Martín Caparrós

Fracasar

Por: | 02 de julio de 2013

Copa-america-argentina-20112Equis tiene 24 años, es argentina nativa y por opción, vive con su familia en un barrio del sur de la ciudad de Buenos Aires. Equis es una chica muy activa: le falta poco para terminar derecho, trabaja en una repartición pública, tiene un novio, amigas, intereses. Cada mañana, de lunes a viernes, Equis se levanta poco antes de las seis de la mañana para tomar el colectivo que la lleva al trabajo. Hace un año, dos tipos la asaltaron mientras lo esperaba y le robaron la cartera: la poca plata, documentos, anteojos, las tarjetas. Desde entonces, durante casi un año, su madre se levantó cada mañana, de lunes a viernes, poco antes de las seis para acompañar a Equis a la parada del colectivo. El mes pasado otros dos tipos que llegaron en moto la asaltaron cuando esperaba con su madre el colectivo y le robaron la cartera: la poca plata, documentos, anteojos, las tarjetas. Desde entonces Equis va a la parada del colectivo con su hermana y su cuñado, que se levantan un poco antes de su horario –total, unos minutos más tarde también tienen que irse a trabajar– y esperan que, siendo tres, no los asalten.

Es una tontería: historias ínfimas. De esas cosas que pasan todos los días en todas las ciudades, solo que en algunas pasan más de lo necesario. Supongo que me contaron muchas, ví bastantes, pero por alguna razón esta me pareció una de esas gotas que rebasan vasos: mi vaso, por lo menos. Me dio mucha vergüenza que Equis no pueda tomar el colectivo para ir a trabajar cada mañana sin miedo a que la asalten, sin una escolta familiar creciente. Me impresionó más que Equis y su familia no esperen nada de las instituciones que deberían defenderlos –que su trabajo paga– y entonces intenten defenderse solos: primero la compañía de la madre, después la hermana y el cuñado. Y que eso termine por parecerles –casi– normal.

                                                                    *       *        *

He escrito mucho contra el segurismo (“Doctrina política que postula que el problema central de una sociedad está en su criminalidad. Aparece en lugares y momentos muy diversos, pero se desarrolla con más facilidad en sociedades donde ha habido cierto deterioro de la situación económica y social de sus clases bajas y medias…”). No cito la historia de Equis para sumarme a ese clamor. Mi vaso es otro: me parece que ese hecho menor es un ejemplo demasiado claro de cómo no supimos construir una sociedad vivible, de cómo nos acostumbramos cada vez mejor a vivir mal: ahí está el fracaso.

El fracaso aparece en tantas cosas. Por supuesto, en la soberbia de los que mandan –desde el poder político o el poder económico. Pero también en cada persona que no come suficiente, en cada persona que se cansa de buscar trabajo digno, en cada persona que se pelea a los gritos por cuestiones menores, en cada persona que deja la escuela porque no ve la utilidad de seguir yendo, en cada persona que te tira el coche encima en una esquina, en cada persona que te pide o te ofrece una coima, en cada persona que apunta a otra con un arma, en cada persona que debe esperar meses enferma para que la atienda un médico, en cada persona que se asfixia en un transporte público controlado por los que nunca toman el transporte público, en cada persona que deja de ir a una cancha de fútbol porque tiene miedo, en cada persona que mete la mano en un tacho de basura para zafar con lo que otros desdeñan, en cada persona que se caga en todo esto porque a ella, de últimas, no le va tan mal. En Equis, que no puede salir a trabajar tranquila. En todos nosotros, que nos acostumbramos, que conseguimos creernos que es normal que una chica no pueda salir a trabajar tranquila. Que conseguimos creernos que son normales cada vez más cosas que deberían ser intolerables.

Fracasamos. Yo creo –y la idea me pesa más y más– que fracasamos. Que los argentinos fracasamos, que llevamos medio siglo fracasando, que somos los culpables del deterioro de un país que es mucho más pobre, mucho más injusto, mucho más inculto, mucho más corrupto, mucho más violento que entonces.

Todo lo demuestra: los índices de desigualdad, el retroceso de la educación y la salud públicas, los millones de villeros, la mitad de los argentinos sin cloacas, el cierre de transportes e industrias, la vuelta a la economía agroexportadora, la violencia, la pelea permanente, la incapacidad para pensarnos.

Y creo que mientras no lo aceptemos, mientras no empecemos a pensar seriamente por qué fue, mientras cada uno de nosotros no analice y se haga cargo de su parte del fracaso, no podemos siquiera soñar con revertirlo.

Algunos tendrán más culpas, otros menos. Yo sé que alguna tengo y me desasosiego y me paso horas pensando cómo es.

Y los que nos conducen tienen tanta más. Se vienen elecciones: hay que elegir más señoras y señores que simulan que nos representan. Propongo que la primera condición para votar o no votar a alguien, el primer criterio, sea si pide o no disculpas. Ningún argentino de más de veinte años está exento de culpa. Que cada cual busque, piense la suya. Y que aquellos que nos piden que les tengamos confianza, que deleguemos nuestro poder en ellos, empiecen por explicar en qué se equivocaron. Que nos cuenten qué responsabilidad tienen en este fracaso y, antes de prometer que van a hacer cosas distintas, se disculpen.

Si no, no hay por qué creerles nada.

Si sí quizá tampoco, pero, al menos, al borde del abismo, habrían dado un paso al frente.

Hay 407 Comentarios

Y hablando de man-'dingos', aparece la furcia vercellino, que ya olvidó que hace un mes nos hablaba de su 'paso' por madrí!... una vez más, cagando donde come. Buen provecho!

Equis termina la carrera que estudio varios años en la universidad y busca trabajo. Equis encuentra trabajo gracias al intendente de su ciudad y empieza trabajando en la política con un buen sueldo. A equis le ofrecen un trabajo relacionado a su carrera profesional pero lejos del ambiente político, con un sueldo tres veces menor que lo que gana haciendo política, entonces, descarta la oferta, sigue haciendo política. Asi se gana la vida equis. Propongo para votar, en las próximas elecciones a una persona que pretenda ganar lo mismo que un obrero como tantos hay en nuestro país, un maestro, un albañil etc etc

sí, pongo como ejemplo cualquier país donde no existan villas miserias, abuelos y desocupados sin protección, salud pública gratuita y universal, jueces independientes y policías respetados.
¡Very (Carlos) Grosso!

El anónimo santiago pone como ejemplo a España. Bien, bien, huelga comentar más: a los rejuntados sólo hay que dejarlos hablar.

simplista y libresca visión marxista".
Muy gracioso; quien firma es Armand,(¿Inés Armand, la chica que contagió tuberculosis al Camarada Ilich?.
Como decía el coronel, alpargatas sí, libros para el asadito.

así q estamos donde estamos x una Iglesia retrógrada. ¿Por q entonces no es el caso de Italia y Francia?.
Alejados de los centros culturales occidentales...NOSOTROS ÉRAMOS uno de los centros culturales "ociidentales ¿y cristianos? hasta q al sr Perón se le ocurrió con alsogaray el golpe del ´30.
Ah, España creó 250.000 empleos en los últimos 2 meses...y no inventó cedines, jajajajaj

Efectivamente, fracaso es la palabra que define a los conservadores berretas; hizo bien Caparrós en prevenir desde la entrada del blog.
Ellos fracasaron.

"hablo como argentino"
"criticás a tu país desde un diario español"
un esfuercito + y orinan "lo nazional" de jauretche.
dos esfuercitos + y defecan "el ser nazional" de la dictadura.

¡guau! Ale es el padre de la PsicoPolítica: el anarquista lo es x una figura paterna débil. No queda otra q tomar “brezhnevol”; anarcos al manicomio.
¿Bakunin partidario del peronismo, digo, de las dictaduras?: “La libertad sólo puede ser creada por la libertad”.
¿el anarquismo es ferozmente antidemocrático?
¡¡¡PUES Q VIVAN SAN SIMÓN RADOWISKY Y SAN BUENAVENTURA DURRUTI!

Si que fracasamos!!! Con leer muchos de los comentarios te das cuenta seguro que fracasamos . . . y no solo eso, sino que además, no hay remedio.
El fracaso es inexorable. Estamos condenados al fracaso, parafraseando a un conocido dirigente.
Los comentarios agresivos por el solo hecho de no coincidir, descalificando a la persona, en lugar de debatir ideas . . . en fin . .. tipica prosa K. Lamentablemente así nos va!

lo mejor de este foro esta al principio, despues como si fuera la cola de un cometa la luz se va apagando

Con un grupo de gente estamos haciendo huertas urbanas o campestres, mi idea es que la única revolución posible tiene que ver con producir lo que nos mantiene ESCLAVOS del sistema.

La comida: es lo básico que nos mantiene esclavos. Si no hay tierra, hay que pelear por ella, pero en cada patio urbano también hay que producir alimentos, y NO ME IMPORTA LA ARGENTINIDAD, el ser humano es algo mucho más amplio que una nacionalidad, eso no existe.

Cuanto menos prestemos atención a los que supuestamente nos gobiernan, menos nos gobernarán, tenemos que autogobernarnos proveyéndonos de todas las materias básicas, y en eso está básicamente la comida y el techo, es la única revolución posible que veo, y la única que no puede fracasar nunca.

Bueno, Bambi; un tímido pasito adelante que, después de las puteadas de los 'monstruosamente humanistas', serán dos para atras. ¿Seguro que X no era floricienta K? ¿Recordabas, al escribir, las miradas de todos esos ojos, que en tus viajes veían a tu cámara a tu celu a tus timbos a tu todo... como una injusticia? por eso te putearán los imbeciles que apañan el simple choreo, como una forma de justicia social. Por eso vos, como en la rusia pre zarista, caés en que la culpa de que haya chorros la tienen los ricos... pero parece que X no era floricienta K. ¿Podes explicarnos por qué conociste pobres dignos, y aquí hay miserables 'dingos' de mejor poder adquisitivo, que aquellos pobres dignos? ¿no será por otra cosa, lo que pasa aqui? no será que si tu cusquito consentido le arrancó la cara a tu hijo, es porque apena servis para ser esclavo de un perro? Y te van a putear de lo lindo, todas las viejas rejuntadoras de cuscos que votan... pero muerden, a otros. Buen provecho!

Muy interesante Caparrós, quiero decir que para nada me siento responsable, porque participo como militante sin cobrar un solo peso en organizaciones sociales, en grupos solidarios, en apoyo a empredimientos que considero justos y dignos.
No me incluyas con el resto de los funcionarios de este país que lo pulverizaron, sobre todo en esta década kirchnerista.
Lamento que un par de tipos, que firman de diferentes maneras, ensucien este foro. Fracasados que se alegran porque suponen que "bajan línea" o meten púa contra una de las plumas más reconocidas de habla hispana. Militan en desprestigiar a intelectuales de tu tenor, no soportan que alguien con criterio se exprese distinto al pensamiento único que quiso instalar este gobierno, son cobardes a los que hay que ignorar, sigo sin entender porque te siguen tanto, por qué tienen esa loca obsesion por vos, los tenes enamorados y pendientes, deben sufrir mucho, porque saben que hay una gran mayoría que te admiramos

No se sì yo copìe la idea a este tipo, o el me copiò a mì. En una ocasiòn, y hace un tiempo, dije què la Argentina es un paìs què ha sido devorado por su gente. Esas palabras tan duras, tenìan por objeto refutar la simplista, y librèsca (marxista), visiòn del mundo que tiene la izquierda y la progresìa argentinas y latinoamericanas. La afirmaciòn sigue siendo vàlida: la Argentina fracasò debido, en primer lugar, a los argentinos. Sin embargo, creo que ahora es preciso matizar la idèa. Creo què es demasiado categòrica. En primer lugar, hay què generalizarla, ocurriò lo mismo en casi todos los paises de LA. En segundo lugar y atendiendo a las condicones històricas, geogràficas y culturales en què se moviò LA: colonizada por la iglèsia màs retrògrada de las occidentales y lejana geogràficamente de los centros culturales occidentales, es, hasta cierto punto, perdonable què haya ocurrido asì. Otro factor què nos hacer ser menos duros, es lo què està ocurriendo actualmente en la UE y, en particular, en España. Es mucho peòr (y suicida) reventar y tirar por las cloàcas lo què uno ya tiene, y què se conquistò con milenios de luchas populares - què es lo què està haciendo alegremente Euròpa actualmente- què devorarse a uno mismo por necesidad absoluta, còmo hicieròn LA y la Argentina el ùltimo siglo.

Leí el artículo por casualidad, no lo sigo a MC ni me interesa su pensamiento. Afirmar que la "decadencia" argentina comenzó "hace 50 años" es una falacia de la derecha (como si antes de esos 50 años Argentina hubiera sido un Jardín de Alá). Descreo del derrotismo de los burqueses bien acomodados en Europa, o mejor asentados aquí en el país. Formo parte de un pueblo argentino que desde siempre trabaja, lucha, participa y hace lo posible para ponerse de pie, si lo dejan. Igual que muchos otros pueblos del mundo, estamos lejos del Paraíso pero aspiramos a construir una sociedad donde se pueda vivir y ver crecer a los hijos en paz.

Como formuló el Diez: que la liben los antropoides.

Que bueno que aclaras que pasa en todas las ciudades del mundo, una pena y una falsedad el hecho de que consideres que aquí pasa más de la cuenta. Me apena que un tipo que, si bien siempre me pareció que buscaba llamar la atención (más de lo necesario), creía que era inteligente. Ahora solo te veo la soberbia y la actitud de un tipo con el ego lastimado, un tipo que cree que la tiene mas clara que el resto (típica personalidad de egresado del Nacional Buenos Aires) y que se la sabe todas y que como tiene la verdad revelada, no soporta que algunas cosas hayan cambiado y hayan mejorado en su país de la mano de un gobierno peronista y no la vio venir. Lo más triste, lo que más verguenza me da, es que criticas a tu país desde un diario español, cual chusma, cual señora con bata. Fracasar.

Estimado Lucas Abarrastros: mi intento de encasillar a Caparrós dentro de "alguna corriente filosófica" es meramente a los efectos de poder comprender desde algún sitio sensato su errática concepción cósmica, en su caso circunscripta a Argentina. Si calamos fino, efectivamente es como vos decís, seguramente que no es anarquista en el sentido severo, estricto. Así como Lanata no es de izquierdas ni de derechas. Son menos que eso: arribistas cuyo único límite ideológico se halla en su propio bolsillo.


Efectivamente Proudhon era profundamente prejuicioso, y, paradójicamente, estrecha manos con el nazismo, tal vez sin proponérselo. Lo que intenté manifestar es que el anarquismo tiene costados espantosamente contradictorios, tanto como que es capaz de engendrar la mas cruel de las dictaduras en pos de la abolición de la autoridad constituida. Pienso que el anarquismo -esto es personal- es un estadio filosófico demasiado pueril como para ser sostenido históricamente.


Gracias a vos, por creer que todavía existen personas con capacidad crítica como para cuestionar desde el mundo de las ideas y no desde la especulación personal. Saludos y hasta otra.

a Ver, Carmelo, respecto a tu tangencial alusión a mi post. Sigo a MC no menos que vos porque leo sus engendros enfermizos para tomar como referencia aquello de lo que una persona sana debería tomar cierta distancia y me aleja, sí, el espanto -a diferencia tuya - y no más que cualquier otro descerebrado, que sólo sabe elogiar lo que ni siquiera comprenden.
No, no quisiera de ninguna manera ser como Caparrós. No obstante, y como estás habituado a los argumentos vulgares del tipo "el hombre de paja" que consiste en hacerle decir al "enemigo" lo que se desea para luego contradecirlo no me extrañan tus manidos "argumentos" descalificadores. Vos ni eso. Lo tuyo es ad hominen porque el bocho no te da para más, sos el típico lameculos caparrociano que toma la sopa agria que te suministra, sin chistar.

¿Fracasado en qué?¿Podrías ejemplificar? Bah...ni te molestes.
La mediocridad -la tuya- tiene el don de oscurecer cualquier intento de pensamiento o crítica propia porque hiere profundamente la obscena imbecilidad propia, que consiste en atacar al que piensa, y al que disiente, pero jamás a sus ideas.


PD: como ya adivino el nivel deplorable de la catarata de mediocres que frecuentan el foro -te incluyo en primer lugar- no pienso molestarme en contestar nada más allá de lo escrito.

Querido Carmelo,
Tengo mi sueldo asegurado por mi profesion, por plata no es. Sexual.. Si fuera homosexual, Caparros no estaria en la lista.
No lo estudio, pues mi area son las ciencias exactas. No lo sigo, porque una mujer que consume todo mi tiempo. Tan solo pase, lei la nota asquerosa, y queria comentarlo. Por lo demas, anda a chupar mandarina, o atate un alambre a la cisura de Rolando.


Querido ALE!:

Gracias por un texto en serio.Te lei, cosa que no suelo hacer, y me quede con tu nocion de Anarquismo, y queria hondar en eso, y me comentes que te parece.

1) Un anarquista no escribe en el diaro del Grupo Prisa. No jodas.
2) Que Proudhon quiera mandar al pueblo israeli devuelta a Asia tiene que ver con su prejuico racial, y no con el Anarquismo como base para la independencia del hombre de cualquier estructura. HASTA CONFUCIO tiene declaraciones apestosas, incluyo a jesus, mahoma y seguramente a ti y a mi.
3) Caparros anarquista? Por favor.
4) CONCUERDO ROTUNDAMENTE CONTIGO, de que Pamplinas es una idea de colocar hasta la nausea una especie de derrotismo que solo el autor posee y que gusta contagiar.

Saludos, gracias por la buena charla via web ;)


A Caparros se le confunden las fechas, la decadencia argentina comienza en 1930 con la revolucion de Uriburu, y quizas un poco antes con el gobierno de Irigoyen, Argentina estaba entre los primeros 10 paises del mundo y con posibilidades de estarr mejor, luego entre gobiernos polulistas y militares rompieron todo, siempre el piso de corrupcion fue el gobierno anterior, no quiero pensar como sera el proximo

Como argentino, estoy en total desacuerdo con Caparrós. Creo que es un resentido, que siempre quiso aparecer cono un progresista de izquierda, pero como en el fondo es un gorila, no se banca el gobierno popular y pretende culparlo de los desaguisados de la década de los 90 en Argentina. Coincide con todas las críticas de la derecha (Macri, De Narvaes, etc.)

Muy bueno Capa, una sola cosa más, tenés el mérito de concentrar en este portal a unos fracasados totales, que te envidian, te siguen, te estudian, leen y quiseran ser como vos. Tal vez desde alguna secretaria les tiren unos mangos para que intenten descalificarte, si no lo hacen por plata es que la cosa viene sexual

Hablando de segurismo y su opuesto, los jueces garantistas, el articulo de Terragno sobre Zaffaroni en Clarin de hoy es impactante.

Una sola cita como muestra. Dijo el juez Eugenio Zaffaroni, publicamente conocido como proxeneta, en el Senado:

“Juré por el Estatuto del Proceso de Reorganización Nacional, juré por el Estatuto de Onganía, juré por la Constitución reformada por Lanusse en 1973, juré por la Constitución Nacional de 1853 y juré por la Constitución reformada en 1994”.

Ah! El progresismo!

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Martín Caparrós (Buenos Aires, 1957) es escritor y periodista, premios Planeta, Herralde, Rey de España. Su libro más reciente es la novela Comí.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal