog

Un blog de viajes para gente viajera en el que tienen cabida todos aquellos destinos, todos aquellos comentarios, todas aquellas valoraciones que no encontrarás en otros medios.

Un espacio abierto a la participación con información diaria y actualizada sobre países y ciudades, alojamientos, transportes, gastronomía, rutas, ideas para ahorrar dinero o para gastárselo en lo mejor en lo que uno puede invertir su tiempo: en viajar. Todo contrastado y analizado en primera persona.

paconadalsl@gmail.com

Sobre el autor

Paco Nadal

Paco Nadal es viajero-turista antes que periodista y culo inquieto desde que tiene uso de razón. Estudió Ciencias Químicas pero acabó recorriendo el mundo con una cámara y contándolo. Escribe en EL PAÍS sobre viajes y turismo desde el año 1992. Es también escritor y fotógrafo, colabora con la Cadena Ser, además de presentar series documentales en diversas televisiones.

Último libro

El cuerno del elefante, un viaje a Sudán

El cuerno del elefante, un viaje a Sudán

Un relato trepidante por unos de los destinos menos turísticos y más inseguros del mundo. Un viaje en solitario lleno de emoción y melancolía a lo largo de una región azotada por constantes guerras y conflictos étnicos. Un viaje plagado de sentimientos que consigue conectar al lector con los sufrimientos y las esperanzas de África.

Los blogs de el viajero

El Viajero

  • Guía de viajes

    Guía de viajes

    Ideas, destinos, consejos y la mejor información útil para un viaje perfecto.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal