Medio siglo amando a la Chica de Ipanema

Por: | 18 de junio de 2012

HeloiseBikini

Heloisa Eneida Menezes Paes Pinto, luego señora de Pinheiro y chica de Ipanema para la eternidad 

Ya deben estar preparados. Me refiero a los programas, los reportajes, los especiales dedicados a los 50 años del nacimiento de Garota de Ipanema. Y volverán a contarse las anécdotas. Que la canción realmente no se compuso en el bar Veloso, donde los lobos de la bossa nova veían cimbrearse a la futura Heloísa Pinheiro, rumbo a la playa de Ipanema. Ella pudo ser la inspiración pero, en el verano de 1962, Antonio Carlos Jobim componía en su apartamento y Vinicius de Morâes escribía las letras en su casa de Petrópolis. Dos profesionales, no simples bohemios de farra.La letra incluía, más que un engaño, un despiste: generalmente, ella no iba al mar, sino a hacer recados-para-mamá. En realidad, se trataba de un espejismo. Heloisa, Helô para sus amigas, NO ejercía de chica de Ipanema, en el sentido habitual: ni sexualmente liberada ni dedicada a un oficio bonito

Helô era maestra de primaria, producto de una familia conservadora (su padre, general de Caballeria, sería censor de prensa en los años duros del gobierno militar), aunque marcada por el divorcio de sus mayores. Su madre vigilaba para que llegara virgen al matrimonio: le esperaba un buen partido, un rico heredero. Dado que los autores de Garota de Ipanema eran hombres maduros (y casados), inicialmente no identificaron al objeto de sus deseos y hubo bastantes candidatas el título de Chica de Ipanema. Hasta que Vinicius lo largó en una entrevista. Jobim fue más discreto: todavía intentaría seducir a Helô antes de que se pasara por el altar.

  


¿Una canción engendrada en estado de gracia? Hasta cierto punto: hubo una primera encarnación, Menina que passa, donde el texto acentuaba el cansancio existencial del narrador, enfrentado con la natural sensualidad de aquella bella de larga melena. En el segundo intento, brotó Garota de Ipanema. Se estrenó en agosto, en un espectáculo musical del club Bon Gourmet, en la cercana Copacabana, que protagonizaban Jobim, Vinicius, Joâo Gilberto y Os Cariocas. Debutó en microsurco allá por enero de 1963, en la voz de Pery Ribeiro.

La Garota  llegó con una flor en el culo, si se me disculpa la expresión. Podía haberse quedado en el limbo de la bossa nova, caviar para cariocas exquisitos de clase media y alta, pero tres meses después se grababa en Nueva York, traducida al inglés,  ya pensada para el mercado internacional: The girl from Ipanema. Desde 1961, algunos jazzmen estadounidenses investigaban en aquel filón tropical. Y los chicos de la bossa amaban con pasión el jazz fino. Al productor Creed Taylor se le ocurrió juntar el saxo sedoso de Stan Getz con aquellos simpáticos brasileños: Tom Jobim, Joâo Gilberto y su entonces esposa, Astrud; Milton Banana y Tiâo Neto en la sección de ritmo. Para la versión en single, Taylor dió tijeretazo a la voz de Joâo y privilegió la de Astrud, con lo que el retrato quedó feminizado, sexualmente ambiguo, aún más susurrante de lo habitual.

 


Si no fuera una música tan lánguida, diríamos que aquel disco –hoy diríamos, de crossover- electrizó al planeta. Universalizó la bossa y puso en órbita la carrera de todos los implicados. Hasta cambio la HEloPlayboyvida de la destinataria, convertida  en encarnación del mujerío brasileño.BSO- Garota de Ipanema fr Inevitablemente, cuando se evaporó la fortuna de su marido, Helô salió a buscarse la vida. Actriz de culebrones, presentadora de TV, lo normal. Incluso fue portada de Playboy, primero como fruta madura (1987) y, al borde de los sesenta años, en compañía de su hija (2003). ¿Qué hubiera pensado su padre general?

Heloisa también montó unas boutiques de ropa playera, bajo la marca de….¡adivinen!…Garota de Ipanema. En 2001, los herederos de los (fallecidos) autores quisieron obligarla a prescindir de unas camisetas que reproducían la partitura original. La indignación fue general: ¿no podía la musa beneficiarse de la creación que inspiró? El juez se sumó al sentimiento de todo Brasil y desechó la demanda. Aparte, ella no fue ni la única ni la primera. Desde 1967, el citado bar Veloso, refugio de Jobim y Vinicius, se rebautizó como Garota de Ipanema. Ese año, también se rodó una película serie B con el mismo nombre. Hasta Carlos Vergara pintó uno de sus dinámicos cuadros pop con ese título, el encuentro de dos amantes que corren hasta fundirse en un abrazo.

ElaECariocaRioJanTodavía hoy, la Garota de Ipanema musical irradia gracia, elegancia, seducción. Nos retrotrae, como ocurre con algunos capítulos de Mad men, a un mundo tan cool como aberrante. Me explico: existe un magnífico libro de Ruy Castro, Ela é carioca, un diccionario de 231 entradas –personas, lugares, establecimientos- que cubre la era dorada de Ipanema, entre 1910 y 1970.

El tomo provoca nostalgia por aquel barrio hedonista y luminoso, donde vivir era barato y los emigrantes europeos se integraban rápido. Hasta que adviertes una anomalía: realmente ¿estamos en Rio de Janeiro? Ocurre que, en sus abundantes fotos, no aparecen negros, excepto los pocos que están trabajando: músicos, vendedores callejeros. Ruy de Castro no deja de destacarlo, al señalar los apuros de uno de los pocos vecinos de color, el guapo actor Zózimo Bulbul: cada poco tiempo, era detenido por policías que no podían creer que un negâo viviera allí. Incluso en los primeros años setenta, Ipanema era un paraíso reservado para artistas y profesionales liberales…siempre que fueran blancos. No lo llamen apartheid; llámenlo viejo Brasil, indiferente a su propio racismo.


Portada del libro de Ruy Castro: Hélio de Almeida



Hay 38 Comentarios

Yo me quedo con la versión de Astrud Gilberto, grabada por ella por la simple razón de que era la única que hablaba inglés.

Claro que los maestros de la bossa no eran racistas, pero tampoco especialmente antirracistas en los primeros tiempos. Aún no hace muchos años, no nos dejaron entrar en un club de bossa en Copacabana por ir con un amigo negro, aunque el dia anterior habíamos entrado un grupo de españoles sin problema, y con zapatillas de deporte, que fue el motivo que alegaron para pararnos.

Estupendo artículo que me recuerda la época de mis padres, emigrante gallego él y carioca ella. Lo del racismo no es cierto ya que la segregación de clases se produce por motivos económicos no de piel. Todos los brasileños tienen un poco de las Tres Razas. La base de su cultura es la mezcla.

O seu balançado é mais que um poema...

Se me atragantan las versiones almibaradas de la Garota de Ipanama, que la despojaron de la musicalidad brasileña para convertirla en The girl from Ipanama, envolviéndola con un sonido de música de espera de la consulta del dentista. Personalmente me quedo con la versión que grabó Vinicius con Toquinho acompañándole a la guitarra. Sencillamente genial. Para que luego venga Galilea a decir que el aporte de Toquinho a la MPB es menor. Esa versión recupera la esencia brasileña de una canción tan internacionalizada. Interesante artículo.

Lo del racismo está de más. Esa pátina políticamente correcta de quien cuestiona los males de otros tiempos pero omite los presentes. Típico de este periódico.

Aunque estén llenos de tópicos, prejuicios y algunas inexactutides y/o errores de concepto, es siempre una alegría leer textos y comentarios en relación a esta música fantástica que conquistó el mundo...!
Abraços desde Rio de Janeiro.
Carlos Anglada / Bossa Nova Clube
http://www.bossanovaclube.blogspot.com

¿Tú crees, Joaquín? Yo creo que ese blog está escrito desde el punto de vista gringo. Vamos, que la bossa solo existe por la presencia yanqui.

delicioso articulo... a pesar de que casi toda la informacion/frases viene de http://www.kalamu.com/bol/2005/08/07/getzgilberto-the-girl-from-ipanema/

Leo al amiguete Gramaticus y me acuerdo de un íntimo que el pobre cuando le intentaba versar sobre la bossa lo llamaba "música de ascensor".Supongo que es lo que tiene este país donde lo que se oye a todas horas son bisbales y similares. Es lo que hay.Grande Manrique

Yo ya sabia que está canción era polemica.

con una mujer así... quién quiere dos mujeres?
.

Mmmm, garotitas lindas !!

Es verdad, lo del racismo no viene a cuento en este texto, no tiene nada que ver.
Es como si al hablar de "La la la" de Massiel empezáramos a hablar de los gitanos...

Diego Manrique: Se te olvida o no has querido decirlo o yo estoy equivocado que fue F. Sinatra quien popularizó a nivel mundial esta canción. Bordó esta canción con su voz y la hizo eterna. Las demás voces que cantaron esta canción no daban la talla ante la inmensa carga sensual y poética que hay dentro de la Garota de Ipanema. Creo que fue Sinatra quien mas Girl from Ipanema vendió. Dicho sea con todo el respeto hacia lo mucho que tú sabes.

La Bossa para vivirla a tope, tenes que estar en Rio.

Hace 20 años, cuando se celebró la Cumbre de la Tierra en Rio, estuve sentado con unos amigos en el bar "Veloso" tomando unas caipirinhas y allí pudimos comprar unas camisetas de playa con la partitura original de esta canción estampada en las mismas, que aún conservo. Sin duda, para los amantes de la música brasileña, de Tom Jobim y de Vinicius de Moraes, es todo un símbolo y más aún si está envuelta en la leyenda. Magnífico artículo, Sr. Manrique. Yo, al igual que Mario en su comentario que precede al mío, también he disfrutado por lo recordado como por lo que desconocía.

Diego, cabrón!, una vez más, sorprendente. Hoy me has tocado la fibra. Hijo radiofónico de los años irrepetibles de RNE3, he mamado de los elefantes del gran Carlos Galilea, del Tropico Utópico, perdón por no recordar al locutor), y afirmo sin modestia: Yo se de bossa nova. Pero, ... mierda! lo has vuelto a hacer. Después de oir miles de historias sobre el origen de la garota, después de devorar toda la información que al respecto, caía en mis manos, desconocía esta historia. Y, vive Dios, que suena autentica en tus líneas!
Ya que estamos: que piensas del personaje Vinicius?; no es lo más potente que has visto en un escenario? Cuando se menciona el concepto carisma, no se debería poner su foto al lado en el diccionario?
Se puede sonar más perfecto que Joao Gilberto batiendo la gitarra en Chega de Saudade. Quién ha compuesto frases melodiás mas inverosimiles, arrebatadoras y elegantes que Tom Jobin?
Diego Manrique, I need you!

Quien no haya experimentado, tomarse una caipirinha, con el calor que te abraza "na cidade Maravilhosa" y viendo el espectáculo natural, incluidas "as garotas" y por ser generico, los cuerpos de l@s cariocas, no entenderá nunca los versos del "branco mais preto do Brasil" (Vinicius) y el magnifico Tom Jobim.
El que quiera crear otro tipo de crispación por causa del racismo, por favor, que vaya a otro foro.
Ay! Se ela soubese que quando ela pasa.... o mundo sorrie, se enche de graça e fica mais linda por causa do AMOR!!
Esto es lo que nos falta!

La traducción del vídeo es HORRIBLE. ¿"MOZA" de cuerpo dorado...? Por dios, portunhol del bueno...

Não tudo certinho, né? Mas fica bom. Abraços.

Para todos los que eramos jovenes en Latinoamerica en los 60, la Garota de Ipanema era lo mas parecido al Himno Nacional de cada uno de nosotros, hace una decada estuve con mis hijos en Rio, las Garotas seguian alli, lo que ya mi tiempo habia pasado ( aquellos sue~os tambien ), pero fue un difrute caminar por sus arenas junto a mis hijos , sabiendo que otros so~adores estan escribiendo sus historias hoy.

Aqui solo ha faltado el rumor cascado de la voz de VINICIUS, entonado estos versos, que tano placer y nostalgia, nos traen, de un momento de la vida que paso y solo vuelve, con todo calor y color al son de este verdadero himno, de libertad, sol, amor.

Una canción maravillosa, tranquila, elegante. No estoy muy segura si Astrud tiene la voz deseable para la pieza pero es lo que también la caracteriza. Dejémosla como es! Viva la Bossa Nova, Stan Getz y sólo deseo que salgan más Chicas de Ipanema :) y no tanta música barata!!

Visité, hace unos años la boutique que Helo tiene en Copacabana y que fue objeto de un encuentro con los herederos de Vinicius y Tom. El negocio esta a cargo de la hija.

Publicar un comentario

Los comentarios están moderados y no aparecerán en el blog hasta que el propietario los apruebe.

Este blog sólo permite comentarios de usuarios registrados. To comment, please Inicia sesión.

Planeta Manrique

Sobre el blog

¡Tanta música, tan poco tiempo! Este blog quiere ofrecerte pistas, aclarar misterios, iluminar rincones oscuros, averiguar las claves de la pasión que nos mueve. Que es arte pero, atención, también negocio.

Sobre el autor

Diego A. Manrique

, en contra del tópico que persigue a los críticos, nunca quiso ser músico. En su salón hay un bonito piano pero está tapado por montañas de discos, libros, revistas. Sus amigos músicos se enfadan mucho.

El Amplificador

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal