Martín Caparrós

Fracasar

Por: | 02 de julio de 2013

Copa-america-argentina-20112Equis tiene 24 años, es argentina nativa y por opción, vive con su familia en un barrio del sur de la ciudad de Buenos Aires. Equis es una chica muy activa: le falta poco para terminar derecho, trabaja en una repartición pública, tiene un novio, amigas, intereses. Cada mañana, de lunes a viernes, Equis se levanta poco antes de las seis de la mañana para tomar el colectivo que la lleva al trabajo. Hace un año, dos tipos la asaltaron mientras lo esperaba y le robaron la cartera: la poca plata, documentos, anteojos, las tarjetas. Desde entonces, durante casi un año, su madre se levantó cada mañana, de lunes a viernes, poco antes de las seis para acompañar a Equis a la parada del colectivo. El mes pasado otros dos tipos que llegaron en moto la asaltaron cuando esperaba con su madre el colectivo y le robaron la cartera: la poca plata, documentos, anteojos, las tarjetas. Desde entonces Equis va a la parada del colectivo con su hermana y su cuñado, que se levantan un poco antes de su horario –total, unos minutos más tarde también tienen que irse a trabajar– y esperan que, siendo tres, no los asalten.

Es una tontería: historias ínfimas. De esas cosas que pasan todos los días en todas las ciudades, solo que en algunas pasan más de lo necesario. Supongo que me contaron muchas, ví bastantes, pero por alguna razón esta me pareció una de esas gotas que rebasan vasos: mi vaso, por lo menos. Me dio mucha vergüenza que Equis no pueda tomar el colectivo para ir a trabajar cada mañana sin miedo a que la asalten, sin una escolta familiar creciente. Me impresionó más que Equis y su familia no esperen nada de las instituciones que deberían defenderlos –que su trabajo paga– y entonces intenten defenderse solos: primero la compañía de la madre, después la hermana y el cuñado. Y que eso termine por parecerles –casi– normal.

                                                                    *       *        *

He escrito mucho contra el segurismo (“Doctrina política que postula que el problema central de una sociedad está en su criminalidad. Aparece en lugares y momentos muy diversos, pero se desarrolla con más facilidad en sociedades donde ha habido cierto deterioro de la situación económica y social de sus clases bajas y medias…”). No cito la historia de Equis para sumarme a ese clamor. Mi vaso es otro: me parece que ese hecho menor es un ejemplo demasiado claro de cómo no supimos construir una sociedad vivible, de cómo nos acostumbramos cada vez mejor a vivir mal: ahí está el fracaso.

El fracaso aparece en tantas cosas. Por supuesto, en la soberbia de los que mandan –desde el poder político o el poder económico. Pero también en cada persona que no come suficiente, en cada persona que se cansa de buscar trabajo digno, en cada persona que se pelea a los gritos por cuestiones menores, en cada persona que deja la escuela porque no ve la utilidad de seguir yendo, en cada persona que te tira el coche encima en una esquina, en cada persona que te pide o te ofrece una coima, en cada persona que apunta a otra con un arma, en cada persona que debe esperar meses enferma para que la atienda un médico, en cada persona que se asfixia en un transporte público controlado por los que nunca toman el transporte público, en cada persona que deja de ir a una cancha de fútbol porque tiene miedo, en cada persona que mete la mano en un tacho de basura para zafar con lo que otros desdeñan, en cada persona que se caga en todo esto porque a ella, de últimas, no le va tan mal. En Equis, que no puede salir a trabajar tranquila. En todos nosotros, que nos acostumbramos, que conseguimos creernos que es normal que una chica no pueda salir a trabajar tranquila. Que conseguimos creernos que son normales cada vez más cosas que deberían ser intolerables.

Fracasamos. Yo creo –y la idea me pesa más y más– que fracasamos. Que los argentinos fracasamos, que llevamos medio siglo fracasando, que somos los culpables del deterioro de un país que es mucho más pobre, mucho más injusto, mucho más inculto, mucho más corrupto, mucho más violento que entonces.

Todo lo demuestra: los índices de desigualdad, el retroceso de la educación y la salud públicas, los millones de villeros, la mitad de los argentinos sin cloacas, el cierre de transportes e industrias, la vuelta a la economía agroexportadora, la violencia, la pelea permanente, la incapacidad para pensarnos.

Y creo que mientras no lo aceptemos, mientras no empecemos a pensar seriamente por qué fue, mientras cada uno de nosotros no analice y se haga cargo de su parte del fracaso, no podemos siquiera soñar con revertirlo.

Algunos tendrán más culpas, otros menos. Yo sé que alguna tengo y me desasosiego y me paso horas pensando cómo es.

Y los que nos conducen tienen tanta más. Se vienen elecciones: hay que elegir más señoras y señores que simulan que nos representan. Propongo que la primera condición para votar o no votar a alguien, el primer criterio, sea si pide o no disculpas. Ningún argentino de más de veinte años está exento de culpa. Que cada cual busque, piense la suya. Y que aquellos que nos piden que les tengamos confianza, que deleguemos nuestro poder en ellos, empiecen por explicar en qué se equivocaron. Que nos cuenten qué responsabilidad tienen en este fracaso y, antes de prometer que van a hacer cosas distintas, se disculpen.

Si no, no hay por qué creerles nada.

Si sí quizá tampoco, pero, al menos, al borde del abismo, habrían dado un paso al frente.

Hay 407 Comentarios

"Y de la fascinante caravana de buscas que medran con el cuento del arte comprometido."

Se oldidó de responder: "¿cómo hace para conciliar 'sus principios y educación', con usar como insulto el hallazgo literario de: "mogólicos irrecuperables"?...

Dos mentiras, ya van mucho mas de dos... Jamas elogie a Videla, for the record.

¡Salú, 'Don' Aldoush! (en cualquier momento destapa otro champú)

contesta algo sobre el caballo que admiras, bobaldoush. vos q le criticas a los k ser ignorantes, el hijo de puta para el que trabajas en todos los foros manda a los cientificos a lavar los platos
ATORRANTE, CORRUPTO, IGNORANTE PRESUNTUOSO, MALA PERSONA!!!!!!!

hablo bobaldoush, vos si q sabes vivir del esfuerzo ajeno. cuanto te garpa el caballo pelado por cada post?? sinverguenza, caradura!!!!

hablo bobaldoush, vos si q sabes vivir del esfuerzo ajeno. cuanto te garpa el caballo pelado por cada post?? sinverguenza, caradura!!!!

yo no soy educado, simplemente no soy tiling@ como vos. No quiero aparentar lo q no soy, me equivoco si pero no me hago la "culta" como vos señalando los errores de los demas y escribiendo para el culo (culo, te gusto la palabreja no?) mirate al espejo si es q no se rompe y deci con sinceridad que ves Zulma

Primo.
Estos pasaron por muchas "àulas"
y vaya si aprendieron "como vivir del esfuerzo ajeno".
Se recibieron de MAULAS.
Respetuosamente.

Es que me gusta exagerar con el 'condimento'... una consulta: ¿cómo hace para conciliar 'sus principios y educación', con usar como insulto el hallazgo literario de: "mogólicos irrecuperables"?... Sí ya sé: es K

escribe la "culta" volvéd al áula y para que no se le note lo bruta q es pone el acento
en todos lados. No sea cosa que...
mas vale que soso y no que fafa.....

"le encargo una oreja, en realidad quiso escribir
"le encargo una verga,
pero se hace la "culta" tipico de las tilingas que nunca fueron nada ni nadie, ni siquiera fueron a la escuela, imitan a mirta legrand porque es tanto el desprecio q sienten por ellos mismos q ni siquiera tienen identidad propia.

(si, ya sé: ¡ wolf, wolf, wolf...!!!)

"esquisita" prosa autoreferencial... pero, por vuestro bien, insisto: ¡volvéd al áula!

abortos retroactivos para estos engendros mal paridos

los 4 enanos del mal humor se dan cita en el bulin de doña caparrosa:
-----la Zulma, conocido prostituto que lleva a los pendejos de 11 años al fondo de su casa y encima les cobra insulta a los demas tratandolos de "gays"
-----bobaldoush que escribe ""Si sobre 10 ingresantes se aplicara un exàmen "decente"
8 tendrìan que ir a lavar los platos o barrer la calle." y se olvida que el caballo que admira, cuando fue gobierno mando a los cientificos a lavar los platos
-----chanta-ago se lo pasa insultando a la mayoria que voto a cristina, los trata de basura, de negros grasas, de escoria q habría q quemar en la plaza publica para escarmiento.
----Trolo, que no le parece tan espantoso elogiar a videla pero su esquisita sensibilidad lo fuerza a "solidarizarse con los qom
Nadie les cree, ni siquiera se creen entre ellos. Mamarrachos, proyectos de personas mal diseñados!!!!!!!!!

Le encargo una oreja...

¡Apareció la decoradora de tapiales! ¿Cómo anda vercellino?... ¿Contenta?... la felicito; otra muésca en la culata!

(y se festejan las gracias la viejitas,,, "ñej ñej ñejh mui grasioso estubo don santeago, te pasaste abruto, jenial don aldus ñej ñej") Es verdaderamente la década perdida: nunca hubo tanta mala oposición en la historia, por eso hablan de fracaso: del suyo.

¡Los 'or' no se dejan acariciar!... en cambio los 'ornapos' son mansitos... (vercellino)

Para cleptopatra y sus paramilitontos, apenas sería otro 'or', que no llegó a 'ornapo'...

Santiago, no habia visto su mensaje sobre el asesinato en Chaco. De cualquier modo, no esta demas la repeticion. Ese tipo de noticias, lamentablemente, se repiten con demasiada frecuencia.

Hay info que se "filtra"
Once principios de la propaganda k
De su lectura se desprende
la tàctica que utilizan los "favorecido$" del modelo cuando ingresan al sitio sin argumentar ni debatir, sòlo a mentir y negar la realidad.
Pasen y vean.
http://yamilsantoro.com/2013/07/11-principios-de-la-propaganda-kirchnerista/

El domingo pasado la policia de Chaco asesino a balazos a un joven Qom. Lo menciono para que tomen nota los que niegan que en Argentina hay limpieza etnica.

(Version Vercellino: la policia de Chaco tuvo el buen gusto de retirar de circulacion de forma permanente a otro ridiculo disfrazado de Patoruzito. La responsabilidad es de Macri, conocido aliado de Videla, que no hizo nada para evitarlo. Cristina sigue defendiendo los DDHH. Que vergu:enza que se retrasara el vuelo de Evo, eso si que es racismo.)

¡Se supo!...Argentia y Bolivia estarían ensamblando el temible misil 'guanaco', cargado con saliva bacteriológica... ¡Tensión!

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Martín Caparrós (Buenos Aires, 1957) es escritor y periodista, premios Planeta, Herralde, Rey de España. Su libro más reciente es la novela Comí.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal